Comparecencia del Procurador General de la República,
Rafael Macedo de la Concha, correspondiente al Segundo
Informe de Gobierno del Presidente Vicente Fox Quesada

Instalación de la Mesa
José Elías Romero Apis

Presentación
Rafael Macedo de la Concha

FIJAN LA POSICIÓN GENERAL DE SU GRUPO PARLAMENTARIO, LOS DIPUTADOS:

José Manuel del Río Virgen, Convergencia por la Democracia
Norma Patricia Riojas Santana, Partido de la Sociedad Nacionalista
Erika Elizabeth Spezia Maldonado, Partido Verde Ecologista de México
Genoveva Domínguez Rodríguez, Partido de la Revolución Democrática
Juan Carlos Regis Adame, Partido del Trabajo
María Guadalupe López Mares, Partido Acción Nacional
Juan Manuel Sepúlveda Fayad, Partido Revolucionario Institucional

PRIMER TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: Erika Elizabeth Spezia Maldonado, Partido Verde Ecologista de México
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: Erika Elizabeth Spezia Maldonado, Partido Verde Ecologista de México

Pregunta: David Augusto Sotelo Rojas, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: David Augusto Sotelo Rojas, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: Alejandro Gutiérrez Gutiérrez, Partido Acción Nacional
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: Lucio Fernández González, Partido Acción Nacional

Pregunta: José de Jesús Reyna García, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: José de Jesús Reyna García, Partido Revolucionario Institucional

SEGUNDO TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: Tomás Torres Mercado, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: Tomás Torres Mercado, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: Gina Andrea Cruz Blackledge, Partido Acción Nacional
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: Víctor Hugo Sondón Saavedra, Partido Acción Nacional

Pregunta: Rubén García Farías, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Rafael Macedo de la Concha
Réplica: Rubén García Farías, Partido Revolucionario Institucional

COMENTARIOS FINALES
Rafael Macedo de la Concha

MENSAJE INSTITUCIONAL
José Elías Romero Apis









24 DE SEPTIEMBRE DE 2002

COMPARECENCIA DEL PROCURADOR GENERAL DE LA REPUBLICA
GENERAL RAFAEL MACEDO DE LA CONCHA

El Presidente de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos
diputado José Elías Romero Apis:

Esta presidencia informa que han registrado su asistencia 22 ciudadanos diputados miembros de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos; por lo tanto, hay quórum y se abre la sesión.

De conformidad con el artículo 7, numeral 4 de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, comparece el Procurador General de la República, Rafael Macedo de la Concha, invitado a esta reunión de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos, en la que se llevará a cabo el análisis del Segundo Informe de Gobierno del presidente de la República, en el tema de su competencia.

Rogaríamos a la secretaría técnica invitar al Procurador General de la República a pasar a este salón y entretanto abrir un breve receso.

(RECESO)

De conformidad con el acuerdo parlamentario aprobado por la Cámara de Diputados y con el acuerdo específico que la mesa directiva de esta Comisión de Justicia y Derechos Humanos suscribió, se celebra esta comparecencia del Procurador General de la República, licenciado y general Rafael Macedo de la Concha, ante esta Comisión de Justicia y Derechos Humanos para el análisis del Segundo Informe de Gobierno del presidente de la República en el tema de la competencia de la Procuraduría General de la República.

El formato al que se ajustará esta comparecencia será el siguiente: en primer lugar, la intervención inicial del Procurador General de la República: en seguida los posicionamientos de las fracciones y grupos parlamentarios representados en esta Comisión de Justicia y Derechos Humanos; a continuación dos rondas de interlocución, comprendidas por preguntas, respuestas y réplicas a las preguntas y, para concluir, una intervención final y conclusiva del Procurador General de la República.

Tiene la palabra el Procurador General de la República, hasta por 20 minutos.

El Procurador General de la República, general Rafael Macedo de la Concha:

Muy buenas tardes a todos ustedes; ciudadano diputado José Elías Romero Apis, presidente de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos de la Cámara de Diputados del honorable Congreso de la Unión, distinguidos legisladores, servidores públicos de la Procuraduría General de la República de la Federación, señores miembros del Consejo Ciudadano de la Procuraduría General de la República, señoras y señores:

Como Procurador General de la República acudo ante la Comisión de Justicia y Derechos Humanos de la Cámara de Diputados del Honorable Congreso de la Unión a informar el estado que guarda la institución en un acto republicano que implica la rendición de cuentas ante los representantes del pueblo de México.

El trabajo hasta hoy realizado es en seguimiento a las políticas instrumentadas de atender la problemática de corrupción, impunidad, violaciones a los derechos humanos, prepotencia de servidores públicos y dotar a la institución de una estructura organizacional que permita cumplir con eficiencia el mandato constitucional, privilegiando las tareas sustantivas.

En este contexto, ante la complejidad del fenómeno de la criminalidad, el Gobierno de la República ha convocado a los diversos niveles de gobierno para que, en un esfuerzo integral en un frente común, demos a la sociedad el país que merece.

A casi dos años de la actual gestión, la seguridad pública el acceso efectivo a la justicia, siguen siendo temas centrales de la agenda gubernamental y la exigencia más sentida de los mexicanos, lo que nos compromete profundamente a continuar trabajando para su satisfacción, reuniendo las capacidades de todo el Estado.

Con ese compromiso hemos continuado el fortalecimiento de las acciones entre los distintos niveles de gobierno, a través de la Conferencia Nacional de Procuración de Justicia y entre las distintas instancias encargadas de la prevención, investigación y persecución de los delitos, así como de la administración e impartición de justicia. El resultado ha sido la conformación del Centro Nacional de Atención a Víctimas del Delito, el cual ya cuenta con la designación de enlaces en la materia por parte de los estados de la República para el inicio de su funcionamiento.

Además, en este año se incorporaron a la Agencia Federal de Investigación los enlaces de las Procuradurías Generales de Justicia de las entidades federativas, lo que nos permite coordinar acciones, consultar bases de datos y obtener respuesta en tiempo real. Asimismo, existe un intercambio de información sensible con la Oficina Central de INTERPOL México, que implica la comunicación con 178 países.

Hoy, la Agencia Federal de Investigación sigue un modelo corporativo y privilegiado: la investigación sobre la oportunidad y la reacción ante las conductas delictuosas, lo que hace más eficiente y eficaz auxiliar del Ministerio Público de la Federación.

Para dar cabida a este proyecto, el Gobierno de la República adquirió un edificio que cuenta con tecnología de punta y los espacios necesarios para el cumplimiento de sus responsabilidades. En esta agencia se han incorporado enlaces nacionales e internacionales de policías como el FBI, la DEA, Aduanas, Agencia de Alcohol, Tabaco y Armas de los Estados Unidos de Norteamérica. En consideración a nuestra interconexión con este país además de otros países como Alemania, Canadá, Colombia, España, Francia.

Con esta estrategia de cooperación se ha logrado la importante detención de fugitivos buscados por diversas naciones, realizado aprehensiones de importantes miembros de la delincuencia organizada, así como detectado la reubicación de zonas de influencia y rutas de tráfico de drogas, personas y armas.

Por estar ya las estadísticas y los números contenidos en los anexos del informe rendido por el ciudadano Presidente de la República no los mencionaré. Estimamos en la Procuraduría General de la República que la única forma de comprometer el esfuerzo es a través del resultado de sus acciones y desde luego de la convicción de servir a los mexicanos.

Otro de los avances en materia de coordinación y cooperación, se ha dado en atención a delitos del orden federal, del orden común y los relacionados con la delincuencia organizada, en donde la participación de la Procuraduría General de la República se ha reflejado en la investigación de casos cuyas denuncias se iniciaron en diversos estados de la República.

Hoy, la Agencia Federal de Investigación cuenta con bases de datos, de voces, de huellas digitales, registro de servidores públicos y exservidores públicos y otros más, suficientes y necesarios, que nos permiten ya tener bancos de información confiables, los cuales podemos compartir en lo interno con todas las Procuradurías del país y en lo externo con todos aquellos países con los que mantenemos relaciones relacionadas con la procuración de justicia.

Esto permitirá que el trabajo sea permanente y tenga continuidad en cualquier administración futura. En este contexto, cuanto hace al combate al narcotráfico, hemos actuado en la prevención de adicciones, en las áreas de intervención, intecepción, erradicación, aseguramiento de narcóticos, además de la investigación y posterior aprehensión de sujetos involucrados en el narcotráfico y en la delincuencia organizada.

Hablando del combate al narcotráfico, contamos con una base importante de operaciones denominada El Caracol, donde se conjuga el esfuerzo de la institución y donde además se logra con ella establecer un área de adiestramiento, capacitación y desde luego de intervención en materia de delincuencia organizada, ubicada hoy en el estado de Guerrero. La cual cuenta con el segundo laboratorio en importancia en el país sobre investigación científica, agronómica, química, morfológica y genética sobre las plantas de amapola y mariguana, a fin de lograr mayor efectividad en su erradicación.

En el combate al narcotráfico hemos contado con el importante y destacado apoyo del Ejército Mexicano, de la Fuerza Aérea, de la Armada de México y de la Secretaría de Seguridad Pública.

Debido al trabajo que se ha venido realizando en materia de narcotráfico, México asumirá por primera vez la presidencia de la Comisión Interamericana para el Control de Abuso de Drogas, CICAD. Esa labor, producto de las nuevas tendencias de investigación basadas en sistemas de inteligencia, ha permitido renovar la cooperación y confianza con otras áreas encargadas de la procuración de justicia dentro y fuera de nuestro país.

El esfuerzo no se limita al combate al narcotráfico, se extiende a todos los delitos federales y sobre todo al apoyo a las instituciones de procuración de justicia responsables de la atención del delito común y, desde luego, proporcionar información a las autoridades de otros órdenes de gobierno para combatir los ilícitos del fuero común. Con este objetivo hemos diseñado, y contamos ya con él, con un mapa georreferencial criminal, cuyo sistema de operación computacional permite apreciar la incidencia delictiva en todo el país.

Por otra parte, para ser congruentes los objetivos, proyectos y procesos de las unidades administrativas se implantó el Sistema de Alineación Digital Gubernamental. De esta forma controlamos todas las acciones que se implementan en las distintas áreas de la institución.

Otra de las responsabilidades de la Procuraduría General de la República es fortalecer el respeto a la supremacía constitucional, ser la representante de la federación en los litigios en que ésta es parte y participar en la tramitación de los juicios de amparo.

En este contexto se han emitido opiniones en distintas controversias y acciones de inconstitucionalidad. Se denunciaron normas jurídicas de aplicación general por contrariar la ley fundamental del país. La coincidencia entre las opiniones emitidas y las ejecutorias de la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha sido superior al 85 por ciento.

Además, se opinó y se opina respecto de distintos proyectos de instrumentos internacionales multilaterales o bilaterales, siempre orientados al fortalecimiento de la cooperación jurídica internacional, la transparencia del actuar público y el respeto a los derechos humanos.

Otro avance importante ha sido la optimización de los recursos humanos, financieros y materiales en beneficio de la procuración de justicia. Se realizó una renivelación salarial sustantivo. Esto ha significado un incremento importante en las percepciones de los agentes del ministerio público de la federación, policías investigadores, peritos y también del personal administrativo.

Debemos rescatar, recuperar, la dignidad del personal que diariamente enfrenta los riesgos que las tareas de nuestra responsabilidad conllevan.

La aplicación eficiente de los recursos permitió la compra de inmuebles para mejorar las condiciones de trabajo, la funcionalidad, seguridad y atención de la ciudadanía en la institución. Al efecto se adquirieron dos inmuebles en el Distrito Federal, uno en Jalisco y otro en Chihuahua. Se ha obtenido la donación de diez terrenos que serán utilizados para la construcción de nuevas delegaciones, en las que se destaca Aguascalientes, Quintana Roo, San Luis Potosí y Tamaulipas.

Se inició la desconcentración de los servicios periciales proyectando la creación de cinco laboratorios regionales en Chiapas, Distrito Federal, Nuevo León, Sinaloa y Jalisco, este último ya en edificación.

Para elevar la calidad de la procuración de justicia se diseñó un nuevo modelo de Servicio Civil de Carrera y se elaboró la Agenda de Capacitación correspondiente al año 2002, contando con la colaboración de instituciones nacionales e internacionales, privilegiando las áreas de investigación científica.

Se concluyó la Certificación conforme a la Norma Internacional ISO 9000 ó 2000 de diversos procesos de la Fiscalía Especializada para la atención de delitos electorales y de la Sub Procuraduría de Procedimientos Penales CE y se encuentran actualmente en proceso de certificación otras 12 unidades administrativas.

Se creó el Consejo de Participación Ciudadana a fin de involucrar representantes de diversos sectores sociales en las tareas de procuración de justicia federal para que evalúen, orienten y den seguimiento a nuestras acciones.

Se celebró un gran número de audiencias públicas a fin de que se denuncien de manera directa los actos de corrupción, dichas audiencias se practican en todo el país.

Ahí mismo se han denunciado las dilaciones en el servicio, la ineficiencia o falta de profesionalismo de quienes tienen el deber de cumplir con toda pulcritud sus responsabilidades legales entre otros aspectos.

La apertura hacia la sociedad es la mejor forma de combatir la corrupción, lo que se complementa con el fortalecimiento de los órganos de control interno y el Programa Operativo para la Transparencia y Combate a la Corrupción.

Las acciones y los resultados están ahí, este es u no de los aspectos que nos ha permitido avanzar en el esfuerzo de rescatar confianza en la sociedad y de lograr la credibilidad en esta.

El fortalecimiento del estado de derecho no puede entenderse sin la protección decidida de los derechos humanos y el orden constitucional. En el presente año, la Procuraduría General de la República únicamente recibió una recomendación de la Comisión Nacional de Derechos Humanos misma que está siendo atendida conforme a derecho. No escatimaremos esfuerzo para erradicar cualquier acción que violente los derechos de los mexicanos.

Además se creó la Fiscalía Especial para Movimientos Sociales y Políticos del pasado, la cual cuenta con autonomía técnica para llevar a cabo sus funciones y se funda en la participación de actores plurales, los avances y las acciones de esta área han sido importantes y han sido informados en su oportunidad por el Fiscal correspondiente.

Estas acciones condensan la percepción de las metas alcanzadas por la Procuraduría General de la República.

Señoras y señores Legisladores, hoy más que nunca los mexicanos reclaman un estado en donde la estricta aplicación de la Ley se haga sin distingos ni contemplaciones. Esta tarea sólo la podremos lograr y consolidar con la unidad de todos.

Aceptemos el reto que el Siglo XXI impone a todos los Estados y sus Gobiernos con decisión y compromiso,. Por ello luchamos todos los días sin escatimar esfuerzo para combatir la delincuencia, para desterrar la corrupción, para desterrar la impunidad, para desterrar la prepotencia del servidor público, para atender con eficiencia y eficacia a godos los mexicanos.

Esta es nuestra misión y no escatimaremos esfuerzo por lograr cumplir con ella.

Aprovecho, para concluir, hacer un reconocimiento a todos mis colaboradores, Sub Procuradores, Directores Generales, elementos Administrativos y todos aquellos que están en las tareas sustantivas como los Ministerios Públicos y todos los responsables de las áreas de erradicación y de Percepción y todos aquellos que arriesgan a diario su vida por servir a los mexicanos.

Por ellos hago este reconocimiento, por su apoyo invaluable y que donde hoy la Procuraduría de la República ha logrado importantes y significativos resultados. Sin ellos no pudiéramos avanzar en la tarea comprometida.

Hoy, en la Procuraduría de la República hay más mexicanos comprometidos, hoy en la Procuraduría General de la República hay gente dispuesta a entregar todo por los mexicanos, México

México lo merece y de eso estamos convencidos. Esas son nuestras convicciones. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador General de la República.

Para fijar la posición de su partido o de su grupo parlamentario, se han inscrito los siguientes ciudadanos diputados:

El diputado José Manuel del Río Virgen, por Convergencia por la Democracia, Partido Político Nacional

La diputada Norma Patricia Riojas Santana, por el Partido de la Sociedad Nacionalista

La diputada Erika Spezia Maldonado, por el Partido Verde Ecologista de México

La diputada Genoveva Domínguez Rodríguez, por el Partido de la Revolución Democrática

La diputada María Guadalupe López Mares, por el Partido Acción Nacional, y

El diputado Juan Manuel Sepúlveda Fayad, por el Partido Revolucionario Institucional.

En consecuencia se ofrece el uso de la palabra...Perdón, señor diputado.

El diputado Juan Carlos Regis Adame:
(desde su curul)

Señor Presidente, quisiera fijar posición a nombre de mi partido.

El Presidente:

El Partido del Trabajo no tiene representación en la Comisión de Justicia y Derechos Humanos, y el acuerdo tomado por la mesa directiva implicaba la posibilidad de exclusivamente un posicionamiento por un solo diputado por cada grupo parlamentario o fracción representada en la comisión, señor diputado.

En consecuencia, tiene el uso de la palabra el diputado José Manuel del Río Virgen, de Convergencia por la Democracia, Partido Político Nacional, hasta por ocho minutos.

El diputado José Manuel del Río Virgen:

Con su permiso, señor Presidente. Señora Vicepresidenta de la Cámara de Diputados; señor Procurador, bienvenido.

Tenemos la impresión en mi partido, señor Procurador, que usted es uno de los colaboradores del Presidente que se salvan con una calificación aprobatoria. Nosotros no estamos de acuerdo en muchos colaboradores del señor Presidente que han postergado el desarrollo nacional, pero en el caso de usted, señor Procurador, creemos que las cosas van caminando, aunque creemos que pueden ir mejor.

La posición de mi partido, señor Procurador, va en el sentido de que la vigencia del derecho debe dinamizarse, orientarse a los valores clásicos que lo justifican: seguridad y justicia para que la procuración de justicia se aplique con total verticalidad.

La función vital del Estado es mantener la paz social y el desarrollo colectivo, procurando justicia eficaz con acciones determinantes, acciones contra el delito que no alimenten la delincuencia común y la delincuencia organizada, combatiendo la corrupción y la impunidad, garantizando el respeto y protección a los derechos humanos y la prevención al delito. Así se garantiza el derecho a la vida, primer derecho para que existan los demás. Estas responsabilidades conforman los ejes torales de la Procuraduría General de la República, dándole un nuevo rumbo institucional, el que requiere, el que se le negó y la puso mucho tiempo en el banquillo de los acusados a la misma Procuraduría General de la República.

Sería innegable no hablar de avances. Por ejemplo, la Agencia Federal de Investigaciones, que sustituye a la mal llamada Policía Judicial Federal; el Consejo de Participación Ciudadana, que por cierto aquí hay varios miembros presentes; los comités de bienes y los acuerdos bilaterales sobre el decomiso, entre otros, empero, la sociedad tiene dudas porque ella misma juzga y siente que respiran todavía en algunos casos aires de impunidad y corrupción, cuando observa casos sin resolver o si la iniciación de sus respectivas averiguaciones previas y sin la consignación.

A la sociedad le lastima el ataque entre instituciones, no acepta que las averiguaciones previas sean flojas en algunos caso, están incluso integradas de mala fe. A la sociedad le lastima acusaciones sin sustento, incluso contra miembros del Poder Judicial Federal.

Por ningún motivo la Procuraduría debe cejar, replegarse en su intento por terminar de integrar las averiguaciones previas que tiene en proceso en el ámbito nacional, principalmente contra el narcotráfico, la delincuencia organizada y delitos patrimoniales, así como ejecutar las órdenes de aprehensión que el juzgador haya librado y reencarcelar a los que se hayan fugado, como es el caso del Chapo Guzmán.

Esa función otorgada por la máxima constitucional, es indiscutible, incuestionable, indisputable por cualquier circunstancia y obstáculo porque las circunstancias y el acontecimiento y la ocurrencia no están por encima de la ley ni tampoco por encima del estado de derecho. Ni el Poder Legislativo, ni el Ejecutivo deben estar en contra de la exacta aplicación de la ley, de la aplicación de la justicia, la aplicación de ambas requiere de transparencia necesaria para que sea creíble, socialmente aprobada y consumada constitucionalmente.

Esto no espera que haya acuerdos políticos, quiere acción, procuración y justicia, no quiere acuerdos político, aunque esto no guste.

Nosotros acabamos de aprobar, el día de hoy, la Sección Instructora de la Cámara de Diputados, eso demuestra nuestra vocación, porque todos, sin excepción de nadie, se conduzcan con responsabilidad y honradez en el desempeño de su encargo, no valen los fueros, no deben valer, por ningún motivo, los fueros transgredir la ley.

El espectro de la procuración de justicia no termina ahí; otros problemas nacionales parecen no encontrar solución. En el sistema penitenciario y/o federal, donde existen aún fallas que ocasionan exactamente las fugas de reos peligrosos.

Los mexicanos ven con grave preocupación la falta de coordinación entre los estados y la Federación en el ataque frontal contra la industria del secuestro, el robo express, el tráfico de personas, el aumento en el consumo de estupefacientes, incluso por mujeres y menores de edad, el tráfico de influencias en las agencias del Ministerio Público y el trafico de armas de fuego.

Sobre todo ello, señor Procurador, le preguntaría: ¿Qué criterios se tomarán para combatir conjuntamente con los estados la industria del secuestro y la delincuencia organizada, el tráfico de personas y de armas?

¿En qué forma el Banco Nacional de Información en materia de secuestros interactúa con las entidades federativas y los resultados del diagnóstico de operación?

¿Qué se ha hecho en materia del programa de justicia, equidad y género, así como en prevención de delito y consumo de estupefacientes?

¿Cómo avanza el Servicio Civil de Carrera en la Procuraduría General de la República? ¿Qué estrategia seguirá la Procuraduría General de la República para ir desterrando los lastres que por años mantuvo como la impunidad, corrupción e ineficacia?

Por sus respuestas, muchas gracias, señor Procurador y nuevamente bienvenido.

Gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor diputado Del Río Virgen.

A continuación, tiene el uso de la palabra la diputada Norma Patricia Riojas Santana del Partido de la Sociedad Nacionalista, hasta por ocho minutos.

La diputada Norma Patricia Riojas Santana:

Con el permiso de la Presidencia.

General Rafael Macedo de la Concha, Procurador General de la República; compañeras y compañeros legisladores:

Los integrantes del Partido de la Sociedad Nacionalista, en un ejercicio serio, responsable y comprometidos con toda la sociedad mexicana, hacemos uso de esta tribuna para dejarle en claro nuestra posición política respecto al estado que guarda la Procuraduría General de la República.

Señor Procurador: nuestro país se encuentra inmerso en una etapa de transición caracterizada por cambios y definiciones transcendentales en materia económica, política, social y jurídica, a los cuales los titulares de la función pública debemos responder.

La participación activa y comprometida de los mexicanos, ha sido el que ha contribuido a la construcción y definición de las instituciones que garanticen el desenvolvimiento y ejercicio democrático bajo los principios de equidad, justicia y respeto a la convivencia social.

Los esfuerzos realizados por el gobierno y la ciudadanía, van encaminados a la construcción del proyecto de nación que requerimos todos los mexicanos. Los avances son visibles, pero los desafíos que tenemos que enfrentar son más, sobre todo en el ámbito de la administración de justicia, pronta, expedita e imparcial. Sin duda alguna, este rubro es uno de los más que necesitan ser reestructurados para devolver a la ciudadanía mexicana la confianza y credibilidad en las instituciones que conformen a la Constitución y a las leyes que desde esta semana en la función primordial de impartir justicia.

Ciertamente la labor que tiene encomendada la procuraduría General de la República, de representar a la sociedad en la investigación y persecución de delitos del fuero federal, debe ser con apego a los principios de legalidad, certeza, seguridad jurídica y con respeto a los derechos humanos, que garanticen al estado de derecho función sumamente compleja, a la cual todos los titulares de los órganos de gobierno, tenemos la obligación de unirnos para garantizar la justicia, el respeto a las personas y propiciar una mejor administración de justicia.

Si bien las cifras resultan alentadoras, por cuanto a la actuación de la procuraduría General de la República del Informe rendido, y aunque no dudamos del trabajo que se encuentra realizando cada día, nuestros ojos observan escenas que nos señalan y muestran el crecimiento de la delincuencia en todos sus tipos y modalidades.

Actualmente es más agresiva, más diversificada, más sofisticada en sus métodos, más poderosa en sus recursos, cada vez con mayor poder e infiltración en las instituciones y con mayor capacidad para la corrupción.

Si bien es cierto que todos los delitos soslayan los derechos de la sociedad mexicana, los delitos contra la salud, es uno de los más serios problemas que enfrenta el estado mexicano, ya que afecta la salud de los mexicanos, la tranquilidad pública, la convivencia social, la solidez de nuestras instituciones, y pone en grave riesgo la seguridad nacional.

Ahora bien, el incremento del narcotráfico y de la delincuencia, cada vez con mayor violencia y con enormes recursos, ha rebasado las fronteras nacionales.

Señor Procurador: ¿qué acciones específicas se encuentra realizando con los gobiernos de otros países, en materia de cooperación internacional, para abatir las dimensiones y repercusiones mundiales de estas actividades delictivas, que afectan la seguridad pública nacional e internacional.

Señor Procurador, la inseguridad pública es uno de los principales cánceres que debemos eliminar, abatirla es deuda que tenemos con la ciudadanía, todos juntos debemos de actuar, gobierno y sociedad, por ello le cuestionamos: ¿qué garantía otorgan los números mencionados en su informe a la ciudadanía por lo que hace al combate a la inseguridad, y cuáles han sido las acciones concretas emprendidas por la PGR en este rubro?

¿Cuántas organizaciones delictivas de secuestros, robos, de tráfico de menores, se encuentran operando actualmente?

La actuación de la PGR puede ser muy activa, pero la inseguridad y la comisión del delito es mucho más.

Los nacionalistas creemos que el combate eficaz contra el crimen, y desde luego contra el narcotráfico y la delincuencia organizada, no debe ser una ilusión ni un discurso con fines partidistas, por el contrario, debe ser una función privilegiada por el Ejecutivo Federal, dentro de un marco de respeto a los derechos fundamentales de los mexicanos.

Señor Procurador, considere esta lucha como fundamental para cumplir con la demanda social de proporcionar seguridad pública e integrar a los mexicanos.

Por otro lado, la corrupción es un problema sumamente importante y de gran trascendencia pública, donde los nacionalistas pensamos, que el verdadero combate no está en señalar o perseguir a grandes personajes de la política ni buscar chivos expiatorios, que proyecten falsos escenarios el avance que se tiene.

El combate a la corrupción, para los nacionalistas conlleva, primero, el respeto a las leyes en el ejercicio de una acción, en la imparcialidad de los procedemientos legales, independientemente del tamaño, la dimensión, importancia o peso específico.

Señor Procurador, el Partido de la Sociedad Nacionalista, reconocemos que el Estado, quien debe responder con organización y unidad, con dinamismo y firmeza, con respeto escrupuloso de la ley y respeto de los derechos fundamentales de los gobernantes en esta lucha constante contra la delincuencia, tiene la obligación de establecer las condiciones mínimas que sustenten la armonía social, el orden público y el respeto a la legalidad, principios bases del desarrollo individual, familiar y social.

En el Partido de la Sociedad Nacionalista sabemos que las funciones del Estado de procurar y administrar justicia, así como la de garantizar la seguridad pública, representan en cuanto a su cabal cumplimiento y desarrollo problemas de gran envergadura, por lo tanto lo exhortamos a no vacilar en las acciones que emprenda para liberar a las mexicanas y a los mexicanos, de uno de los mayores obstáculos en el programa material.

Los nacionalistas, los del Partido Nacionalista nos pronunciamos por una procuración de justicia donde exista la firmeza y la mano dura contra la delincuencia y corrupción; pero también que se respeten los principios morales y derechos humanos que como ciudadanos tenemos los mexicanos.

El objetivo y la finalidad de la Procuraduría General de la República, independientemente de procuración de delitos, debe ser una institución con honora y honorable; respetada pero también respetuosa de los mexicanos; imparcial y justa y el Abogado de la Nación, ecuánime y responsable de su alta facultad que le confiere nuestra Constitución.

Los nacionalistas esperamos que los tiempos de Torquemada, los linchamientos y los juicios sumarios, terminen de una vez por todas y que la institución que usted preside, se convierta en el bastión que regrese la fe, la credibilidad de mexicanos y mexicanas hacia nuestras instituciones.

Finalmente le expresamos la confianza que tenemos en que, la dedicación, el esfuerzo, la convicción, el compromiso y el profesionalismo con que continuará realizando su función de manera contundente y trascendente al bienestar del pueblo de México y al engrandecimiento de nuestros país.

Gracias. Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente:

Muchas gracias, diputada Riojas Santana.

A continuación en nombre del Partido Verde Ecologista de México, tiene la palabra la diputada Erika Spezia Maldonado hasta por ocho minutos.

La diputada Erika Elizabeth Spezia Maldonado:

Con el permiso de la Presidencia.

Compañeras y compañeros diputados,

Señor Procurador General de la República, General Rafael Macedo de la Concha.

Debido a las circunstancias por las que atraviesa nuestro país, este es el momento preciso para encaminar todo esfuerzo que sea necesario por parte del Gobierno Federal y de las instancias que forman parte de la Procuraduría para remediar lo más rápido posible, la falta de procuración de justicia que impera en este país y de esta manera, evitar que la misma siga afectando de manera general a la convivencia social en México.

Pero esto, señor Procurador, sólo se logra si somos capaces de buscar y exaltar más las coincidencias en el sentido de solucionar la grave problemática social y de falta de procuración de justicia que fue territorio fértil para que parezca incontrolable la capacidad de los grupos de delincuentes que se han establecido en nuestro territorio de manera impune.

Es cierto, como lo ha mencionado, que existen pasos firmes para disminuir este flagelo, pero aun hay muchos temas pendientes que deben ser discutidos para fortalecer nuestra democracia y libertades individuales, como es el respeto a nuestra Carta Magna y a las leyes.

En el Partido Verde Ecologista de México propugnamos por el respeto irrestricto de la norma jurídica. Si debemos sancionar a funcionarios corruptos, que sea de manera clara y apegado a derecho y no como una forma de venganza política que sin un sustento jurídico, claro en todo el proceso, sería forma fácil para que un amparo otorgue la libertad posiblemente no merecida.

La procuración de justicia es la función a cargo del Poder Ejecutivo mediante la cual a través de acciones efectivas de información, disuasión y actuación firme, se logra la prevención de conductas delictivas garantizando con ello la tranquilidad e integridad de cada uno de los miembros de la sociedad.

La procuración de justicia es por el estado y está destinada a garantizar la consecución y fortalecimiento de los objetivos nacionales a pesar de las diferencias internas o externas que existan o puedan existir.

La comisión de delitos no se ha podido prevenir, existe una escalada de menores infractores. Todo ello deviene porque no se castigan más del 10% de los delitos denunciados.

Por una parte el narcotráfico es un problema constante y recurrente, los 26 mil efectivos de Sedena, Semar y PGR, que diariamente se dedican a la erradicación y destrucción muchas de las veces manual, de campos de amapola, mariguana y de los laboratorios clandestinos para la elaboración de sustancias ilícitas, enfrentan una y otra vez, la reimplantación de dichos cultivos. Nos enfrentamos entonces a un fenómeno en que la producción, el tráfico y el consumo de narcóticos es como la cabeza de una hidra.

Algunos funcionarios de corporaciones extranjeras, por ejemplo Scotland Yard, han asentado la dificultad de librar y eventualmente ganar la guerra contra las drogas. En México por el contrario, con necesidades sociales más apremiantes, nuestras instituciones continúan librando y combatiendo la amenaza a la seguridad nacional que representa el narcotráfico. Prueba de ello son las miles de hectáreas de plantíos de amapola y mariguana destruidas, así como los aseguramientos de cocaína, sicotrópicos, metanfetaminas y anfetaminas.

Otra prueba palpable del compromiso de la Procuraduría General de la República, son los agentes que fallecen o que son agredidos en cumplimiento de su deber; así como las menos espectaculares pero igualmente efectivas labores para detectar, inhibir y reducir la producción de estupefacientes.

En el Partido Verde Ecologista de México, queremos insistir en que el combate a los narcóticos no estará completo sin una estrategia para la prevención del consumo, si no se imprime un mayor énfasis y recursos en los programas de rehabilitación de aquellas personas que han sido atrapadas en la pesadilla terrible de la drogadicción, pues a todas luces el presupuesto asignado por el Gobierno Federal para reducir el consumo de drogas, no alcanza para enfrentar la magnitud del consumo interno, máxime que éste ha continuado aumentando y se ha convertido en un problema serio de salud pública. En resumen, reconocemos los esfuerzos que ha llevado a cabo la PRG para incautar, frenar, la producción, tráfico y venta de sustancias ilícitas.

Al grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista le preocupan los delitos federales en materia de narcotráfico por tres razones: Primero, porque muchas ocasiones este delito está asociado con la explotación y el tráfico ilegal de maderas finas y de especies de animales en zonas inaccesibles donde se esconden las bandas delictivas como es el caso de una parte de los chimalapas.

Segundo, por los peligros a la salud que no distinguen stratus social, sexo ni edad y que representan además de un martirio para las familias de los adictos, una carga para el sistema de hospitales y del sector salud, aparte una pérdida de vidas jóvenes que caen en las trampas de las drogas.

Y en tercer lugar, pero no por ello menos importante, nos inquietan las distorsiones profundas que causa el narcotráfico dentro de las comunidades y en las poblaciones en que se asienta, ya que divide familias, trastoca escala de valores basada en lo trabajo y la honradez, además del esfuerzo que duerante siglos hemos practicado, por la violencia, el dinero mal habido y la violencia.

Ningún esfuerzo encaminado a combatir a la delincuencia, la inseguridad y a la violencia, dará frutos si no partimos de la convicción de que debemos fortalecer los valores sociales:; que debemos luchar contra la inducción consciente y deliberada a los vicios y una concepción del éxito que sólo tenga como finalidad la acumulación de bienes materiales en detrimen to del enriquecimiento del espíritu humano.

Señor procurador: percibimos su actuación firme y su voluntad para mejorar la situación del país, pero hemos sido testigos del incremento vertiginoso y a veces en apariencia irreversible de un proceso permanente de degradación social que hace crecer la violencia, la criminalidad no sólo en las ciudades sino prácticamente a todo lo largo y ancho de nuestro territorio nacional.

En este aspecto no sólo la coordinación de los diferentes cuerpos de la procuración de justicia y seguridad pública nos harán reducir los índices de violencia y criminalidad que afectan a nuestro país. Las políticas, acciones y estrategias de coordinación en materia de prevención del delito y política criminal de la Procuraduría a su cargo deben estar encaminados no sólo a la represión y persecución de los delitos, sino de manera también muy importante a la prevención, pero no sólo del hecho delictivo en sí sino, de manera mucho más importante, a la prevención de las condiciones sociales que favorecen la aparición de gran variedad de factores criminogeneos

En este sentido, la reforma integral de los sistemas de procuración de justicia debe ser una prioridad fundamental del gobierno federal. Es intolerable que las agencias del Ministerio Público sean lugares en los cuales lejos de establecerse el primer eslabón del procedimiento penal, sean los puntos débiles del proceso penal, en donde no se integra una averiguación sólida y fundamentada, lo que da como resultado sentencias no favorables a los intereses de la Procuraduría a su cargo.

Para el Partido Verde Ecologista de México -y para terminar, señor secretario-es muy importante que aunadas a las medidas que tienden a combatir la impunidad, la corrupción de los cuerpos policiales y a fomentar la renuencia de la ciudadanía y la represión y persecución de los delitos y delincuentes, es muy importante que también se ponga énfasis en medidas que tiendan a fortalecer los valores de respeto a la vida, no sólo de los seres humanos sino de todas las especies que pueblan nuestro país.

Si somos capaces de respetar y valorar toda forma de vida en su exacta dimensión, seremos personas que rechazaremos la criminalidad y la violencia. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputada Spezia Maldonado.

A continuación tiene el uso de la palabra la diputada Genoveva Domínguez Rodríguez, en representación del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática.

La diputada Genoveva Domínguez Rodríguez:

Con su venia, señor presidente. Bienvenido, licenciado Rafael Macedo de la Concha, Procurador General de la República. Compañeras y compañeros diputados:

Señor Procurador:

Lo primero que le quiero decir, a nombre del Partido de la Revolución Democrática, es que nos queda muy clara la dimensión gigantesca de su responsabilidad, o mejor dicho de su encargo, dadas las particularidades de las facultades constitucionales de nuestro sistema político aún vigente, por lo que también entendemos que la responsabilidad final de la procuración de justicia es del presidente de la República.

Es justamente el diseño y la operación de este viejo régimen que no acaba de morir lo que hace su tarea muy complicada.

En un país cuya historia es la del autoritarismo, reflejada en la concentración del poder, la aplicación de la justicia es sin duda el área más rezagada de este edificio político.

La procuración de la justicia dependiente del Poder Ejecutivo en nuestro país ha sido siempre caprichosa y selectiva. No en balde la Procuraduría ha sido fuente y nido de corrupción, paraje de impunidad y abuso de poder.

Hasta nuestros días, tanto los ministerios públicos como la policía judicial más que respeto infunden temor, por no decir terror.

La administración que usted representa, de un gobierno de alternancia, pero que sistemáticamente se ha negado a asumirse como un gobierno de transición, podrá decirnos a todos nosotros y a todas las mexicanas: así heredamos las cosas, pero a dos años de su arribo al poder ya es hora de ver lo que efectivamente se ha hecho y la percepción pública que existe sobre esta labor.

Vicente Fox, como candidato presidencial y ahora como Presidente de la República, ha reiterado en un sinnúmero de ocasiones, que uno de sus principales propósitos es el combate a la corrupción y a las impunidades del presente y también del pasado. No podemos fundar un nuevo estado de derecho sin esclarecer los hechos pasado que tanto dolor han infringido a la sociedad mexicana, a las madres de los desaparecidos políticos.

Efectivamente, hablo del 68, pero también del 71 y de otras masacres como las de Aguas Blancas, Chenaloe, El Charco, etc., por recordar sólo algunas. Sabemos y reconocemos que ya se creó una Fiscalía Especial para indagar las responsabilidades de los servidores públicos de otras épocas. Algunos de ellos ya han pisado la Procuraduría, pero también sabemos para qué han servido otras fiscalías especiales como la del caso Colosio por ejemplo. Por supuesto que estos fracasos no le son imputables a usted, señor Procurador, pero están presentes en nuestra memoria colectiva y nosotros encarnamos instituciones públicas con prestigio ganados a pulso y no encarnamos tan solo períodos de tiempo. Queremos que los responsables de las masacres asuman sus responsabilidades y purguen sus penas y no se les extienda un certificado de mala salud. La República es la que tiene mala salud y todos debemos contribuir a sanearla. No podemos sanearla y negociamos la aplicación de la ley, señor Procurador.

También hay impunidades presentes; gravita en el ambiente de la procuración de justicia el caso de Pemex y el caso de los Amigos de Fox y no se trata de un torneo de futbol para jugar a los empates ni tampoco son juegos de guerra para inventar un pacto de no agresión. Aplicar la ley no es agresión, es esclarecer responsabilidades, es asumir un estado de derecho.

Sé perfectamente que usted ha hecho su parte en el caso de Pemex; que no le quepa duda señor Procurador. Aquí estamos haciendo lo que nos corresponde, prueba de ello es que hoy instalamos la Comisión Instructora y esperaremos a que la PGR complete su labor con la ampliación de elementos de todos los casos, sin regresar al viejo esquema selectivo o peor aún, al esquema del empate por complicidad.

Es muy importante el esfuerzo que se hace por abatir el rezago de las averiguaciones previas y sería esencial también mejorar las técnicas para su integración, puesto que he sabido que muchas de las averiguaciones previas naufragan por estar mal integradas.

Reconocemos los esfuerzos realizados para la reestructuración de la Procuraduría General de la República y la readecuación de su marco normativo, pero nos preocupa el resguardo de nuestra soberanía en este frente de la procuración de justicia.

Desde hace tiempo se tienen denuncias abiertas por la participación de la DEA en la persecución de delincuentes en territorio mexicano y en el informe que nos presenta se dice, sin más, que, cito: "...se consolidaron acciones de intercambio de información y de colaboración operativa contra organizaciones delictivas". Nos preocupa que la colaboración operativa incluya policías estadounidenses actuando en nuestro territorio, con la venia del Gobierno Federal.

Es obvio que el narcotráfico no es una operación delictiva local, sino en buena medida es internacional y que desde luego hay que atacarlo globalmente, pero hay que ser muy claros en establecer los límites físicos y territoriales de esta cooperación, sobre todo con nuestros vecinos del norte, porque si no, lo que veremos en un futuro no muy lejano es el establecimiento de bases militares estadounidenses antinarcóticos y anti lo que se les ocurra, en nuestro territorio.

Acojámonos a los mecanismos multilaterales, en particular a la OEA. No perdamos, señor Procurador, la visión soberana del ejercicio de nuestras facultades.

Vamos adelante contra todos los criminales que ya no distinguen sexo ni edades, que ofenden a los mayores y que inducen a niños y a niñas a la droga, a la prostitución y a la pornografía infantil, cuando no los secuestran para tráfico de infantes o de órganos vitales. En esta Cámara, señor Procurador, encontrará eco para combatir a esos delincuentes.

Nos preocupa mucho el asunto del robo de infantes y demandamos que se emprenda ya una acción más contundente a nivel nacional en contra de este delito. Exigimos castigo ejemplar para quienes atenten contra nuestros niños. No tienen perdón. Hagamos caer sobre ellos todo el peso de la ley.

En este momento se encuentran aquí, precisamente, algunos padres, a los cuales les han robado sus niños y la Procuraduría no les ha atendido.

Finalmente, señor Procurador, vemos con alarma la disparidad y el desfase de criterios que existen al interior de las procuradurías estatales, siendo algunas cuantas de ellas ejemplo de un esfuerzo de cambio y las más siguen dignas representantes del pasado más impune del que México tenga memoria.

Debe existir una política muy clara de atracción de casos al fuero federal, ahí donde se violan los derechos esenciales de las personas como en muchas de las áreas con población predominantemente indígena o en los corredores de flujos migratorios o el lastimoso caso de las mujeres asesinadas en ciudad Juárez.

Señor Procurador:

Es el deseo de todos nosotros que usted cumpla su encargo y dé cuenta de buenos resultados.

Señor Procurador;

Ciudadanas y ciudadanos todos:

El asunto de la delincuencia en el país no es un problema entre policías y ladrones, tiene qué ver con el modelo económico que lleva a cabo la administración federal y que tiene qué ver con el desempleo y la pobreza.

Señor Procurador:

¡Nadie, pero nadie, por encima de la ley!

Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputada Domínguez Rodríguez.

En una resolución para privilegiar el sistema de expresión plural de la Cámara de Diputados, la mesa directiva de esta Comisión de Justicia y Derechos Humanos ofrece el uso de la palabra al diputado Juan Carlos Regis Adame, del Partido del Trabajo, hasta por ocho minutos.

El diputado Juan Carlos Regis Adame:

Agradecer primero las gestiones que se hicieron para nuestra intervención, aunque comentar que en otras comparecencias en las que no estamos también presentes pues ya se nos había permitido la participación sin ningún problema.

Compañeras y compañeros diputados;

Ciudadano Procurador General de la República, Rafael Macedo de la Concha:

Los diputados integrantes del grupo parlamentario del Partido del Trabajo hemos revisado acuciosamente en el Informe del Presidente de la República la parte que corresponde a la procuración de justicia. Para la sociedad mexicana la percepción del incremento de la delincuencia, al margen de si es delito del fuero común o federal, es una constante.

Indudablemente que la función constitucional de la Procuraduría a su cargo es de una gran relevancia social la persecución de los delitos y en el cumplimiento de tal función en el periodo que se informa se destacan aspectos importantes. Son tres las acciones que se establecen en el periodo de análisis. En el primero de ellos, el que corresponde al combate a la delincuencia organizada, nuestro grupo parlamentario considera que es necesario incrementar las acciones tendientes al combate de delitos contra la salud en la modalidad de narcotráfico.

Nuestro país se ha convertido no solo en paso obligado de estupefacientes hacia los Estados Unidos de Norteamérica, sino que ahora son más los mexicanos quienes lo consumen y aparte de ser un problema social en todas sus facetas, lo es como drama para quienes lo consumen y sus familias.

En este sentido nos preocupa la imbricación entre los integrantes de la delincuencia organizada y los encargados de combatirlo. Es cierto, y así lo reconocemos, que se han logrado importantes resultados en el desmembramiento de organizaciones de narcotraficantes. Sin embargo éstas se sustituyen rápidamente a sus dirigentes.

En el caso del cartel de los Arellano Félix la detención de uno de ellos y de sus lugartenientes es un logro importante, pero la organización como tal no ha sido desmantelada. Igual ocurre con el cartel del Golfo, se detienen algunas cabezas visibles pero el resto de la organización sigue funcionando. Al igual que la organización del extinto Amado Carrillo estos grupos operan en el norte del país y estas organizaciones delictivas trabajan con drogas que han sido introducidas a nuestro país, por ello nos importa conocer qué se está haciendo en la frontera Sur Sureste, para evitar la introducción de esta nefasta mercancía.

Es sabido que en la frontera México Guatemala se da la introducción a México de droga proveniente de Sudamérica; de igual forma, la producción de drogas sintéticas ocasiona severos daños a los consumidores y esas sí se fabrican y se distribuyen en el país, pero no nos pasa desapercibido el dato de que estas organizaciones delictivas tienen vínculos con agentes pliciacos o Ministerios Públicos encargados de combatirlos.

Quienes así actúan, traicionan la confianza depositada en ellos y requieren de ser sancionados ejemplarmente.

En el período en que se informa han perdido la vida a mano de estos delincuentes servidores públicos de la dependencia a su cargo, el caso más reciente es el denominado Cartel de Neza en donde según datos dados a conocer por el Licenciado Mario Estuardo Bermúdez, este grupo contaba con protección de integrantes del poder Judicial de la Federación y de las Procuradurías de Justicia.

Indudablemente las enormes ganancias obtenidas por el narcotráfico requieren ser bloqueadas, para lograr esto se tiene que recurrir a los intermediarios financieros. Nos interesa conocer la efectividad de las medidas de supervisión de las autoridades financieras y la participación de la Procuraduría en el combate al delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita.

En el tema de la Impunidad, es un aspecto medular en la procuración de justicia debido a que la ciudadanía considera que el que no se sancione a un presunto delincuente es sinónimo de que este compró, o sea a los policías ministeriales ó a los Agentes del Ministerio Público, ó bien a los Jueces.

En Análisis se nos informa sin indicar si es en este segundo año de Gobierno en los dos de la presente Administración, que se iniciaron 13 mil 295 juicios y se concluyeron 13 mil 854, esto es 559 más de los iniciados.

Pero al margen de esta cifra, no se nos indica el sentido de la sentencia, a los mexicanos nos indigna el trato que a nuestros compatriotas se da por quienes pretenden introducirlos ilegalmente al vecino país del Norte, pero también nos indigna el que personas carentes de escrúpulos introduzcan a nuestro país a personas de Centroamérica o de otras partes del mundo para hacerlos llegar a los Estados Unidos de Norteamérica .

En el menor de los casos, únicamente se detiene a choferes de vehículos pero difícilmente se llega a desmembrar a estas bandas que prácticamente tienen como campo de operación del Sur al Norte del país en la frontera que va de Baja California a Tamaulipas.

Por simple congruencia no podemos exigir para nuestros connacionales un trato digno y respetuoso si nosotros no se los proporcionamos a personas de otros países en cuyos lugares de origen se les niegan oportunidades de subsistencia.

Señor Procurador, la dependencia a su cargo aún no ha ofrecido resultados respecto a las investigaciones de los cientos de mujeres asesinadas en Ciudad Juárez, esperemos que en la incapacidad mostrada por la Procuraduría Estatal no se sume.una deficiente actuación de la Procuraduría General de la República.

No se debe permitir que el nombre de Ciudad Juárez se asocie ahora a los crímenes aún impunes en contra de mujeres como se asociaba a la venta de drogas.

En la parte que corresponde a garantizar el respeto y protección a los Derechos Humanos, esto por definición es imperativo de toda autoridad, el concepto de estado de derecho así lo exige, actuar en base a la competencia que la Ley expresamente le otorga actuando de esta forma por necesidad se tienen que respetar los Derechos Humanos.

Sin embargo, es necesario recordar el caso del joven Guillermo Vélez Mendoza, las versiones de la dependencia a su cargo fueron contradictorias, que si murió a causa de un problema cardíaco o si fue derivado de la tortura a la que se sometió en un asunto muy importante que se tiene que aclarar. Sin embargo, debemos recordar que no sabemos si es cierto o es habitual, los agentes que detuvieron a este joven no contaban con la correspondiente orden de aprehensión y además mintieron a los familiares para lograr privarlo de su libertad.

En este marco del respeto a los derechos humanos, es pertinente continuar con el proceso de detención de grupos paramilitares, específicamente en el estado de Chiapas. La existencia de estos grupos atenta contra los precarios equilibrios políticos de este estado. México requiere que la Procuraduría General de la República cumpla a cabalidad con el diseño institucional previsto en la ley, por ello consideramos que es nefasta y que socava a la institución la práctica de filtraciones para denostar a personas. No se nos informa o no se nos ha informado cómo se filtró un video de una entrevista a un funcionario importante de esta dependencia.

Señor Procurador: a usted y a los servidores públicos de la dependencia a su cargo corresponde hacer que la ciudadanía recobre la confianza en el estado de derecho, el combate a la impunidad debe ser frontal, sin claudicaciones. A ustedes corresponde la integración de averiguaciones previas, la consignación de los presuntos responsables ante los órganos jurisdiccionales y el aportar elementos de convicción que demuestren la responsabilidad de los procesados. Una falla en cualquiera de estas etapas trae como que los presuntos responsables queden en libertad. La sociedad no soportaría una actuación deficiente de la institución a su cargo; los retos que ustedes tienen sin duda son mayúsculos, pero no pueden menos que estar a la altura de ellos.

Es cuanto. Por su atención, muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputado Regis Adame.

A continuación tiene el uso de la palabra la diputada María Guadalupe López Mares, del Partido Acción Nacional, hasta por ocho minutos.

La diputada María Guadalupe López Mares:

Donde no hay justicia, no hay libertad y donde no hay libertad, no hay justicia.

En su naturaleza y hasta en el nombre de una Procuraduría de Justicia, está su compromiso con la ética y el derecho. Si no existe ese compromiso se desnaturaliza una institución pensada para el servicio de la justicia. El compromiso natural de la Procuraduría se encuentra en su raíz y en su destino; debe localizarse en su desempeño.

El deber de la justicia no se limita a la Procuraduría, su razón ética y jurídica alcanza a todas las instituciones en las que se expresa el Estado, las domina y conduce cuando el ser humano con su dignidad plena, es justificación y destinatario del poder político que se cifra en el Estado. Entonces, las instituciones públicas nacen de un propósito humanista y son instrumentos del y para el humanismo.

La sociedad aspira a una adecuada impartición de justicia a través de instituciones especiales dedicadas a la solución de conflictos. En el caso de conductas delictuosas se busca que la persecución del responsable esté a cargo de personas ajenas a la infracción, es decir de especialistas que actúen en representación de todos aquellos que en forma directa o indirecta resultan lesionados. Como consecuencia de ello se instituye el Ministerio Público, su labor implícita es la de velar por el estricto cumplimiento de la ley, depositaria de los más sagrados intereses de la sociedad.

La exposición de motivos del 7 de noviembre de 1896, que posteriormente originó el nacimiento de la Procuraduría General de la República en 1900, definía: "Procurador es el que, en virtud de poder o facultad de otro, ejecuta en su nombre alguna cosa y ambas entidades indican, el agente, el defensor de determinados intereses, el encargado de exigir la aplicación de la Ley Federal y de promover todo lo conducente a la eficacia de las prescripciones constitucionales".

Señor Procurador, los elementos anteriores los señalo para establecer la importancia histórica de la institución que usted representa, sabedora de su compromiso con la sociedad mexicana de entregar los mejores resultados.

La sociedad mexicana está deseosa de que por fin se le entreguen cuentas claras y contundentes, con el ejercicio de verdaderos actos que fortalezcan la Procuración de Justicia y el estado de derecho, en el que no queden impunes actos de corrupción, actos delictivos, actos perturbadores de la seguridad pública, en suma, actos que se aparten de la legalidad.

Necesitamos actos de autoridad que estén debidamente fundados y motivados, y en consecuencia, averiguaciones previas perfectamente integradas para que quienes sean culpables, sean juzgados como tales y no se escapen por las ventanas entre abiertas que en el pasado lo hacían, valiéndose los delincuentes de errores procesales para evadir la acción penal que sobre ellos debería recaer.

El grupo parlamentario del PAN ha estudiado cuidadosamente el informe presentado por el Presidente de la República y destacamos el desarrollo profesional que la Procuraduría a su cargo ha obtenido en los siguientes rubros: acciones contra los delitos para combatir frontalmente a la delincuencia organizada, la corrupción, la impunidad, garantizar el respeto y protección a los derechos humanos y aplicar políticas eficaces para la prevención del delito. Sin embargo, creemos que se deben fortalecer las acciones efectivas para su logro.

Recientemente en esta Cámara, el 23 de abril del 2002, recibimos la Iniciativa de Ley de Orgánica de la PGR, en la que propone un nuevo modelo organizacional basado en tres puntos: la renovación del marco jurídico, la renovación del marco normativo y la reingeniería financiera.

Tenga por seguro que hemos analizado su propuesta como una herramienta esencial que la Procuraduría necesita para su mejor funcionamiento y que seguramente los demás grupos parlamentarios también la han estudiado.

Acción Nacional considera que es prioritario el dictamen de la misma con algunas adecuaciones para caminar juntos, tanto Poder Legislativo como Ejecutivo en el fortalecimiento de las instituciones y en una respetuosa y responsable relación.

Sin duda, una preocupación clave del México de hoy, es el combate que se hace contra el narcotráfico y la delincuencia; el ambiente de inseguridad en el que vivimos, nos obliga a redoblar esfuerzos y de lo analizado en el informe se arrojan cifras como el que se hayan erradicado 5 mil 759 hectáreas de cultivo de marihuana y 5 mil 386 hectáreas de opiáceos.

Sabemos del Programa Nacional para la Transparencia y el Combate a la Corrupción; de la implantación del Sistema Nacional de Planeación Participativa; de la reestructuración de la fiscalía especializada para la atención de delitos electorales y de la creación de la Agencia Federal de Investigación, así como de la implementación de la reingeniería financiera donde se ha logrado reorientar el presupuesto, principalmente al rubro de gasto de inversión y aunados con el programa de reducción de gasto.

Conocemos de todo ello y nos congratulamos con los avances generales que ha tenido en esas materias, pero Acción Nacional está convencido de que aún faltan tareas por realizar.

Mi grupo considera y hace la puntualización de que la Procuraduría debe considerar la operatividad de la institución y debe cumplir eficientemente y eficazmente con el objetivo fundamental de procurar justicia pronta, expedita, imparcial con estricto apego a derecho y a los derechos humanos; que debe abatirse el rezago en el cumplimiento de mandamientos judiciales e integración de averiguaciones previas y que de una vez por todas se erradique la impunidad y la corrupción. Acción Nacional reconoce que los anteriores puntos, son los retos que tiene la PGR y que sus problemas vienen de años atrás y se han acumulado.

Pero indudablemente son retos que se deben de enfrentar y superar, para que demostremos con hechos, que el cambio ha llegado y es irreversible también en la procuración de justicia.

Señor Procurador, la procuración de justicia va más allá de la estadística, es un deber que no admite retrocesos y que exige un compromiso diario y de esfuerzo permanente. Un deber que llama al cumplimiento de las expectativas de un régimen democrático y que vive, hoy en día, un intenso desarrollo.

Es así que Acción Nacional, apoya a que la Procuraduría tenga su claro sentido de imparcialidad en la procuración de justicia. La justicia y el ejercicio de la acción penal, no deben tener lagunas procesales, ni fueros, ni menos aun tintes partidistas, que politicen y obstaculicen su naturaleza, su función y la finalidad intrínseca, que es la ejecución de la ley en su esfera estricta de aplicación.

Acción Nacional reitera que en el México moderno, la procuración de justicia tiene que ver con la existencia de esfuerzos compartidos. Se requiere de un alto grado de profesionalización, de desarrollo y práctica de las más novedosas tecnologías, y junto con esto, la existencia de compromisos éticos, que regresen a la gente la confianza en la justicia y en cada uno de sus promotores.

Por cierto, los legisladores y, con esto termino, saludamos con afecto al grupo de personas que hoy nos acompañan, integrantes del Consejo Ciudadano, cuya presencia hoy habla de la confianza y participación de la ciudadanía en la tarea de procurar justicia.

Acción Nacional advierte el cambio en materia de procuración de justicia, mediante las acciones firmes que México necesita, porque como lo aseveró don Efraín González Luna, un buena administración de justicia, constituye el índice más fiel del grado de cultura y civilización de una sociedad. Muchas gracias. (Aplausos)

El Presidente:

Muchas gracias diputada López Mares.

A continuación tiene el uso de la palabra el diputado Juan Manuel Sepúlveda Fayad, en representación del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional hasta por ocho minutos.

El diputado Juan Manuel Sepúlveda Fayad:

Gracias. Señora vicepresidenta. Señor presidente. Señor Procurador. En la fracción parlamentaria del Partido Revolucionario Institucional en esta Cámara de Diputados, entendemos el papel fundamental que en la construcción del México de hoy y en el diseño de nuestro proyecto de nación del Siglo XXI juega el estado de derecho.

Nos resulta imposible concebir que un país, con la enorme diversidad de condiciones sociales, económicas, geográficas y étnicas, inserto en un mundo irracionalmente globalizado, pueda afrontar exitosamente sus enormes retos sin un hilo conductor, que permita una convivencia armónica y trascendente, sin un elemento de cohesión, como lo es la ley y su correcta aplicación.

Y creemos firmemente que uno de los parámetros fundamentales para la percepción y evaluación del estado de derecho por parte de los ciudadanos lo es, sin duda alguna, la procuración de justicia.

Por ello, aplaudimos sin reserva, las cifras presentadas en el Informe del presidente de la república, en relación al aseguramiento de grandes cantidades de sicotrópicos y estupefacientes, y la detención de un importante número de implicados en delitos contra la salud. Más, sin embargo, nos preocupa mucho, que en las calles de nuestras ciudades, grandes, medianas, y aun pequeñas, el comercio de drogas ha crecido desmesuradamente.

Por ello, creemos necesario se fortalezcan las estructuras operativas de las delegaciones de la Procuraduría General de la República en los diferentes estados, muchas de las cuales vienen operando en condiciones muy similares a las que tenían, desde hace muchos, muchos años, a pesar del enorme incremento del fenómeno delincuencial y de la enorme cantidad de facultades que ahora desarrollan en ese sentido.

Creemos que en materia de seguridad pública y justicia, la coordinación entre las instancias federal y estatales es fundamental para el logro de resultados satisfactorios, pero nos preocupa que a través de convenios de coordinación o inclusos en ellos, se vulnere o se impida el desarrollo de las instituciones de las entidades federativas. Cito el ejemplo de la Subprocuraduría para Asuntos Electorales de esa Procuraduría General de la República, que en más de una ocasión se ha convertido en actor en elecciones locales en las que no debería tener ninguna competencia.

Celebramos y reconocemos los datos que en materia de combate a delitos como el secuestro, que causan una grave alarma social, se están obteniendo. Creemos que se va por el camino apropiado y lo instamos para que en ese camino sigamos obteniendo triunfos como el que de ahora se nos informa.

Con preocupación vemos que los logros expuestos en el Informe Presidencial en materia de persecución del delito, no guarda la proporción debida con las acciones en materia de prevención, por ello creemos necesario que se pueda redoblar el esfuerzo en esta materia. No concebimos nosotros una acción plena por parte de un órgano de justicia como lo es la Procuraduría General, si no se complementa en los dos ámbitos, sin duda alguna.

También lamentamos mucho que las acciones encaminadas a la defensa de los derechos humanos, a la protección de las mismas que consideramos que es lo que le da sentido y dimensión social al trabajo que ustedes desarrollan, también no tienen una mención especial y un apartado concreto dentro del informe que se está presentando.

Señor Procurador:

La fracción parlamentaria de el Partido Revolucionario Institucional, también entiende que la ley, que por su naturaleza debe constituir el elemento más perfecto que tiene la sociedad para la consecución de la justicia y la organización social, también puede no solamente verse impedida para cumplir con su importante cometido, sino incluso ser motivo de injusticia y encono social cuando se hacen distingos en su aplicación o cuando se aplica o incumple por intereses que no le son propios.

Por ello, vemos con mucha preocupación que una de las acciones fundamentales para la consolidación del estado democrático de derecho como lo son la procuración de justicia y el combate a la corrupción, se vea ensombrecida por acciones como la sospechosa contemporaneidad entre las actuaciones ministeriales y los eventos de naturaleza política y electoral; la filtración a los medios de comunicación de información, que por su naturaleza debería manejarse con sigilo, permitiendo, estas filtraciones, por un lado el entorpecimiento de la acción de la justicia y por otro, el que a los imputados, por presuntos hechos delictuosos, sean ciertos o no, se les prive del derecho a ser juzgados en base a normas y procedimientos legales, sometiéndolos al etéreo y maleable juicio de la llamada opinión pública que solamente genera injusticia, impunidad e insatisfacción en la sociedad.

Señor Procurador, en la fracción parlamentaria del Partido Revolucionario Institucional no solamente estaremos muy atentos para señalarle a usted las cuestiones en las que no coincidimos, también le ofrecemos trabajar conjuntamente para avanzar en el ámbito que nos toca en primer lugar, que es en el ámbito legislativo. Esta nueva propuesta, esta propuesta para nueva Ley Orgánica de la Procuraduría General de la República, será analizada con todo el cuidado, anteponiendo los intereses nacionales en primer término y con el interés predeterminado de dotarle a esta Procuraduría de los elementos necesarios para que pueda cumplir, de la mejor manera, con su importante labor.

Muchísimas gracias, señor Procurador.

El Presidente:

Muchas gracias diputado Sepúlveda Fayad.

Para dar cumplimiento a la ronda de interlocución informo a este auditorio que se realizarán a partir de preguntas hasta por 5 minutos, ofreciendo el uso de la palabra al Procurador General de la República. en cada una de ellas por el mismo tiempo para dar respuesta y ofreciendo para hacer uso de su derecho de réplica a los señores diputados por 3 minutos más.

En consecuencia tiene el uso de la palabra para formular sus preguntas hasta por 5 minutos la diputada Erika Elizabeth Spezia Maldonado, del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México.

La diputada Erika Elizabeth Spezia Maldonado:

Con la venia de la presidencia:

Señor Procurador, por un lado hemos notado un notable incremento en las campañas de información de la dependencia a su cargo en las que se hace alusión a los cambios internos y de reestructuración, para beneficio de todos los mexicanos, que la Procuraduría General de la República está llevando a cabo.

Uno de los puntos primordiales en los que se enfocan estas campañas es la renovada eficacia de los servidores públicos y la abolición de prácticas burocráticas al interior de la Dependencia.

De igual manera se hace énfasis en el hecho de que se están buscando a personas mucho más capacitadas que quieran coadyuvar en la prevención y combate al delito. ¿Por qué entonces un aspirante a un puesto dentro de la PGR, debe esperar hasta 3 meses para recibir los resultados muy necesarios, de los exámenes que se practican? ¿Por qué no agilizar todo el proceso y evitar la burocracia?

Por otra parte y abundando en el tema del personal más calificado es menester preguntar el por qué existen tantas diferencias en materia penal internacional. ¿Por qué resulta prácticamente imposible traer de regreso a un mexicano para ser juzgado en nuestro país? ¿Por qué pareciera que cualquier delincuente con el simple hecho de abandonar el país, tiene su libertad prácticamente asegurada?

Señor Procurador, ¿por qué si usted y la dependencia a su cargo son los abogados de la nación, cuyo objetivo primordial es representar jurídicamente a la Federación, son incapaces de llevar a cabo satisfactoriamente un solo proceso de extradición?

Hablando de procesos, para las víctimas del delito es como un sentirse amedrentados por los delincuentes, pero también es común sentirse así por los policías y demás personas que intervienen la averiguación previa. ¿Qué se ha hecho de manera de manera eficaz para revertir esta situación?

Por otro lado, es más que sabido que no existe una buena coordinación entre las instituciones dedicadas a combatir el crimen. Mi pregunta es: ¿qué problemas de coordinación se han presentado con las otras dependencias o gobiernos estatales? ¿en qué ha fallado el sistema de procuración de justicia? ¿por qué ha fallado y qué solución propone usted ante este problema que tanto afecta a nuestro país?

En materia de medio ambiente, ¿qué se ha hecho para evitar los delitos incluidos en el título vigésimo quinto del Código Federal Penal? La contaminación genética es un delito. ¿Qué avances llevan las querellas en contra de aquéllos que presumiblemente contaminaron las extensas zonas de maíz de Oaxaca?

Y por último, ¿qué sustancia de utiliza para la fumigación y exfoliación de los plantíos? Pregunta que por cierto no nos ha sido contestada por ningún Procurador en comparecencia anterior.

Por sus respuestas muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias diputada Spezia Maldonado.

Tiene el uso de la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Primero agradezco diputada sus preguntas y además que usted me dé la oportunidad de corresponder a sus inquietudes conforme al esfuerzo que viene desarrollando la Procuraduría General de la República  en todas sus gestiones.

Qué bueno que usted tiene estas inquietudes; qué bueno también que en la Procuraduría General de la República las compartimos con usted.

Uno de los aspectos fundamentales de la Procuraduría General de la República es dotar precisamente a la institución de una estructura organizacional que garantice eficiencia y que garantice lo fundamental: que las tareas sustantivas sean privilegiadas en el esfuerzo que realizamos.

Yo quiero decirle que cuando recibimos esta institución tenía un problema serio que era, yo le decía, un gran estómago de carácter administrativo, con grandes vacancias en todos los temas, pero también que estas vacancias correspondían precisamente a una falta de planeación adecuada en materia de capacitación y de profecionalización. Quiero decirle que si encontramos 100 aspirantes a policías y algunos peritos, fueron demasiados en los centros de capacitación.

Es cierto, es cierto lo que usted dice; sin embargo quiero decirle que hemos abolido las prácticas burocráticas. Cómo. Usted habló de tres meses para un aspirante. Me gustaría mucho conocer la parte que corresponde a esta persona, pero le quiero decir que tenemos hoy una transformación del centro de control de confianza; lo hemos convertido en un centro de desarrollo humano donde todos los servidores públicos de la Procuraduría General de la República deben presentar sus exámenes para ser admitidos.

Diferentes proporciones, diferentes calidades y diferentes cargos son los que ahí se ven representados. Posteriormente a ello deben pasar por los consejos correspondientes.

Anteriormente la decisión era unilateral y se asumía por acuerdo del propio Procurador, en el caso de fiscales o de delegados o de subdelegados de la policía. Hoy ya no es así, hoy hay consejos colegiados que evalúan el trabajo de cada uno de los aspirantes o de aquéllos que quieren ascender a temer mejor cargo y, después de todo ello se determina de manera colegiada, cuáles son aquéllos que pueden corresponder al perfil deseado y al tipo de funcionario.

Deberemos garantizar a la sociedad que su inquietud, que los funcionarios sean responsables, que cumplan con eficiencia, pero fundamentalmente que tengan vocación de servicio para los mexicanos.

En lo que se refería usted a los procesos de extradición, básicamente a las diferencias de los sistemas jurídicos, esto es un problema serio que no tenemos sólo nosotros; también las áreas de otros países. Las diferencias de nuestros sistemas jurídicos a veces no permiten dinamizar, hacer expedito un proceso de extradición.

Afortunadamente estamos trabajando en ello, estamos revisando todos estos mecanismos bilaterales o multilaterales, buscando precisamente hacer congruentes nuestros sistemas jurídicos, pero también borrar aspectos que hoy son inadmisibles y que permiten la impunidad.

No escatimaremos esfuerzo en ello y le ofrezco que este tipo de cuestiones deberán resolverse a la brevedad posible. No admitiremos, bajo ninguna circunstancia, que alguien quede impune y que aproveche la frontera para que esto ocurra.

Además, en estos dos años quiero decirle que afortunadamente en ninguno de los casos lo que ha llevado la Procuraduría ha sido tiempo perdido; han sido, todos los que hemos solicitado que regresen, aquí están y, en el caso que usted ya conoce, seguimos trabajando y no admitiremos que por este tipo de vacíos se permita la impunidad.

En el caso de México quiero decirle que el artículo 4 de nuestro Código Penal establece con claridad que nosotros no vamos a permitir, aun cuando se niegue la extradición, que estos delitos queden impunes. Ya hemos dado respuesta a la comunidad internacional con hechos, con resultados y no permitiremos que un delincuente evada la cárcel por diferencias en el orden jurídico.

La coordinación es estrecha entre todas las Procuradurías; ha cambiado el sistema, tenemos enlaces en la Agencia Federal de Investigación de todos ellos y quiero decirle que cada vez es más frecuente los resultados y éstos se los ofrecemos a la sociedad. Tenemos que seguir coordinándonos, seguir trabajando en ello. Muchas gracias.

Perdón: ¿la sustancia es para cuál? Yo sí se lo contesto: es una sustancia autorizada internacionalmente y por la Comisión Nacional de Derechos Humanos y además, yo lo invito a que venga a ver cómo hacemos ese tipo de trabajo y donde no queremos lesionar jamás ni el medio ambiente ni a los ciudadanos ni a la población que vive del campo.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Para hacer uso de su derecho a réplica, tiene la palabra la diputada Erika Spezia Maldonado, del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, hasta por tres minutos.

La diputada Erika Spezia Maldonado:

Muchas gracias. Gracias señor Procurador y claro que acepto esta invitación.

Qué bueno que al fin se nos contesta. Durante muchas comparecencias hemos intentado que se nos digan cuáles son las sustancias que se utilizan para esto y si son ambientalmente sanas y hasta ahora no sabíamos cuáles eran. Muchas gracias.

El gran reto que representa para México el poner en marcha programas que nos hagan comprender y actuar en consecuencia que vivimos en una sociedad que nos enfrenta a mejorar y establecer normas y ejecutarlas, para disminuir el riesgo permanente de encontrarnos con la delincuencia, debe ser asumido con toda seriedad por el Gobierno Federal.

No podemos confiar en que la voluntad demostrada por el Gobierno Federal para hacer frente al desmedido incremento de los índices de violencia y criminalidad que afectan a nuestro país, tenga efectos no sólo en el mediano y largo plazo, sino además solicitamos que sea de manera inmediata, porque eso es lo que reclaman los mexicanos.

La participación activa de la sociedad, su involucramiento y el compromiso del Gobierno Federal de tomar en cuenta las aportaciones de los grupos y especialistas en materia de procuración de justicia, deben ser, de ahora en adelante, los principios rectores del esfuerzo nacional, encaminado a solucionar la grave problemática que en la materia nos aqueja. Muchísimas gracias.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, diputada.

El Presidente:

Muchas gracias, diputada Spezia Maldonado.

A continuación tiene el uso de la palabra el diputado David Augusto Sotelo Rojas, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, hasta por cinco minutos.

El diputado David Augusto Sotelo Rojas:

Ciudadana Vicepresidenta de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, ciudadano Presidente de la Comisión de Justicia, Ciudadanos miembros de la Comisión, ciudadano Procurador General de la República, señoras y señores:

Generalmente las comparecencias se han vuelto, y es una autocrítica, a ver cuántos improperios disfrazados de eufemismo le recetamos a un Secretario o a ver cuántas preguntas nos puede contestar o no, como si estuviéramos en un programa de concurso; a ver qué diputado dice la frase más ingeniosa o el Secretario ingeniosamente cómo resulta librado y no sacamos en todo el tiempo que llevamos en una Legislatura y las Legislaturas pasadas, es una autocrítica, repito y hago hincapié, ninguna línea de acción...

Legislaturas pasadas. Es una autocrítica, repito y hago hincapié, ninguna línea de acción, no hay una interlocución, no hay un diálogo. Hablamos para el público y muchas veces otros pecamos queriendo hablar para la historia.

A mi me llama mucho la atención y viendo que como ciudadano diputado electo me queda menos de un año, donde volveré a ser un ciudadano común y corriente y no un ciudadano con poder legislativo como ahora, el que nos perdamos en datos y cifras que, como usted dijo, ahí están. Sí, ahí están, ciudadano Procurador. Y los resultados, como usted lo dijo, están ahí, ahí están.

Dice usted que llega a una dependencia donde hacía falta planeación, capacitación y ahora se habla de bases de datos, de voces, de coordinación con países, de mapas geodiferenciales -si no mal recuerdo-, de un fortalecimiento de control interno, de centros de investigación, de laboratorios, de inteligencia -si no mal recuerdo.

Díganos ciudadano Procurador ¿y esa inteligencia para qué ha servido? Que nos dijera usted si ya nos ganó la batalla la delincuencia organizada o el narcotráfico. Que sirva para algo. O si la va a ganar el gobierno de la República. Si va a ser hoy o dentro de cien años o dentro de seis o dentro de cinco, ¡que nos sirva para algo la inteligencia que hoy se tiene, de la que hoy se hace gala y se presume!

Decía el viejo político cuando se decía que se quería arribar al poder. ¿Y el poder para qué, por qué y para qué?

Ojalá, ciudadano Procurador, con esta sola pregunta nos pudiese contestar usted, porque es recurrente en los ciudadanos diputados, las magnitudes, los pronunciamientos, sobre el incremento de la delincuencia organizada en todo el país, a pesar de los datos y de las cifras que nos diga esa inteligencia ¿cuándo y cómo va a combatir y a extinguir o por lo menos a abatir este flagelo de nuestra sociedad? Si la insipiencia con "c" es recurso o pretexto para la insipiencia con "s".

El Presidente:

Muchas gracias diputado.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias señor diputado, le agradezco sus apreciaciones.

Sin duda que uno de los temas fundamentales es el combate al crimen, porque es la tarea prioritaria que deben realizar las instituciones de nuestro país. En este caso la Procuraduría General de la República ha dado cuenta puntual con seriedad y responsabilidad de lo que hacemos.

La transparencia de nuestro actuar, la seriedad con que lo hemos asumido y el compromiso que tenemos con los mexicanos, no admite en los servidores públicos en nuestro actuar duda alguna para seguir trabajando.

La Procuraduría de la República, de todo lo que usted habló, carecía: no había no solamente inteligencia como usted lo subraya, no había bancos de datos, no había bancos de información, no había seguimiento puntual de las investigaciones, no había una adecuada estructura donde pudiéramos siquiera conocer cuáles eran las condiciones reales de las organizaciones criminales, no teníamos fichas dactiloscópicas, no teníamos bancos de mandamientos judiciales, carecíamos de los instrumentos fundamentales para llevar a cabo una debida investigación.

Y hoy que la calificamos de científica para responder , para respetar, para darle congruencia al trabajo de la nación y de la preocupación de los ciudadanos, respetando los derechos de todos, no menosprecio datos y cifras, simplemente quise ser congruente y respetuoso con esta soberanía y con la sociedad de no repetir lo que ya se conoce.

Las cifras y los datos implican resultados obtenidos con un gran esfuerzo de grupo de mexicanos que a diario arriesgan su vida.

La inteligencia es un instrumento fundamental, y quiero decirle que hoy, la Procuraduría de la República cuenta con una Agencia Federal de Investigación, con tecnología, con estructura de primer mundo donde estamos formando nuevos policías, desechando y desde luego aquellos que han traicionado a la sociedad llevándolos a la cárcel ó se les han destituido, se les ha inhabilitado y con estos nuevos jóvenes que hoy representan esperanza de todos, que cuentan con estudios universitarios, que cuenta la gran mayoría de Licenciaturas concluidas y que han venido a trabajar con nosotros porque han recuperado confianza en el actuar de la institución,que están trabajando con vocación y dedicación diaria para darle resultados a la sociedad y que a diario se le dan y que sin duda estos aspectos son los retos fundamentales para continuar avanzando en la tarea y eso lo comparto plenamente con usted, el reto es lo que usted ha señalado, recuperar credibilidad, recuperar confianza social y darle a la institución respeto, dignidad, como hoy nos sentimos dignos los que trabajamos en la Procuraduría General de la República.

Yo le digo categóricamente, el crimen no ha ganado la batalla; lejos de eso , lejos de eso estamos poniendo no solamente el esfuerzo de la institución sino el esfuerzo de la estructura del Estado para precisamente responder con acciones, con resultados en este trabajo diario que realizamos contra ello.

Tendremos que seguir avanzando, le informaremos con oportunidad puntual siempre de los logros que vayamos obteniendo. La magnitud del esfuerzo es mucho, hay que seguir, hay que hacer permanente este trabajo, ha que hacer de él precisamente un trabajo que permita darle tranquilidad a los mexicanos como usted bien lo señala.

La insatisfacción nuestra radica ahí, en la percepción en que no hemos logrado esa tranquilidad pero que estamos trabajando en el camino que sentimos es el correcto.

Debemos seguir en el trabajo de profesionalización de los recursos humanos. Usted sabe las cifras, para qué repetirlas, pero hoy le quiero decir que hay más de mil agentes graduados, especializados y que hoy están trabajando en todo el ámbito de nuestro país, tratando siempre de lograr darle resultados a la sociedad.

Nuestro compromiso es claro, esto lo hacemos a través de esta reestructuración orgánica funcional con la creación de la Agencia Federal de Investigación, con la próxima creación e inauguración, más bien está concluido, el Presidente de la República lo hará pronto, el Centro de Planeación y Análisis de Información para el Combate a la Delincuencia Organizada, inexistente en nuestro país pero que ya es una realidad, y desde luego ahí están los más de 14 mil delincuentes detenidos, involucrados en termas de narcotráfico.

Seguiremos dándole respuesta y esto lo hacemos y lo seguiremos haciendo con el respeto y la seriedad que su investidura y desde luego lo que la sociedad exige de cada uno de nosotros.

Qué bueno que hay esa preocupación, qué bueno que usted nos dice dónde debemos seguir y ahí vamos a seguir, ésa es nuestra convicción. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Puede usted utilizar su derecho de réplica, señor diputado David Augusto Sotelo Rosas, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, hasta por tres minutos.

El diputado David Augusto Sotelo Rosas:

Gracias, ciudadano Presidente.

Sin ánimo de antagonizar, ciudadano Procurador, convencido de que usted es un hombre recto, un hombre que combate de frente al crimen organizado y que realiza su función, déjeme decirle que no todo mundo la sabe. Su jefe, el titular del Ejecutivo, no le mereció más que en su informe una mención de soslayo a la justicia. Si hay el gran cambio, por qué no lo mencionó, y si no lo mencionó, dónde está el gran cambio.

Cuando uno menciona todos estos logros ya a nivel de la calle, del pueblo, de la colonia popular, de la comunidad rural, siente uno la incredulidad del ciudadano, en el mejor de los casos la risa, el desprecio a veces porque fíjese, en este país hay una lucha por un reparto equitativo y proporcional no solamente de la riqueza, sino también de la justicia. No permea hasta abajo la justicia y la procuración de la justicia.

Si mencionáramos esto, estos logros a ciudadanos comunes y corrientes, simplemente veríamos que vivimos en dos o tres o cuatro Méxicos diferentes. Yo creo que usted, sus colaboradores, nosotros, queremos hacer llegar esta justicia y permear a toda la sociedad, pero también nos exige, señor Procurador, que más que ufanarnos por lo logrado, nos afanemos por lograr más todavía. Y tenemos, ya que el gobierno donde usted se encuentra está muy medido por parámetros empresariales, también necesitamos no solamente los objetivos, sino los resultados y los plazos en los cuales se comprometen a terminar o a hacer el trabajo por el cual ustedes están en el cargo que están.

El Presidente:

Muchas gracias, diputado Sotelo Rosas.

Tiene el uso de la palabra el diputado Alejandro Gutiérrez Gutiérrez, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional, hasta por cinco minutos.

El diputado Alejandro E. Gutiérrez Gutiérrez:

Con el permiso de la Presidencia.

Señor General Rafael Macedo de la Concha, Procurador General de la República, sea usted bienvenido.

La procuración de justicia ha sido una tarea difícil y complicada, más que nada por el estado en que la anterior administración federal dejó la Procuraduría: corrupción, ineficiencia, burocratismo, impunidad, falta de credibilidad. Hoy, se reconoce en México y en el extranjero la reestructuración, profesionalismo y logros alcanzados en los años 2001 y lo que va del año 2002.

Si bien, hay áreas donde las acciones han sido relevantes, existen otras cuyas acciones aún se consideran insuficientes.

El informe de labores hace mención a diversos programas de cooperación con el departamento de justicia de los Estados Unidos. Del lado mexicano, la Procuraduría trabaja en la erradicación de cultivos ilícitos, en la intersección en el traslado de la droga, así como el desmantelamiento y detención de los miembros de los denominados carteles.

Señor Procurador, en estos programas de cooperación bilateral, ¿qué compromisos existen por parte de las autoridades de los Estados Unidos en la lucha contra el narcotráfico?

¿Qué acciones llevan en su territorio para impedir el paso de contrabando de armas de fuego y explosivos a nuestro país?

Si bien es cierto que las acciones en lo macro contra las actividades de narcotráfico han sido constantes aciertos, en lo micro la venta al menudeo se ha visto incrementada, sobre todo, en zonas urbanas.

Señor Procurador, ¿qué acciones y programas, tanto de la Procuraduría General de la República como de las dependencias del Gobierno Federal se van a llevar a cabo en zonas urbanas donde se da el conocido "narcomenudeo" que cada vez afecta a más jóvenes y su venta es más evidente en lugares públicos?

Existe un incremento de delitos de asalto, secuestro, tráfico de menores y robo de vehículos que si bien es cierto son delitos que corresponde combatir a las autoridades del Distrito Federal y de las entidades federativas en sus respectivas competencias, también es cierto que la sociedad exige acciones efectivas en contra de los integrantes de estas bandas, que en muchos casos la integran servidores públicos de los gobiernos locales.

La unidad especializada contra la delincuencia organizada tiene encomendado aplicar las herramientas contenidas en la Ley Federal contra la delincuencia organizada.

La intervención de la Unidad Especializada en los últimos meses en contra de las bandas delictivas dedicadas al secuestro y robo de menores, nos da la confianza de enfrentar eficazmente este tipo de delitos.

Señor Procurador, por los resultados positivos que la Unidad Especializada contra Delincuencia Organizada ha tenido, ¿cuándo se implantarán acciones similares en contra de bandas dedicadas al asalto y robo de vehículos, sobre todo en el Distrito Federal y en el Estado de México, entidades que juntas suman mucho más del 50% de estos delitos que se dan en el país?

Por sus contestaciones, muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputado Gutiérrez Gutiérrez.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias señor diputado Gutiérrez.

La dificultad y la complejidad que representa el trabajo de una institución como la nuestra, pues es evidente.

Sin duda, que aún cuando pudieran existir elementos y datos importantes que ofrecerr, el rostro de la institución debe seguir nutriéndose precisamente, a través de transparentar su actuar y a través de los resultados que le ofrezcamos a la sociedad.

Por eso, hoy, la sociedad está representada en nuestra institución con el Consejo Ciudadano. Un consejo de participación, que participa con preocupación en todas las acciones que nosotros realizamos, a un seguimiento a nuestras acciones, a nuestras políticas, pero no solamente eso, orienta el trabajo institucional.

El narcomenudeo es uno de los problemas que más le preocupa a nuestro Consejo y a la ciudadanía, por supuesto, ellos recogen de los ciudadanos ese sentir diario.

Estamos trabajando intensamente en tareas de prevención del delito en todo el país, con niños, con jóvenes, con las familias, trabajando contra las adicciones, con líderes de los sectores productivos de nuestro país. El tema preventivo es fundamental, tenemos que seguir fortaleciendo nuestro trabajo en esa tarea, porque es ahí donde se siembra el futuro de nuestro país.

La procuraduría de la República debe recuperar algo que es importante para todos los ciudadanos, recuperar confianza y credibilidad, si, pero también que sepan que hoy la Procuraduría de la República nuevamente es una institución de buena fe. Una institución que sirve a los mexicanos y que no se sirve de ellos, y que estamos trabajando intensamente, precisamente para que ese nuevo rostro, no solamente sea permanente sino llegue a donde debe de llegar.

Hace un momento se hablaba de estratos sociales, precisamente todos nos preocupan, todos son los que nos ocupan, y ahí continuaremos trabajando.

La cooperación internacional es fundamental en materia de combate al narcotráfico, sin duda, nosotros hoy participamos prácticamente en todos los trabajos que se realizan a nivel internacional. Decía yo que el próximo diciembre, por primera ocasión asumirá la presidencia de la Asociación Internacional de Combate a las Drogas.

Aquí es donde vamos a establecer, de acuerdo con nuestros criterios, y desde luego uniendo el esfuerzo de la comunidad internacional, el esfuerzo que México está transmitiendo a los demás, para continuar trabajando en la prevención, que es una parte fundamental, combatiendo el narcomenudeo junto con todas las instituciones del país, y desde luego seguir trabajando en el combate frontal al crimen organizado.

Aquí todos los delitos que usted señaló nos preocupan, nos ocupan. Sabe usted muy bien que en materia de delincuencia organizada, el tema de asalto, robo de automóviles, secuestro, requiere determinadas características, pero que hemos asumido con responsabilidad ese esfuerzo.

Pero hemos sumado desde las procuradurías de los estados, los 32 procuradores del país, la Procuraduría General de la República, hemos asumido con convicción y determinación estas acciones. Juntos seguiremos avanzando y juntos seguiremos dando resultados.

Usted señalaba que otro aspecto hemos venido realizando, bueno, estamos renovando, revisando y proponiendo nuevas alternativas de solución en aquellos convenios o acuerdos bilaterales y multilaterales en materia de extradicciones, en materia de asistencia jurídica mutuas, en materia de corrupción, en otros delitos que tanto impactan a nuestra sociedad y que desde luego se reflejan. El tema migratorio es fundamental en nuestro país y que tanto preocupa a todos.

Hemos asumido, hemos estado hace unos días, en la Reunión Internacional de Procuradores, en donde por primera vez el procurador mexicano asistió invitado por esta asociación internacional europea europea y donde asistieron más de 150 Procuradores de todos los países. Ahí expusimos nuestras inquietudes que están directamente relacionadas con lo que acabo de mencionar.

Por otra parte, también estuvimos en la Reunión de Líderes Americanos en el Combate Contra el Narcotráfico; por primera ocasión la Procuraduría General de la República asumió el podium principal en las tareas y hemos sido, como usted lo ha dicho, en este aspecto distinguidos, pero también expresamos lo que usted bien dice: qué bueno que hay resultados, pero qué bueno también que estamos insatisfechos y qué bueno que tenemos la decisión de seguir trabajando en eso.

No sé si me permita seguir obsequiando la respuesta, señor Presidente.

El Presidente:

Prosiga usted para obsequiar la respuesta que le ha solicitado el señor diputado, señor Procurador.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Entonces, todas estas acciones que hemos venido implementando, señor diputado, nos permite decirle a usted que vamos a continuar en este esfuerzo, que seguiremos dándole la atención debida a los delitos que usted ha mencionado y que tanto impactan; secuestro, de gran impacto social, pero donde la percepción implica la necesidad de concluir con este flagelo. Con una de las bandas de secuestradores existentes, vale la pena mover toda la estructura del Estado para acabar con ello; y esto mismo sucede con tráfico de migrantes, con el tráfico de menores, con el asalto, con el robo de vehículos y tenemos que seguir sumando los esfuerzos de todos. En estas tareas está la Federación, está obviamente dentro de ella, el Ejército, la Armada, la Secretaría de Seguridad Pública y desde luego, hemos sumado el esfuerzo de todos los municipios y los estados de nuestro país.

Las herramientas que tiene la Ley Federal de Delincuencia Organizada deberán seguir siendo utilizadas para atender estos aspectos; los resultados tendremos que ofrecerlos integralmente, como usted bien lo señala. No es solamente el narcotráfico lo que nos preocupa; nos preocupa la tranquilidad y la tranquilidad implica la atención integral a todos aquellos delitos que impactan a la sociedad.

Lo único que queremos nosotros hoy, es seguir insistiendo, trabajando con dedicación, poniendo todo nuestro esfuerzo en ello, y desde luego serán ustedes, la sociedad, la que valore, la que evalúe el trabajo de los servidores públicos de la Procuraduría General de la República.

Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Para replicar en nombre del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional, tiene la palabra el diputado Lucio Fernández González hasta por tres minutos.

El diputado Lucio Fernández González:

Gracias, diputado Presidente.

Señor Procurador General de la República, licenciado Rafael Macedo de la Concha:

Todos estamos conscientes que en estos tiempos, el tema de la procuración de justicia ha adquirido una profunda importancia. Sabemos que la Procuraduría a su cargo está actuando conforme a lo que la ley ordena, no dudamos que lo siga haciendo así. Sin embargo, nos preocupa a los legisladores de Acción Nacional, que pudiera haber ataques en contra de la institución que procura justicia para los mexicanos por parte de quienes han venido haciendo lucro de los cargos que han ocupado en las diversas instancias de gobierno.

Señor Procurador, no quisiéramos que la lucha contra el crimen se detuviera por la falta de estímulos hacia el personal que se desempeña con valor para enfrentar a los criminales.

La ciudadanía sabe que su seguridad física y jurídica debe estar en buen resguardo, confía en una sana y pronta procuración de justicia, pero al mismo tiempo necesita saber qué está sucediendo en el país en donde vive, en donde trabaja, en donde logra cristalizar sus esfuerzos; necesita además, saber que vive con la seguridad de que quienes velan por el estado de derecho hacen su mejor esfuerzo.

Necesita confiar en que la procuración de justicia no es billete de cambio.

Sabemos señor Procurador que en la lucha contra el crimen en sus diversas facetas, muchos elementos encargados de esas tareas, han perdido la vida. Nos gustaría conocer en su oportunidad cuál es el saldo en ese sentido, ya que no podemos estar ajenos al dolor de las familias que han perdido a sus seres queridos en esta importantísima tarea en beneficio del orden social.

Señor Procurador; nos preguntamos cuáles son los delitos bajo los que la Procuraduría está solicitando la aplicación de la ley a los legisladores involucrados en el caso del menoscabo económico al patrimonio de Pemex. Y también queremos conocer a cuánto asciende el monto del daño ocasionado. Y queremos saber además si los delitos que se señalan son del orden laboral o penal.

Señor Procurador General de la República, sabemos que ese cambio en la procuración de justicia va en serio. Sin embargo, esperamos que no se detenga por aspectos políticos o laborales o de cualquier otra índole.

Gracias por su visita.

El Presidente:

Muchas gracias señor diputado Fernández Gónzalez.

Tiene el uso de la palabra el diputado Jesús Reyna García, del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional, hasta por 5 minutos.

El diputado Jesús Reyna García:

Diputada vicepresidente de la Cámara; diputado presidente de la Comisión de Justicia; señor Procurador; compañeras diputadas; compañeros diputados; señoras y señores:

La procuración de justicia es un tema de la mayor importancia para la sociedad mexicana pues la seguridad pública se mantiene como su principal preocupación.

La Procuraduría es por tanto, una institución que debe actuar con disciplina, con dedicación, con imparcialidad , con eficiencia. Conducirse con veracidad y ajustar sus actuaciones al marco legal para que todos gocemos y nos privilegiemos de la seguridad jurídica. Sólo así podemos decir que el Ministerio Público cumple y se comporta como el representante social que debe ser.

Por eso los comentarios, los planes, los datos, las reflexiones, la perspectiva que de la Procuraduría se expresan en el informe que el presidente rindió ante el Congreso, son de gran interés para nosotros los diputados. Al informe me referiré y en mi condición de formular algunas preguntas que nos den mayor información para una mejor y objetiva evaluación del informe. Del informe se desprende que ha habido un número importante de personal destituido e inhabilitado por los órganos de control interno de la institución.

Pero éstas no son instancias definitivas y únicas y con los recursos interpuestos, resulta que se ordena su reincorporación o reinstalación. ¿ Esto se hace con prontitud, se hace sin distingo? ¿y cuánto tarda en hacerse? porque entre más tiempo se tarda en realizar estas acciones que finalmente llegan a realizarse, se están erogando recursos públicos sin que el personal que finalmente los obtiene, haya realizado un trabajo efectivo para apoyar la procuración de justicia.

También en el informe se presenta una información en la cual se precisa que el personal directivo y administrativo de la institución en relación con el personal sustantivo, es 67% mayor. Y además en concreto, el personal ministerial representa únicamente el 11% del personal. ¿Es ésta una adecuada o desproporcional integración del personal de la institución?

En el propio informe se refiere a que la destrucción de plantíos y también la erradicación de las superficies ha disminuido. Que también ha disminuido el aseguramiento de las drogas por intercepción  y finalmente se concluye que del combate frontal al narcotráfico por esa acción se permitió contener el crecimiento de la superficie cultivada. La pregunta es con qué elementos, con base en qué se puede determinar que se puede contener el crecimiento de la superficie cultivada.

También se asevera en el informe, en otra parte, que la fiscalía especializada para la atención de delitos electorales colaboró en jornadas electorales locales en diversos estados de la República. ¿Puede esto hacerse de esta manera sin que represente una intromisión del ámbito federal en el ámbito de los estados?

Y llama mucho la atención que, cuando se habla de la actualización del marco jurídico, en lo que ha colaborado la Procuraduría, según se dice, se informe que un decreto que incrementa las penas por los delitos de ejercicio indebido del servicio público, por la coalición de servidores públicos y por el tráfico de influencias se encuentre pendiente de publicarse, como dice el informe, desde el 15 de diciembre del año pasado.

Y aún más nos sorprende que hemos recibido un proyecto de reforma a la Ley Orgánica de la Procuraduría, en el cual se habla de crear la Agencia Federal de Investigación, cuando esta Agencia ya fue creada mediante una reforma al Reglamento el 1º. de noviembre de 2001 y mediante una reforma del Reglamento esta institución, que debe de ser ejemplo de la legalidad, ha reformado la Ley Orgánica de la Institución porque señala en sus transitorios simplemente que las referencias que en la ley orgánica se hagan a la Policía Judicial Federal deben de entenderse, a partir de la fecha, como hechas a la Agencia Federal de Investigación.

Así se ha sustituido la tarea de esta Cámara, sin necesidad de tener que reformar la Ley Orgánica de la institución.

Dos omisiones: los parámetros básicos para la eficiencia de la autoridad investigadora pueden ser tres.

Le pido al señor presidente unos momentos más para terminar.

El Presidente:

Sí, redondee su intervención, señor diputado.

El diputado José Jesús Reyna García:

La relación entre flagrancia y órdenes de aprehensión, sería uno, la relación entre consignaciones y sentencias condenatorias y la relación entre averiguaciones previas y sentencias condenatorias, que ésta nos puede señalar cuál es el índice de impunidad y encontramos la omisión de estos números en el informe que se nos ha presentado.

Obsequio, por último, una petición de un compañero diputado de nuestra fracción en relación con una denuncia que se presentó el 3 de junio por la posible tipificación de delito de traición a la patria, despojo de aguas y uso indebido de atribuciones en relación con el distrito de riego 25 del norte de Tamaulipas y mi pregunta sería cuánto tiempo tardará la Procuraduría para integrar la averiguación previa y cuál sería la fecha probable para que se pueda proceder en contra de los funcionarios que en la misma se denuncia, una denuncia que implica el involucramiento de 14 mil 500 familias del norte de ese estado. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputado Reyna García.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, señor diputado y celebro que usted coincida con nosotros en que la procuración de justicia requiere de disciplina, de eficiencia, de imparcialidad.

Sin duda que coincidimos. La aplicación de la ley debe hacerse sin distingos, la aplicación de la ley debe hacerse al margen de grupos o personales.

A sus reflexiones les daré respuesta considerando aspectos que son fundamentales: la corrupción, que es un problema que hemos venido enfrentando y en el cual hemos avanzado ha traído como consecuencia precisamente, y lo voy a señalar y están a su disposición los expedientes respectivos, que en esta administración de septiembre de 2000 a agosto de 2002, 4,255 servidores públicos han sido señalados como probables responsables de diferentes ilícitos y otros de faltas administrativas: l,065 de ellos han resultado probables responsables de algún delito, han sido sancionados administrativos 2,210, doy cifras al día de hoy, sujetos a procedimientos penales y administrativos o con órdenes de aprehensión y/o removidos de la institución 980.

Concretamente, como usted puede apreciar, en materia de sanciones administrativas 2,2l0 han sido sancionados administrativamente, destituidos 80, inhabilitados 206 y así podría yo darle cifras sobre el particular.

Qué lamentable es, en ocasiones, que malos servidores públicos y que han traicionado la confianza de la sociedad, por una deficiencia en el momento de que fueron separados de su responsabilidad, hayan sido reinstalados. Respetamos las decisiones del Poder Judicial y desde luego usted lo sabe, que cuanto somos notificados tenemos un tiempo que nos marca la propia ley para proceder a cumplimentar la resolución de los tribunales; hemos sido respetuosos, los hemos nuevamente reintegrado a su trabajo, pero yo difiero solamente en algo: yo preferiría que hicieran otro tipo de tareas a que continuaran traicionando la confianza social. Desafortunadamente, le quiero decir, que en el trabajo de combate a la corrupción, estos números que le acabo de señalar, prácticamente el 90% corresponde a personal con vicios, con antecedentes y que siempre se han separado del cumplimiento de su deber, pero seguiremos buscando su efectividad, seguiremos trabajando con aquellos que son leales a las instituciones, que son responsables, que tienen determinación para continuar con nosotros.

Tenemos que servir a los mexicanos y sabemos que contamos con la unidad de esfuerzo y de acción de todos. Precisamente, yo ya lo había señalado, requerimos de una Ley Orgánica que nos permita establecer una sustantividad en la estructura organizacional.

Hablaba yo de que en el tema administrativo me preocupaba mucho el gran estómago que tenía la institución; estamos proponiendo una nueva estructura, donde adelagazamos los mandos de control, donde adelagazamos los temas administrativos y le damos preferencia a lo sustantivo, donde con lo mismo y quiero recalcarlo, con lo mismo se está haciendo todo lo que usted ha escuchado; no hemos recibido mayores recursos, sí el esfuerzo del Congreso por dotarnos, el año pasado y este año, de una mayor capacidad para poder responder y darles una vida digna a los servidores públicos de la institución y reconozco el trabajo que hizo el Congreso, la Cámara de Diputados en ese sentido, que nos ha permitido sacar adelante a nuestros servidores públicos.

Respecto a lo que usted señalaba, somos muy respetuosos de esta soberanía; bajo ninguna circunstancia hemos violentado ninguna ley y lo único que queremos, a través de nuestra Ley Orgánica, es darle permanencia a la Agencia Federal de Investigación y que esa policía, como establece nuestra Constitución, que hoy se integra en una Agencia Federal de Investigación, ya nos permita, a través de nuestra ley, olvidar, olvidar a esa Policía Judicial Federal que tanto daño ha causado a la sociedad y que a través de sus acciones sometió a las instituciones y a la propia ciudadanía a acciones degradantes y que no podremos volver a admitir de ellos. Yo convengo con usted y sé que usted nos apoyará porque este es el sentido de nuestra petición.

Ha habido pérdidas de vida, es cierto. Hemos también, en el caso que usted ha señalado arriesgamos a diario en nuestras tareas y por eso tenemos que tener gente entregada al esfuerzo que hoy nos hemos comprometido.

La SEPADE ha intervenido en la Fiscalía de Delitos Electorales, ha intervenido en base a convenios establecidos con las procuradurías de los estados. Y quiero decirle que ahora los propios gobernadores han venido suscribiendo estos convenios. Nunca actuaremos, nunca actuaremos y esta es mi instrucción a la fiscalía, en contra de principios y en contra de que a quienes no admiten el trabajo de una institución que quiere trabajar, colaborar, de manera transparente, con ellos no haremos esa gestión cuando no se nos ha permitido hacerla.

Sin embargo he encontrado afortunadamente en todos los gobernadores y los procuradores una gran capacidad de apoyo y donde nos han pedido nuestra participación. No queremos enrarecer nada, seremos respetuosos siempre de la soberanía de los estados, seremos respetuosos de nuestras leyes y únicamente tratamos de colaborar en materia de capacitación y de orientación en estos temas.

La actualización del marco jurídico. Bueno, pues no es una tarea en cuanto al aspecto de saber qué ocurre con esta ley. Hay una consejería jurídica, hay un área que se encargue y es responsable de estas actividades. Seguramente le daremos respuesta a ello. Pero nosotros sí hemos presentado reformas a leyes sustantivas, donde lo único que queremos es proveer a nuestra normatividad mayores elementos para proteger a la sociedad de ilícitos que tanto le impactan.

Por ello, el proyecto de reforma hoy en relación con el AFI lo que busca es darle permanencia y no dar mañana vuelta atrás al esfuerzo ya emprendido y a los resultados obtenidos. Creo que la mejor condición de la procuración de justicia hoy y en el futuro será su permanencia y que este esfuerzo que hoy hacemos continúe bajo las consideraciones y desde luego el esfuerzo legislativo que tanto requerimos y al cual respetuosamente, como siempre, hemos acudido.

Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Tiene la palabra el diputado José de Jesús Reyna García, hasta por tres minutos, a nombre del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional.

El diputado José de Jesús Reyna García:

Alguna precisión nada más.

Compartimos desde luego que debería haber un combate continuo, permanente, esforzado, contra quienes desde adentro violan el sentido del deber y pierden la confianza de la institución. Yo celebro que así sea.

Quizá la falta de precisión de mi parte es que muchas veces estas reinstalaciones que la autoridad judicial da, muchas veces es producto de deficiencias en los procedimientos administrativos precisamente para que estos servidores públicos sean destituidos.

Esa es una prisión y la siguiente prisión es lo que yo decía relacionado con la Agencia Federal de Investigaciones. Ojalá que nuestro problema fuera de nombres, cambiando de nombre a la Policía Judicial por Agencia Federal de Investigaciones resolviéramos las cosas. Lamentablemente creo que no es así. Pero si se acompaña con otra serie de acciones y de medidas y de circunstancias que puedan todos y que podamos todos hacer, el Poder Ejecutivo, el Poder Legislativo, etcétera, creo que entonces sí podremos dar el cambio que realmente se necesita, que no es solamente de un cambio de nombres.

Yo espero que usted coincida conmigo, señor Procurador, de que la Constitución establece una policía al mando del Ministerio Público, la Constitución así lo dice. Y que la Ley Orgánica que este Congreso en su momento aprobó habla de una Policía Judicial Federal y que esta reforma al reglamento del año pasado dice que ahora se trata de una agencia especializada y que las referencias de esta ley se entenderán como hechas a esa agencia y por lo tanto ustedes prácticamente están reformando la Ley Orgánica.

Creo que en la ... y ahí lamento no coincidir con usted y en todo lo demás le digo que coincido sobe todo en este esfuerzo de tener una institución de mayor eficiencia y de mayor pulcritud al servicio de la sociedad mexicana.

Gracias.

El Presidente:

Muchas gracias señor diputado Reyna García.

Tiene la palabra el diputado Tomás Torres Mercado, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática hasta por cinco minutos

El diputado Tomás Torres Mercado:

Señora Vicepresidenta de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, señor Presidente de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos, bienvenido señor Procurador General de la República.

Y es generalmente en intervenciones de esta índole, repetida la expresión de que nos falta mucho por hacer, seguramente sería más adecuado establecer que cada quien hagamos la parte que nos corresponde.

En el Ejercicio Fiscal del año pasado, en el marco del Análisis de la Cuenta Pública, veíamos que el contenido de la Iniciativa de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público desestimaba el rubro de la Procuraduría General de la República.

Señor Procurador, los diputados por unanimidad, cuando los miembros de la Subcomisión Dictaminadora establecimos que era preciso fortalecer este rubro, igual que al inicio de la Legislatura en la que todavía estamos, nos dimos a la tarea de procesar, como lo pidió el Ejecutivo Federal, crear en el marco de la Ley Orgánica de la Administración Pública, la Secretaría de Seguridad Pública.

Es cierto, los valores fundamentales de la vida en sociedad, tiene que ver justamente con la vida, con la libertad, con la propiedad y con otro tipo de exposiciones. Si no hay seguridad ni certidumbre con relación a ellos, es difícil que una sociedad avance.

El Partido de la Revolución Democrática está convencido de que para que se dé en forma más o menos cabal una transición, es necesario invertirle a la justicia.

Y es que no solamente es procuración de justicia, es seguridad pública, es procuración de justicia, es administración de justicia y en la parte que toca al Derecho Penal, la ejecución de la pena.

No hay derecho más negativo , no hay derecho más negativo en la sociedad que el penal, porque entonces no ha sido posible corregir las conductas del ser humano si no es amenazándoles con la prisión, con la pena corporal o con la confiscación de bienes.

Seguramente que con franqueza habrá que decirlo, hay que expresar un reconocimiento señor Procurador General, a la labor hasta ahora efectuada. No coincidimos necesariamente en el concepto teórico de que el Ministerio Público es una institución de buena fe, todas las instituciones deben serlo y más que de buena fe, que actúen en el marco del principio de legalidad, sólo lo que la ley les permite u ordena, no más allá.

Señor Procurador General de Justicia, en la parte exterior de este Recinto hay un grupo de padres de familia de menores secuestrados, seguramente la expresión adecuada robados o sustraidos, me ha solicitado por conducto de un compañero de Fracción Parlamentaria, que ratificara su compromiso de una audiencia para tratar de modo particular los asuntos que plantea. Le ruego en la contestación, abordar este tema particular.

Le haré sólo unos planteamientos señor Procurador General; llama la atención y se ha ambientado el que el señor Procurador General de la República en el marco de su responsabilidad relativa a control de legalidad y constitucionalidad, haya formulado una denuncia ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación por una eventual invasión en la esfera de competencia federal por parte del Distrito Federal en lo que tiene que ver con la Ley para el Funcionamiento de Establecimientos Mercantiles. Me refiero a cosas que tienen que ver con la seguridad de las sucursales bancarias, pero nos preocupa, señor Procurador General, que siendo el Ministerio Público Federal parte en el juicio de amparo y conducto para la atención de los requerimientos de cumplimiento de ejecutorias de amparo, no haya hecho nada el Ministerio Público Federal adscrito para evitar la sustitución en el cumplimiento de una sentencia de amparo que vale ni más ni menos que mil 213 millones de pesos, que rebasa con mucho el presupuesto todo de la Secretaría de la Reforma Agraria, en el capítulo de la responsabilidad -insisto- como parte en el juicio de amparo y por ser evidentemente público el tema que le comento.

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor diputado Torres Mercado.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, señor diputado Torres Mercado.

En cuanto al tema inicial, qué bueno que compartimos esa inquietud, el decir: "tenemos que seguir haciendo" es algo que corresponde a un compromiso puntual de un servidor público que preside una institución como la Procuraduría General de la República, titular del Ministerio Público de la Federación y cuando decimos con toda convicción que hay mucho por hacer, es porque así es.

No debemos bajo ninguna circunstancia, y usted bien lo dijo, asumir que lo logrado nos va a satisfacer y que por ende lo que hemos omitido de hacer con el hecho de decir: "falta por lograrlo",no estamos comprometidos a hacerlo. El compromiso está hecho, es nuestra responsabilidad; seguiremos trabajando con esa intensidad y sobre todo, como usted lo señaló, la aplicación de la ley exige precisamente el respeto a la voluntad de quien la emite: el Congreso, pero es la voluntad del pueblo y la voluntad del pueblo está implícita en nuestra responsabilidad de actuar conforme al mandato constitucional, y lo cual seguiremos haciendo de esa manera.

No solamente ratifico mi compromiso con el grupo de padres de familia que han venido y que se han molestado en estar aquí. Es mi responsabilidad y mi obligación escucharlos, auxiliarlos, atenderlos, lo haré con mucho gusto. Quiero decirle en relación con ella, la Procuraduría de la República ha iniciado un programa para la localización de menores extraviados, ausentes o sustraídos. Algunos de ellos han sido ya localizados afortunadamente. Han pasado muchos años en varios de los casos, y esto nos dificulta el trabajo, pero hemos logrado una coordinación interprocuradurías, donde la Procuraduría General de la República coordina esta tarea y que en donde las entidades federativas y con auxilio de la Agencia Federal de Investigación y la oficina central Interpol-México, hemos logrado, en este año, al mes de agosto, la localización de siete menores, todo ellos han sido ya devueltos a sus familias y créame que este programa lo hemos asumido con toda nuestra decisión y convicción.

No solamente los apoyaremos, haremos que ellos estén muy pendientes del seguimiento que hagamos de cada una de las investigaciones.

Consecuentemente quiero decirle que esta solicitud de búsqueda y localización de estos menores la hacemos nuestra y con mucho gusto los voy a recibir a la brevedad posible.

Por otra parte, usted habló de control de legalidad y constitucionalidad. Desafortunadamente no es una facultad en donde mi arbitrio me permita eludirla. Es una responsabilidad atender todos los temas de acciones o de normas que no son congruentes con nuestro orden constitucional, solamente es ahí.

Esta es una responsabilidad, una facultad del Procurador de la República y la debe ejercer porque contrario a lo otro, estaríamos ante la condición de haber incurrido en una omisión por no haberlo hecho.

Sin embargo esto no tiene ni atenta contra absolutamente nada ni se trata exclusivamente, exclusivamente, con ello queremos dar congruencia y que la Corte interprete la norma como lo hemos solicitado.

Pero yo quiero decirle que la convicción de la Procuraduría de la República está con que debemos seguir trabajando en la seguridad de los mexicanos y que hoy compartimos esfuerzos comunes y confianza, la Secretaría de Seguridad Pública, la Procuraduría del Distrito Federal y la Procuraduría General de la República y estamos trabajando conjuntamente en todos estos esfuerzos.

En cuanto al tema que usted me señala, desde luego revisaremos la situación en que se encuentra este aspecto, que me imagino que es al que usted se refiere, donde se reclaman mil 200 hectáreas y que este juicio que interpuso una persona en contra de la Secretaría de la Reforma Agraria, se gane. Lo haremos con mucho cuidado, con responsabilidad y no nos apartaremos de la observancia de la ley, eso no lo dude, por favor.

En cuanto al tema -perdón y nada más aclarar- el tema de desaparecidos, quiero decirle que septiembre de 2001 -quiero ser más puntual- a agosto del 2002, se han registrado 213 casos de menores extraviados, de los cuales 107 han sido localizados, 80 a partir de la instalación en el mes de abril de esta mesa de coordinación sobre asuntos de menores extraviados, ausentes o sustraídos.

Y quiero decirle que en el tema hemos enviado cédulas de identificación a las Procuradurías Generales de Justicia Estatal y del Distrito Federal, pero descansaremos hasta que tengamos resultados. Esa es nuestra convicción.

Y por último, y aprovechando unos momentos nada más, en cuanto al tema del AFI, al señor diputado que me preguntó en relación con el AFI. No se trata de un cambio de nombre, se trata de cambios de estructuras, se trata de convicciones, de seres humanos que hoy están comprometidos a trabajar por los mexicanos, donde se privilegia las tareas de investigación, de análisis táctico, de inteligencia, aspectos que en la Procuraduría de la República no se observaban, pero yo coincido con usted y qué bueno que estamos juntos en esto, ojalá logremos que esta Agencia Federal de Investigación reúna los requisitos que usted bien ha señalado y que los mexicanos esperan de ella.

Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Para formular su réplica, tiene el uso de la palabra el diputado Tomás Torres Mercado, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática hasta por tres minutos.

El diputado Tomás Torres Mercado:

A modo, ciudadano Procurador General de la República, no de réplica sino de reflexión. Es cierto, hay cosas pendientes que hacer, la competencia de la Procuraduría General de la República tiene que ver con delitos del orden federal, y seguramente del universo general, no va más allá del 6%, la diferencia son del orden común.

Hay en la Comisión de Justicia y Derechos Humanos y en la Comisión de Puntos Constitucionales, una iniciativa que tiene que ver con la propuesta de los diputados, ¿por qué no la creación de cortes estatales, para que de manera definitiva juzguen, juzguen y conozcan de asuntos de determinadas materias y cuantía, sin necesidad de ventilarlos ante el fuero judicial federal.

Nos quedan algunas reflexiones, decíamos, es cierto, la Policía Judicial Federal, y seguramente la Aduanera, en una competencia planetaria en otro tiempo, bien pudieran haber quedado en el primero bis lugares de la corrupción.

Seguramente esto es motivo de ir haciendo esfuerzos de otra índole, la de reservas con relación a la Policía Federal Preventiva, en el capítulo sobre todo de caminos.

Hay un sector en este país, industrial-automotriz, que reclama mayor eficacia, y en el aspecto investigatorio le toca a la Procuraduría General de la República, con independencia de que jerárquicamente depende de la Secretaría de Educación Pública.

Por último, y con la venia del señor presidente, para concluir con mi participación, el Partido de la Revolución Democrática, el PRD, está convencido de que para avanzar en la corrupción y en la impunidad, cuente con el apoyo, de que no somos partidarios de los enjuiciamientos con nombre y apellido, porque establecemos que hay garantías individuales fundamentales que tienen que ver, decíamos, con juicio previo, con derecho de defensa y debido proceso.

Que en modo alguno que se lea acuerdos de la Cámara de Diputados, coyunturalmente coincidentes, que no tengan que ver con ese valor supremo. La Cámara no juzga, la acusación la soporta la procuraduría, y la sentencia la dictan los jueces. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias diputado Torres Mercado.

A continuación tiene el uso de la palabra la diputada Gina Andrea Cruz Blackledge del grupo parlamentario del Partido Acción nacional hasta por cinco minutos.

La diputada Gina Andrea Cruz Blackledge:

Como ya se manifestó en el posicionamiento de mi grupo parlamentario, todas y todos los mexicanos estamos deseos de una eficiente procuración de justicia, en la que no queden impunes actos de corrupción, actos de defraudación, actos perturbadores de la seguridad pública, en suma, actos que se aparten de la legalidad.

Señor presidente. Compañeras y compañeros legisladores. Señor procurador. Después de realizar un minucioso análisis del Segundo Informe de Gobierno, Acción Nacional considera que el combate frontal a la delincuencia, debe darse con la mayor eficiencia y eficacia posible.

Muchos de los atentados más graves contra el estado de derecho, se deben a la impunidad que genera una deficiente acción persecutora de los delitos, actuación correspondiente al Ministerio Público, quien como autoridad persecutora, tiene como objetivos: primero, el investigar los hechos, probablemente delictivos en su ámbito jurisdiccional; y, segundo, el de efectuar, conforme al ámbito de su competencia, la persecución de los delitos del orden federal, en los procesos jurisdiccionales, conforme a los Artículos 1º. Y 4º. Del Código Federal de procedimientos Penales.

El fenómeno se agrava, cuando la impunidad es producto de normas inadecuadas y capacitación deficiente del personal, además de la complicidad entre delincuentes y las autoridades que tienen el propósito y obligación de combatirlos.

Del Segundo Informe se destaca que la Procuraduría a su cargo tiene compromisos institucionales establecidos como lo son por ejemplo, el de elevar la efectividad en la integración de las actas circunstanciadas y averiguaciones previas, dentro de la investigación de los delitos del orden federal para alcanzar una procuración de justicia pronta, expedita, de respeto a los derechos humanos y apego al marco legal correspondiente, además del compromiso de no trabajar para crear falsas expectativas con aparente resultado, sino para proceder racional y ordenadamente hacia la institucionalización del cambio planeado.

Por otra parte, Acción Nacional está convencido de que debemos otorgar a la población la confianza de que los recursos públicos se utilizan con legalidad, transparencia, honestidad y eficiencia y que en el México de hoy ya no hay lugar para oscuros manejos de los mismos, ni tenemos por qué tolerar que las personas que manejen estos recursos sean deshonestos y le fallen con esta actitud a la sociedad mexicana.

No debemos confundir la acción de la justicia con la impunidad; si hay elementos jurídicos que justifiquen el ejercicio de la acción penal, que se ejercite sin miramientos y aplicando la ley hasta donde sea necesario.

Señor Procurador, la sociedad merece que sus autoridades respondan con hechos ante el flagelo de la delincuencia. En este contexto, para Acción Nacional es importante saber cuál es el estado que guarda la indagatoria por presuntas irregularidades que se detectaron en el Banco Nacional de Crédito Rural por el ex Director Oscar Terroba Garza, por el delito de peculado. ¿Se integró debidamente la averiguación?, ¿cuáles son los resultados hasta la fecha de este importante asunto?, que sin duda afecta a la sociedad en su conjunto y que se suma a una de las exigencias del estado de derecho, que es el de acabar con la impunidad.

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, diputada Cruz Blackledge.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, diputada.

Creo que en toda la primera parte de lo que usted expresó, coincidimos totalmente. Sin duda que requerimos de mayor eficiencia en el trabajo de las tareas sustantivas: ministerios públicos, los auxiliares inmediatos que son la policía, nuestros servicios periciales.

Por primera ocasión, la Procuraduría General de la República, tiene realmente planeada y ya materializado un servicio civil de carrera.

Aquí se comentó hace un momento que cómo queremos tener servidores públicos cuando no les garantizamos desarrollo, vida digna y que desde luego, ellos puedan seguir en este trabajo confiados en que las instituciones les permitirán lograr a final de cuentas la satisfacción de una retribución que les permita continuar con su vida personal y familiar.

El servicio civil de carrera en la Procuraduría de la República era inoperante, en la actualidad mediante la aplicación de mecanismos eficientes se ha impulsado este servicio como fuente de estímulos y garantizando la promoción, por primera ocasión, la promoción en base a la antigüedad, desempeño, transparencia, honestidad que refleja el servidor público.

Aquí ya no hay decisiones unilaterales ni los recomendados, ni aquellos que por alguna razón siempre son fruto de amigos o de aquellos que por alguna razón, quieren regresar a tareas que por algún motivo les son muy atractivas. Esto se acabó.

En la presente administración quiero informarle, en materia de profesionalización, 218 ministerios públicos han sido promovidos por concurso, por primera ocasión de oposición, mientras que en la anterior no se realizaron los censos del ministerio público bajo este sistema.

También cabe mencionar que en el período que se informa se han promovido a 126 agentes de la Agencia Federal de Investigación por exámenes de conocimiento; también sin antecedentes. Y en el periodo 2001-2002 se han impartido 42 cursos, seminarios, diplomados, que en relación con los anteriores no hay antecedentes.

Queremos elevar la calidad de nuestros servidores públicos; tenemos que garantizar certeza jurídica a los ciudadanos y qué bueno que usted lo precisa y qué bueno compartimos esta tarea y este compromiso.

Por lo que se refiere al aspecto que usted señalaba, también la Procuraduría General de la República viene intensamente trabajando en materia de delitos, como se le ha denominado, de cuello blanco. La Procuraduría de la República trabaja en el grupo de acción financiera internacional y se combate de manera frontal y se aportan nuestras sugerencias para establecer que estos delitos ya no puedan ser objeto de impunidad.

Este fenómeno es complejo, cada vez son mayores las estructuras económicas, nacionales e internacionales y han surgido nuevas formas de delincuencia de contenido económico, lo que dificulta la tipificación de dichas conductas.

Les hemos pedido al Congreso en una reforma, precisamente que nos apoyen para que vayamos haciendo congruente el esfuerzo en estas tareas, precisamente fortaleciendo como usted bien lo decía, nuestras normas que empiezan algunas de ellas a ser inadecuadas.

En el caso de robo quiero decirle a usted que se ejercitó acción penal que de acuerdo y a criterio del juez señaló y no concedió la orden de aprehensión, actualmente está pendiente de resolverse la apelación, el recursos interpuesto por la Procuraduría General de la República. Pero esto no implica que en su caso y en el caso que fuera confirmado, continuemos trabajando en base a la libertad que en el ámbito de nuestra sociedad tenemos para perfeccionar el trabajo de la investigación.

No haremos nunca, nada que la ley no nos oblique a hacer. Y no haremos menos de lo que nos exige a realizar. Actuaremos con transparencia, con responsabilidad. Nuestro respeto absoluto y pleno a las personas y a las instituciones.

Y desde luego la tarea de la institución, yo decía hace algunos días y siempre ha sido parte de lo que yo he expresado públicamente: La impunidad no debe permitir la exigibilidad de la vigencia del estado de derecho es de todos. La responsabilidad de la Procuraduría de la República está en la aplicación de la ley.

El perfeccionamiento del marco que rige a las instituciones está precisamente en manos de quienes están obligados a velar por ellas. Nosotros pondremos siempre lo que nos corresponde con transparencia, con responsabilidad y con respeto pleno a las garantías de todos.

Por último si me lo permite señor presidente para concluir, hay un compromiso institucional efectivamente. Por primera ocasión la Procuraduría de la República trabaja en base a indicadores, en base a evaluaciones, en base a revisión de resultados. Cada servidor público tiene compromisos institucionales que tiene que cumplir. Por ahí deviene el abatimiento de rezago en mandamientos judiciales, en averiguaciones, en las tareas de localización y cumplimiento de mandamientos ministeriales, etc.

Hemos abatido en gran parte el rezago de ello, rezago histórico. Ahí está la eficiencia en la materia de aquellos ilícitos que llegan a obtenerse el correspondiente pronunciamiento de los tribunales, la eficiencia de la Procuraduría es sumamente importante en ello. Pero sin duda que hay que seguir trabajando en establecer mecanismos para que los servidores públicos, con su trabajo y desde luego con su preparación, tengan mayor eficiencia.

Por último, los recursos públicos de la institución son los mismos que hemos recibido desde que iniciamos nuestro trabajo y los mismos que se recibían anteriormente a él.

Todo lo que aquí hemos expresado se ha hecho con lo mismo. El apoyo que hemos recibido por parte de esta soberanía nos ha permitido mejorar las condiciones de vida de los trabajadores, de los servidores públicos de la Procuraduría de la República. A ellos se dirigió esa oportuna participación y desde luego la inquietud de este Congreso para fortalecer los sueldos de los servidores públicos de la Procuraduría de la República.

Pero sin duda que el adelgazamiento del gasto interno, el evitar gastos superfluos, el darle una debida planeación y destino a los recursos de la institución ha permitido que estas nuevas instalaciones y estructuras hayan salido precisamente del trabajo en el manejo óptimo de los recursos internos.

Por ende, nos preocupamos mucho que los recursos del pueblo mexicano, aquellos aspectos que nos toca conocer a través de las denuncias que presenta quien deba presentarlas, nos preocupa mucho que vayan al destino final por el cual fueron precisamente comprometidos. Ese es nuestro trabajo, así lo seguiremos haciendo, pero siempre velando por los mexicanos, velando por su patrimonio, cuya defensa nos corresponde atender con toda responsabilidad. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor procurador.

Para replicar, en nombre del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional, tiene la palabra el diputado Víctor Hugo Sondón Saavedra, hasta por tres minutos.

El diputado Víctor Hugo Sondon Saavedra:

Gracias, señor presidente. Compañeros legisladores, señor procurador:

Las instituciones encargadas de la procuración de justicia son responsables de garantizar una vida digna y segura. Ante ellas se ejercen los derechos y libertades en el marco normativo. Todo ello conjugado en un clima de absoluto respeto a la ley y a las convicciones nacionales.

La Procuraduría General de la República debe tener como ejes fundamentales el que la sociedad mexicana tenga una procuración de justicia apegada a derecho, con un profundo respeto a los derechos humanos y sobre todo que sea pronta y expedita.

La procuraduría General de la República debe conformar un sistema integral de justicia que proporcione seguridad y que responda a los reclamos de la sociedad.

Acción Nacional está convencido, de acuerdo a su congruencia histórica, que la Procuraduría debe modernizar su organización administrativa, proporcionar una total transparencia a todos los procesos y optimizar y aplicar racionalmente los recursos humanos, materiales y tecnológicos con que cuenta.

Del análisis hecho al segundo informe observamos en su gestión al frente de la Procuraduría que se ha avanzado, implementando acciones como la de crear un sistema de planeación estratégica y la ventanilla de intercambio de formación entre la Conferencia Nacional y el Sistema Nacional de Seguridad Pública, con lo que se garantizan mecanismos de control y el acceso e intercambio de información.

Sin embargo, una deficiente acción persecutoria de los delitos en un ambiente de creciente inseguridad, generadora de impunidad, que acrecienta uno de los problemas de mayor relevancia que lesionan al estado de derecho.

El grave rezago en el cumplimiento de mandamientos judiciales e integración de averiguaciones previas subsiste en la actualidad, por lo que se debe fortalecer los programas especiales de abatimiento de las mismas con el fin de reducir el retraso en que se encuentran y fortalecer el desarrollo profesional para que se logren mejores resultados.

Para los legisladores del grupo parlamentario de Acción Nacional nos queda claro que debe afrontar y combatir a la delincuencia con mayor rigor en todas sus dimensiones y en todos sus riesgos, para que la sociedad mexicana tenga por seguro que todos aquéllos que se aparten de la observancia de la ley deberán ser presentados ante la autoridad correspondiente para que ésta les imponga la sanción que la ley exige y así la procuración de justicia sea una realidad.

 No debemos permitir que por encima del estado de derecho prevalezca el chantaje y la confusión en asuntos meramente jurídicos y éstos sean tratados con apego irrestricto a la ley, sin que medie la componenda política. Finalmente el pueblo de México sabrá distinguir entre la aplicación de la ley y el recurso de huelga orientado para inferirla.

Como expetrolero le pido a mis compañeros que no apoyen el movimiento de huelga convocado por el sindicato, pues lo único que se pretende es impedir la rendición de cuentas ante la autoridad y a costa de la economía del país.

Señor Procurador, energía y eficacia en el cumplimiento de la ley. Gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor diputado Saavedra.

A continuación tiene el uso de la palabra el diputado Rubén García Farías, del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional, hasta por cinco minutos.

El diputado Rubén García Farías:

Señor Procurador, ciudadanas diputadas, ciudadanos diputados, señoras y señores:

Vamos a suponer, aceptando en términos de lo expuesto por su titular, que la Procuraduría de la República va bien, que la lucha contra la delincuencia federal sujeta esta afirmación a un mayor análisis, marcha bien.

Los aseguramientos de droga y de traficantes son muy plausibles; algunos altos capos, otros más, delincuentes que no por ser de baja estofa son menos peligrosos, pero existe la percepción de que falta una visión y una acción de conjunto que permita hacer prevalecer el estado de derecho no sólo en lo que corresponde a la delincuencia, sino también a otros fenómenos como ilicitud, corrupción, arbitrariedad, desvío de poder, lenidad, apatía institucional, ineficiencia y falta de una cultura de legalidad. Esto, desde luego, me podrán contestar que no es actual y únicamente responsabilidad de la Procuraduría ni de su titular Macedo de la Concha.

Esto es lo que llamarían algunos una política nacional de justicia de la que hemos carecido los mexicanos. También esto, digo yo, merece un examen más profundo.

En cuanto al texto del informe presidencial, hubo una frase que desorientó a algunos, que inquietó a otros y que preocupó a otros cuantos. Dice ahí que se pretende alejar a la Procuraduría General de la República del esquema reactivo con que operó históricamente.

Es de todos conocido que el orden constitucional mexicano separa en dos autoridades distintas las tareas de prevenir los delitos y las de investigarlas. En una línea del tiempo diríamos que la autoridad preventiva actúa antes del delito y la investigadora después, por eso la investigación tiene que ser reactiva y los límites constitucionales impiden la investigación de los delitos no cometidos, es decir, prohíben la función inquisidora.

Hay quienes creen que el Presidente no quiso decir lo que dijo, tal como le ha sucedido en otras ocasiones y que por eso no nos debe asustar la frase, pero hay quienes pensamos que dijo lo que quería decir y que eso es el preludio de un estado policíaco de corte fascistoide y opresor. Habrá que estar atentos de quiénes tienen o tenemos la razón.

Yo soy de los que tienen la percepción de que usted, Procurador Macedo de la Concha, está esforzándose por hacer bien su trabajo; he observado atentamente el desarrollo de las actividades de la Procuraduría y he advertido algunas mejoras de esa institución.

Sin embargo, y en eso vuelvo a una argumentación del diputado Reyna, sin embargo no sé si ya empezaron a rendir sus frutos o no ha llegado todavía ese tiempo. Llama la atención que el Informe Presidencial omite los datos numéricos fundamentales.

Son tres, repito, los parámetros básicos de medición del trabajo de la autoridad investigadora:

Las relaciones entre flagrancia y órdenes de aprehensión, porque son estas últimas las que determinan la capacidad investigadora.

La relación entre consignaciones y sentencias condenatorias, porque es lo que refleja la calidad procedimental y litigiosa.

La relación entre averiguaciones previas y sentencias condenatorias, porque es lo que nos dicen los índices de impunidad.

¿Por qué no se mencionaron estos datos en el Informe si las cosas van bien? ¿O no debieran decirse?

Por último, en otra frase del Informe se dijo que se ha pasado del uso predominante de la fuerza a privilegiar la investigación y la inteligencia. La verdad es que México abandonó el uso de la fuerza en la investigación criminal desde las trascendentes reformas de 1991 y 1994. A partir de entonces la fuerza fue aislada y prohibida, no predominante.

Surgen entonces algunas interrogantes. ¿Conoce estos referentes el Presidente? ¿Lo sorprendieron? ¿El quiere sorprender a congresistas, a los que se cree desinformados? ¿O es otro de los párrafos en los que dijo lo que no quería decir?

Gracias señores.

El Presidente:

Gracias diputado García Farías.

Tiene la palabra el Procurador General de la República.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, señor diputado.

Sin duda, y lo único que quisiera precisar del inicio de su intervención y lo cual agradezco sus cuestionamientos, mi compromiso, mi responsabilidad y la de todos los servidores públicos de la Procuraduría General de la República es que no existan las suposiciones, en la aplicación de la ley no debe haberlas. La verdad debe imperar siempre. No lo que se dice, no lo que me contaron, no lo que creo.

La percepción de una acción de conjunto para hacer prevalecer el Estado de derecho, sin duda, indispensable, fundamental. La cultura de la legalidad es un tema que hemos asumido y que hemos abordado de manera decisiva y que afortunadamente hoy le informo a usted, a esta soberanía y a la ciudadanía que el Consejo Ciudadano ha dado un apoyo irrestricto en este tema.

Usted observará diariamente en spots de radio, de televisión y a través de otros medios de comunicación, precisamente invitando a la ciudadanía a que denuncie, a que confíe, a que crea en la Procuraduría General de la República. Sabremos responder con hechos, sabremos responder con resultados.

Reactivo. Qué bueno que lo dijo, qué bueno que me permite aclararlo.

Lo que se dijo es lo que siempre sucedió, la investigación se basaba enla oportunidad de tener enfrente un delincuente y llevárselo a la cárcel, pero nunca de buscarlo, nunca de utilizar información, de llevarlo a las investigaciones, de elaborar bancos, vínculos, estructuras. Estrategias que permitieran hacer un seguimiento puntual de aquellos que delinquen.

Lo que se quiso decir aquí es que la Policía Judicial Federal utilizaba su autoridad para someter a la ciudadanía para violentar los derechos de todos y para utilizar prácticas de corrupción que obviamente redundaban en la impunidad.

Los policías de antes, vestidos de negro, con joyas, con vehículos último modelo, con grandes propiedades, etc., no tienen cabida en el sistema actual de procuración de justicia.

Ustedes me lo han reclamado, ustedes me lo han exigido y con hechos y resultados estamos dando la batalla para que estos malos servidores públicos se vayan a la cárcel, que se vayan de la institución y que dejen de lastimar a los mexicanos

Prevenir delitos es una de las tareas fundamentales, cada quien hace la que le corresponde, hay una política nacional en materia de prevención del delito, tenemos que trabajar en ella, tenemos que seguir insistiendo en ello.

La Agencia actual de Investigación, le aseguro y lo digo con mucho respeto señor diputado, no tenga usted duda, no está dirigida a tener un corte, como el que usted mencionó; conozco bien ese tipo de cortes y sé muy bien el contenido de su apreciación, le aseguro y lo invito a que venga a conocer cómo trabaja una institución que busca rescatar dignidad a través del esfuerzo que hoy realiza.

Qué bueno que usted lo señaló en cuanto a Indicadores y Evaluaciones, qué bueno que usted lo dijo y qué bueno que hoy sí se hace. Le voy a dar cifras, si usted me lo permite, porque yo no tengo empacho al hacerlo porque es mi responsabilidad, es mi obligación y seguramente el señor Presidente no las precisó en su Informe porque estas son cifras que infieren en datos establecidos y que diariamente varían pero que existen y las tengo, si usted me lo permite se las voy a señalar.

Averiguaciones Previas, se recibió en la Administración con un rezago de 52 mil 127 averiguaciones previas, misma que se ha abatido en un 73.4% quedando pendientes 13 mil 861; se han iniciado 121 mil 352 en esta Administración , se han despachado 96 mil 111, que representan una efectividad de 79.2%.

Averiguaciones Previas Determinadas, recibidas en la Administración anterior, 52 mil 127 , el 73% han sido determinadas, iniciadas en 121 mil 352 en 79% determinadas.

Sentencias Condenatorias, se tiene una efectividad de 94.3%, está compuesta por un total de 34 mil 133 sentencias dictadas de las que 32 mil 160 resultaron condenatorias.

Esto denota la calidad en el desempeño de los actuales Agentes del Ministerio Público de la Federación y también, señor diputado, ojalá tengamos la oportunidad de recibirlo y que usted lo palpe directamente.

Todo esto que yo he señalado está documentado, su exhorto de que trabajemos como usted lo ha señalado, lo asumo con responsabilidad y con seriedad, no escatimaremos esfuerzo para corresponder a su inquietud y a usted a lo que expresó ahora.

La institución, los servidores públicos de la Procuraduría General del a República, vemos con claridad a los ojos de los mexicanos, no tenemos nada que ocultar ni de que avergonzarnos, lejos de ello, estamos construyendo una institución digna para los mexicanos, para aquellos que reclaman justicia, para aquellos que reclaman seguridad.

Seguramente continuaremos con este esfuerzo y seguramente la sociedad nos reclamará el no haber cumplido con nuestro compromiso. Yo le digo a usted y a esta soberanía, la Procuraduría de la República seguirá en su empeño por satisfacer lo que usted hoy bien nos ha señalado y por satisfacer todo aquello que nos hemos comprometido con los mexicanos.

Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias, señor Procurador.

Tiene la palabra el diputado Rubén García Farías, hasta por tres minutos en representación del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional.

El diputado Rubén García Farías:

Señor Procurador: Entiendo el consuno que ha surgido de varios de quienes hemos abordado esta tribuna, para reconocer su trabajo, sus expresiones son claras y aceptables. A mí me despierta confianza y yo le digo: yo soy del PRI, ya lo escuchó, soy abogado, he sido político honesto; estoy en contra de la impunidad, estoy en contra de que alguien no reciba su castigo por un ilícito, pero a mí me preocupa -y esto ya no es suposición- que a la Procuraduría se le entreguen como hechos consumados, como juicios terminados algunos asuntos desde la Secretaría de Barrio, la Secretaría de Barrio que por los recursos mediáticos con que cuenta nos anuncia la comisión de delitos, aventura los castigos, aventura las averiguaciones, etc., etc.

Para que la lucha contra la impunidad no sea facciosa, yo diría señor Procurador, que se tenga la templanza, que se tenga la honestidad, que se tenga la imparcialidad, como dicen en el campo: que sean parejos, pues, que sean muy parejos y que se profundice en las investigaciones de los fondos extranjeros a la campaña de Fox, la cual estaba y está estrictamente prohibido por las leyes federales.

Se precisa saber que hay un interés de parte del gobierno, de que los "Amigos de Fox" interpongan amparos para que el pueblo de México no sepa los intereses que existieron de parte de fondos extranjeros para otorgar recursos para campañas políticas, lo cual obviamente también es lavado de dinero.

Parejitos, parejitos. Recordemos siempre que la justicia para serlo, para no ser draconiana con unos, con otros lenidad, suavidad, se necesita energía, verticalidad, y si esto es así, qué bueno por el pueblo de México, si no, como aquí se ha dicho, nos lo reprocharán ahora y posteriormente.

Gracias.

El Presidente:

Gracias, diputado García Farías.

Para formular su intervención conclusiva, tiene la palabra el Procurador General de la República hasta por diez minutos.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Señor Presidente, si usted me lo permitiera y le pediría un tiempo razonable, nada más para dar respuesta -si usted me lo autoriza- a un cuestionamiento que realizó el Partido del Trabajo, el grupo parlamentario del Partido del Trabajo.

Y atendiendo a la pluralidad con la que usted se ha expresado y atendiendo que esta soberanía exige y solicita de la Procuraduría de la República, se dé respuesta a todos los cuestionamientos, respetuosamente le solicito su venia.

El Presidente:

Le reconocemos la disposición para obsequiar las preguntas de todos los legisladores que le han formulado, señor Procurador.

El Procurador Rafael Macedo de la Concha:

Muchas gracias, señor Presidente.

El Partido del Trabajo me hace algunos cuestionamientos relacionados, ¿qué si ha tenido la efectividad que se hubiera deseado en la Ley Federal contra la Delincuencia Organizada? Se estableció en el artículo segundo la creación de una nueva figura delictiva.

Vemos en lo referente a los delitos contra la salud y no obstante la detención de algunos de los principales dirigentes de estas organizaciones delictivas, la producción, distribución y consumo de drogas no se ha erradicado, antes al contrario, también la producción de drogas sintéticas se ha aumentado.

Es el consumo de drogas por parte de la población joven, más aún lo niños también ya son consumidores, queremos conocer puntualmente ¿qué es lo que la Procuraduría hace para combatir las ciudades, este lacerante mal, como ejemplo tenemos el estado de Sinaloa donde el número de agentes, en lugar de aumentar disminuye?

Queremos que nos informe cuáles son los avances que se tienen en las investigaciones de homicidios en Ciudad Juárez.

Un delito que preocupa a la población mexicana, el secuestro de personas, tráfico de menores, queremos conocer los avances de ellos, en las operaciones con recursos de procedencia ilícita, delito vinculado directamente al narcotráfico.

¿Se tienen medidas efectivas para que no sea posible lavar dinero?

Al tráfico de indocumentados, es aberrante la poca efectividad de la actuación de la Procuraduría, ¿cómo nos puede explicar el que miles de personas diariamente cruzan el río nacional conducidos por traficantes de personas?

El robo de vehículos se ha comentado y la sociedad padece, desde luego que robar y movilizar vehículos requiere de gran infraestructura, cada vehículo que se roba en nuestro país para ser vendido en otro, tiene que salir por algún punto fronterizo. La respuesta todo el pueblo lo sabe y la autoridad también.

Muchas gracias, señores legisladores del Partido del Trabajo.

Yo nada más quiero precisar que la responsabilidad de la Procuraduría es la investigación de los delitos, pero dentro de la política pública definida por las instancias nacionales responsables de la prevención del delito, la institución ha contribuido con acciones tales como, hemos logrado el enlace con 1963 instituciones con diversos organismos públicos estatales y municipales, instituciones privadas académicas, con organizaciones sociales, con las cuales se ha concertado la colaboración de acciones en la prevención del delito, farmacodependencia y apoyo en campañas de divulgación.

Además se celebraron 37 convenios con instituciones, asociaciones civiles con los mismos fines; designamos responsables en la materia en cada una de las delegaciones de nuestro país.

Quiero agregar aquí, para conocimiento de la soberanía y de la ciudadanía, que por primer ocasión, la Procuraduría General de la República cuenta, ya por acuerdo del Procurador, con unidades de derechos humanos en toda la República, en cada una de sus delegaciones que han desparecido los separos en la Agencia Federal de Investigación, que tenemos, en todas ellas, hoy, elementos dedicados a verificar que no se violenten los derechos de los mexicanos.

La atención de las víctimas también parte fundamental de nuestras tareas y como ya le informé, hoy es una realidad y hemos buscado con calidad una y desde luego con una debida atención, atender a todos aquellos que son víctimas del delito.

Hemos designado responsables en delegaciones, en materia de prevención de delito; se han realizado 735 foros; se han impartido instituciones educativas, más de mil 900 pláticas a más de 138 mil personas, etcétera.

La delegación de Sinaloa ha disminuido, en el personal le quiero mencionar que se envió apoyos de Ministerios Públicos, Policías Investigadores, Secretarios Administrativos y se han cubierto cuatro vacantes sustantivas. Actualmente la Agencia Federal de Investigación realiza un nuevo despliegue estratégico.

Yo quiero señalar que prefiero gente que trabaje al servicio de los mexicanos y que no se sirvan de ellos.

Tenemos poca confianza, muy poca confianza en aquellos que a veces son destacados y que todavía siguen perteneciendo a aquella policía, que no entiende, que traicionar la confianza de la sociedad, tendrá que tener su sanción, no lo permitiremos. Y por eso trabajamos hoy con aquellos que nos han garantizado atención a la ciudadanía, y desde luego lealtad y fortaleza en el esfuerzo y entrega plena a su trabajo.

Lo principal es que el trabajo ahora es de investigación y nueva presencia, existen unidades de reacción en el centro del país, para ser utilizadas cuando las tareas de investigación así lo requieren.

Con ello, quiero señalar, para contribuir con esta respuesta, que también el trabajo que hoy hacemos, lo hacemos a la luz de la sociedad para que lo aprecie, para que nos señale qué es lo que no estamos haciendo bien, pero también para fortalecer el esfuerzo de la institución con la apreciación ciudadana.

También invitamos al Partido del Trabajo, que venga y que conozca, en todo lo que hoy nos comentó y que tanto les preocupa, que venga y que conozca de cerca el esfuerzo que realizamos.

Muchas gracias, señor presidente, y si usted me permite, concluiría con mi exposición final. Muchas gracias.

Señores diputados, quisiera expresar, si ustedes me lo permiten, mi más profundo y sincero agradecimiento a todos ustedes, por la oportunidad de compartir y analizar juntos las actividades y los resultados alcanzados por la Procuraduría General de la República en la presente administración.

Sin duda que la convergencia de diversas posturas han contribuido a enriquecer este ejercicio republicano, nos habla de un cambio tangible en el modo de ejercer el poder público, nos habla de democracia, de federalismo y de cambio.

Anular esta pluralidad, sería atentar contra la esencia misma de todo estado moderno. El diálogo que hemos sostenido hoy, ha sido una experiencia enriquecedora, porque los planteamientos e inquietudes aquí formulados, son la expresión de las principales preocupaciones de los mexicanos en materia de justicia, y por lo mismo constituyen una guía muy importante en nuestro quehacer cotidiano.

He escuchado con atención los posicionamientos de los partidos de Convergencia Democrática, Partido Social Nacionalista, Verde Ecologista, de la Revolución Democrática, del Trabajo, de Acción Nacional y del Revolucionario Institucional.

Compartimos las preocupaciones que se resumen, en el fortalecimiento del estado de derecho, el combate al narcotráfico, al secuestro, al tráfico de personas y de menores, de armas, a los delitos ambientales y de propiedad intelectual, a la corrupción, a la impunidad y al abuso del poder.

Por supuesto, es nuestra prioridad, trabajar por los derechos humanos, especialmente de grupos vulnerables como el de los indígenas, así como por la equidad y la igualdad de géneros, en el ámbito que nos corresponde, tan es así, que hemos instalado una mesa para lograr estos objetivos.

Los resultados y actos numéricos específicos, ya obran en poder de esta soberanía, como Anexo al Segundo Informe de Gobierno, precisamente en él se establecen las acciones que realizamos para trabajar por la seguridad y el acceso efectivo a la justicia, para fortalecer la prevención de las adicciones, la colaboración de las instituciones, la cooperación internacional, con respeto a la soberanía de nuestro país, así como para proteger la libertad y la integridad de las personas.

Las puertas de la Procuraduría General de la República, han estado y seguirán abiertas para la sociedad, principalmente para que las familias que sufren la desaparición de sus seres queridos, sean debidamente atendidas, sabremos corresponder a su confianza.

Somos solidarios con esta demanda, y en la medida de nuestra responsabilidad, de nuestra competencia, trabajaremos para atenderla con la sensibilidad y agilidad que merecen.

Tengan ustedes la seguridad de que la convicción y empeño de quienes formamos parte de esta Procuraduría, está dirigida a recuperar el lugar que le corresponde dentro del Estado y hacer la institución que quieren y exigen los mexicanos.

Hoy, los problemas que enfrentamos no son menos graves que ayer ni menos complejos, pero hemos probado con los hechos y con resultados, que la estrategia para enfrentarlos va por el camino correcto.

El derecho, como mandato originado de la voluntad de un pueblo y el respeto a las leyes como expresión de aquél, son parte indisoluble del pacto social y el fundamento de las instituciones de nuestro país. En esto no declinaremos, esto es nuestra convicción y esta es nuestra responsabilidad. Velar por el estado de derecho y sus fines, corresponde a ello y desde luego a nuestra obligación constitucional y una de las razones primarias que anima la existencia de la Procuraduría General de la República. Por ello, con el convencimiento que de la justa y oportuna aplicación de la ley, esta es condición indispensable para el óptimo desarrollo del país.

Por encima de los intereses particulares o de grupo, está el interés de la Nación. Esta es la premisa fundamental en la actuación de la Procuraduría General de la República, que tengo la certeza que ustedes comparten con nosotros.

Cumpliremos cabalmente nuestra responsabilidad con indeclinable convicción de que el respeto a los derechos fundamentales de las personas, la División de Poderes y el apego irrestricto a la ley, son pilares del estado de derecho y no pueden socavarse porque sería fracturar la esencia misma del Estado, de sus instituciones y la credibilidad de nuestra sociedad en la misma.

La concepción del estado democrático de derecho tiene como fin el desarrollo humano en lo individual y lo social, que inspira a la convergencia de esfuerzos de las instituciones con la sociedad civil. De allí que la creación de un sistema más justo que supere los rezagos sociales y que dé respuesta a las aspiraciones de los mexicanos no depende solamente de un Poder o de un nivel de gobierno, todos tenemos el ineludible deber de coadyuvar en esta tarea. La convergencia en la pluralidad es lo que nos permitirá insertar en el panorama nacional soluciones de gran trascendencia no sólo para la actualidad, sino para el futuro.

Fortaleza e independencia de los Poderes de la Unión, asegura actuación imparcial y objetiva en el ejercicio del Poder. El Poder Judicial de la Federación ha realizado su tarea como garante de la constitucionalidad, nuestro respeto al Poder Judicial y desde luego a su responsabilidad ante la Nación; mientras que el Poder Legislativo ha sido voz y expresión del pueblo.

En la Procuraduría General de la República sabemos que el combate al crimen requiere la potestación de las acciones públicas con esquemas de cooperación entre los niveles de gobierno.

Ha sido fundamental el despliegue federalista, el federalismo es la más viva de las raíces de la unidad nacional basada en el respeto mutuo. Mi reconocimiento a las autoridades estatales y municipales que se han sumado en el frente común con respeto absoluto a la ley para combatir en mejor forma la delincuencia, intercambiando información y generando acciones conjuntas de prevención y de procuración de justicia.

En ese mismo tenor, hemos incrementado la cooperación internacional, instrumento básico para hacer frente al problema global de la delincuencia trasnacional. La función de un papel más activo en las relaciones multilaterales, nos ha permitido tener autoridad moral ante la comunidad internacional y renovar el espíritu y confianza entre las naciones.

Este es el resultado de un esfuerzo a nivel nacional para mejorar la percepción ciudadana, respecto de la institución.

El estado de derecho democrático abre a la sociedad una participación creciente en la gestión pública potenciando su eficacia; reconocemos en la sociedad civil nuestro juez más severo, pero también nuestro mejor aliado.

Si usted me permite, señor Presidente, quisiera concluir, seré breve.

Nuestra institución se encuentra bajo el escrutinio de una sociedad civil cada vez más activa que se ha incorporado institucionalmente para evaluarnos por medio de consejos nacionales y locales.

Quiero hacer un reconocimiento al Poder Legislativo por el interés que ha mostrado para trabajar en el perfeccionamiento del marco jurídico penal y generar mejores herramientas para la investigación de una criminalidad más especializada, más globalizada y con mayores capacidades económicas pero siempre respetando los principios que han dejado huella en nuestra historia jurídica y primordialmente protegiendo la dignidad de las personas con todos los derechos que engloba.

El México de hoy exige un renovado sistema de justicia penal que respete el federalismo, pero que disminuya las diferencias procesales y sustantivas en aquellos casos en que no se justifique la discrepancia; que consolide el sistema acusatorio pero que impida que los formalismos se traduzcan en impunidad y que reivindique a las víctimas del olvido al que han sido relegadas por años.

Señoras y señores legisladores: tenemos la certeza que la consolidación de la democracia tiene como sustento un estado de derecho donde la aplicación estricta de la ley sea una regla sin excepciones; que no debe generar ni confrontaciones ni divisiones entre las fuerzas políticas y mucho menos entre los poderes públicos, porque en última instancia todos trabajamos por un mismo objetivo: México.

Celebro las diferencias de criterio y opinión, que lejos de llevarnos a una erosionante descalificación mutua, deben servirnos para mejorar nuestra actividad diaria en el desarrollo de las tareas que nos competen, con el único fin de servir a nuestro país. Estoy seguro que ustedes comparten este criterio.

Ante ustedes señores legisladores, refrendo el compromiso de fortalecer la autonomía en la procuración de justicia, de respeto a los derechos humanos, de estricta aplicación de la ley, de lucha contra la corrupción y la impunidad. En suma, de respeto y fortalecimiento de nuestro estado de derecho.

Lo que nos inspira y nos obliga es la exigencia social de seguridad y de justicia, a ella respondemos con acciones y resultados como los que hoy hemos expresado. Seguiremos trabajando para cumplirle a los mexicanos.

En la medida que logremos actuar con voluntad integradora haciendo de la pluralidad nuestra mejor fortaleza. Haremos de este país un México más vital, más creativo y más productivo.

Los mexicanos quieren vivir en armonía. Los mexicanos queremos vivir en armonía. No queremos perder el rumbo en pugnas intestinas que debilitan el esfuerzo nacional. Salvaguardemos los principios que a lo largo de la historia nos han dado sentido e identidad.

Debilitar nuestro estado de derecho es retroceder en nuestros ideales. Trabajemos todos en unidad con el único objetivo: México. Muchas gracias.

El Presidente:

Muchas gracias señor Procurador General de la República.

Señora vicepresidenta de la mesa directiva de la Cámara de Diputados; señoras y señores diputados; invitados y funcionarios; amigos todos; señor Procurador General de la República:

Para esta Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados, han resultado muy importantes la presencia y los mensajes del Procurador General de la República.

Los tiempos mexicanos actuales no son sencillos ni de fácil interpretación en materia de justicia; no lo han sido desde hace muchos años. Han existido sin embargo, diversos factores y elementos que han determinado importantes votos de confianza hacia el desempeño de la actual administración de la Procuraduría. Algunos devienen de resultados tangibles y concretos; algunos otros devienen de acciones prospectivas que habrán de redituar en los tiempos futuros; otros más provienen de la expresión de intenciones que no por ser intengibles son menores y en ocasiones son un indicador fundamental.

Nos hemos congratulado de los resultados obtenidos en la lucha contra el crimen organizado y muy particularmente en contra del narcotráfico. El aseguramiento de alarmantes estancos de droga y la detención de criminales de alta y baja jerarquía han sido objeto del saludo congresional reiterado.

En otro aspecto, la remodelación de órganos y de procedimientos anuncian y prometen una superación institucional que estimula y alienta ante la expectativa de contar con una mejor procuración de justicia. Ello, repito, ha sido, entre muchos otros, factor de confianza congresional no solamente expresado en los términos discursivos sino en hechos tan significativos como el presupuestario, donde para el actual ejercicio esta Cámara de Diputados mejoró en casi mil millones de pesos la iniciativa de presupuesto que para la Procuraduría General de la República había propuesto el titular del Poder Ejecutivo.

Hace unas semanas el Procurador General de la República expresó que la institución que comanda se encuentra altamente contaminada por la corrupción. No es un dato novedoso pero sí es muy encomiable que lo reconozca.

La Procuraduría General de la República está sumergida, desde hace varias décadas, en diversos vicios y pecados, algunos punibles y otros tan solo sufribles, aunque no por ello menos dañinos.

Junto a mexicanos de gran alteza, junto a mexicanos de la mayor alteza, en diversas épocas se han instalado en la procuración federal delincuentes y bandidos, extorsionadores y torturadores, iluminados y mesiánicos, ingenuos y soñadores, inútiles y cretinos, ambiciosos y sirvientes políticos, adivinos y videntes.

Quienes hemos estado cerca de la procuración y quienes la han observado puntualmente tienen en claro que existen imperfecciones que no pueden corregirse en un solo año ni en un solo sexenio ni una sola generación. A este género pertenecen las recomposiciones orgánicas, la dimensión de las instituciones, la especialización de las funciones, la profesionalización de los integrantes, la supervisión y el control, la moralización y la eficiencia.

Pero existen otras imperfecciones que sí son remitibles de inmediato. A este género pertenecen las intenciones, la orientación, el signo, la directriz y la esencia de un desempeño.

Hace casi dos años, recién asumido su encargo el procurador Rafael Macedo se reunió en este Palacio Legislativo con esta Comisión de Justicia. Entre otros conceptos, el procurador expresó algo que ganó la confianza de los diputados y estimuló la esperanza de los mexicanos. Dijo que nunca más debería haber un proceso sin pruebas.

Ello representó el aliciente de una luz al final de un túnel en el que se había instalado a México a partir de consignaciones y enjuiciamientos basados en la suposición, en la intriga, en el rumor, en la invención, en la calumnia, en la superstición y en la mera obediencia política o en el rencor de grupo, en la falsa idea de que los fines justifican los medios, en el pseudo apotegma de que el interés político debe triunfar con la ley, sin la ley o contra la ley.

Por todo ello invitamos a la Procuraduría General de la República a proseguir en la consecución de mayores logros, a insistir en los perfeccionamientos de amplio horizonte y a persistir en una procuración de justicia plena de alteza y de majestad, tal como la reclama y tal como la merece el pueblo de México.

Muchas gracias, señor procurador. (aplausos)

De conformidad con lo que establece el artículo 7, numeral 5 de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, la versión estenográfica de esta sesión será remitida al ciudadano presidente de la República para su conocimiento.

Rogamos a los diputados integrantes de la mesa directiva de la Comisión de Justicia, así como al diputado García Farías y a la diputada Especia Maldonado se sirvan acompañar al procurador general de la República cuando él desee retirarse de este Palacio Legislativo.

Agradecemos a todos su asistencia y se levanta la sesión (21:37 horas)