Comparecencia del Secretario de Educación Pública,
Reyes Tamez Guerra, correspondiente al Segundo Informe
de Gobierno del Presidente Vicente Fox Quesada

Instalación de la Mesa
Enrique Meléndez Pérez

Presentación
Reyes Tamez Guerra

FIJAN LA POSICIÓN GENERAL DE SU GRUPO PARLAMENTARIO, LOS DIPUTADOS:

José Manuel del Río Virgen, Convergencia por la Democracia
Bertha Alicia Simental García, Partido de la Sociedad Nacionalista
Víctor Antonio García Dávila, Partido del Trabajo
María Cristina Moctezuma Lule, Partido Verde Ecologista de México
Miguel Bortolini Castillo, Partido de la Revolución Democrática
Fernando Ugalde Cardona, Partido Acción Nacional
Jorge Luis García Vera, Partido Revolucionario Institucional

PRIMER TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: José Manuel del Río Virgen, Convergencia por la Democracia
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: José Manuel del Río Virgen, Convergencia por la Democracia

Pregunta: Víctor Antonio García Dávila, Partido del Trabajo
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Víctor Antonio García Dávila, Partido del Trabajo

Pregunta: Sara Guadalupe Figueroa Canedo, Partido Verde Ecologista de México
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Sara Guadalupe Figueroa Canedo, Partido Verde Ecologista de México

Pregunta: Elías Martínez Rufino, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Elías Martínez Rufino, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: María Isabel Velasco Ramos, Partido Acción Nacional
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Rodolfo Guadalupe Ocampo Velázquez, Partido Acción Nacional

Pregunta: Nahum Ildefonso Zorrilla Cuevas, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Nahum Ildefonso Zorrilla Cuevas, Partido Revolucionario Institucional

SEGUNDO TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: María Cristina Moctezuma Lule, Partido Verde Ecologista de México
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: María Cristina Moctezuma Lule, Partido Verde Ecologista de México

Pregunta: Hortensia Aragón Castillo, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Hortensia Aragón Castillo, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: José Carlos Luna Salas, Partido Acción Nacional
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: José María Tejeda Vázquez, Partido Acción Nacional

Pregunta: Norma Enriqueta Basilio Sotelo, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Reyes Tamez Guerra
Réplica: Norma Enriqueta Basilio Sotelo, Partido Revolucionario Institucional

COMENTARIOS FINALES
Reyes Tamez Guerra

MENSAJE INSTITUCIONAL
Enrique Meléndez Pérez








9 DE OCTUBRE DE 2002

COMPARECENCIA DEL SECRETARIO DE EDUCACION PUBLICA
DOCTOR REYES TAMEZ GUERRA

El Presidente de la Comision de Educacion Publica y Servicios Educativos,
diputado Enrique Meléndez Pérez:

Han registrado su asistencia 18 ciudadanos diputados miembros de la Comisión de Educación Pública y Servicios Educativos.

Hay quórum. Se abre la reunión.

De conformidad con el artículo 7o. numeral cuatro de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos , comparece el doctor Reyes Tamez Guerra, Secretario de Educación Pública, invitado a esta reunión de la Comisión de Educación Pública y Servicios Educativos, en la que se llevará a cabo el análisis del II Informe del Presidente de la República Vicente Fox Quesada, en el tema de su competencia.

Nos acompaña el diputado Jaime Vázquez Castillo, representante de la mesa directiva; los compañeros integrantes de la mesa directiva, compañeros integrantes de la comisión, señores funcionarios de la Secretaría de Educación Pública,. bienvenidos; bienvenido doctor Reyes Tamez Guerra; compañero profesor Rosendo Galindez Martínez, el representante personal del profesor Rafael Ochoa Guzmán, Secretario General del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, bienvenidos.

Se dará lectura al acuerdo parlamentario aprobado por la Cámara de Diputados en la sesión del 5 de septiembre del 2002:

"Acuerdo parlamentario por el que se establecen las bases para el desarrollo de las comparecencias de funcionarios del Ejecutivo Federal, ante la Cámara de Diputados para el análisis del II Informe de Gobierno del Presidente de la República, administración 2000-2006.

ACUERDO:

"Primero.- El presente acuerdo regulará exclusivamente lo relativo al formato que habrá de observarse durante las comparecencias de los funcionarios del Ejecutivo Federal ante la Cámara de Diputados, a efecto de realizar el análisis del II Informe de Gobierno del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, administración 2000-2006.

"Segundo.- Las sesiones en que se desahoguen las comparecencias se desarrollarán conforme a las siguientes bases: en primer término el funcionario compareciente expondrá el estado de su respectivo Ramo, hasta por 15 minutos.

"A continuación un representante de cada grupo parlamentario hablará hasta por 10 minutos para establecer la posición del grupo respecto del tema.

"Tercero.- A continuación se dará inicio a una o dos rondas de preguntas y réplicas según el acuerdo para cada comparecencia".

De conformidad con el acuerdo parlamentario aprobado por la Honorable Cámara de Diputados, que norma el procedimiento para el análisis del II Informe de Gobierno y para dar cumplimiento al punto segundo, fracciones I, II y III, se concede el uso de la palabra al doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por 15 minutos.

El Secretario de Educación Pública, doctor Reyes Tamez Guerra:

Señores diputados; diputado Enrique Meléndez, presidente de la Comisión de Educación: Me satisface mucho estar una vez más con ustedes en una reunión que permitirá reflexionar acerca de la educación en nuestro país.

Tanto un servidor como los colaboradores que me acompañan, estamos en la mejor disposición de aclarar dudas y explicar lo que ustedes consideren pertinente acerca del II Informe de Gobierno del señor Presidente de la República, en lo que concierte al sector educativo.

De acuerdo al formato que ustedes aprobaron, haré una presentación muy breve antes de escuchar sus puntos de vista y recomendaciones y posteriormente intentaré contestar sus preguntas.

Yo quisiera iniciar reafirmando que no debe existir ninguna duda acerca de que prioridad del Plan Nacional de Desarrollo es la educación; que esta prioridad se ha mantenido y seguirá en el lugar principal.

El proyecto de cambio del Presidente Fox, en el caso de la educación, se orienta con toda claridad hacia el mejoramiento de la calidad y hacia el apoyo decidido hacia la población que no ha tenido acceso a la educación o a la capacitación  para el trabajo.

Las múltiples acciones y realizaciones cuyas cifras y características se incluyen en el Segundo Informe de Gobierno demuestran la congruencia entre los objetivos que se plantearon y las tareas realizadas.

En cambio, nadie encontrará evidencias que demuestren los supuestos propósitos de cambiar el carácter laico y gratuito de la educación que imparten y sostienen las dependencias del gobierno federal y de los gobiernos de los estados, con los recursos fiscales que aporta una parte de la sociedad.

Me voy a permitir presentarles un panorama muy general de la situación del sistema educativo nacional y algunos de los avances más importantes dentro del sistema

Iniciaría comentando que tenemos en este momento una matrícula de 30.8 millones de estudiantes, con un millón 537 mil 300 profesores; que la educación se imparte en 275 mil 700 escuelas y que estamos alcanzando un índice de escolaridad promedio de 7.8 años de escolaridad y que la tasa de analfabetismo se ha reducido al 8.8% en mayores de 15 años.

En cuanto a la cobertura tenemos que en el caso de preescolar actualmente contamos con un poco más de 3 millones de alumnos en la edad de 4 y 5 años, lo que corresponde a una cobertura de 70%. En primaria y secundaria tenemos un poco más de 24 millones de alumnos, con una cobertura del 95%. En bachillerato se ha alcanzado una cobertura del 50% y atendemos a 3 millones 275 mil alumnos y en el nivel superior hemos alcanzado una cobertura del 22% y atendemos a 2 millones 259 mil estudiantes.

Si hacemos un análisis de los últimos 10 años nos encontramos que mientras en la educación básica la cobertura se ha incrementado en un 11%, en el caso de la educación media superior tenemos un incremento del 50% y de la educación superior un incremento del 70%.

Esta demanda educativa la atendemos con un presupuesto global que, en el caso del gobierno federal, sobrepasa los 277 mil millones de pesos; particularmente la Secretaría está invirtiendo 273 mil 752 millones de pesos.

Si a esto le sumamos el gasto que realizan los estados, que es del orden de los 61 mil 500 millones adicionales, tenemos que el gasto público es del orden de los 339 mil millones de pesos y que, como porcentaje del producto interno bruto, hemos alcanzado una cifra de gasto público de 5.5%.

Si a esto le sumamos la inversión del sector privado, que es de 78 mil 500 millones de pesos y que significa el 1.3% del producto interno bruto, tenemos que este año hemos alcanzado una inversión, como país, del 6.8% del producto interno bruto en educación.

El gasto nacional total supera los 417 mil millones de pesos y el gasto en educación corresponde 27% del gasto federal programable.

Cuando asumimos esta responsabilidad hace menos de dos años el gasto en educación era de 220 mil millones, en el caso de la Secretaría. En este momento es de 273 mil millones y ha crecido medio punto porcentual como parte del producto interno bruto.

De los proyectos fundamentales y viendo los diferentes niveles educativos, los retos que tenemos en el caso de la educación preescolar es buscar estar listos para que en el ciclo 2004-2005 tengamos una cobertura como lo ha establecido este Congreso al ser obligatorio que nos acerquemos, que sea del orden del 100 % de cobertura. En este momento tenemos el 83 % en este nivel.

En el caso que les comentaba de la educación básica, en lo que es educación primaria y secundaria, el reto que tenemos es fundamentalmente el de la calidad. Por eso hemos iniciado diferentes proyectos que van orientados al propósito de mejora de la calidad de la educación.

Iniciaré comentando el Proyecto Escuelas de Calidad que el año pasado apoyó a 2 mil 194 escuelas y que este año al triplicar sus recursos, este año se van a destinar mil 200 millones de pesos por parte del Gobierno Federal para este Programa y 400 millones de pesos de los estados, alcanzará a cubrir 10 mil escuelas.

Este Proyecto tiene como propósito fundamental constituir comunidades educativas que vayan orientadas a la búsqueda de la calidad, donde participen además de las autoridades y de los maestros, los padres de familia, con el propósito de desarrollar proyectos específicos para el mejoramiento de la calidad en cada escuela.

No apoyamos a las mejores escuelas. De hecho apoyamos los mejores proyectos y apoyamos a las escuelas que tienen mayores problemas educativos. Estas escuelas se están evaluando periódicamente. En este momento cada seis meses y esperamos tener ya el resultado de la primera evaluación de estas escuelas en las próximas semanas. Esta evaluación se realizo hace un poco más de dos meses.

Con este mismo propósito tenemos la bases para iniciar el proyecto de educación saludable donde junto con el apoyo de diferentes fundaciones: la Secretaría de Salud, la Secretaría de Educación y el Sindicato, trabajaremos en este proyecto que busca evaluar la salud de todos los niños de educación básica del país con dos propósitos fundamentales:

Uno, determinar los problemas de salud y resolverlos con apoyo también en este caso del IMSS y del ISSSTE.

Y el segundo y también fundamental, el lograr una cultura de la revisión periódica de la salud de los niños. Es un propósito que tenemos que alcanzar.

También con el propósito de buscar una formación integral donde no nos preocupemos solamente por la calidad académica, sino por la calidad humana, hemos comenzado a desarrollar programas de formación cívica y ética, de formación ciudadana y de cultura de la legalidad para buscar en esta formación integral que nuestros niños y jóvenes tengan esta formación que todos sabemos que tenemos que lograr.

En este caso tenemos diferentes cursos. La meta en el caso de formación cívica y ética y de formación en valores, es que por lo menos la mitad de los años que un niño, un joven está en el sistema educativo, tenga acceso a cursos de formación cívica y ética.

De los esfuerzos importantes en el caso de la educación básica con respecto a la formación y actualización de maestros, tenemos en este momento que más de 830 mil maestros han asistido a diferentes cursos de actualización, a alguno de los 14 cursos que ha ofrecido la Secretaría en el país, y en un esfuerzo también inicial muy importante y donde reconocemos la respuesta de parte de las autoridades de las escuelas.

Hemos iniciado cursos también, dos diplomados en gestión escolar, dirigidos a directores de escuelas primaria y secundaria para apoyarlos en una mejor gestión escolar. En este caso hemos tenido respuestas muy importantes porque en el caso de directores de primaria tenemos más de 17 mil directores de escuela primaria que han asistido a estos diplomados. Y en el caso de escuelas secundarias tenemos más de 11 mil directivos que han asistido a este tipo de cursos.

La idea fundamental es apoyar en la gestión escolar. No es lo mismo ser un buen maestro a saber conducir una escuela y estamos buscando como mejoramos la gestión escolar, apoyando a los responsables de la conducción de las escuelas.

En el esfuerzo por lograr una mayor equidad, ampliar la cobertura y sobre todo atender a los sectores donde tenemos los indicadores educativos más dramáticos, me es muy grato informar que en este año, en un esfuerzo sin precedente, se han destinado más de 12 mil 500 millones de pesos al programa de becas. Que actualmente tenemos becados a más de 5 millones 237 mil alumnos en el sistema educativo. En una cifra histórica sin precedentes el 17 por ciento de la matrícula total del país está becado en este momento, recibe un apoyo desde el tercer año de primaria hasta la educación superior. Y sobre todo en estos niveles en educación media y superior y en educación superior, donde sabemos que la gente no continua estudiando después de terminar secundaria por falta de apoyos económicos, hemos destinado una buena cantidad de recursos para este propósito.

Tenemos que el año pasado apoyamos con 450 mil becas en el caso de media superior y 92 mil becas en el caso de educación superior. Y este año llegamos a 694 mil becas en el caso de educación media superior y más de 200 mil en el caso de educación superior.

Con este mismo propósito hemos puesto especial atención en el caso de la educación indígena. Actualmente tenemos más de 18 mil centros educativos bilingües que atienden a 1 millón 100 estudiantes de origen indígena. La eficiencia terminal ya alcanzó en el caso de la educación indígena el 72 por ciento, en ´95 era solamente el 48 por ciento y además con este propósito de buscar ahora una cobertura en todos los niveles educativos, a partir del año 2000 hemos puesto en marcha 11 universidades indígenas en el país.

En el caso de la educación superior se han creado 45 instituciones de educación superior en total en el país. Esto significa más de 2 instituciones por mes en promedio. Tenemos 14 universidades tecnológicas, 15 universidades públicas estatales y 16 institutos tecnológicos.

La inversión en el caso de la educación superior alcanzó por primera vez el 1 por ciento del PIB, una cifra que nunca en las cinco décadas anteriores se había tenido en educación superior. Y también con el propósito de fortalecer la educación de buena calidad en el caso de la educación superior se invirtieron adicionalmente los recursos presupuestales 2 mil 200 millones de pesos.

También me es muy grato informar que con los 1,000 millones de pesos que el Congreso autorizó para las reformas estructurales en las universidades, 14 universidades públicas modificaron sus contratos colectivos y sus sistemas de jubilaciones y pensiones, y solamente esta acción ha generado en este momento una disminución en el pasivo del orden de los 40 mil millones de pesos. Con 1,000 millones de pesos este cambio en los contratos permitió que se tuviera esta disminución.

Este es un panorama muy general, señor Presidente, sobre la situación del sistema educativo y considero que tendremos oportunidad de ahondar más en el mismo a raíz de las preguntas que hagan los señores diputados.

Gracias.

El Presidente:

Están inscritos para fijar la posición de su partido o de su grupo parlamentario, los siguientes ciudadanos diputados:

Por Convergencia Democrática, diputado José Manuel del Río Virgen; por el Partido Acción Social, diputado José Antonio Calderón Cardoso; por el Partido de la Sociedad Nacionalista, diputada Bertha Alicia Simental García; por el Partido del Trabajo, diputado Víctor Antonio García Dávila; por el Partido Verde Ecologista de México, diputada María Cristina Moctezuma Lule; por el Partido de la Revolución Democrática, diputado Miguel Bortolini Castillo; por el Partido de Acción Nacional, diputado Fernando Ugalde Cardona, y por el Partido Revolucionario Institucional, diputado Jorge Luis García Vera.

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, el ciudadano diputado José Manuel del Río Virgen.

El diputado José Manuel del Río Virgen:

Con su permiso, señor Presidente.

Bienvenido señor Secretario. Saludo a los señores dirigentes del Magisterio, del SNTE, de la SNTE; a todos los representantes de la Secretaría de Educación Pública.

Señor Secretario: Por el simple hecho de que usted esté sentado en la silla de Jaime Torres Bodet, en la silla de Narciso Bassols, en la silla de José Vasconcelos y del maestro Yánez, me obligan con todo respeto a decirle que siento una admiración muy especial por usted, pero no por sus números, señor Secretario, tan sólo baste con señalar que usted nos dice que la inversión total son 417 mil millones de pesos en educación para este año y entonces las cifras no me cuadran, señor Secretario. ¿Por qué se lastima a una institución como el Instituto Politécnico Nacional, de la cual usted y yo somos egresados, usted de la maestría y del doctorado y yo de una licenciatura?

Tan sólo para este año le estamos recortando a una institución como el Instituto Politécnico Nacional, más de 850 millones de pesos. ¿Por qué lastimar a una institución que creó Lázaro Cárdenas? ¿Por qué tener cerrada de facto a una institución que merece un mejor apoyo? ¿Por qué, señor Secretario, una institución de donde somos hijos usted y yo y otros muchos distinguidos políticos, académicos, científicos, está tan lastimada severamente? ¿De quién es la culpa señor Secretario? ¿Del Secretario de Educación Pública? ¿Del Secretario de Hacienda y Crédito Público? ¿De quién? ¿Por qué lastimarla?

Hay otra cifra que no me cuadra, señor Secretario. 12 mil 500 millones de pesos dice usted en becas, no me cuadra señor Secretario. Fíjese usted, la misma institución, Instituto Politécnico Nacional, que es la institución que conozco sobradamente. Becas, tenía 55.2 millones de pesos, le quitamos de un plumazo, ¡le quitaron de un plumazo en la Secretaría de Educación Pública, 34.3 millones de pesos, señor Secretario! ¡Si no tenemos, ¿por qué quitarle las becas al Instituto Politécnico Nacional? ¿Por qué señor Secretario?

Traía preparado un discurso diferente, en donde hablaba yo de la visión del Constituyente del '17, en donde hablaba yo de la educación laica y gratuita, en donde hablaba yo de la fortaleza de la educación para salir de pobres, en donde hablaba yo de mis convicciones personales  como maestro que fui durante muchos en el Instituto Politécnico Nacional

Un documento donde creo que señalo claramente cuál es el modelo educativo que requiere este país y que parece que está extraviado, traía yo precisamente algunas consideraciones que quería terminar con mi reconocimiento público al Magisterio nacional en general por su trabajo en la sierra, en el campo, en la fábrica, en la ciudad, pero las cifras no me cuadran, tal vez porque soy Economista, tal vez porque soy Maestro de la Escuela de Economía y todavía voy a dar clases sin cobrar porque me lo prohibe el Artículo 62 Constitucional cobrar, tal vez porque veo como están las escuelas, cayéndose sin mantenimiento, tal vez porque aspiro a tener una universidad pública tan grandiosa como la tuvo Torres Bodet, tal vez mi querido Maestro Doctor, señor Secretario de Educación Pública mi posición sea en el momento de las preguntas acopiar más datos para seguir plaaticando sobre este tema.

Pero sí señor Secretario, rogarle solamente una posición, ni usted ni yo, ni los hijos del Politécnico podemos ir en contra jamás del Politécnico, ni usted ni yo podemos permitir que nadie viole la autonomía del Artículo 6º de la Ley Orgánica del Instituto Politécnico Nacional, ni usted ni yo podemos permitir, no les vamos a quitar a otros universidades públicas, por supuesto que no, pues no podemos permitir que otras universidades públicas tengan tres pesos y nosotros tengamos uno.

Gracias señor Presidente.

(aplausos)

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por cinco minutos el ciudadano diputado José Antonio Calderón Cardoso, por el Partido Alianza Social.

Invitamos a la compañera diputada Bertha Alicia Simental García para que haga uso de la palabra en el posicionamiento de su partido.

La diputada Bertha Alicia Simental García:

Con el permiso de la Presidencia, doctor Reyes Taméz Guerra, secretario de Educación Pública, señores invitados, bienvenidos todos, compañeros y compañeras legisladoras:

Los legisladores del Partido de la Sociedad Nacionalista en un ejercicio serio, responsable y comprometido con toda la sociedad mexicana, hemos analizado el contenido del Segundo Informe de Gobierno en materia de Educación, con base a los hechos y nuestra realidad y por ello nos permitimos compatir las siguientes reflexiones.

Los Nacionalistas estamos ciertos que la educación pública ha desempeñado un papel central en el desarrollo económico, cultural, cívico, científico y humano de México, consideramos que ha sido y debe seguir siendo la piedra angular en la que se sustente el crecimiento y desarrollo de nuestro México, como país, como nación, como patria.

Reconocemos los esfuerzos realizados por su Secretaría para proporcionar educación de calidad como el medio para tener ciudadanos culturalmente formados e inculcar los valores y principios nacionalistas; sin embargo los esfuerzos no han sido suficientes porque el rezago es de décadas, lo tenemos en materia educativa y en otros ámbitos de nuestra sociedad

El gran deterioro en infraestructura de este sector y la falta de estimulos para la superación profesional del profesorado, señor Secretario, el contexto mundial en el que se encuentra inmerso nuestro país exige a las nuevas generaciones una educación acorde a las necesidades internacionales.

En el Partido de la Sociedad Nacionalista sostenemos que debemos trabajar en la educación de nuestra infancia profundizando en las reformas de la educación primaria, atendiendo a nuestros jóvenes, emprendiendo más programas de alfabetización así como dando una permanente capacitación al profesorado. Esta para que coadyuve a su superación otorgando reconocimiento a su labor con aumentos efectivos a  sus percepciones económicas y dándoles plena libertad para tener una representación digna que defienda sus derechos laborales. Esto entre otras acciones.

Ahora bien, nos menciona en su informe que en el presente año su Secretaría cuenta con la mayor aportación de recursos federales en comparación con cualquier año anterior, además que se otorgó una ampliación compensada a efecto de cumplir con los objetivos del Programa Nacional de Educación 2001-2006.

En este sentido, ¿considera usted que el presupuesto otorgado es lo suficientemente amplio para que su encargo cubra las necesidades del aumento de matrícula, capacitación para los docentes y aumento en la calidad de educación que imparten? Porque los nacionalistas advertimos que aún falta mucho que cumplir para asegurar que niños, jóvenes y adultos tengan equidad en el acceso al sistema educativo nacional con calidad.

En este sentido le cuestionamos: ¿a nivel de magisterio existe un programa de evaluación de la currícula a efecto de contar con profesores a la altura que demandan los nuevos tiempos? ¿Los planes y programas de estudio de los maestros corresponde a las necesidades políticas, culturales, sociales y económicas del México de hoy? Estos planes, ¿tienen como objetivo fundamental el educar a la sociedad mexicana para enfrentar a un permanentemente cambiante o bien su contenido es lo que impide el desarrollo integral del educando?

Por otra parte, el artículo 3º constitucional establece que la educación que imparta el Estado Mexicano será laica, gratuita y obligatoria y el Programa Nacional e Educación 2001-2006, agrega el principio de pertinencia para que el Estado genere todas las posibilidades educativas a las necesidades de la población mexicana.

En términos de pertenencia señor Secretario, queremos saber qué se está haciendo para desarrollar las posibilidades educativas a los individuos de las comunidades rurales marginadas, indígenas, para los niños de la calle y en la calle y a la población, que privada de la libertad podría tener la oportunidad única en su vida de terminar una primaria, o por qué no una carrera y así reincorporarse de una manera útil a la sociedad.

Señor Secretario, por lo que respecta a la educación superior, sabemos que el crecimiento en este nivel ha tenido un aumento significante sin embargo el menosprecio del mercado de empleo al nivel académico de las escuelas públicas es evidente y tangible.

A este tenor le preguntamos: la universidad pública de masas ¿está peleada con la calidad? ¿Qué justifica el aumento de matrículas en áreas de poca demanda laboral? ¿Qué está haciendo su Secretaría para reorientar la matrícula en la educación superior a efecto de cubrir las necesidades de cobertura y diversificación de los egresados para incorporarse de manera efectiva a la planta productiva?

Señor secretario, el Partido de la Sociedad Nacionalista lo exhorta a que en su actuar prevalezca como principio fundamental el fortalecimiento de los valores nacionalistas que fomenten el desarrollo de la conciencia cívica y la cultura elevando el nivel de conocimientos y el desarrollo de habilidades del pensamiento, una educación que estimule la participación activa del estudiante en el aula y no sea un simple receptor de conocimientos teóricos y criterios establecidos.

Por último, le manifestamos la confianza que tenemos en que su dedicación, su esfuerzo y su compromiso para realizar su encargo lo hará recordando siempre que la patria es primero.

Espero haya tomado nota de las inquietudes de los nacionalistas y nos otorgue la gracia de sus respuestas en hechos tangibles señor Secretario, como lo han sido los correctivos aplicados en la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuito, Conaliteg, logro por el cual lo felicitamos.

Muchas gracias.

Es cuanto señor Presidente.

El Presidente:

Gracias.

Tiene la palabra hasta por diez minutos el ciudadano diputado Víctor Antonio García Dávila.

El diputado Víctor Antonio García Dávila:

Con el permiso de la Presidencia, bienvenido, doctor Reyes Tamez Guerra, secretario de Educación Pública.

El cambio en México ya nadie lo para; la reversa también es cambio, señor Secretario. Se ha cumplido casi un tercio del sexenio del Presidente Fox y nuestra percepción sobre lo que se ha realizado en materia educativa nos deja insatisfechos. Hace un año, durante su primera comparecencia ante esta soberanía le presentamos una serie de preocupaciones y cuestionamientos con relación a la situación de la educación en nuestro país.

Debemos reconocer que se han dado avances parciales en algunos aspectos en la materia educativa, tanto el Ejecutivo Federal como el Poder Legislativo han realizado un esfuerzo para resolver algunas de las carencias más ingentes de la educación en México. Para citar sólo las más relevantes señalemos que se incorporó al artículo 3º constitucional la obligatoriedad por parte del Estado y la sociedad a la educación preescolar; se presentó ante el honorable pleno de la Cámara de Diputados una iniciativa de ley por nuestro grupo parlamentario, para que la educación inicial se incorporara a dicho mandato constitucional.

Por su parte, el Ejecutivo Federal publicó el decreto de creación del Instituto Nacional de Evaluación Educativa, que tendrá como función esencial valorar de manera sistemática y ordenada el quehacer del proceso de la enseñanza-aprendizaje y sus resultados, pero también por otra parte es preciso indicar que persisten enormes insuficiencias en la educación pública en México. Nuestro país tiene el enorme reto que representa atender a cerca de un tercio del total de la población en materia educativa, pero si atendiéramos a la composición por edades de la misma, nuestro sistema educativo debería proporcionar educación a casi la mitad del total de la población. Esto es que todavía no estamos en condiciones de proporcionar servicios educativos a un sector importante de la sociedad mexicana, particularmente en la que se refiere a la enseñanza media y superior.

El enorme potencial que representan nuestros jóvenes no ha podido ser canalizado adecuadamente hacia el Sistema Educativo Mexicano, por falta de recursos, pero lamentablemente la educación no tiene sólo esa limitante; también sigue persistiendo un rezago importante en lo relativo a los índices de reprobación, deserción y eficiencia terminal. La polarización social y por consecuencia el incremento de la pobreza en México se refleja también en la educación. Los programas emergentes y no emergentes para combatir el rezago educativo no han podido cubrir de manera eficiente el propósito para el cual fueron creados.

Señor Secretario: Nosotros pensamos que hay dos Méxicos; uno que tiene -valga la expresión- educación de primer mundo, que cuenta con instituciones perfectamente acondicionadas para proporcionar este servicio con altos niveles de eficiencia, y cuyos recursos provienen de los sectores empresariales y, por qué no decirlo, hasta religiosos y de los grupos sociales de altos ingresos también.

El otro México es el que a duras penas puede enviar a sus hijos a las escuelas públicas, las cuales carecen de la infraestructura necesaria tanto en términos de recursos materiales y humanos y que por consecuencia reciben una educación de baja calidad.

En el contexto de un mundo globalizado y en donde los últimos gobiernos han hecho una apuesta para responder al desafío que representa la competencia mundial, la educación juega un papel determinante, y aquí, tal y como lo hemos expresado en todos los foros y eventos que hemos participado, es donde ningún gobierno de los llamados neoliberales, entre los cuales está el del Presidente Fox, han sido congruentes con ese reto.

Tenemos que ser honestos, señor Secretario: la inserción de México al Tratado de Libre Comercio, a la Organización Para la Cooperación del Desarrollo Económico nos ayuda a replantear de manera seria y responsable todo el esquema del Sistema Educativo Mexicano.

Los tiempos de la simulación y de la mentira deben ser cosas del pasado, es verdaderamente vergonzoso que sean las instituciones extranjeras especializadas en evaluación educativa los que nos digan lo que es evidente para cualquier observador medianamente enterado de lo que pasa en nuestro país en el ámbito educativo.

La humillación que sufrimos los mexicanos cuando el Presidente Zedillo gobernaba nuestro país todavía nos duele. Es inconcebible que un globalifílico le haya mentido a su pueblo sobre la situación que guardaba la educación durante su gestión. Hoy por fortuna tanto al interior del país como en el mundo en general, estamos mejorando en el acceso y transparencia de la información.

Pero si ese hecho nos reconforta, los resultados en materia educativa nos siguen preocupando, la OECD, por ejemplo, en una publicación reciente, proporciona datos poco alentadores para nuestro país. Por ejemplo, nos dice que tan sólo el 31% de los estudiantes egresados de secundaria terminan su bachillerato, mientras que el promedio en las organizaciones de 79, en el nivel superior el 11.2% de los mexicanos se gradúan frente a 24.5% de otras naciones.

Un maestro mexicano de secundaria gana en promedio alrededor de 15 mil dolares, en tanto en la OCDE, en promedio recibe 28 mil dolares.

El gasto en educación en nuestro país ha crecido con menor dinamismo que el ingreso nacional, 4.75% del PIB para 1999, y desde luego está por debajo del gasto promedio de la OCDE que es de 5.66% para el mismo año, y obviamente muy lejos de lo que recomienda la UNESCO que es el 8%.

Otra cuestión que no podemos soslayar y que es fundamental para garantizar la transparencia y la objetividad de la información de las cuestiones educativas, el maridaje, o si bien se quiere utilizar un término más fuerte, el amafiato existente entre la SEP y el sindicato.

La inercia del pasado subsiste sin cambio alguno, la líder moral del Sindicato Nacional de Trabajadores de Educación, Elba Esther Gordillo, ha mostrado públicamente sus simpatías al presidente Fox y su gobierno. Y aunque ciertamente cada quien es libre de tener sus preferencias y coincidencias en el orden estrictamente personal, en este caso, estamos hablando de figuras públicas.

Nada de lo que hasta ahora ha ocurrido en esta relación corporativa entre el sindicato y el gobierno, nos mueve a pensar que las cosas estén cambiando, que nos quede claro, lo que es evidente mientras no se reactive esa relación perversa de educación en México seguirá en entredicho, mientras esta relación bajo sospecha no cambie, persistirá la sombra de la duda.

Usted, señor Secretario, tiene esa responsabilidad, si es que congruente con el llamado gobierno del cambio, porque los esfuerzos por dar un nuevo rumbo a la educación en México, como lo es el proyecto de la educación para la vida y el trabajo, el Programa Escuelas de Calidad, la creación del Instituto Nacional de Evaluación Educativa, por citar sólo algunos, y que en sí son encomiables, pueden derivar en el fracaso y en la frustración, si no se ataca de manera paulatina, pero firme ese terrible cáncer del corporativismo.

Señor Secretario, el grupo parlamentario del Partido del Trabajo, ha mostrado en su labor legislativa, un especial interés por la educación en México, dicho interés no es producto de un recurso mediático o electoral. Nuestra prioridad, como partido, ha siempre la educación, como usted bien sabe, hemos desarrollado y seguiremos desarrollando proyectos educativos, en los espacios donde tengamos presencia política.

La liberación del pueblo pasa necesariamente por el combate a la ignorancia y al fanatismo, la búsqueda de la verdad es la creación máxima del hombre y la educación es el único camino para encontrarla. Es cuanto, muchas gracias.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por diez minutos la ciudadana diputada María Cristina Moctezuma Lule.

La diputada María Cristina Moctezuma Lule:

Gracias diputado Enrique Meléndez, señor secretario de Educación Pública, doctor Reyes Taméz Guerra, amigas y amigos legisladores, señoras y señores:

Quisiera adherirme al posicionamiento del diputado José Manuel del Río Virgen, respecto al Instituto Politécnico Nacional.

Creo que si los politécnicos no somos capaces de defender efectivamente ese Instituto pues pronto va a desaparecer, y creo que si lo hacemos y lo hacemos bien, lo vamos a lograr.

A través de los años, la educación ha sido la primera y más alta prioridad para el desarrollo del país y, por ello, los esfuerzos nacionales para garantizar el acceso a la educación básica, han sido innumerables, sin embargo, las desigualdades en nuestro país persisten, complicando la posibilidad de una educación de calidad para todos.

Por esta razón, cuando el Presidente Fox prometió mejorar la educación y aumentar el presupuesto educativo a un 8% del Producto Interno Bruto, sembró esperanza de cambio entre los electores, mismas que hoy se derrumban por la dificultad de lograr un cambio de esa magnitud en tan solo un par de años y bajo las condiciones en las cuales se encuentra nuestro país. De esta forma una mayor inversión gubernamental en el Sector Educativo ha sido una demanda constante, pues la necesidad de aumentar la escolaridad de la población persiste.

Sin embargo, a pesar de que de 1990 al presente año el gasto federal en educación ha aumentado un 50%, el incremento en el grado de escolaridad promedio no ha sido proporcional, ya que nos ha llevado más de 10 años aumentar poco más de un grado del nivel promedio de escolaridad de la población, para colocarnos en 7.8% grados en la actualidad. Aunado a esto, no se pueden negar los múltiples problemas que padece el sistema educativo como la saturación de alumnos en los salones de clases, la ausencia de materiales didácticos, las agudas carencias de recursos materiales y humanos en el campo, aulas unitarias con un solo maestro para todos los grupos, primarias truncas que sólo llegan hasta cuarto grado y profesores improvisados, carentes de formación pedagógica.

Es por ello que se requiere un cambio en la política educativa nacional, en donde se reconozca que en México uno de los principales problemas no sólo es el de la cantidad de recursos disponibles para la educación, sino la aplicación que se les dé a éstos.

La experiencia internacional nos demuestra que los países con mejor desempeño educativo no son necesariamente los que más gastan en educación, según datos de la UNESCO, México gasta un 5.3% de su Producto Interno Bruto en educación contra el 4.7% de Alemania y el 3.8% en Japón. Con ello observamos que no sólo importa cuánto se gasta, sino cómo se gasta y para qué.

El sector educativo mexicano padece en general de los mismos problemas en los demás países de América Latina: éstos derivan de una falta de eficiencia, producir educación a un mínimo costo y eficacia, lograr educación relevante para todos.

Asimismo, aunque la matrícula educativa día con día se incrementa, el nivel de instrucción de un alumno de segundo de secundaria de hoy, no parece ser muy superior al que tenía uno de tercero de primaria hace 30 años. Lo anterior se evidencia con la reciente evaluación sobre conocimientos escolares con la que fuimos calificados por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico que nos colocó en el lugar 31 en una muestra de 32 países.

Esto nos obliga a reflexionar y a asumir con responsabilidad la tarea redentora de la educación nacional y nos compromete en la búsqueda por una reforma integral educativa que promueva la educación pública, laica y gratuita, tal y como lo marca la Constitución y lo demanda la sociedad. Sin embargo, es claro que lo que no se puede medir, no se puede mejorar.

En este sentido, al admitir las organizaciones internacionales, que el sistema educativo en México no responde a las necesidades de las nuevas generaciones de la planta productiva y del entorno internacional, consideramos que la creación del Instituto Nacional de Evaluación Educativa podría ser el primer paso para cuantificar el nivel real en que nos encontramos y desarrollar planeas para avanzar hacia un mejor desempeño educativo; pero se debe tener especial cuidado, ya que podría convertirse en un nuevo "altar" de la burocracia nacional, como tantas otras instituciones que han surgido en el pasado. Habrá entonces que estar atentos, porque ningún fracaso será tan costoso para el futuro del país, como el del propósito de mejorar nuestro sistema educativo.

Es así que en un contexto de mejoramiento de la calidad educativa, uno de los desafíos más importantes es el de reconectar a los docentes con su vocación. Es por ello que el Programa Nacional para la Actualización Permanente de los Maestros de Educación Básica en Servicio (Pronab) representa una herramienta fundamental hacia la modernización y desarrollo del magisterio nacional.

Los maestros deben ser una prioridad dentro de la política educativa del país, pues constituyen el gran ejército que libra la batalla sin tregua contra la ignorancia, madre del error, de los prejuicios y de los fanatismos.

El maestro no sólo transmite conocimiento, también influye en la información emocional, sicológica, afectiva y moral de los alumnos. Ninguna otra tarea fuera de la paternidad supone una relación tan estrecha con niños y jóvenes.

Sin embargo es preocupante que de un millón de profesores en el nivel educativo básico, sólo un poco más de 189 mil maestros de nivel primaria y secundaria, asistieron a los cursos nacionales de actualización en el periodo 2001-2002.

De igual forma es preocupante la necesidad de revertir las enormes desigualdades en escolaridad básica. En México la calidad educativa depende en gran parte de las variables geográficas, étnicas y raciales. En Oaxaca por ejemplo el nivel promedio de escolaridad de las personas de 15 años o más, es de sexto grado, dos grados inferiores al promedio nacional. La jurisdicción de más alto nivel de educación es el Distrito Federal, cuya población alcanza un promedio cercano al décimo grado.

Al respecto el programa educativo del Presidente Fox, enuncia docenas de líneas de acción para mejorar la educación de los jóvenes más vulnerables del país, entre ellas, identificar a los niños que no están recibiendo educación desde la preescolar hasta el 9o. grado. Asegurar que las escuelas para niños indígenas cuenten con instalaciones adecuadas y maestros asignados. Hacer de la evaluación una parte integral del sistema y canalizar más recursos a las poblaciones más necesitadas.

Este tipo de programas deben funcionar; los recursos no deben ser utilizados con fines políticos como en antaño. Siempre es más agradable para la autoridad cortar una cinta e inaugurar una bonita escuela en un distrito urbano donde se tienen muchos votantes, en vez de hacerlo a tres horas de la ciudad en una escuela rural a la que asisten 15 niños.

La situación de desigualdad educativa entre los estados, se agrava aún más ante la recesión económica que vive nuestro país. La mayoría de los mexicanos no tienen dinero como para enviar a sus hijos a escuelas privadas, las familias compiten entonces entre ellas, cortejando a los directores y a los maestros llegando a veces hasta a sobornarlos para matricular a sus hijos en las mejores escuelas públicas.

¿Cómo aspirar a la modernidad si no hay operarios, ni creadores, ni administradores, junto con intelectuales y artistas del otro lado del límite del hambre, la miseria y la ignorancia? ¿Puede existir un país preparado para los problemas de este siglo que apenas empieza, sin educación de calidad y con igualdad en su más profunda acepción?

Para nuestro gobierno el reto no puede ser que existan algunas instituciones de buena calidad. El reto es que sea el sistema en su conjunto. En este sentido la calidad no se deberá medir por el promedio de los más listos, sino por el desempeño de los menos desfavorecidos (sic).

Por ello, como bien lo señala el señor presidente y es fundamental un modelo educativo para la libertad y el trabajo para la paz y la legalidad, para la participación democrática y el bien común, pues sólo así se contribuirá al cambio que requiere México.

Finalmente, los integrantes del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, desea expresar su apoyo a los esfuerzos de la Secretaría de Educación Pública, para fortalecer la calidad de la educación y aplaudimos aquellos programas tan atinados como el de Fomento a la Lectura.

Sin embargo, lo exhortamos a darle prioridad a los temas expuestos el día de hoy, que son considerados fundamentales para definir la calidad educativa y para incorporar a los niños y jóvenes de gran capacidad a este programa nacional tan ambicioso de modernización. Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputada.

Tiene la palabra, hasta por 10 minutos, el ciudadano diputado Miguel Bortolini Castillo.

El diputado Miguel Bortolini Castillo:

Con su permiso, señor presidente, doctor Reyes Tamez Guerra, secretario de Educación Pública, bienvenido, al igual que su equipo de colaboradores.

El sistema educativo mexicano a lo largo del siglo XX tuvo como objetivo central alcanzar la cobertura universal, como consigna de la revolución. En el ámbito educativo la justicia social significó llevar la escuela, sobre todo la de nivel básico, a todos los rincones del país.

Sin embargo, esa encomienda no fue cumplida en tiempo y forma por los sucesivos regímenes priistas. La educación pocas veces llegó con oportunidad, sobre todo a los sectores pobres, que son la amplia mayoría, y mucho menos llegó con la pertinencia debida, pues es una realidad la poca calidad que caracteriza a nuestro sistema educativo, la cual se deterioró aún más por los acuerdos para la modernización de la educación básica de 1992, que firmó Salinas con la hoy amiga de Fox, la profesora Elba Esther Gordillo, a espaldas de la inmensa mayoría del magisterio nacional. Y los resultados están hoy en las encuestas internacionales.

Hoy, hoy, hoy la situación de la exclusión escolar es en esencia la misma que recibió el presidente Fox, pues sólo se ha dedicado a administrar la inercia de crecimiento del sistema educativo.

El grupo parlamentario del PRD ve con enorme preocupación que a dos años de una nueva administración persistan alrededor de un millón de niños entre 6 y 14 años, en su mayoría indígenas, de comunidades dispersas, o hijos de jornaleros agrícolas o en situación de calle, o discapacitados que no asisten a la escuela primaria, y todo por una sencilla razón: no hay servicio educativo que se les ofrezca; ello a pesar de la Constitución, las leyes, los programas, los discursos y las promesas de campaña. En México hoy existen un millón de niños sin acceso a la educación básica.

Adicionalmente y de manera dramática, el 11% de los mayores de 15 años no tienen ninguna instrucción escolar. La cifra de analfabetas en México no ha podido descender en los últimos años, y mientras esto sucede, las acciones para fortalecer y ampliar la formación de personal docente delineadas en el Programa Nacional de Educación 20001-6 han sido hasta ahora un puñado de buenas intenciones.

La tendencia a lo largo de los últimos años ha sido muy clara: el crecimiento de la infraestructura de la educación normal sólo se da en las áreas urbanas y ésta es sólo propiciada con inversiones privadas. Las autoridades parecen inducir y apostar al deterioro del sistema educativo normal, particularmente en las escuelas rurales, a las cuales todo indica se empeñan en sepultar.

 Recientemente entró en vigencia la reforma constitucional que hace obligatorio tres años de preescolar. Ello implica que millones de niños tendrán que incorporarse a la escuela a fin de cursas esos grados, dado que su acreditación será requisito previo para la primaria.

Resulta importante saber qué ha hecho el Gobierno Federal para garantizar este servicio educativo. El PRD tiene fundadas reservas respecto a la eficacia y eficiencia y transparencia en la aplicación de los recursos públicos porque el gobierno foxista lejos de invertir más en educación, el año pasado se gastó menos de lo autorizado contra lo establecido en el Decreto de Presupuesto del año 2001 y acordado por la Cámara de Diputados y contra lo establecido en el Programa Nacional de Educación. Contra todo eso, según se desprende del análisis de la Cuenta Pública del año 2001, el Gobierno Federal dejó de ejercer 4 mil 500 millones de pesos en materia educativa.

¿Es así, con ineficacia como se pretende ampliar la cobertura del sistema educativo mexicano?

Se necesitan construir miles de aulas no sólo para preescolar sino también y de manera urgente, para el nivel medio donde se encuentran matriculados sólo 40 de cada cien jóvenes en edad escolar, y en el nivel medio superior en donde se inscríbenoslo 20 de cada cien jóvenes, siendo solamente uno de origen indígena.

Bajo estas necesidades, subejercer recursos resulta muy grave como grave también resulta desviar recursos públicos destinados a la impresión de libros de Texto Gratuitos para favorecer las actividades de la Fundación "Vamos Martha", ¡perdón! quise decir: "Vamos México".

Aunado a este desvío de fondos, la actual administración de la Conaliteg ha incurrido en un cúmulo de irregularidades que representan un millonario quebranto patrimonial para esta su dependencia. De tales ilícitos el PRD cuenta con pruebas documentales, mismas que se han entregado a la presidencia de esta Cámara y que también haremos llegar formalmente a la Secodam bajo un amplio expediente que ya se conoce como: "El Expediente Azul de la Corrupción".

Por otra parte, en medio de un gran despliegue mediático, en agosto de este año se llevó a cabo el acto por el que se dio a conocer el llamado: "Compromiso Social por la Calidad de la Educación". En este marco el PRD reconoce el compromiso de los legisladores para manejar los niveles de inversión en la educación, implicando al fin el reconocimiento tácito del gobierno y de los diputados, todos, de esta Legislatura, que se debe destinar una inversión pública en una proporción del 8 % del producto interno bruto (PIB).

Quiero suscribir esa parte de los compromisos en este momento, y digo que lo hago en este momento, así, personalizando, porque tanto la Secretaría de Educación Pública como la cúpula del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, hicieron aparecer mi nombre y lo asentaron como firmante del documento, cuando no he suscrito este paquete de compromisos, aparte del del 8 %.

Pero no me extraña cuando ese gobierno, el del cambio firma pactos con cúpulas sindicales que no consultan a sus bases y violan sus propios estatutos.

El compromiso social por la calidad de la educación lo que en realidad deja son más dudas que certezas, pues no se sabe al día de hoy los términos de la participación del Sindicato Nacional de los Trabajadores de la Educación en la ejecución de dichos compromisos. Tampoco cual es el papel de la organización paragubernamental ¡Vamos México! y de la fantasmal fundación SNTE.

También necesitamos saber la estrategia que tiene contemplada el gobierno federal para elevar el gasto educativo que se requiere para todos los proyectos que se derivan de este pacto. En este contexto de definiciones importantes del gobierno federal se encuentra el proceso de creación y operación del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, donde fueron hechos a un lado una serie de acuerdos que el Poder Ejecutivo tenía con el Legislativo y que apuntaban a delinear conjuntamente el perfil dela institución a fin de garantizar su plena autonomía e independencia. El perfil y la conformación del nuevo instituto no ha dejado satisfecho al parecer a nadie, pues no garantiza la gran tan ansiada independencia y representatividad.

Los criterios bajo los cuales se conformó esta junta directiva, que es el órgano máximo de gobierno del INE, obedece a los perfiles ideológicos conservadores y privatizadores de la derecha y al reparto de las cuotas de poder, es el caso de la Unión Nacional de Padres de Familia y de la Federación Nacional de Asociaciones de Padres de Familia, lo mismo que de la desconocida Comisión de Educación del Sector Empresarial. En la conformación de dicha junta directiva solo faltó invitar al Arzobispo Primado de México, quien hoy vuelve por sus fueros exigiendo educación religiosa en las escuelas públicas.

El Instituto Nacional de Evaluación Educativa...

El Presidente:

Le rogamos terminar, diputado.

El diputado Miguel Bortolini Castillo:

Termino, señor Presidente.

...se dedicará a evaluar a alumnos y profesores -estamos de acuerdo-, pero no al sistema educativo como tal y sobre todo a sus diseñadores. Mientras eso no suceda cualquier evaluación será un mecanismo filisteo que quiere ver la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio.

Muchas gracias, señor Presidente.

El Presidente:

Gracias, diputado.

Tiene la palabra hasta por diez minutos el ciudadano diputado Fernando Ugalde Cardona.

El diputado Fernando Ugalde Cardona:

Buenas tardes, señor Presidente de la Comisión de Educación, profesor Enrique Meléndez Pérez; compañeros legisladores; Secretario de Educación Pública, doctor Reyes Tamez Guerra; todos los presentes bienvenidos:

Los legisladores de Acción Nacional consideran que el fin del proceso educativo es la formación integral de cada persona, para desarrollar de la manera más amplia posible sus valores, capacidades, talentos, actitudes y habilidades. A medida que México cuente con habitantes cada vez mejor preparados, capacitados y especializados, la nación progresará en beneficio de todos.

La educación es uno de los componentes esenciales del capital humano, que es el patrimonio más importante de las naciones, es decir, la educación no solo beneficia a quien la recibe, sino a toda la comunidad. Por ello, Acción Nacional la aprecia como un bien común el cual debemos perseguir a diario con esfuerzo y tenacidad.

La teoría y la evidencia empírica señalan que el gasto público en salud, educación e investigación claramente ayudan a mantener los niveles de vida de la población en el largo plazo. Entre las variables que explican el crecimiento económico de los países la única con un efecto positivo para todos los casos es el capital humano.

Consecuentemente con estas ideas y entendedor de la importancia que implica proveer a la población con servicios educativos de alta calidad para lograr ciudadanos plenos, el gobierno de la República ubicó a la educación como la más alta prioridad en el Plan Nacional de Desarrollo 2001-2006, considerándola como la columna vertebral de la acción gubernamental.

En este orden de ideas se estructuraron tres vertientes las cuales orientan los programas gubernamentales que son: Educación para Todos, Educación de Calidad y Educación de Vanguardia.

Los resultados que arroja el Segundo Informe de Gobierno sobre la primera vertiente, es que considerando todo el Sistema Nacional de Becas para los distintos niveles educativos, éste incrementó en casi el 60 por ciento los estudiantes que reciben apoyo público para continuar con sus estudios.

Por otro lado, el índice del analfabetismo continúa descendiendo aunque marginalmente. Pero debemos tener en cuenta que la población que aún no sabe leer ni escribir se ubica en grupos de adultos mayores que están entre las zonas más alejadas y dispersas del territorio nacional. Por supuesto que esto no es un obstáculo infranqueable para la acción gubernamental, pero sí implica un mayor esfuerzo que probablemente no reporte cambios dramáticos de un año a otro.

Lo que Acción Nacional considera encomiable del Ejecutivo, es que para evitar este fenómeno se repita y se transforme en una característica endémica de las regiones con mayor desventaja, se hayan integrado y dado coherencia a los programas compensatorios, evitando con ello duplicidad en las tareas administrativas, generando una respuesta y atención más certera a quienes se encuentran en esta situación de riesgo escolar.

Asimismo, cada vez más pertinente y acertado resulta el que presta el Consejo Nacional de Educación para la vida y el trabajo, ampliando, diversificando e innovando los procesos de enseñanza que permitan a los usuarios, principalmente a jóvenes y adultos, adquirir las competencias y habilidades que les permitan un mejor desempeño en su vida laboral.

Dos ejemplos de ellos son las plazas comunitarias, que haciendo uso de la informática y las telecomunicaciones, transforman las formas de conocimiento y aprendizaje, y otro es el modelo de educación para la vida y el trabajo, a través del cual se adquieren cuatro actitudes básicas: la comunicación, el razonamiento, la solución de problemas y la participación en la vida de su comunidad.

En cuanto a la calidad educativa, nos es grato percibir un cambio en la acción pública, como es el caso del Programa Escuelas de Calidad, el cual modifica la gestión gubernamental de antaño, dejando atrás la formulación central que concentraban todas las decisiones acerca de las prioridades, las estrategias, los recursos y su distribución hacia una gestión horizontal, la cual permite generar proyectos desde la escuela hacia el sistema educativo, produciendo un mejor desempeño académico de estudiantes. A este innovador programa se le triplicó el presupuesto para este año, con lo cual se atiende a más de 2 millones de alumnos en este ciclo escolar.

Ahora bien, uno de los avances más esperados fue la creación del Instituto Nacional para la Educación, el cual tiene una Junta de Gobierno, que integra tanto a reconocidas personalidades de sobrada probidad, como a funcionarios públicos y que está a cargo de la evaluación educativa, excepto del nivel superior. Este es una avance trascendental para brindar una educación de la más alta calidad.

Relativo a la educación de vanguardia y consciente de que el cambio tecnológico es uno de los más dinámicos del desarrollo económico y social, el Gobierno de la República se ha empeñado en permear los procesos educativos del uso intensivo de la innovación tecnológica. Ejemplo claro es la red satelital de televisión educativa, conocida como Edusat, que da cobertura a 30 mil centros educativos y se espera que a finales de este año se incorporen 8 mil planteles más. De tal suerte, la administración actual no vacila ni tiene dudas sobre la prioridad y el rumbo que ésta debe de seguir.

El gasto federal para el sector educativo en este año, corresponde a 277 mil 048.4 millones de pesos y en proporción del Producto Interno Bruto, éste alcanza el 4.5 por ciento del PIB.

Quisiera detenerme unos instantes antes de seguir, pues se ha convertido en lugar común recitar datos sin ton ni son y exigir del gobierno asignaciones sin tomar en cuenta las proporciones y conceptos que incorporan los datos que se mencionan.

Acabo de mencionar que el gasto federal destinado a la educación para el 2002 fue equivalente al 4.5 por ciento del Producto Interno Bruto, esto es correcto, pero es una cifra que no incluye lo que gastan los estados de la República en educación, que también es gasto público. Si sumamos ambos, el gasto público en educación alcanza el 5.5 por ciento del PIB, si a esto le agregamos el gasto privado, tenemos un total para el gasto educativo nacional del 6.8 por ciento del Producto Interno Bruto.

Lo que aquí va planteado desde la campaña presidencial, es alcanzar con este gasto nacional en educación el 8 por ciento del PIB. Hasta el momento  y de acuerdo con las últimas cifras que publica la OSD relativas a sus países miembros, ninguno de ellos alcanza esta suma, el 8% repito, ninguno de ellos la alcanza hasta este mmento.

Esta es una meta que se ha fijado esta Administración y alcanzarla no significa claudicar o conformarnos con ella. Estoy seguro que la alcanzaremos y cuando lo hagamos nos propondremos otra meta aún más grande.

Lo que sí me parece relevante es señalar es que quienes calman y denostan la acción gubernamental en este rubro simplemente no están al tanto de las circunstancias y por lo tanto no evalúan objetivamente la perseverancia del Gobierno para lograr sus fines en esta materia.

Ahora bien, el compromiso del Partido Acción Nacional en la Cámara Baja con educación también es palpable, a lo largo de esta LVIII Legislatura mi partido ha presentado iniciativas que corresponden a las necesidades del sistema educatsivo nacional.

Acción Nacional fue el primero en presentar una iniciativa para establecer la obligatoriedad de la educación preescolar y es un hecho ya que a partir del 2005 será pre requisito haber cursado un año de este nivel para acceder a primaria. Con esta incorporación se logra la integridad de la Educación Básica.

Igualmente y preocupados por la veraz aplicación del estado de derecho que desemboque en mecanismos y controles que normen la conducta de autores y ciudadanos, se presentó una iniciativa para sancionar a todas aquellas instituciones prestadoras de servicios educativos que se nieguen a aceptar alumnos con alguna discapacidad que puedan ser integrados a la educación regular.

Asimismo y sabedores de la relación entre el maestro y el alumno, es la esencia del proceso educativo y es que la sociedad debe re valuar la dignidad de la labor magisterial, se han presentado dos iniciativas encaminadas a incorporar diversas características que contribuyan a ello.

Entre estas se encuentran la de dignificar la imagen de los profesores, inyectar una cultura de calidad permanente, permitir que la sociedad tenga acceso a la información oportuna y verídica de los resultados educativos que las instituciones sujetas a revisión por parte de las autoridades reciban de esta una explicación y argumentación en cuanto a la autorización, ratificación o revocación del reconocimiento de validez oficial de los estudios con lo que se enfatiza el compromiso de transparentar la acción gubernamental.

Y de igual relevancia es la recomendación de instaurar un servicio de civil de carrera con el fin de profesionalizar la labor docente.

De tal forma, el Partido Acción Nacional desde el Poder Legislativo trabaja con ahinco para la transformación educativa que México requiere y que está convencido que será a través de una participación constructiva y ecuánime por la cual construiremos las bases de una nueva política educativa que atienda los rezagos que exhibe el país.

Y si bien es verdad que en perspectiva a lo largo de la última década podemos observar que ha aumentado la matrícula del sistema escolarizado y que el promedio de escolaridad entre los habitantes del país ya es caso de ocho años. Aún acusamos graves rezagos en este Sistema Educativo Nacional y reflejo de ello es que la UNESCO nos ubica como un país con un nivel de desarrollo humano medio.

Y si una de las vertientes principales que se implementan en sus programas gubernamentales, es que nadie y recalco, nadie trunque sus estudios por razones económicas, me parecería razonable que se estableciera como una meta sexenal tener índices de eficiencia terminal cercanos al 100% para el nivel básico.

Consecuencia de ello tendríamos un promedio de escolaridad mayor de nueve años. Esta medida por lo menos nos ubicaría en mejor posición competitivamente hablando frente a los demás países latinoamericanos que tienen un mayor número de años promedio de su población económicamente activa.

Recordemos que es la capacitación y la preparación de la fuerza laboral el engranaje clave del desarrollo nacional, que una población bien educada es el motor económico y democrático que demanda México y que no es sino a través de la educación que se infunden los valores que dan sustento a nuestra nacionalidad.

Como constatamos señor Secretario, existen retos de gran envergadura y que todas esas características y bondades que pueden brindar la educación a nuestra sociedad descansan en los programas y acciones que usted implementa exitosamente.

Si la educación es pilara de la política social y esta persigue promover la capacidad , fuerza y voluntad de las personas para bastarse a sí mismos y que al hacerlo siente las bases de la confianza y seguridad de la nación y que los mexicanos tienen ante usted una altísima responsabilidad.

No dude en acercarse a nosotros para lograr esos objetivos...

El Presidente:

Le rogamos terminar diputado.

El diputado Fernando Ugalde Cardona:

... pero tenga la certeza que los legisladores de Acción Nacional alzaremos la voz contundentemente si nos desviamos del camino que nos lleven a estos fines.

Por su atención, muchas gracias.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por diez minutos el ciudadano diputado Jorge Luis García Vera.

El diputado Jorge Luis García Vera:

Con su permiso diputado Presidente.

Señor Secretario.

Nuestro país se ha caracterizado desde su origen como una nación independiente por la confianza que ha puesto en la educación como medio privilegiado para alcanzar el desarrollo y la justicia social; ha sido tema central de nuestras luchas libertarias y emancipadoras, siempre buscando lograr mantener su carácter laico, gratuito y obligatorio y la orientación democrática y de solidaridad internacional que la Constitución prescribe.

Por ello es que nuestro país ha sido cuna no solo de grandes educadores sino también de grandes movimientos educativos. El siglo pasado, producto de ese movimiento social que fue la revolución, logramos lo que internacionalmente se conoce como la hazaña educativa mexicana: haber prácticamente universalizado la educación primaria en unas cuantas décadas a partir de una población explosivamente creciente cuyo índice de analfabetismo era superior al 80%.

Quedaron en el camino muchos pendientes, asociados todos con la calidad del servicio y la equidad en su distribución pero también problemas de cobertura y rezago. Una calidad que se mantuvo por décadas y comenzó a deteriorarse a partir de los años `80s asociada al desfinanciamiento, producto tanto de crisis económicas recurrentes como de programas de ajuste estructural que se comenzaron a aplicar.

No sabemos cuál de los dos tuvo los efectos más devastadores para la educación pero aprendimos o debimos haber aprendido que siempre será mucho más costoso en todos los sentidos para el país y la sociedad, tratar de componer un sistema educativo que se deja caer, que prevenir y atender los problemas con oportunidad.

Bajo la divisa de hacer más cosas con menos recursos que de por sí siempre fueron pocos, se incidió negativamente en la expansión, mantenimiento y equipamiento de la infraestructura; en el desarrollo de la investigación y el desarrollo de materiales, métodos y medios; en la revisión y actualización permanente de planes, programas y contenidos, la formación inicial y permanente de los docentes con un sentido profesional en el deterioro del nivel de vida de los educadores, de la percepción social de la función educativa y la figura del maestro.

La gestión escolar y la administración del sistema se hicieron obsoletos y se deterioraron también las condiciones sociales, económicas y culturales del entorno escolar  y las familias que por enorme incidencia que tienen en el proceso de enseñanza-aprendizaje constituyen verdaderos obstáculos pedagógicos.

Hoy existe un consenso en todos los sectores de la sociedad, de que es necesario fortalecer la educación pública como herramienta central para impulsar la justicia social y como estrategia fundamental para lograr el desarrollo equitativo y sustentable al que todos aspiramos, un consenso que se ha concretado en la firma del compromiso social por la calidad de la educación. Buscamos con él garantizar una educación integral que no sólo atienda ciertos contenidos cognoscitivos de carácter instrumental, sino que también dote a nuestras nuevas generaciones de una sólida cultura estética, de valores, de cuidado del medio ambiente, de cuidado de la salud y de la práctica sistemática del deporte. Sin embargo, la calidad educativa en que con voluntad expresa estamos todos empeñados supone precondiciones materiales y pedagógicas que tienen como condición necesaria, pero de ninguna manera suficiente, un financiamiento consecuente con el objetivo.

El Ejecutivo Federal, también firmante del compromiso, ha reiterado su voluntad de hacer de la educación el eje fundamental y prioridad central de su gobierno y que, la elevada prioridad de la educación habrá de reflejarse en la asignación de recursos crecientes para ella y en un conjunto de acciones, iniciativas y programas que la hagan cualitativamente diferente y transformen el sistema educativo. En diferentes momentos de su campaña y de su gobierno, se comprometió a que al finalizar la administración de dedique a la función educativa el 8 por ciento del Producto Interno Bruto, en los términos que sugiere la UNESCO, de recursos del Gobierno Federal, sin incluir los que al sector dedican los particulares.

Hemos visto con preocupación que en los dos últimos ejercicios fiscales el presupuesto educativo se ha visto afectado por recortes que impactan de manera negativa en su funcionamiento y resultados. Para este año y para el siguiente, se espera una caída de los porcentajes de crecimiento nacional. Esperamos que no se busque encontrar con ello argumentos para decir que el compromiso se está cumpliendo.

Por otro lado, con el objetivo de fortalecer la educación pública con un sentido de calidad y equidad, la mayoría calificada de las dos Cámaras del Poder Legislativo Federal y la mayoría de los congresos estatales, decidimos llevara adelante una reforma constitucional para hacer obligatoria la educación preescolar, estableciendo plazos y fechas para ir avanzando en este propósito. Cabe hacer la aclaración que en esta reforma en quien más encontramos oposición fue en la fracción de Acción Nacional. Sin embargo, el Ejecutivo Federal, a pesar de que se ha venido el término constitucional para que promulgue y publique el decreto para que la reforma entre en vigor, no lo ha hecho. Confiamos en que esta formalidad sea cubierta a la brevedad posible en beneficio de la niñez mexicana.

Nos preocupan también, señor Secretario, algunos aspectos no discutidos relacionados con el Instituto Nacional de Evaluación Educativa, todo educador aprende desde los primeros pasos de su formación profesional, la importancia que tiene para el proceso educativo, la evaluación diagnóstica, formativa y con fines de acreditación de sus educandos.

A partir de ella, planeamos estrategias y decidimos medidas correctivas, para mejorar nuestros resultados y los de nuestros estudiantes.

No es tampoco ninguna novedad, para nosotros, la evaluación de nuestro trabajo profesional, con este mismo sentido.

Preocupa que en un esfuerzo tan importante, no se haya abierto a la discusión pública para qué se evalúa, si para cerrar escuelas públicas y entregar su administración a empresas particulares como en Estados Unidos o para detectar problemáticas y enfocar todos los recursos y el poder del Estado para resolverlas como en Finlandia..

Nos preocupa también la atención que el Estado debe a la educación superior y el financiamiento a las universidades públicas y a la investigación científica.. En los últimos años hemos observado una fuerte tendencia a la disminución de los apoyos presupuestarios, tanto a las instituciones federales como a las de los estados, al grado que algunas se encuentran en quiebra técnica e incluso en peligro real de desaparecer.

Muchas de estas instituciones necesitan cambios profundos que les permitan seguir siendo viables, en esto y en la rendición de cuentas, estamos comprometidos, pero exigimos, señor Secretario, que en el proyecto de egresos de la federación que el Ejecutivo pondrá a consideración de esta soberanía, la dependencia a su cargo contemple un apoyo decidido a estas instituciones, que son la base para que el país pueda enfrentar con éxito los retos de la globalización. Muchísimas gracias.

El Presidente:

Gracias.

Para dar cumplimiento al punto segundo fracción III incisos a), b) y c), para la primera ronda de preguntas hasta por tres minutos con derecho a réplica por tres minutos, se han inscrito los siguientes ciudadanos diputados:

José Manuel del Río Virgen de Convergencia por la Democracia; Víctor Antonio García Dávila del PT; Sara Guadalupe Figueroa Canedo del Verde Ecologista; Elías Martínez Rufino del PRD; María Isabel Velasco Ramos del PAN; y Nahum Ildefonso Zorrilla Cuevas del PRI.

Tiene la palabra hasta por tres minutos el compañero diputado José Manuel del Río Virgen.

El diputado José Manuel del Río Virgen:

Con su permiso señor Presidente.

Señor secretario, en la cuestión de la educación superior quiero comentarle que, para nosotros, la universidad pública es la excelencia de la academia, la Casa del Saber, la posibilidad pública de que los mexicanos quiebren las cadenas de la ignorancia, que ata a los pueblos a modelos políticos y económicos que no desea.

Es una fortuna que la UNAM y el Politécnico, ya no sean una posición de partido político en el poder sino una posición del pueblo de México, pero, señor Secretario, voy a insistir en las cifras del Instituto Politécnico Nacional. Y voy a insistir, porque veo con mucho agrado que varios legisladores también son egresados del Instituto Politécnico Nacional, y con base en ello quiero formularle algunas preguntas:

Señor Secretario, el saldo rojo por un importe de 671 millones de pesos que se refleja en los gastos de operación de esta institución, no contempla los déficits que tiene por concepto de pago del impuesto sustitutivo por un importe de 64 millones de pesos, así como el entero que el Instituto tiene que realizar a la Tesorería de la Federación por la cantidad de 75 millones de pesos que corresponde a la aportación del IPN al Presupuesto de Egresos de la Federación.

Es decir, todo este déficit que acumula 823 millones de pesos para el IPN en el ejercicio del 2002, son apenas un porcentaje muy pequeño del subejercicio que tuvo la Secretaría de Educación Pública en el año del 2001, es decir, 4 mil 500 millones de pesos.

Mi pregunta sería, señor Secretario ¿por qué no se defiende el artículo 6º. de la Ley Orgánica del IPN?, en el sentido de que se quede con los recursos autogenerados que le corresponden, así como se quedan otros institutos tecnológicos con ese recurso.

Segundo. Señor Secretario, usted y yo sabemos y todos los que estamos aquí, que cualquier oficina, la Oficina de Comunicación Social del Presidente de la República tiene 7 veces más presupuesto de comunicación social que lo que maneja el Instituto Politécnico Nacional. No es justo y tampoco es razonable. Por lo tanto, señor Secretario, ¿usted sería capaz, del subejercicio que tienen, hacer una transferencia de 900 millones de pesos que necesita con urgencia el Instituto Politécnico Nacional?

Señor Secretario, termino; señor Presidente termino.

¿Es justo, señor Secretario, que se hayan gastado recursos en la Fundación "Vamos México", cuando es solamente una fundación y no una institución como el Instituto Politécnico Nacional?

Por sus respuestas, señor Secretario, muchas gracias.

Gracias, señor Presidente.

El Presidente:

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra hasta por cinco minutos, para dar respuesta. Lo puede hacer, si gusta, de su lugar.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Gracias, señor Presidente.

Coincidimos totalmente en el propósito de fortalecer las instituciones de Educación Superior Públicas en el país y en el caso particular del Instituto Politécnico Nacional.

Comentaba yo hace un momento, que en el caso del presupuesto para las instituciones de Educación Superior, alcanzamos este año sobrepasar ligeramente el 1% del Producto Interno Bruto como inversión en las instituciones de Educación Superior.

Quisiera yo comentar de manera precisa, que a las instituciones de Educación Superior, adicionalmente del presupuesto asignado a los irreductibles y a los gastos de operación de las propias instituciones, nómina, etcétera, este año les fueron asignados 2 mil 200 millones de pesos en programas que tuvieron como criterio fundamental, el evaluar el desarrollo institucional y los programas de fortalecimiento institucional de las propias instituciones de Educación Superior. Se apoyaron más de 430 proyectos en las instituciones de Educación Superior y se asignaron recursos en este orden.

Es la primera vez, desde el año pasado, que las instituciones de Educación Superior, están recibiendo recursos adicionales por indicadores de desempeño institucional y por evaluación externa. Pongo dos ejemplos:

Uno de ellos es, desde hace dos años, los comités interinstitucionales de evaluación de la educación superior han evaluado más de dos mil programas de licenciatura de las instituciones de educación superior públicas.

Desde el año pasado por primera vez, aquellas instituciones que tienen más programas en el nivel 1, que es el nivel de mayor calidad, recibieron mayores recursos basado en esta evaluación.

De igual manera aquellas instituciones cuyos egresados están presentando el examen de egreso de licenciatura del Ceneval en las diferentes carreras y que obtienen buenas puntuaciones, están recibiendo también recursos adicionales.

Otro ejemplo es que desde el año pasado todas las instituciones del país han desarrollado programas integrales de fortalecimiento institucional con metas y objetivos a diferentes tiempos al año 2003 al 2006, al 2010, al 2025 y basado en esos programas de las propias instituciones, la Secretaría está apoyando a estas instituciones para que logren los objetivos que se han planteado.

Hemos otorgado más de 720 becas de posgrado para profesores del Sistema de Educación Superior del país, manteniéndoles su salario, dándoles becas adicionales. 786 plazas para profesores de tiempo completo.

El subsistema de educación tecnológica ha logrado que más de 2 mil de sus profesores hayan concluido con el programa de Maestría en Ciencias y que el 70% de sus planteles estén conectados a Internet. Y adicionalmente a esto, con los mil millones que se autorizaron para buscar reformas estructurales como ya comentaba, catorce instituciones de educación superior llegaron a acuerdos con sus sindicatos para modificar las condiciones del contrato colectivo. Estos acuerdos fueron registrados ..

El diputado Jose Manuel del Rio Virgen: (desde la curul)

Perdón señor Secretario, es que no me ha contestado usted ninguna de las preguntas que me permití hacerle.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Ahorita señor diputado, con todo gusto.

El Presidente:

Tiene derecho a réplica compañero diputado. Vamos a dejarle que termine en su exposición el señor Secretario.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

... en el caso particular del Instituto Politécnico Nacional, como es claro y lo sabe el señor director, hemos estado apoyando al Instituto en todo este proceso de búsqueda de autonomía y de respaldo financiero a la propia Institución. Inclusive estamos buscando que estos recursos que le fueron deducidos sean reintegrados antes de que concluya el año.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por 3 minutos el diputado José Manuel del Río Virgen, para hacer la réplica.

El diputado José Manuel del Río Virgen:

Con su permiso señor Presidente.

Señor Secretario, qué bueno que en los últimos seis segundos de su participación usted nos puede dar una explicación a la comunidad politécnica y a los mexicanos en general, de que está en su interés fortalecer y respaldar financieramente al Instituto Politécnico Nacional.

Lo felicito señor Secretario, verdaderamente se requiere, datos como los que usted estuvo señalando, de mayor presupuesto para las instituciones de educación superior, el crecimiento del 1% del Producto Interno Bruto, el fortalecimiento institucional, los recursos de más que recibieron las instituciones de educación superior y las 730 becas. Señor Secretario, eso no aparece en la página Web de donde saqué yo los datos que son  página web del IPN y de la Secretaría de Educación Pública.

Señor secretario, quedaron pendientes dos respuestas que me parecían muy importantes. Por ejemplo, lo de los 900 millones de pesos de transferencia, lo de defender el artículo 6 de la Ley Orgánica del Instituto Politécnico Nacional y lo de la Fundación Vamos México.

Esas eran y son cuestionamientos, señor secretario, que se hace la comunidad politécnica, se hacen los mexicanos en general y particularmente nos hacemos todos los legisladores en esta Cámara de Diputados, todos los legisladores que somos egresados de educación pública superior.

Por ese motivo, señor secretario, desafortunadamente no estoy de acuerdo con la visión que tiene el gobierno federal y que tiene particularmente la Secretaría de Educación Pública a cargo de usted de ver, en algunas cifras macro, el reflejo de lo que es la educación superior.

La educación superior no se puede reflejar desde el punto de vista macro; tampoco las escuelas de calidad se reflejan desde el punto de vista de que mejoramos 2 mil escuelas de calidad.

Solamente le quiero decir que en solamente un municipio, el municipio de Tecolutla; Veracruz, acabo de hacer una gira por ese municipio y regalé, en 36 escuelas, a cada escuela le di una bandera. Ni siquiera una bandera tienen para hacer los honores a la bandera; ni siquiera la petición que le hice a su oficina de dotarles a 22 escuelas de una banda de guerra llegó a esas escuelas de esta comunidad. Ni siquiera tampoco llegaron los apoyos a los maestros y es un dato curioso. Es un municipio muy pequeño, con una gran fortaleza espiritual y de trabajo, pero no tiene ni una sola beca de la Secretaría de Educación Pública.

Señor secretario, lamento por esta vez no coincidir con sus planteamientos; seguramente en el futuro coincidiremos en el fortalecimiento a la educación pública en México.

Gracias, señor presidente, gracias, señor secretario.

El Presidente:

Gracias.

Tiene la palabra, hasta por 3 minutos, para formular su pregunta, el diputado Víctor Antonio García Dávila.

El diputado Víctor Antonio García Dávila:

Con la venia de la presidencia. Como se sabe, la educación representa una parte medular en el desarrollo integral de un pueblo.

Así fue reconocido en culturas antiguas, así lo han reconocido las naciones modernas, que han transitado de etapas de atraso económico a estadios exitoso de desarrollo industrial.

Por lo tanto, estas naciones no han dudado en canalizar recursos suficientes para desarrollar sus sistema educativo en todos sus niveles; incluso le han dado gran importancia a la educación superior y al desarrollo de la ciencia y la tecnología.

Por ejemplo, países como Estados Unidos, Alemania y Japón, destinan el 2.6% del producto interno bruto a la ciencia y a la investigación científica. En Canadá es del 1.6%, mientras que en México apenas alcanza el 0.4% de nuestro producto anual. Quien diga lo contrario no vive en México, vive en ese país llamado Foxilandia.

La UNESCO ha recomendado a las naciones destinar el 8% del producto interno bruto a la educación en todos los niveles, sin incluir el gasto privado a este rubro.

Para ciencia y tecnología recomienda el 1.5% como mínimo. Nuestro país aún está muy lejos de esta cifra. Quien diga que casi llegamos al 8 también tiene su casa en Foxilandia.

El resultado final de los muy pocos recursos destinados a la ciencia y tecnología se traducen en la formación de pocos investigadores con relación al tamaño de nuestro país, y en consecuencia, en una escasa vinculación con los sectores productivos.

Por esta razón, señor secretario, nuestro grupo parlamentario demanda que se cumpla con las recomendaciones de la UNESCO para satisfacer con estos propósitos educativos.

Nos preocupa que el plan de educación de calidad que está implementando la SEP sea sólo un plan piloto, cuando debiera de estar buscando a todos los niveles de nuestro sistema educativo.

Aquí es donde hace agua la visión de la SEP de cómo enfrentar los desafíos educativos de nuestra nación.

Se ha optado por la vía del tortuguismo cuando el país requiere cambios a pasos agigantados. Una vez más observamos que la limitación de recursos es un serio obstáculo para solventar nuestras carencias educativas.

Yo tenía tres preguntas diferentes; al tiempo no le alcanzó a usted para contestar las del diputado Del Río Virgen, le doy el tiempo de mis preguntas para que le conteste al diputado Del Río Virgen.

El Presidente:

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por cinco minutos para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Retomando el caso del Instituto Politécnico Nacional, la reducción que ha tenido en recursos el Politécnico es de 137 millones de pesos. De esos, 91 millones corresponden a que el gasto que se había considerado en el pago de impuestos a los trabajadores y que por acuerdo del Congreso no fueron tasados para este año, no serían utilizados para este propósito. La diferencia que esto fue de 91 millones de pesos, la diferencia sí fue producto de reducción del presupuesto en base al Programa de Ahorro y el recorte que sufrió la Secretaría de Educación Pública.

La otra diferencia a la que usted se refiere, tiene su origen a que desde el año pasado el Instituto Politécnico no enteró a la Tesorería una cantidad superior a 450 millones de pesos de recursos autogenerados y en ese caso la Secretaría de Hacienda para el presupuesto de 2002 no programó esa cantidad de recurso que no fueron enterados el año anterior. Y ese es el origen del problema.

Yo lo único que sí quiero reiterar, y lo sabe la gente del Politécnico, es que hemos estado respaldando al Instituto en todas sus acciones: en sus problemas presupuestales y también en su proyecto de generar una autonomía que le permita precisamente, como al resto de las instituciones de educación superior publicas del país, poder trabajar sin tener estos problemas que le han venido ocasionando precisamente el ser una institución que depende del sector público y que se tenga que ajustar a los lineamientos y normativas que no son los mejores para el desarrollo de las instituciones de educación superior. Y que el propósito de la Secretaría es seguir apoyando a esa Institución hasta que logre precisamente en este nuevo marco legal, una autonomía en el manejo de sus recursos financieros y evitar toda esta problemática que le ha venido generando esta situación que actualmente se presenta.

Como lo comento el señor Presidente desde la primera vez cuando se dio posesión al actual Director del Politécnico, el propósito del Gobierno Federal es que el Instituto goce de autonomía, de una autonomía política, de una autonomía financiera, de una autonomía legislativa que le permita avanzar y consolidarse como institución de educación superior del país. Esa es la situación y yo reitero esta disposición de seguir apoyando al Instituto Politécnico en este propósito.

Como usted bien dijo, yo soy egresado, orgulloso, del postgrado del Instituto Politécnico Nacional.

Adicionalmente en el caso de la Fundación "Vamos México", y de los comentarios que diferentes diputados han realizado, quiero ser muy preciso. Los Centros de Integración Juvenil, desde hace muchos años han venido editando este libro para ayudar a los padres de familia a proteger a sus hijos del problema de la drogadicción.

El libro en cuestión se ha editado muchas veces, siempre con apoyos de diferentes organizaciones de la sociedad civil. Los Centros de Integración Juvenil, solicitaron a la Fundación "Vamos México", un apoyo para lograr esta publicación. Lo único que realizó la Fundación "Vamos México", fue una gestión para conseguir papel donado por una compañía privada. La Secretaría de Educación Pública no ha otorgado recursos a este propósito. Entonces hay que ser muy precisos.

El proyecto no es un proyecto de la Fundación Vamos México, el libro no es un proyecto de la Fundación Vamos México, el libro se ha editado en muchas ocasiones por los centros de integración juvenil. Lo único que hizo la Fundación Vamos México fue conseguir papel para que el libro se editara. No debe existir ninguna duda al respecto ni debe haber ninguna polémica con respecto a esta situación.

Espero que estén contestadas estas dos cuestiones y yo reitero la pregunta y el comentario que se hacía, si algo hemos procurado y hemos cumplido en esta administración es actuar con toda transparencia con respecto a los resultados educativos. No se han ocultado resultados, hemos mantenido siempre este propósito y lo seguiremos manteniendo. Tenemos que reconocer la realidad que vive el sistema educativo y lo seguiremos haciendo con este mismo propósito.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica el diputado Víctor Antonio García Dávila.

El diputado Víctor Antonio García Dávila:

Con la venia de la Presidencia.

No tenemos la menor duda de que nuestro sistema educativo enfrenta muchos rezagos. No solo tenemos el problema de analfabetismo que sigue siendo alto en comparación a otras naciones de América Latina o con naciones de similar desarrollo industrial que el nuestro. Hacia el interior en estados como Oaxaca, Chiapas, Guerrero, Veracruz, Hidalgo y Campeche siguen teniendo los más altos índices de analfabetismo, en algunos de ellos se rebasa el 20 por ciento.

La cobertura educativa sigue siendo insuficiente. No tenemos duda de reconocer que a nivel de la primaria las cosas prácticamente están satisfechas, pero cuando arribamos a nivel de la secundaria, el bachillerato y la educación superior las cosas ya no marchan tan bien.

Las cifras son contundentes. Según un acuerdo de la Conapo de los 20, 30 millones de personas entre 15 y 24 años, 54 por ciento realiza alguna actividad económica. Es decir, casi 11 millones y su formación educativa termina para la mayoría entre los 16 y 17 años. Con un nivel promedio de escolaridad de 8.5 años. Aún más, solamente 1 de cada 5 jóvenes de entre 15 y 24 años tiene al estudio como una actividad. Esto no podía ser diferente en un país de pobres.

Señor: Nuestros problemas educativos no terminan aquí. A los anteriores tenemos que agregarles los relativos a la enseñanza de las matemáticas, que frente a la carencia de métodos para su enseñanza se tiene que recurrir a la improvisación y al empirismo. Quiere decir de la eficiencia terminal y de los altos índices de reprobación en cosas tan elementales como la comprensión de lectura seguimos teniendo fallas garrafales y eso mismo lo observamos en la enseñanza aprendizaje de la expresión oral y escrita.

Todo lo anterior se traduce en el bajo nivel de lectura de libros que tiene nuestro pueblo que apenas llega a un libro al año, cuando naciones como Noruega alcanza hasta 37 libros al año.

Por esa razón el grupo parlamentario del PT propuso el establecimiento de la educación inicial, porque pensamos que la base de la cultura de un pueblo empieza desde la raíz, desde el desarrollo de las capacidades sicomotoras y la alimentación, hasta la capacidad inventiva e imaginativa.

En síntesis, señor Secretario, nuestro sistema educativo sigue adoleciendo de fallas, pero tenemos claro que la solución de ellos va a depender de una política sostenida y frontal a largo plazo que parte del reconocimiento de que se requieren mayores recursos, pero también se requiere de una política integral que tenga como eje articulador la profesionalización de la enseñanza en todos los niveles y eso requiere canalizar de forma seria y sostenida cuantiosos recursos financieros.

Es cuanto.

El Presidente:

Gracias, diputado García Dávila.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para formular su pregunta, la diputada Sara Guadalupe Figueroa Canedo.

La diputada Sara Guadalupe Figueroa Canedo:

Con su permiso, señor Presidente.

Señor Secretario Reyes Tamez Guerra: En México, a pesar de la importancia que tiene la educación, el marco institucional vigente no otorga los incentivos adecuados para que la acumulación de capital humano se traduzca en desarrollo económico.

Un cuello de botella importante y cada vez más peligroso, es la falta de enlace entre el tipo y nivel de educación que el sector está produciendo y las habilidades que demanda el mercado de trabajo. Esta falta de integración entre educación y producción genera cada año contingentes importantes y crecientes de profesionistas que terminan frustrados, trabajando en actividades no relacionadas con sus estudios y percibiendo ingresos inferiores a su expectativas, con lo que puede comprometerse la estabilidad social del país y el incremento de la emigración del capital humano.

Por estas razones quisiéramos saber cuál es el mecanismo que el sistema educativo ha implementado para dar seguimiento respecto a la inserción laboral de los egresados, cómo se pretende ajustar la oferta educativa al tipo y nivel de habilidades que el mercado laboral exige, cuáles son los alcances y resultados del Consejo nacional de Educación para la Vida y el Trabajo.

¿Se ha planteado la posibilidad de que el Instituto Nacional de Evaluación incorpore como parte de su diagnóstico de la educación superior, el grado de eficiencia que existe entre la cantidad de alumnos egresados y la cantidad de profesionistas con trabajo?

Otro aspecto que consideramos de suma importancia y que es un problema latente, es la educación para las personas discapacitadas. Actualmente alrededor del 42 por ciento de los 2 mil 430 municipios que conforman el país, cuentan con escuelas para atender a niños con capacidades especiales y solamente 40 mil profesores están capacitados para impartir este tipo de enseñanza, lo que representa el 4 por ciento de maestros en instrucción básica.

Usted ya ha reconocido las dificultades estructurales que tiene nuestro país para solucionar en el corto plazo esta deficiencia en el sistema educativo. En este sentido ¿cuáles son las perspectivas en este sector? ¿Qué deben esperar los mexicanos que requieren una educación especial del actual gobierno? Ante la infraestructura insuficiente con la que contamos, ¿se ha planteado la posibilidad de acondicionar los planteles educativos existentes, para que niños y jóvenes que sufren algún tipo de discapacidad física, puedan incorporarse a la escuela?

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente:

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por cinco minutos, para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias, señor Presidente.

Voy a tocar algunos temas de la pregunta anterior, de la intervención anterior y de esta intervención, que están relacionados.

El primero tiene que ver con la educación básica. Tenemos un problema serio, en el sentido de que el sistema de pruebas que tenemos en educación primaria y secundaria, con muy honrosas excepciones orienta la memorización y no favorece la capacidad de análisis ni la creatividad. Los niños van aprendiendo que para ir superando necesitan memorizarse las cosas. En este sentido estamos incluyendo algunos cursos adicionales en lo que es la enseñanza y la ciencia y la apreciación de las artes, para lograr una formación integral que busque generar en los niños precisamente estas capacidades.

Se ha comentado, y con razón, los problemas que tenemos en la enseñanza en las matemáticas y en el problema de la lectura y de la escritura en el país. Por eso, no es raro que las evaluaciones internacionales a las que ya algunos de ustedes se han referido, tengamos estos resultados.

Por ejemplo, al evaluación que realiza la OCDE en el caso de la lectura no es si sabe el niño leer en el ejercicio técnico de saber leer, lo que miden es si sabe inferir, comprender, sintetizar, a partir de lo que se lee y ahí tenemos un problema que tenemos que atender. Por eso realizamos este esfuerzo en el Programa Nacional de Lectura, de llevar a cada una de las 781 mil aulas del país, 29 títulos , pro cambiando el concepto a que los niños disfruten la lectura, lean por placer y no por obligación, que no tengan que leer para un examen o que tengan que leer para hacer su tarea, sino que lean algo que disfruten y en esto hemos tenido un apoyo muy importante en este Programa tanto del Sindicato como algunos organismos sectorizados en la SEP como es el caso de Conaculta y como es el caso del Fondo de Cultura Económica, con un programa con apoyo de dos maestros para el caso de las lecturas.

El mismo problema lo tenemos en Matemáticas, no sabemos enseñar Matemáticas, enseñamos operaciones y no la utilidad de las mismas, aquí también estamos buscando una variación para hacer las Matemáticas más atractivas.

Esto nos liga hasta el problema de la orientación profesional, como ya se ha comentado aquí el problema de las carreras, hay mucha gente que selecciona una carrera en base que no tenga Matemáticas, cualquier cosa menos Matemáticas, por eso no es raro que tengamos por ejemplo el 12% de la matrícula profesional en la carrera e Derecho que es la más alta del mundo, aquí también estamos buscando esfuerzos para lograr una orientación profesional y una matrícula que sea adecuada y que responda a las necesidades de desarrollo del país.

Yo les puedo informar que en el Programa de Becas de Educación Superior se ha logrado esto, por ejemplo el 55% de las becas se dieron a programas de Ingeniería cuando estos tienen alrededor del 30% de la cobertura en la matrícula nacional y muy pocos apoyos a las carreras que tenemos sobresaturadas.

Adicionalmente en el sentido de la equidad, el 82% de las becas del Pronade del Programa de Becas de Educación Superior fueron asignadas a jóvenes del sector rural y del sector indígena, en la primera evaluación del Programa de Becas del año pasado y vamos a mantener este propósito.

Otro reto muy serio que hice comentario, es el de la integración educativa, acabamos de lanzar el Programa de Integración Educativa donde estamos poniéndonos como meta duplicar en el término de un año la capacidad instalada para tener al doble de niños y jóvenes con problemas de aprendizaje y con capacidades diferentesy sí estamos muy conscientes también de este reto que tenemos dentro de la educación.

Yo quisiera decirles que estamos haciendo un esfuerzo muy importante por facilitar el uso de la tecnología en todos los niveles, comenzando con los maestros. Hemos destinado recursos para que 221 maestros puedan tener una computadora, estamos hablando de solamente maestros del Sistema de Educación Básica.

En el caso de las secundarias, ya logramos una cobertura de 69% de las secundarias del país, tenemos 6 mil 55 secundarias con conectividad y equipadas de 10 mil 49 del Sistema de Educación Pública.

Donde tenemos el reto más serio es en primarias donde tenemos de las 93 mil 919 escuelas primarias del país una cobertura solamente del 13 ½%.

El Presidente:

Gracias señor Secretario.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica, la diputada Sara Guadalupe Figueroa Canedo.

La diputada Sara Guadalupe Figueroa Canedo:

Gracias. Con su permiso señor Presidente, señor Secretario. Sin duda el empleo es uno de los principales problemas de nuestro país, por lo cual, del éxito que tenga el Sisstema Educativo para preparar una generación de mexicanos con los conocimientos y la motivación para competir en un mundo laboral globalizado, dependerá que nuestro país siga sumido en la pobreza o que pueda construir un mejor nivel de vida.

Para el Partido Verde Ecologista de México es importante que todos los sectores de la sociedad contribuyan en el ámbito de su competencia al mejoramiento del sector productivo y de las condiciones económicas de la población.

Es por ello que la Secretaría debe adquirir un mayor compromiso en la atención a la atención de la educación superior y la creación de técnicos especializados. Se requiere una educación superior modernizada que verdaderamente provea de técnicos hábiles en el uso de tecnología de punta a fin de que sean capaces de enfrentar los retos del mercado laboral ante empresas cada vez más presionadas para competir en una economía globalizada.

Por otro lado, si queremos que las escuelas sean para todos se hace necesario que los sistemas educativos aseguren que todos los alumnos, sean cual sean sus capacidades, tengan acceso a un aprendizaje significativo; estamos pues en un momento en el que es necesario que se busque nuevas estrategias para educar más eficazmente a todos los estudiantes.

Esperamos que el Programa Nacional de Fortalecimiento de la Educación Especial y de la Integración Educativa, represente un verdadero avance hacia la reducción de la marginación escolar y la inclusión de miles de niños al sistema educativo.

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias diputada.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para formular su pregunta el diputado Elías Martínez Rufino.

El diputado Elías Martínez Rufino:

Con su venia señor Presidente, señor Secretario, compañeras y compañeros:

Primero quiero agradecer y como profesor se lo digo, la clase de sicopedagogía que nos acaba de dar en tres lecciones de un minuto cada una de ellas.

Segundo, yo creo que hay algunos asuntos que debemos de revisarlos al calor de la historia de México no solamente en función de momentos coyunturales y quiero decirle que al PRD le preocupa la amenaza al proyecto histórico de la educación pública establecido en la Constitución por la paulatina privatización que el Gobierno no atina a regular con base en un proyecto, sino que alienta por vía de su inacción.

Y como ejemplo de este aceleramiento en el nivel preescolar hoy en día la escuela privada atiende a más niños que la educación indígena y crece al doble de su ritmo. En el caso de los estudios de licenciatura, hoy en día la oferta privada supera con creces a la oferta del conjunto de universidades de control federal y estatal que no cuentan con autonomía; en el caso del posgrado no sólo supera las de control federal y estatal sino que prácticamente atiende a la misma proporción de alumnos que a las instituciones autónomas.

Como hemos señalado, la educación privada no es de pro sí contraria al interés nacional sino por su particular desarrollo en nuestro país no ha contribuido a plenitud a hacer realidad el derecho a la educación en ésta.

Es muy cuestionable que el crecimiento de la educación privada se haga a costa de la educación pública pues no ha sido complementaria sino sustitutiva de ella; además, la educación privada nunca se ha dirigido a cubrir el enorme rezago histórico y sobre todo la educación que imparte -como ellos mismos lo reconocen- no es de la mejor calidad salvo en el caso de un puñado de universidades y de varias instituciones de educación básica y media que merecidamente hoy son modelos a seguir.

Frente a este panorama señor Secretario, pregunto: ¿por qué el decreto del Instituto Nacional de Evaluación de la Educación establece que la educación superior no será objeto de su atención, cuando existen más de mil instituciones de educación superior en todo el país que operan con una ínfima calidad? ¿Por qué se incluyó en la Junta Directiva a la Asociación Nacional de Padres de Familia y a un representante del sector empresarial si sólo presionan con consignas y dogmas y no cuentan con un proyecto educativo en el área educativa, obviamente, pero un proyecto como nación?

Finalmente, con relación al compromiso social por la calidad de la educación y a fin de salvaguardar el carácter laico de la educación, le pregunto: ¿qué tipo de participación tiene la iglesia católica en éste, pues su jerarquía ha señalado la existencia de pláticas con su Secretaría? ¿Será acaso para que la educación pública se abra a la educación confesional?

Hago estas preguntas en función a mi derecho a preguntar, aunque, perdón por decirlo, pero nos hemos dado cuenta que usted también está en su derecho de contestar lo que pareciera es incumplir con su obligación, porque debe de contestar, creemos, lo que se pregunta, no lo que se cree que se pregunta.

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputado.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra hasta por cinco minutos, para dar respuesta a la pregunta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

En el primer planteamiento se comentaba acerca del problema de nuevo del empleo de la educación superior. Yo quisiera comentar que nos acaban de entregar el resultado de un análisis de los últimos 10 años, de cuál es la situación de empleo de los egresados del sistema educación superior del país de los últimos 10 años. En 10 años egresaron un poco más de 1 millón 900 mil profesionistas de nivel superior, de éstos, el 93 por ciento estaba laborando; de este 93 por ciento que estaba laborando, un poco más del 60 por ciento estaba incorporado en ocupaciones que requieren una formación de educación superior y un poco menos del 40 por ciento estaba realizando ocupaciones en los grupos 2 y 3, que no requieren conocimientos de educación superior.

Aquí me refiero a otro problema que tenemos en el sistema educativo de educación superior. Tenemos poco desarrollo y reciente en carreras de dos años que son muy necesarias para el desarrollo del país, después de terminar bachillerato. Estamos hablando de la educación que se imparte en diferentes países y que hasta muy recientemente nuestro país tomó este reto a través de las universidades tecnológicas.

Si hacemos una comparación del sistema educación superior de países desarrollados con nuestro sistema, nos encontramos que mientras en países desarrollados su matrícula de educación superior está compuesta por un 60 y hasta un 70 por ciento de estudiantes de carreras de dos años y el resto en carreras tradicionales de cuatro, cinco o seis años, en nuestro país tenemos el 91 por ciento de estudiantes en carreras tradicionales y solamente un 3 por ciento en carreras de dos años.

Aquí por eso el Gobierno Federal ha fortalecido el sistema de universidades tecnológicas, se han creado hasta este momento 54, la idea es llegar a 65 y se ha fomentado también en las universidades públicas el que ofrezcan carreras en dos ciclos, donde en los primeros dos años ya los estudiantes reciban un diploma que les permita integrarse al mundo de trabajo, y tenemos que seguir haciendo un esfuerzo en este sentido.

La gente que no termina la carrera, que es el 50 por ciento de los que ingresaron desde el bachillerato, no se llevan nada mas que la frustración de no haber concluido la carrera. Estamos trabajando en este sentido.

En el caso de la pregunta de por qué el Instituto de Evaluación no evalúa educación superior, la respuesta es que la educación superior ha venido siendo evaluada desde hace varios años de manera externa por diferentes entidades: la primera de ellas en el caso de la evaluación, es el caso del Ceneval, que realiza evaluaciones al ingreso, al término de la preparatoria, el ingreso a la carrera y al término de la carrera; están los CIES que ya mencioné, que desde hace 12 años están evaluando cada uno de los programas de licenciatura del Sistema Educación Superior del país, y está también el Consejo de Acreditación, el Consejo nacional que ya acreditó, a su vez, a 7 organizaciones, para que acrediten estudios específicos de educación superior que se imparten en las universidades, por eso el propósito del INE está orientado a la educación básica fundamentalmente.

El por qué están los padres de familia, los padres de familia son los principales interesados en educación de sus hijos en México, las dos organizaciones de padres de familia reconocidas en el país, forman parte del Instituto, y éste es el motivo de que estén presentes.

Reitero, y lo he hecho cada vez que he venido aquí, y de nuevo se vuelve a tocar el tema, lo hice al principio de mi participación, el compromiso del gobierno es o mantener la concepción del Artículo 3º. Constitucional con respecto a la educación laica y gratuita.

El Presidente:

Gracias doctor.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica el ciudadano diputado Elías Martínez Rufino.

El diputado Elías Martínez Rufino:

Yo sé que es poco tres minutos, si es poquito más cinco minutos, sólo quiero decir que entonces habría que revisar a quién representa la Asociación de Padres de Familia y a quiénes representan otras organizaciones también de padres de familia, al final de cuentas la educación es de interés público, y entonces hay que revisarle por hay, uno.

Segundo, -digo, lo de la Fundación SNTE, mejor no pregunto, ¿no?, ¿verdad?, si. es de la amiga de Fox-.

El otro asunto que había que revisar es, sobre el presupuesto ejercido por la llegada del Papa, en donde se destinaron, vía patrimonio cultural, 1,450 millones de pesos, de los cuales 550 mil fueron destinados para remozar la Catedral y sitios adyacentes, esto fue el 38.8% de recurso destinado al patrimonio cultural, por lo menos el tangible, no importa aunque otros muchos sitios arqueológicos e históricos se estén cayendo o se utilicen para guaridas o para 20 mil cosas más, que no son precisamente su vocación.

Obviamente esto implica que a veces hasta se critique que se produzcan películas como el Padre Amaro, que creo que espantó a muchas buenas conciencias, porque se gastó dinero del pueblo, aunque no nos querramos reconocer en una realidad, en donde a diario están publicándose diarios bochornosos, relacionados precisamente con el tema central de la película.

Yo creo que habría que revisar también el destino de los fondos, estoy de acuerdo, pero no para quitarlos sino para impulsar a todos los creadores en este país, que insiste en gravárseles su trabajo, a pesar de que hoy tuvimos un ejemplo.

Los cerebros se fugan de este país, porque no son reconocidos, porque se les grava. Yo creo que habría que seguir pensando, porque no solamente se trata de tener un país de lectores. Ojalá que en todos los estados, que en todas las zonas rurales encuentran aulas donde poner esas bibliotecas también, porque qué grave sería que querramos bibliotecas en todas las aulas, cuando en algunos lugares no hay aulas ni siquiera para guardar esos libros.

Hay que ir revisando muchas cosas, desgraciadamente el tiempo es poco, yo sé que también que el tiempo de contestación es poco, espero que próximamente podamos tener un panorama completo y concreto de los avances que, con todo respeto, no solamente el país que creemos, que tenemos, como nos los explicó en su primera intervención. Por su atención muchas gracias, hay nos veremos en la próxima.

El Presidente:

Gracias diputado Elías Martínez.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para formular su pregunta la diputada María Isabel Velasco Ramos.

La diputada María Isabel Velasco Ramos:

Con su permiso, señor Presidente; Señor Secretario; compañeras y compañeros legisladores, invitados todos:

A partir del análisis del Segundo Informe de Gobierno, Acción Nacional está convencido de que la calidad es la asignatura pendiente en el sistema educativo nacional y es preciso redoblar los esfuerzos de las acciones gubernamentales que buscan y pretenden este fin.

El gasto en educación es loable, pero el desembolso cuantitativo es sólo una parte del esfuerzo que se debe hacer y los aspectos cualitativos aun revelan un largo trecho por andar, por ejemplo, entre el desempeño que presentan los estudiantes de secundaria en la comprensión de lectura, matemáticas y ciencias, México está en el nivel más bajo de los países miembros de la OSD, exceptuando Turquía.

Hay que ser inteligentes en el ejercicio del gasto en educación, porque como dije antes, no basta asignar una amplia magnitud de recursos; en Estados Unidos se gasta en términos absolutos más que cualquier otro país en educación y registra resultados pobres en términos de calidad y competitividad con respecto a sus competidores más cercanos que emplean menores recursos. El caso entonces es dotar de los recursos necesarios para cumplir con la función educativa y hacer buen uso de ellos.

Por otro lado, de los datos reportados en el anexo estadístico, se deduce que de cada 100 niños que comenzaron la primaria en el ciclo escolar 90-91, tan solo 22 de ellos ingresaron a la universidad en este ciclo escolar que acaba de comenzar. Si a esta nada halagadora cifra se le agrega que uno de los problemas más graves que acusa el nivel educativo superior es la deficiencia con que ingresan los estudiantes, pues no sólo son pocos los que acceden a este nivel, sino que en el transcurso de su vida escolar no se les ha dotado de las herramientas, capacidades y habilidades necesarias para triunfar en la vida.

Acción Nacional está consciente de la existencia de programas que buscan el apuntalamiento de la calidad educativa en el país, lo que desconocemos son los pormenores de sus alcances y logros hasta el momento; permítame entonces, señor secretario, formularle las siguientes preguntas:

Usted, en su calidad de Presidente de la Junta de Gobierno del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, ¿qué aspectos considera prioritarios atender para dotarse de la información precisa, oportuna y pertinente que le permita tomar decisiones de política pública en el corto plazo?

¿Qué áreas curriculares considera usted, deben ser objeto del primer período de pruebas?,

¿De qué manera se traducirán los resultados que produzca el Instituto Nacional para la Evaluación Educativa en la transformación y cambios que requieran los contenidos y materiales educativos?

Finalmente, ¿qué grado de permeabilidad y transformación debemos esperar de los procesos de actualización y capacitación de los docentes, a partir de los resultados que presente el Instituto Nacional de Evaluación Educativa?

Por sus respuesta, muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputada María Isabel Velasco.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra hasta por cinco minutos, para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias.

En el tema del Instituto Nacional de Evaluación Educativa quisiera hacer yo las siguientes consideraciones:

La primera es en el sentido que aunque el decreto le daba al señor Presidente de la República la capacidad de él nombrar el Director del Instituto Nacional de Evaluación, él prefirió dejar esta responsabilidad en la Junta Directiva del propio Instituto. Se emitió una convocatoria por parte de la Junta Directiva, más de 30 instituciones propusieron a 23 personas que en un sistema de evaluación determinó quién dirigiera el Instituto Nacional de Evaluación Educativa.

Un servidor, como Presidente de la Junta Directiva, no participó en este proceso ni en ninguna de las reuniones donde se analizaron a los candidatos. En este mismo sentido, la Junta Directiva emitió una convocatoria para integral el Consejo Técnico del Instituto Nacional de Evaluación, que va a ser el organismo importante porque es el organismo que va a decidir cuán, cómo, qué evaluar y toda la parte operativa desde el punto de vista técnico-académico del Instituto. Este organismo deberá ser conformado según lo establece el decreto, por 16 especialistas.

En este caso más de 80 instituciones educativas del país propusieron a un total de 105 candidatos y en este momento la Junta Directiva está realizando el proceso de evaluación correspondiente para integrar a la Junta. También en este caso un servidor no ha participado en esta fase del proceso.

La idea y así lo establecen los declarandos del propio decreto, es que este Instituto es una fase previa para un Instituto que esté dotado absolutamente de autonomía, lo cual el decreto no permite ninguna forma legal por decreto, permite llegar a esta figura. Pero es el propósito del Gobierno Federal y del señor Presidente, el avanzar en este sentido y que sea este órgano colegiado, el Congreso, quien por medio de una iniciativa de ley le dé, le confiera autonomía a este organismo.

Creo yo que lo más importante además de la forma, es que el propósito del Instituto es que el Sistema Educativo Nacional y la sociedad mexicana, cuenten con elementos de juicio objetivos para normar su criterio con respecto a la calidad del Sistema Educativo Nacional. Que se cuente con elementos de juicio objetivos para tomar las mejores decisiones en favor de la calidad del sistema educativo.

Nadie estamos satisfechos con el Sistema Educativo y la calidad que tiene. Todos sabemos que podemos hacer un esfuerzo mayor por mejorar su calidad.

La evaluación externa es una herramienta muy importante para conocer con precisión cuál es la situación real del sistema educativo y éste será uno de los propósitos del Instituto Nacional de Evaluación Educativa. Este Instituto no va a evaluar solamente conocimientos académicos que son los que de mayor interés tiene la sociedad; va a evaluar el funcionamiento del sistema educativo, va a evaluar el funcionamiento de la gestión escolar, el funcionamiento de las escuelas y también va a realizar evaluaciones para conocer cómo se van transformando o no los indicadores principales del Sistema Educativo Nacional, sobre todo aquéllos que tienen una contraparte a nivel internacional, pues debemos tener un sistema educativo cuyos indicadores puedan ser comparables a los que se tienen en los demás países. Y ese es el propósito fundamental del Instituto Nacional de Evaluación.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por 3 minutos para la réplica el diputado Rodolfo Guadalupe Ocampo Velázquez.

El diputado Rodolfo Guadalupe Ocampo Velazquez:

Gracias por sus respuestas señor Secretario.

El interés de Acción Nacional por los resultados de su gestión sobre todo en cuanto a la calidad educativa, reside en que estamos convencidos que la educación es la apuesta más importante que puede hacer un gobierno para construir una patria ordenada y generosa y con oportunidades para todos sus habitantes.

El resultado educativo es producto de la interacción, labor, compromiso y tenacidad de todos los elementos que se conjugan en la función educativa. Es decir, si hay buenos o malos resultados, la responsabilidad recae   en los contenidos educativos y su pertinencia, en los procesos que emprenden los docentes para transmitir los conocimientos y en su habilidad para sembrar y dotar a los estudiantes de herramientas para razonar y pensar por sí mismos, en el compromiso de los alumnos por esforzarse día a día, y prepararse para un mejor futuro y en la responsabilidad de los padres por brindarles las condiciones que hagan posible su pleno desarrollo.

La educación es un todo y así debemos observarla e intervenir en ella. Si una pieza del engranaje no funciona adecuadamente, el resultado será, en el mejor de los casos, magro y deficiente si no es que inútil.

Es plausible el esfuerzo y la decisión por crear el Instituto Nacional para la Evaluación Educativa. Su labor es fundamental para proveer de la información pertinente sobre el estado que guarda el sistema educativo nacional para que a su vez quienes toman las decisiones tengan elementos de juicio objetivos que les permitan construir las políticas públicas educativas encaminadas a mejorar la calidad, eficiencia y eficacia del mismo, así como el impulso del programa de escuelas de calidad, el cual permite e incentiva la participación de la propia comunidad en el producto educativo que generan sus instituciones.

Señor secretario, deseo confirmarle el compromiso de los legisladores de Acción Nacional para lograr la transformación y elevación de la calidad del sistema educativo nacional.

No desconocemos los demás elementos que inciden negativamente en el aprovechamiento escolar de nuestros estudiantes, entre ellos la salud, la inequidad, la disparidad regional y la alimentación. Por ello lo invito a establecer una agenda todavía más cercana con el fin de superar estos obstáculos y los que en el futuro se nos presenten.

El ahínco, decisión, compromiso, claridad y responsabilidad de los legisladores de Acción Nacional están presentes y, señor secretario, de usted y de su equipo de trabajo esperamos lo mismo.

Es cuanto, diputado presidente.

El Presidente:

Gracias, diputado Rodolfo Guadalupe Ocampo.

Tiene la palabra, hasta por tres minutos, para formular su pregunta el ciudadano diputado Nahum Idelfonso Zorrilla Cuevas.

El diputado Nahum Ildelfonso Zorrilla Cuevas:

Señor secretario, en su intervención reciente usted habla de 11 universidades indígenas, habla, si la memoria no me falla, de un millón 100 mil educandos y una cobertura de un 72%.

A decir verdad, estoy de acuerdo con los números. Pero yo le quisiera hacer una pregunta al secretario de Educación y en verdad me interesa mucho su criterio: ¿No cree usted que estamos haciendo una educación para indígenas y no una educación de indígenas?

Si analizamos la historia del país, en este criterio coinciden los liberales del siglo XIX, con Vasconcelos y con la antropología marxista. Los liberales del siglo XIX hablaban de ciudadanizar al mexicano castellanizándolo. Vasconcelos hablaba de la incorporación a la vida nacional. La antropología marxista, congruente con las ideas de Carlos Marx y Federico Engels, hablaban de la integración para lograr el desarrollo.

En este sentido yo pienso que ha existido una educación, una escuela bilingüe, pero no una educación bilingüe. Yo creo que el único sistema, digamos, el único proyecto de una educación indígena que se ha dado en México, ha sido la de los hospitales-escuela de Vasco de Quiroga. El único que ha sido en la historia de México; porque en el gobierno del Presidente Díaz Ordaz se habló ya de la unidad en la diversidad, pero esa unidad en la diversidad, no hemos podido implementar el mecanismo para lograrla y para que podamos en realidad establecer una educación de los indígenas y no una educación para los indígenas.

A mí me interesa mucho su criterio, me interesa el criterio del Secretario de Educación Pública en este sentido.

Yo oí al Presidente Fox en Puerto Escondido hablar con gran entusiasmo de la universidad indígena, y me halagó ese entusiasmo. Vamos a aprovechar ese entusiasmo a ver si podemos lograr hacer una educación de los indígenas y no quedarnos únicamente en la escuela para los indígenas.

El Presidente:

Gracias, diputado Zorrilla Cuevas.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra hasta por cinco minutos para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias, señor Presidente.

Sí iniciaría con este concepto que es un concepto muy importante, iniciaría comentando que desde el inicio de la administración con el propósito de fortalecer precisamente la educación y esta idea de que la educación debe de ser de indígenas, no para indígenas, se creó la Coordinación General de Educación Intercultural Bilingüe en la Secretaría. Este propósito y el propósito adicional de que la atención de la educación no se diera solamente en el nivel de educación básico, sino que se diera en todos los niveles educativos y no solamente poniendo atención a los niños de origen indígena, sino buscando también que el resto de los niños mexicanos no de origen indígena, conocieran la importancia que han tenido los pueblos indígenas para el desarrollo de nuestro país y cómo hemos podido construir un país multicultural basado precisamente en la riqueza de la cultura que nos han dado a través de los siglos nuestras poblaciones indígenas. Y hemos tomado varis acciones.

Yo me refería ahorita a la atención particular que se daba a este grupo en el sentido que es un grupo que tradicionalmente ha estado en desauge y que sus indicadores educativos son los más dramáticos del país.

Pero dentro de las acciones que se han tomado además de las que ya enumeré, por ejemplo en este concepto de bibliotecas de aula, por primera vez libros que van orientados al conocimiento del resto de los niños del país de la educación intercultural y de este propósito del conocimiento de la cultura y la aportación de los pueblos indígenas, están en este grupo de casi 300 libros que se están llevando a todas las aulas del país. Doscientos cincuenta son de otras orientaciones y alrededor de cuarenta libros tienen este propósito, por primera en el país, para que el resto de los niños conozcan la importancia de los pueblos indígenas en el desarrollo de nuestro país. Y éste mismo propósito es el que nos lleva a establecer este concepto que usted ha comentado y que compartimos en el sentido de que la orientación se hadado de manera diferente en el caso de la tarea educativa con respecto a la población indígena.

Si hemos hecho un impulso particular por buscar fortalecer la educación superior y la educación media superior en todo el país. Yo hablaba de once universidades; las voy a comentar porque luego se han hecho también discusiones, sobre todo en los medios sobre si esto es algo real o no.

Se ha creado la Universidad Autónoma Indígena de Mochicahui, en Sinaloa. La Universidad Comunitaria, en San Luis Potosí. La Universidad Sierra de Juárez, en Oaxaca. La Universidad de La Cañada, en la región mazateca de Oaxaca. La Universidad de Totonacapan, en Papantla, Veracruz. La Universidad Indígena de la Sierra Zongolica, en Veracruz y Puebla. La Universidad Sierra de Miahuatlán, en Oaxaca. La Universidad de la Sierra, en Sonora. La Universidad Tecnológica de la Selva, en Chiapas. La Universidad Tecnológica, en la sierra hidalguense. Y la Universidad del Valle del Mezquital, también en Hidalgo.

Están en proceso de diseño otras dos, que es la Universidad Intercultural Mazahua, en el estado de México y la Universidad Indígena en el estado de Michoacán.

Entonces sí hemos trabajado con el Consejo Nacional de Pueblos Indígenas en este proyecto, buscando precisamente que se incorporen estas preocupaciones en la educación. Pero aquí tenemos el rezago más fuerte, sin ninguna duda. Yo les decía hace un rato, el 22 por ciento de los jóvenes de 18 a 23 años que estudian educación superior. Si los separamos por jóvenes de ingreso económico, por el tipo de ingreso, tenemos que el 80 por ciento de los jóvenes de ingresos medios y altos de las ciudades atienden la educación superior, mientras solamente el 1 por ciento de los jóvenes del sector indígena atienden la educación superior.

Por eso tenemos que hacer un esfuerzo muy importante, prácticamente el 25 por ciento de esfuerzo en la educación se ha dado a los indígenas en el país.

El Presidente:

Gracias, doctor Reyes Tamez.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica el ciudadano diputado Nahum Ildefonso Zorrilla Cuevas.

El diputado Nahum Ildelfonso Zorrilla Cuevas:

Señor Secretario:

Conozco la Universidad de Mochicahui, por supuesto conozco las de Oaxaca y sinceramente creo que son un acercamiento a este concepto.

Me agrada mucho que coincida usted..., bueno que yo coincida con usted en este aspecto de que estamos haciendo una educación para indígenas y no una educación de indígenas, que era mi pregunta fundamental.

Y más que la réplica, ahora quiero hacerle un reconocimiento. Hace días asistí a la SEP a una conferencia que dio el Doctor Enrique Krauze sobre Vasconcelos. Yo creo que uno de los problemas que tuvimos es que los gobiernos emanados de la Revolución estigmatizaron la obra de Vasconcelos. Y al estigmatizar a Vasconcelos estigmatizaron su obra y ésta representó un serio tropiezo en la educación pública.

No estoy de acuerdo con el aspecto incorporacionista de Vasconcelos, pero en la cuestión de libro como sustituto de la escuela, que no solamente la sustituye sino la supera, es muy importante. Hay muchas asignaturas pendientes, hay mucho del programa de Vasconcelos pendiente por hacer: la higiene de los niños, la lectura y esa comunicación de los intelectuales, llevar a los intelectuales a los pueblos más apartados. Como llevó Vasconcelos a Pellicer, a Diego Rivera, a Enrique Ureña. Y eso yo creo que es parte de la Secretaría de Educación Pública.

Debería implementar Educación Pública no solamente traer a los intelectuales a los grandes foros de las ciudades o de las grandes universidades, sino llevarlos a los pueblos para que haya esa intercomunicación, porque eso también le dio la gran posibilidad a los pintores, la gran posibilidad a los novelistas, la gran posibilidad a los poetas, de nutrirse de la entraña popular, de nutrirse de la entraña indígena y haber podido producir esas obras. Que si apreciamos este medio siglo que acaba de terminar, veremos que ahí está la deficiencia.

Yo creo que esa es la gran obra de Vasconcelos. Lo felicito y hay que revivir a Vasconcelos, hay que revivirlo, porque revivir a Vasconcelos es darle la importancia que tuvo la educación en los inicios de la Revoluión.

Es cuanto.

El Presidente:

Gracias diputado Nahum Ildelfonso Zorrilla Cuevas.

Están inscritos para la segunda ronda de preguntas hasta por tres minutos con derecho a réplica por tres minutos, los siguientes ciudadanos diputados:

Por el Partido Verde Ecologista de México, la Dip. Ma. Cristina Moctezuma Lule; por el Partido de la Revolución Democrática, Dip. Hortensia Aragón Castillo; por el Partido de Acción Nacional, el Dip. José Carlos Luna Salas, y por el Partido Revolucionario Institucional, la Dip. Enriqueta Basilio Sotelo.

Tiene la palabra hasta por tres minutos, para formular su pregunta, la ciudadana diputada María Cristina Moctezuma Lule.

La diputada María Cristina Moctezuma Lule:

Con su permiso, señor Presidente.

Señor Secretario: Como sabemos, las áreas de conservación ecológica son consideradas como restringidas y aunque la educación es una prioridad en nuestro país, no debemos olvidar que el medio ambiente también lo es.

En este sentido, sabemos que existen denuncias de diferentes dirigentes delegacionales, respecto a que la Secretaría de Educación Pública ha sido promotora de asentamientos irregulares en reservas naturales del Distrito Federal, tal es el caso del predio denominado El Llano, en Tlalpan, y diversos terrenos invadidos ubicados en Xochimilco, en donde se ha autorizado la edificación de escuelas pese a las condiciones ecológicas que guardan dichos predios.

Asimismo, se observa la misma situación en Los Cerillos, de Tulyehualco, un área de conservación ecológica en donde se están construyendo una secundaria y una primaria y otras más se encuentran ya funcionando desde hace más de un año con aulas prefabricadas y con la carencia de los servicios públicos mínimos indispensables.

Por otra parte, Oaxaca ilustra las dificultades que enfrenta México para aumentar el nivel educativo en un estado mayormente rural. Una d cada cuatro escuelas fue construida en lugares sin caminos de acceso y con la carencia de servicios básicos.

Por todo esto quisiéramos saber: ¿Cuál es el compromiso ecológico de la Secretaría a su cargo? ¿Cuáles son los criterios para la construcción de nuevas escuelas y la infraestructura de las mismas y sus alrededores? ¿No considera que los asentamientos irregulares en zonas de conservación ecológica promueven el crecimiento de la mancha urbana? ¿De qué sirve construir escuelas en donde no existe la infraestructura mínima indispensable como caminos, drenajes, luz, agua potable?

En el documento de compromiso social por la calidad de la educación, suscrito por más de 80 instancias de la sociedad, incluyendo maestros, padres de familia, empresarios, iglesias y medios de comunicación para el mejoramiento del sistema educativo, ¿por qué no se consideró ningún apartado respecto a la mejora y calidad de la situación que guardan los inmuebles educativos y la relación de éstos con el medio y normas ecológicas?

Leí apresuradamente porque quisiera yo, señor Secretario, no es necesidad, es una preocupación que tenemos los politécnicos; quisiera que en ese sentido tomar ala siguiente pregunta.

Alguno de mis compañeros diputados dice que, cuando subió aquí a tribuna decía que no nos contestaba lo que le preguntábamos. Yo quisiera tomar una pregunta y en una forma más coloquial le catafixio mi pregunta, que es muy importante para el Partido Verde, muy importante, queremos saber esto, pero se la cambio. Si usted me contesta: ¿Usted estaría dispuesto a hacer esta transferencia de 900 millones de pesos que necesita urgentemente el Politécnico?

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias diputada.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por cinco minutos, para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias señor Presidente. Quisiera hacer algunas reflexiones con respecto a la pregunta en el sentido de la importancia que la Secretaría de Educación da al desarrollo sustentable y a su concepto dentro de la formación educativa.

En este sentido se es muy preciso en que nos hemos preocupado de que los libros de texto y no solamente os libros del área en las Ciencias Naturales como se hacen tradicionalmente, sino que los libros de texto en todos los casos inculquen este concepto de la importancia de la conservación de la naturaleza y del desarrollo sustentable en todos los niños y jóvenes de México, yo enviaré a esta Comisión de Educación los esfuerzos puntuales que se han hecho en este sentido.

Voy a revisar también esta preocupación sobre la construcción de escuelas en sitios no apropiados y lo que también puedo garantizar es que donde se hayan tomado decisiones equivocadas cambiaremos esta decisión para que no se afecten áreas naturales protegidas, sus reservas ecológicas de cualquier tipo.

En el sentido adicional de la pregunta de la transferencia al Instituto Politécnico Nacional, yo he venido haciendo gestiones con la Secretaría de Hacienda y lo continuaré haciendo para buscar que los recursos que el Instituto Politécnico Nacional necesita para cerrar este ciclo escolar y el año fiscal , que pueda contar el Politécnico con estos recursos y espero tener éxito, como quiera se los informaré en su oportunidad.

El Presidente:

Gracias señor Secretario.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica la diputada María Cristina Moctezuma Lule.

La diputada María Cristina Moctezuma Lule:

Gracias señor Presidente. Señor Secretario muchas gracias por la sensibilidad que tiene con los politécnicos.

En la sociedad actual la fuerza, aptitud y complejidad de las relaciones entre educación y el medio ambiente son de tal magnitud que resulta imposible imaginar algún aspecto de estas dos dimensiones que puedan quedar fuera de su interacción constante. Es por ello que la educación para la preservación del medio ambiente es una herramienta fundamental que debe ir no sólo desde la inclusión del tema ecológico en los programas de estudio, sino desde la estructura y planeación de las organizaciones que componen el sistema educativo.

Sin embargo estamos conscientes de que la cobertura educativa también es un asunto prioritario para el país, pero resulta necesario que esta cobertura se realice considerando aspectos ambientales así como de una adecuada infraestructura que no sólo cuente con todos los servicios públicos indispensables sino que también considere el entorno bajo el cual se encuentran las comunidades en donde se lleva a cabo la construcción de nuevos planteles educativos, lograr un equilibrio ecológico en nuestro país ha sido una de las prioridades del Partido Verde Ecologista de México, por ello los Legisladores integrantes de este Partido hemos pugnado siempre porque al interior del Ejecutivo se desarrollen criterios con un enfoque de desarrollo sustentable en la toma de decisiones, por lo que consideramos que este enfoque debería ser parte de la Secretaría a su digno cargo pues sólo así lograremos iniciar a la juventud en una educación integral hacia el bien, hacia la solidaridad, hacia el sustento de los recursos para generaciones futuras ya que nuestra cultura es la que finalmente forma o deforma al individuo.

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias diputada.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para formular su pregunta, la diputada Hortensia Aragón Castillo.

La diputada Hortensia Aragón Castillo:

Diputado presidente de la Comisión de Educación, buenas tardes.

Señor Secretario de Educación

Este Gobierno se sigue caracterizando por prometer una cosa y terminar haciendo otra. En el caso del financiamiento educativo, el presidente Fox se empeña en afirmar que durante su Gobierno la inversión en educación ha crecido de manera notable, de tal forma que al día de hoy se asegura y también ahorita lo aseguraron, que se destina alrededor del 6.6% del Producto Interno Bruto como gasto nacional educativo.

Es necesario puntualizar que si bien en términos nominales el gasto creció, esa proporción de gasto no significa que los recursos a la educación hayan crecido en términos reales y mucho menos en la proporción que se afirma; esto es, si lo que tenemos es una caída abrupta del Producto Interno Bruto del país durante estos primeros años del Gobierno, el gasto educativo que básicamente sigue siendo el mismo, en apariencia da la impresión de aumento.

Lo explico de otra forma porque se ha insistido bastante en ello. Si el tamaño del pastel cada vez es más chico, la misma rebanada destinada el año pasado a la educación pareciera ser más grande pero no lo es y argumentar lo contrario es una tarea de necios.

El Presidente insiste en su discurso cotidiano, sobre el compromiso que nuestro país tiene de elevar el gasto educativo nacional al 8% del Producto Interno Bruto, sólo que en este ejercicio incluye también el monto de lo que invierte la iniciativa privada y al paso que vamos nos van a agregar también lo de las limosnas de las iglesias.

Se olvida que como representante del Estado Mexicano, el Gobierno ha firmado junto con otros países los resolutivos de distintas conferencias internacionales que en materia de educación se ha venido comprometiendo ahí a elevar el presupuesto educativo, sí, al 8% del Producto Interno Bruto pero sin incluir el gasto privado, hay que revisar los compromisos internacionales que en esta materia el Gobierno Federal ha establecido y no están establecidos como se insiste aquí, que se ha venido haciendo.

En este marco, nos preocupa no solo que no se invierta lo necesario sino que lo programado no se ejerza o como sucedía en el pasado, que en los hechos se recorten presupuestos pasando por alto la determinación de esta soberanía tal y como sucedió con los 5 millones de pesos que fueron aprobados para atender la problemática del embarazo en adolescentes y que hasta la fecha no nos han podido explicar en dónde quedó esa partida.

Preocupados por esto y otras cosas más que la obviedad del tiempo no me permite expresar, yo le pregunto señor Secretario ¿cuáles son los nuevos criterios de asignación de subsidio público al sistema universitario del país que esta promoviendo el Gobierno?

Se lo pregunto porque la transparencia tan mencionada aún no llega a su Secretaría y diversos actores universitarios alertan sobre la instauración de criterios basados exclusivamente en la lógica empresarial y de mercado. ¿Cómo se piensa atender la erosión de la viabilidad educativa ante el déficit actual por más de 130 mil millones de pesos que por concepto de pensiones tienen las universidades públicas?

Qué ha hecho su Secretaría para garantizar conforme a derecho, que el Gobierno de Querétaro, entre ellos los recursos federales a la Universidad Autónoma local, por cierto ya se lo preguntaron pero no ha contestado, ¿por qué no se ha publicado la reforma constitucional que hace obligatorios tres años de preescolar y que desde mayo pasado fue declarada aprobada en este Congreso?

Por último, por que la Secretaría de Educación Pública está despidiendo sin respetar los derechos laborales y sin dar oportunidad a reubicación, a decenas de trabajadores de más de 10 estados quienes se encuentran asignados a las unidades de control interno.

Algunos de los que están aquí presentes que fueron despedidos sin el respeto de sus derechos, le van a agradecer mucho la respuesta a esta última pregunta.

Gracias.

El Presidente:

Gracias diputada.

Tiene la palabra el doctor Reyes Taméz Guerra hasta por cinco minutos para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Mucha gracias, señor Presidente.

Yo quisiera iniciar comentando que el crecimiento del presupuesto en educación es un crecimiento real que al mismo tiempo que ha crecido el presupuesto en educación -y reitero las cifras- en el caso particular de la secretaría, cuando tomamos esta responsabilidad -y se puede revisar- hace menos de dos años el presupuesto para educación era de 220 mil millones de pesos y en este momento es de 273 mil millones de pesos. Como se quiera analizar, ha crecido en términos reales. Si se relaciona o si se compara con la inflación que hemos tenido en el país, si se compara con el crecimiento del Producto Interno Bruto, que también ha crecido en estos dos años, no hay una reducción en el Producto Interno Bruto del país en ninguno de estos dos años. Este año se está estimando que el Producto Interno Bruto termine con 6 mil 183 miles de millones de pesos. Entonces el PIB ha crecido y así ha crecido también el gasto destinado a educación.

Como se realiza la comparación de la inversión como país a nivel internacional, es incluyendo la inversión total. No es un capricho de la Secretaría, así lo hacen todos los países y lo hacen los organismos internacionales. Si se quiere comparar el gasto público que se tiene, se puede comparar el gasto público que es de 5.5 por ciento del PIB y ésa es otra tasa de comparación.

Y aquí también quiero reiterar otro dato. Ningún país de la OCDE, que son los países con mayor desarrollo, ni uno solo tiene el 8 por ciento del PIB en educación sumando inversión pública y privada, ni un solo país de la OCDE, sumando las dos inversiones, mucho menos pensando en solamente el gasto público como inversión en educación.

En el otro caso yo quiero reiterar, en las otras preguntas y en los otros cuestionamientos que se hacían. Hemos actuado con total transparencia, hemos actuado sin darle ningún sentido político a esta responsabilidad, tenemos de testigos a todos los gobiernos de los estados; hemos actuado solamente buscando cumplir con los objetivos del proyecto educación que establecen darle atención prioritaria a los sectores donde tenemos los indicadores educativos más dramáticos.

No hemos hecho reajustes de personal en ninguno de los casos. Las economías que hemos tenido en el gasto ha sido economías en gasto de operación buscando tener una reducción efectiva en los gastos administrativos de la secretaría. Y podemos demostrar que hemos gastado menos en muchos de los rubros tradicionales, desde gastos de viajes, de congresos, de organización de eventos, celulares; en todos los casos hemos tenido una reducción significativa de los gastos de operación y vamos a mantener esa política, buscando que el gasto se oriente precisamente a tener menores resultados educativos.

El Presidente:

Gracias, señor Secretario.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica, la ciudadana diputada Hortensia Aragón Castillo.

La diputada Hortensia Aragón Castillo:

Sin poner en duda las cifras que acaba de dar, lo que solicitaría entonces y el crecimiento del producto interno es tan alto y sostenido, que pudiéramos conocer el presupuesto que tiene usted contemplado para el siguiente año en que será discutido en este período, y en el que seguramente se contemplarán todas las solicitudes que aquí se han hecho, incluida la del Politécnico, porque indican entonces que este país tiene recursos suficientes, por lo que usted está diciendo para aplicar a Educación.

Ahí es evidente hay temas en los que no hay avances en el tema del federalismo educativo, se hereda hasta donde el presidente Zedillo dejó las cosas, hasta ahí están, no hay avances tampoco en los sistemas de coordinación, en el caso concreto del Consejo Nacional de Autoridades Educativas, que pomposamente fue anunciado, establecido por Fox, no se ha formalizado su funcionamiento real.

Esta Secretaría también se niega a avanzar en una acción fundamental para nosotros y nosotras, y es el caso de la promoción de políticas de equidad y género, a las que por ley está obligada. La Secretaría de Educación Pública no cuenta con una unidad ni una dirección ni una subdirección, que se encargue de que las políticas de género permeen en toda la política educativa nacional.

Otras Secretarías ya han hecho lo correspondiente, no es el caso de ésta, a lo mejor por eso se pierden cinco millones de pesos, que no es una partida considerable pero esperamos que aumente, a ver si ahora si la ven, para atender los casos de embarazo en adolescentes, que eleva considerablemente la deserción escolar por ese motivo.

Esperamos que de manera muy particular encontremos respuesta a esto, porque fue una de las preguntas que no me contestó. A ese respecto quisiéramos creer que la ausencia de este recurso se ve más a una omisión de su dependencia, y no a una decisión basada en criterios morales, ajenos al servicio público, para oponerse tajantemente a la promoción de los derechos sexuales y reproductivos de las, los jóvenes.

Nuestra suspicacia tiene que ver con lo que hemos leído de grupos que se han manifestado en torno a lo que se considera favoritismo para grupos de Pro Vida, le solicitamos que a la brevedad se cree esa unidad.

Y le voy a hacer entrega del contrato de la Conalitec, porque su respuesta no tienen que ver con lo que aquí se establece en el contrato. Es un contrato que por la forma de adquisición, se dio de manera directa, sin licitación, se aportaron más de 2 millones 600 mil pesos, y se lo hago entrega para que conozca en qué términos se estableció ese contrato y las responsabilidades que creemos nosotros se siguen considerando como desvío de recursos.

El Presidente:

Le agradecemos diputada.

Tiene la palabra hasta por tres minutos para formular su pregunta el diputado José Carlos Luna Salas.

El diputado José Carlos Luna Salas:

Con su permiso señor presidente. Compañeras y compañeros legisladores. Señor Secretario de Educación Pública. La transparencia en la función pública, es una parte esencial de la gobernabilidad democrática de la sociedad, por ello, fomentar la cultura de la transparencia y la legalidad en la administración pública, resulta ser una de las prioridades para los legisladores de Acción Nacional.

La corrupción es un fenómeno social, con graves consecuencias políticas y económicas, que impiden el avance de los proceso de democratización en nuestra sociedad y generalizar el bienestar social a toda la población del país. Mientras no exista una concientización sobre el daño que ésta ocasiona y un compromiso real y efectivo de todas las fuerzas políticas y actores sociales para hacerle frente con total apego a derecho, difícilmente se podrá avanzar en el combate a la corrupción.

Para Acción Nacional resulta fundamental limpiar las instituciones de los actos de malversación de fondos, abuso y desvío de los recursos públicos y demás excesos que nos dañan como Nación. En ese sentido, esperamos que el Sector Educativo adquiera el compromiso de fomentar la cultura de la rendición de cuentas y la legalidad en la educación pública.

De ahí la importancia del programa operativo para la transparencia y el combate a la corrupción implementado por la Secretaría a su cargo, principalmente porque la transparencia y la legalidad de todo quehacer educativo, son inherentes también, a hacer un uso eficiente de los recursos y cumplir de mejor manera las metas programadas.

En ese orden de ideas, reconocemos que se haya incluido en el Programa Nacional de Educación 2001-2006, la dimensión relativa a la rendición de cuentas, principalmente porque es fundamental en la concepción democrática del funcionamiento del sistema educativo.

Sin embargo, es preocupante que en el programa operativo para la transparencia y el combate a la corrupción implementado en la Secretaría de Educación Pública, no figuren acciones encaminadas a combatir el mal manejo de plazas para docentes y la corrupción que se está dando en el subsistema de educación tecnológica. Precisamente de esas preocupaciones se desprende nuestro primer cuestionamiento:

Señor Secretario, además de los programas mencionados, ¿qué acciones está llevando a cabo la Secretaría de Educación Pública para conocer y contrarrestar los casos de corrupción a su interior y en especial para el subsistema de educación tecnológica?

Por otro lado, y considerando que la corrupción es un grave problema social, político y económico que daña severamente a las instituciones, a las personas y a la Nación, ¿qué acciones se están realizando en el Sector Educativo para formar ciudadanos que contribuyan a erradicar este grave problema?

Finalmente, ante la discrecionalidad que observamos en el número de comisionados asignados a los jefes de sector o de zona escolar, ¿quién es el responsable de determinar el número de comisionados y bajo qué criterios lo hace?

Por su respuesta, muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputado José Carlos Luna Salas.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra hasta por cinco minutos, para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias, señor Presidente.

Sabemos que el problema de la corrupción en México es un problema latente y un problema donde todos tenemos que hacer un esfuerzo para continuar avanzando.

En el caso del sistema educativo, como comenté al principio de mi intervención, desarrollamos un programa de formación ciudadana y de cultura de la legalidad, donde entre otros temas se aborda la corrupción, pero no exclusivamente; se aborda el problema de drogas, se aborda el problema de delincuencia juvenil, se aborda el problema de violencia intrafamiliar y en este sentido, iniciamos este programa en las entidades federativas donde tenemos los índices delictivos más importantes en el país: en algunas ciudades de la frontera, en la Ciudad de México y en algunas de las grandes ciudades del país.

Este curso se imparte a los jóvenes de tercer año de secundaria y va orientado a tratar con ellos de manera muy directa todos estos problemas.

La Secretaría no cumple solamente con impartición del curso sino que ha estado siguiendo a los estudiantes egresados de estas secundarias que han llevado el curso, porque en los primeros esfuerzos se realizaron estudios piloto donde habían grupos de alumnos que no llevaban este curso, y se hacía el seguimiento de estos jóvenes para ver cuál era el desarrollo de estos jóvenes y el papel que jugaban en la sociedad.

Los primeros resultados de este proyecto fueron presentados en un congreso internacional en Italia, donde el tema era precisamente éste y sí podemos nosotros informar que hay un impacto importante en los jóvenes que llevan este curso.

El tratar de manera directa estos problemas, el de que conozcan casos directos de qué pasa con jóvenes que se hacen adictos a las drogas, qué pasa con jóvenes que se unen a grupos de narcotraficantes, cuáles son los destinos que tienen; qué pasa con jóvenes que se unen a grupos de secuestradores; qué pasa con jóvenes que se unen a grupos delictivos juveniles.

Hay un impacto mucho mayor para que los jóvenes no tomen este tipo de rutas, que el hablar solamente de la parte formativa, abstracta sin tratar los temas de manera directa. En este sentido vamos a seguir trabajando.

Los problemas como ya les dije también al principio, la formación cívica y ética que incluye todos estos temas, el propósito y la meta que tenemos es que por lo menos la mitad de los años que un joven o un niño dure en el sistema educativo, lleve cursos de éstos. Si estudian solamente primaria, que tres años de la primaria lleve cursos. Si estudia hasta secundaria la mitad del tiempo, igualmente si va avanzando en el sistema educativo.

Lo estamos haciendo también y lo estamos promoviendo en bachillerato y en el Sistema Nacional de Educación Superior, no solamente en la parte de la educación básica.

También yo quiero informar que en todos los caos que hemos detectado problemas de corrupción al interior de la Secretaría, se ha actuado con apego a derecho y se han hecho las denuncias correspondientes en todos los casos. Todavía esta semana se presentaron denuncias ante la PGR, por casos de corrupción en la Secretaría, independientemente de dónde se presente la corrupción, seguiremos actuando en este sentido.

En el caso de la pregunta de los comisionados las propias entidades federativas ya que se ha descentralizado el sistema de educación básica, son quien hace la determinación en ese sentido. Lo que hemos buscado nosotros es que haya un equilibrio realmente entre la tarea que tiene un comisionado y la cantidad y el tiempo que dispone a esa comisión, seguiremos trabajando en ese sentido.

En el caso de las plazas que se ha comentado, yo creo que algo muy importante que se logró con la firma del compromiso social por la calidad de la educación, con la participación del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, es que precisamente a partir de ahora el ingreso a las plazas del sistema educativo y las promociones para los cargos de director, jefe supervisor y jefe de zona, sean por concurso de oposición, por concursos de méritos académicos.

Y éste es un avance fundamental que no se ha dimensionado todavía de la importancia que tendrá para la mejora de la calidad en la educación en el país. Y es un avance real, un avance tangible y que dentro de este compromiso que también es un tema que se ha tocado aquí, el sindicato, y yo reconozco su voluntad de avanzar en este sentido.

Entonces creo que tenemos que seguir avanzando en estos temas, que no hemos concluido con esta tarea, pero lo que yo reitero es la voluntad de la Secretaría de seguir avanzando en los temas que se han planteado.

El Presidente:

Tiene la palabra, hasta por tres minutos, para la réplica, el ciudadano diputado José María Tejeda Vázquez.

El diputado José María Tejeda Vázquez:

Gracias por sus respuestas, señor secretario. Con su permiso, señor presidente.

Creo que quedó pendiente por ahí una respuesta en cuanto al subsistema tecnológico y es por ello que quisiera insistir en que el combate a las actividades de corrupción requiere de un diagnóstico preciso para identificar las áreas críticas susceptibles de irregularidades y las deficiencias en la vinculación de la administración pública con la sociedad.

Resultaría un ejercicio inútil el hablar acerca de la corrupción sin presentar una serie de acciones encaminadas a transformar la actual actitud de la sociedad por nuevas formas de convivencia social.

Es por ello que lo primero que se tiene que hacer es exhibir y castigar ejemplarmente los casos de corruptela y sancionarlos con severidad.

Vemos con beneplácito las auditorías que nos comenta practicadas a la Comisión Nacional de Libro de Texto Gratuito, con lo cual se demuestra el interés de la actual administración de llevar a cabo el proyecto de combate a la corrupción en todos los ámbitos.

Asimismo, son de reconocerse las acciones que se realizan en el marco del Programa para la Transparencia y el Combate a la Corrupción, encaminadas a difundir una cultura de legalidad cívica y ética a través de los programas de educación con el objeto de combatir las actividades ilícitas y promover el estado de derecho y la cultura de la legalidad.

En Acción Nacional sabemos la necesidad que existe de que en todas las instituciones educativas del país se exalten valores como la honestidad, la igualdad, la justicia, la integridad, la probidad, entre otros.

Es por eso que estaremos atentos a las acciones que vayan encaminadas a combatir la corrupción en el sector educativos y en especial aquéllas destinadas a atender las observaciones que ya hemos mencionado.

Estamos conscientes que los ciudadanos tienen poca confianza en las instituciones públicas en México por ser una sociedad que ha enfrentado diversos problemas de corrupción. Por lo tanto, debemos impulsar la formación y afianzamiento de las instituciones públicas, democráticas y transparentes para sentar las bases que puedan servir como productos por donde la sociedad y gobierno se organicen para poner freno a los desmanes de irresponsabilidad pública.

En este orden de ideas requerimos formalizar un trabajo conjunto y coordinado entre el Ejecutivo y el Legislativo para que arribemos al ejercicio de una administración pública honesta y alcancemos la transparencia en el manejo de los servicios educativos y una rendición de cuentas satisfactoria para los ciudadanos.

Por tal motivo hacemos un exhorto para que se lleve a la práctica el diálogo con la Cámara de Diputados con el fin de reforzar el sector educativo y crear los mecanismos que le permitan transitar a los ciudadanos a un clima de seguridad y de plena confianza en sus instituciones educativas de gobierno y privadas. Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputado.

Tiene la palabra, hasta por tres minutos, para formular su pregunta, la diputada Enriqueta Basilio Sotelo.

La diputada Norma Enriqueta Basilio Sotelo:

Con su permiso, compañero Presidente; señor Secretario: El actual Plan Nacional de Desarrollo establece la necesidad de un modelo nacional de desarrollo de la cultura física, del deporte en nuestro país que promueva entre la población en general, el acceso a la práctica de actividades físicas, recreativas y deportivas.

En México actualmente no existe algún precepto constitucional expreso que reconozca la cultura física y el deporte como una garantía constitucional o que establezca la obligación por parte del Estado de fomentar su práctica y desarrollo como parte fundamental en el proceso educativo, importante factor en la prevención del delito.

Comprendiéndose como prácticas corporales relacionadas al desarrollo de valores que pueden llevar a la participación ciudadana por caminos sociales responsables constituyéndose en un medio efectivo para la conquista de un estilo de vida activo de todos los seres humanos.

Por otra parte y como referencia expresa en el ámbito internacional, la Conferencia General de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura reunidas en Paris en su XX sesión, emitió el 21 de noviembre de 1978 la Carta Internacional de la Educación Física y el Deporte, que en los términos de la Declaración Universal de los Derechos del Hombre, nos habla sobre las condiciones esenciales del ejercicio efectivo de los derechos humanos dependiendo de la posibilidad brindada a todos y cada uno de desarrollar y preservar libremente sus facultades físicas, intelectuales y morales, por lo que en consecuencia se debería dar y garantizar a todos la posibilidad de acceder a la educación física y el deporte.

En este contexto la Carta Internacional de la UNESCO proclama el desarrollo de la educación física y el deporte al servicio del progreso humano para favorecer su desarrollo y exhortar a los gobiernos, las organizaciones no gubernamentales competentes, los educadores, las familias y los propios individuos a inspirarse en ella, difundirla y ponerla en práctica.

A este posicionamiento la UNESCO recomienda en su artículo primero de dicha Carta, que: "La práctica de la educación física y el deporte es un derecho fundamental ara todos". Esos son los compromisos y normas que desde esta Legislatura tenemos la convicción de sustentar desde nuestra Carta Magna. Sin embargo los consensos necesarios para llevar a cabo las modificaciones propuestas han encontrados respuestas no favorables, toda vez que siempre se esgrimen las razones de los escasos recursos presupuestales que todo impulso de una política de Estado requiere.

Por eso, señor Secretario ante esta máxima tribuna del país y preocupada ante una inmovilidad social para tomar las medidas necesarias que fomenten la práctica deportiva, y que resulten en logros tales como la de nuestra compatriota Ana Guevara, me permito preguntarle lo siguiente:

Primero: ¿Qué opinión tiene el Gobierno Federal en relación a que se convierta en un derecho constitucional la cultura física y la práctica del deporte?

Segundo: ¿Comparte la idea de que la práctica deportiva puede ser un factor para prevenir las conductas antisociales y prácticas delictivas? Y si así es, ¿por qué no se le asignan mayores recursos?

Tercera: ¿Qué políticas públicas y programas tiene la Secretaría de Educación Pública para fortalecer la práctica deportiva?

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputada.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por cinco minutos, para dar respuesta.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias, señor Presidente.

Una de las preocupaciones fundamentales es el fomento de la actividad deportiva y a través de la Comisión Nacional del Deporte hemos buscado dos estrategias fundamentales: una, orientada a seguir fortaleciendo el deporte de competencia, el de búsqueda de talentos deportivos y el de formación y estimulación de jóvenes con aptitudes y capacidades en cada uno de los deportes que puedan ayudarnos a tener equipos de deportistas en México que vayan logrando mejores desempeños en el contexto internacional.

Creo que en esto se ha avanzado de manera importante que los resultados que hemos tenido hasta ahora en cuanto a gente que ha obtenido medallas en deportes en el nivel internacional, incluyendo competencias mundiales, es muy claro. Hemos tomado diferentes acciones, desde acciones de fortalecer y apoyar de manera individual a estos deportistas, donde la Comisión Nacional del Deporte también con apoyo de la iniciativa privada ha logrado tener programas, como es el caso CIMA, para apoyar a estos talentos deportivos. Y por el otro lado fortalecer la formación de entrenadores de primer nivel a nivel internacional, donde también la Comisión Nacional del Deporte ha hecho un esfuerzo y solamente en este tiempo más de 5 mil 300 entrenadores han buscado esta formación.

La otra estrategia ha sido en la práctica del deporte para todos, porque consideramos, hablando de formación integral en los niños y jóvenes y en toda la sociedad, en que es muy importante la práctica del deporte para mantener la salud, para tener una vida mejor. En este sentido el Programa Nacional de Activación Física ha apoyado el deporte en 5 millones de gentes fuera del sistema educativo del país y en el caso de la educación básica de 11.8 millones de niños y jóvenes.

Adicionalmente y con el propósito de fortalecer también en este nivel educativo el contar con personal preparado, que tenemos una falta en el país de profesores en esta área, sin ninguna duda, a partir de este año, del 2002, se aprobó una nueva licenciatura en educación física que se puso en operación ya en 57 escuelas normales del país, ¿verdad?, para buscar esta formación.

Entonces en este sentido es el esfuerzo que se está haciendo, yo creo que ha habido muy buen trabajo en la Comisión Nacional del Deporte y que sí tenemos que seguir buscando recursos para seguir apoyando este esfuerzo. Adicionalmente sabemos del interés de este cuerpo legislativo en buscar una iniciativa de ley que le dé mayor fortaleza a la Comisión Nacional del Deporte y a los propósitos en este sentido. Tanto la Comisión como la Secretaría ha estado apoyando a este cuerpo legislativo en este propósito.

Entonces en este sentido este es el esfuerzo que se ha venido haciendo.

El Presidente:

Tiene la palabra hasta por tres minutos para la réplica la ciudadana diputada Enriqueta Basilio Sotelo.

La diputada Norma Enriqueta Basilio Sotelo:

Agradezco su respuesta, señor Secretario.

Unicamente le solicito respalde su respuesta con las instancias con quienes nosotros entablaremos las negociaciones pertinentes, a fin de lograr con oportunidad los consensos necesarios que han de llevar a nuestra Carta Magna el reconocimiento expreso del derecho de todos los mexicanos a la cultura física y la práctica deportiva.

Yo no concibo, señor Secretario, la formación integral de un individuo sin la práctica deportiva y creo que más nos debería interesar la promoción de Conade, el llevar a cabo el deporte social, porque así como necesitamos ejemplos como Ana Guevara y otros medallistas olímpicos, necesitamos ganadores en la vida, triunfadores de la vida, con los valores que nos da la actividad física y el deporte.

Muchas gracias.

(aplausos)

El Presidente:

Gracias diputada Enriqueta Basilio Sotelo.

Tiene la palabra el doctor Reyes Tamez Guerra, hasta por ocho minutos, para cerrar de esta manera su participación en la comparecencia.

El Secretario Reyes Tamez Guerra:

Muchas gracias, señor Presidente.

Yo quisiera en esta última intervención reafirmar que transformar la educación para que sea de buena calidad es la única forma que tenemos para evitar y acabar con las disparidades y la desigualdad social.

Aunque como se ha comentado aquí, se ha hecho un esfuerzo importante en la inversión que se ha realizado en la educación, también aquí quisiera reafirmar que toda la inversión es de interés público, no importa quién lo realice, que tan importante es la inversión que realiza el gobierno federal y los gobiernos estatales y los gobiernos municipales, como la inversión que realizan los particulares, porque estamos educando a todos los mexicanos y por lo mismo toda la inversión es de interés público, aunque provenga de inversión de fondo privado, es, y yo agradezco esta preocupación fundamental por buscar más recursos económicos.

El propósito y el compromiso del gobierno federal, y lo reitero, y del Presidente Fox, es llegar al 2006 con una inversión del 8 por ciento del Producto Interno Bruto y aunque ésta es la demanda social más frecuente que tenemos, por más recursos económicos por todo el país, y donde también y lo he reconocido yo aquí y lo reitero, tenemos todavía muchas necesidades a pesar de que hemos avanzado de manera importante, todavía damos clases debajo de enramadas, todavía damos clases en lugares donde no tenemos ni siquiera un aula y donde tenemos que dar prioridad precisamente a estos sectores y a estos lugares.

Creo que estas carencias y estas insuficiencias nunca se han resuelto mediante la retórica. Es muy importante que todos sigamos buscando cómo contribuir a que alcancemos un sistema educativo que sea orgullo de todos nosotros por su calidad y que sea reconocido dentro y fuera del país por su calidad y que no estemos solamente recordando de manera permanente nuestras carencias, porque estoy absolutamente seguro, esto se ha hecho siempre y nunca se ha podido obtener con estos recordatorios permanentes, los recursos suficientes para subsanar precisamente las carencias.

Creo que más pertinente que buscar culpables, lo que tenemos que hacer es sumar el  talento y el esfuerzo de todos, es ver como juntos podemos enfrentar el desafío por la calidad del sistema educativo, aprovechando la experiencia y la postura y la posición de todos, la educación es un asunto de todos, es de interés de todos, tenemos que sumar este esfuerzo a favor de la educación de México.

Por eso y aquí quiero hacer deferencia un poco más clara, el propósito del compromiso social por la calidad de educación es precisamente sumar el esfuerzo de todos sin distingos, sin partidismos, sin creencias, sin ideologías, buscando que todo mundo se sume y todo mundo aporte su esfuerzo y su talento a favor de la calidad en la educación.

Por eso es un compromiso, que a diferencia de otros acuerdos, es un compromiso que involucra a todos los niveles educativos, que además está sustentado en compromisos específicos de cada una de las partes que son evaluables, que son medibles, que tienen metas y objetivos concretos, donde un Consejo Consultivo le dará seguimiento mensual a los avances que se den en este compromiso, no es un compromiso solamente que se ha firmado para dejarlo por ahí y acordarse de él de manera periódica sino que se estará evaluando precisamente cada vez.,

Las entidades federativas están firmando compromisos similares y están conjuntando consejos de este tipo y la idea es que cada seis meses los Presidentes de los Consejos Estatales y el Consejo Nacional informen al país de los avances del compromiso. Y los compromisos son muy concretos, voy a poner pocos ejemplos en aras del tiempo pero por ejemplo con la Asociación Mexicana de Televisión por Cable hay un compromiso de que ellos llevarán conectividad a 60 mil escuelas públicas de país, 20 mil por año y cada año veremos si hemos logrado esa conectividad en 20 mil escuelas o no lo hemos logrado y es un compromiso tangible que ahí está, la ANUIES y CONAE que es una organización que agrupa instituciones de educación en América del Norte firmaron un convenio para fortalecer la educación de los migrantes en los Estados Unidos, en los niños mexicanos y también veremos cuánto se avanzó y cómo se avanzó

Es ese tipo de convenios y de compromisos los que sustentan este compromiso social por la calidad de educación

A ese mismo compromiso hacía referencia el Sindicato, hizo este compromiso de buscar que los ingresos al Sistema Educativo y las promociones sean mediante exámenes y concursos de oposición, son cosas concretas.

Entonces yo espero a este compromiso se sumó el Legislativo, las Comisiones, fue algo que se discutió con las Comisiones, yo espero que no haya malos entendidos, el único propósito es que busquemos entre todos avanzar de una manera más rápida y más sustantiva en la calidad de la educación del país.

Por eso yo les reitero el respaldo que tenga para este compromiso social por la calidad de la educación.

Por aras del tiempo hubo cosas que no pude mencionar, quiero para concluir, el esfuerzo que está haciendo CONEVIT para el desagüe educativo en una estrategia diferente con plazas de educación comunitaria que ya se han instalado más de 400 en el país, donde usando la tecnología gente que no sabe leer ni escribir, aprende a leer y escribir utilizando la tecnología y termina su educación primaria o secundaria usando la tecnología, es un esfuerzo que nos está dando un resultado sin precedentes en la población en desagüe y es un esfuerzo muy importante que en otra ocasión trataré de comentar con ustedes de manera más detallada porque creo que es un esfuerzo que debe conocer el Legislativo, particularmente la Comisión de Educación y respaldar porque es una nueva estrategia para abatir el rezago.

Estas comunidades incrementan su autoestima, su valoración en sí misma.

El efecto del uso de la tecnología es impresionante porque las comunidades indígenas por ejemplo, comienzan a comercializar su orfebrería utilizando el Internet, cuando hace algunos pocos años no tenían los servicios básicos más fundamentales y se han transformado estas comunidades, por eso es un esfuerzo que les haré llegar la información con mayor detalle porque creo que es muy importante.

Yo les agradezco, les reitero la disposición de la Secretaría de Educación Pública y de sus funcionarios de estar atento a las demandas de la Comisión de Educación y como siempre, disponible a que en cualquier momento podamos reunirnos para que cualquier tema éste y los subsecuentes los podamos tratar en el momento que ustedes dispongan.

Les agradezco mucho su atención. ( aplausos )

El Presidente:

Gracias.

Compañero diputado Jaime Vázquez, representante de la Mesa Directiva del Congreso de la Unión.

Señor Secretario de Educación Pública, doctor Reyes Taméz Guerra.

Señores funcionarios de la Secretaría de Educación Pública y

Señores integrantes del Comité Ejecutivo Nacional del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, maestras y maestros presentes.

Compañeros legisladores.

Me parece que las opiniones que se han vertido en esta reunión de trabajo, como lo decía hace un momento el doctor Reyes Taméz Guerra, es para que no haya malos entendidos, que la sociedad sepa completamente que aquí en el Congreso de la Unión estamos viviendo tiempos completamente democráticos y que se vale disentir y encerraría en un pensamiento que voy a leer profundamente lo que aquí se ha expresado.

Hay un pensamiento que dice: "Podré no estar de acuerdo con lo que dices, pero daría la vida por defender tu derecho a decirlo" y eso es precisamente la vida democrática que se vive en nuestro país y particularmente aquí en el Congreso de la Unión.

A mí me toca expresar el mensaje institucional y por esa razón señor Secretario, señores legisladores, nos parece que el encuentro de hoy ha tenido el propósito de dar cumplimiento a un mandato constitucional y nos ha permitido además dar continuidad a un diálogo abierto y constructivo con el señor Secretario de Educación Pública, doctor Reyes Taméz Guerra.

Coincidimos en la visión que se tiene desde el Poder Ejecutivo sobre la importancia de la educación pública para el presente y para el futuro del país. Estamos de acuerdo en la necesidad de trabajar juntos para poder avanzar como sociedad y como nación.

Tenemos un enorme desafío: hacer de la educación pública una educación de calidad, equitativa y formadora de ciudadanos responsables, solidarios, competitivos y con una firme base de principios y valores que fortalezcan y consoliden nuestra cultura democrática.

Para hacer frente a este reto tenemos que comenzar a solucionar ahora los rezagos que en materia educativa sufren aún millones de mexicanas y de mexicanos. Tenemos que sentar las bases para que todas y todos puedan acceder a una educación pública de calidad y que sea éste el medio a través del cual realmente iniciemos la superación de la desigualdad y de la pobreza.

La demanda de equidad y calidad educativa se mantiene como una de las más urgentes y debe ser prioridad para todos. Cada año millones de niñas y niños se ven privados de la oportunidad de superar su situación de rezago educativo.

En este contexto, lo más preocupantes es que quienes carecen de mejores oportunidades educativas son precisamente los más pobres y los más marginados de las zonas urbanas, rurales y pueblos indígenas. Por equidad y justicia es a estos sectores a los que se les debe apoyar con mayor decisión. El compromiso social por la calidad de la educación, fruto de la capacidad de diálogo y de construcción de los acuerdos entre diversos sectores de la sociedad, como empresarios, organizaciones sociales, Secretaría de Educación Pública, Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, instituciones de educación superior, medios de comunicación, gobernadores, investigadores e intelectuales y Poder Legislativo. Constituye un marco propicio para impulsar acciones inmediatas a favor del rescate de la educación pública en todos los niveles, desde la escuela básica hasta las universidades.

Como país no podemos posponer la modernización y el fortalecimiento de las universidades públicas, pues es en estas instituciones en donde se realiza una gran parte de la investigación científica y tecnológica. Además, es en las universidades públicas donde se forman los ciudadanos y profesionistas que conducirán al país en el futuro y es en estas instituciones en donde se encuentran los científicos más destacados, los humanistas y los hombres y las mujeres que son el eje del desarrollo de México.

No se puede permitir que nuestras universidades públicas se ahoguen por la ausencia de recursos o estén en quiebra permanente por sostener un sistema de pensiones que absorbe ya gran parte de sus ingresos.

Creo, señor Secretario, que juntos y con la sociedad podremos encontrar soluciones viables para las diversas problemáticas de nuestro sistema educativo, es importante reconocer que la participación de los sectores de la sociedad, del SNTE y del Ejecutivo en el ejemplar proceso para la integración del Instituto Nacional de Evaluación Educativa. La transparencia en la elección de su director y la participación amplia de reconocidos intelectuales, investigadores y funcionarios en sus órganos directivos es una gran garantía de que este instituto cumplirá con sus objetivos. Sin embargo, no quiero dejar de mencionar la preocupación del Poder Legislativo sobre la autonomía del mismo, creo que tenemos la oportunidad de construir una institución fuerte, creíble, confiable y con amplia representación social.

Señor Secretario: Aprovecho este foro para invitarlo a que convoquemos a la instalación de una mesa de trabajo en la que participe la Comisión de Educación Pública y Servicios Educativos, la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, la Secretaría de Educación Pública, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación y desde luego la ANUIES, con el propósito de ir revisando y analizando las necesidades de la educación pública en México.

De esta mesa y en esta mesa tenemos que discutir con tiempo suficiente el presupuesto necesario para cumplir con las metas del sector educativo y con las aspiraciones de la sociedad. Vamos a hacerlo de manera seria, los legisladores somos sus aliados en esta tarea, por eso si trabajamos juntos podremos dar viabilidad a la meta que como país nos hemos fijado: alcanzar un incremento real del presupuesto educativo hasta llegar al 8 por ciento del gasto público federal en la educación.

Señor Secretario: Agradecemos su presencia y agradezco la participación de todos los legisladores, que con madurez, responsabilidad y actitud propositiva han hecho de esta sesión un verdadero diálogo democrático. Con esta reunión mostramos a la sociedad que el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo compartimos en esencia objetivos comunes, que podemos ponernos de acuerdo y que tenemos la madurez para impulsar juntos una política educativa de Estado.

De conformidad con lo que establece el artículo 7º numeral 5 de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, la versión estenográfica de esta reunión será remitida al ciudadano Presidente de la República para su conocimiento.

Agradecemos a todos su asistencia. Muchísimas gracias.

Se levanta la reunión y se clausuran los trabajos.