Comparecencia del director de la Comisión Federal de Electricidad,
Alfredo Elías Ayub, correspondiente al
Tercer Informe de Gobierno del Presidente Vicente Fox Quesada

Cuestionamientos de los grupos parlamentarios

Instalación de la Mesa:
Francisco Javier Salazar Díez de Sollano

PRIMER TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: Juan Fernando Perdomo Bueno, Partido de Convergencia
Respuesta: Alfredo Elías Ayub, director de la Comisión Federal de Electricidad
Réplica: Juan Fernando Perdomo Bueno, Partido de Convergencia

Pregunta: Oscar González Yáñez, Partido del Trabajo
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Oscar González Yáñez, Partido del Trabajo

Pregunta: Cuauhtémoc Ochoa Fernández, Partido Verde Ecologista de México
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Julio Horacio Lujambio Moreno, Partido Verde Ecologista de México

Pregunta: Jorge Martínez Ramos, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Jorge Martínez Ramos, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: José Antonio de la Vega Asmitia, Partido Acción Nacional
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: José Antonio de la Vega Asmitia, Partido Acción Nacional

Pregunta: Jesús Vizcarra Calderón, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Jesús Vizcarra Calderón, Partido Revolucionario Institucional

SEGUNDO TURNO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

Pregunta: Francisco Javier Carrillo Soberón, Partido de la Revolución Democrática
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Francisco Javier Carrillo Soberón, Partido de la Revolución Democrática

Pregunta: Raúl Pompa Victoria, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Francisco Herrera León, Partido Revolucionario Institucional

Pregunta: Hidalgo Contreras Covarrubias, Partido Acción Nacional
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Hidalgo Conteras Covarrubias, Partido Acción Nacional

Pregunta: Oscar Pimentel González, Partido Revolucionario Institucional
Respuesta: Alfredo Elías Ayub
Réplica: Oscar Pimentel González, Partido Revolucionario Institucional

Comentarios finales:
Francisco Javier Salazar Díez de Sollano



















5 DE NOVIEMBRE DE 2003
COMPARECENCIA DEL DIRECTOR DE LA COMISION FEDERAL DE ELCTRICIDAD
INGENIERO ALFREDO ELIAS AYUB

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Díez de Sollano (PAN):

(A las 17:20 horas): Se abre la reunión.

De conformidad con el artículo 7º., numeral cuatro de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, comparece el ingeniero Alfredo Elías Ayub, Director de la Comisión Federal de Electricidad, invitado a esta reunión de la Comisión de Energía en la que se llevará a cabo el análisis del III Informe de gobierno del Presidente de la República Vicente Fox Quesada, en el tema de su competencia.

Nos acompaña esta tarde el diputado José Antonio Morales de la Peña, Vicepresidente de la Mesa Directiva.

El diputado Francisco Javier Carrillo dará lectura al acuerdo Parlamentario aprobado por la Cámara de Diputados en la sesión del 14 de octubre.

El diputado Francisco Javier Carrillo Soberón (PRD):

Con mucho gusto, compañero Presidente.

Acuerdo Parlamentario del 14 de octubre del 2003:

Segundo.- “En atención al artículo 4º., del Acuerdo Parlamentario, por el que se establecen las bases para el desarrollo de las comparecencias de funcionarios del Ejecutivo Federal, ante la Cámara de Diputados, las comparecencias se realizarán conforme a lo establecido en el artículo 3º., de dicho Acuerdo, con las siguientes particularidades:

1.- “El orden de intervención de los diputados y diputadas, para los cuestionamientos y réplicas será el siguiente: Convergencia por la Democracia; PT; Partido Verde Ecologista; PRD; Partido Acción Nacional; Partido Revolucionario Institucional; PRD; PRI; PAN; PRI:

2.- “En primer término se presentará el cuestionamiento hasta por cinco minutos. En el caso de los grupos parlamentarios que sólo tienen una intervención, su tiempo se extenderá hasta por ocho minutos. A cada cuestionamiento el funcionario responderá hasta por diez minutos. Enseguida el legislador o legisladora podrá hacer una réplica hasta por cinco minutos”

Es cuanto, señor Presidente.


El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Gracias, diputado Secretario.

Para dar cumplimiento al punto segundo numerales 1º., 2º., 3º. Y 4º., se han inscrito para hacer preguntas y réplicas los siguientes ciudadanos diputados:

Por el Partido de Convergencia, el diputado Juan Fernando Perdomo Bueno; por el Partido del Trabajo, el diputado Oscar González Yánez; por el Partido Verde Ecologista de México, el diputado Cuauhtémoc Ochoa Fernández; por el Partido de la Revolución Democrática, el diputado Jorge Martínez Ramos; por el Partido Acción Nacional, el diputado José Antonio Pablo de la Vega; por el Partido Revolucionario Institucional, el diputado Jesús Vizcarra Calderón; por el Partido de la Revolución Democrática, el diputado Francisco Javier Carrillo Soberón; por el Partido Revolucionario Institucional, el diputado Raúl Pompa Victoria; por el Partido Acción Nacional el diputado Hidalgo Contreras Covarrubias y por el Partido Revolucionario Institucional, el diputado Oscar Pimentel González.

Tiene la palabra hasta por ocho minutos, para formular su pregunta, el diputado Juan Fernando Perdomo Bueno, del grupo parlamentario de Convergencia.

El diputado Juan Fernando Perdomo Bueno (Convergencia):

Gracias, por su permiso, diputado Presidente. Señor Director General de Comisión Federal de Electricidad; compañeras y compañeros diputados:

Espero que tengamos las respuestas puntuales a estos cuestionamientos, señor Director, y las que por motivo de tiempo no fuera posible, que nos las hagan llegar a la brevedad posible. Es muy importante porque nos hemos topado que venimos a hacer un ejercicio democrático y de responsabilidad y luego los funcionarios no nos entregan las respuestas aquí, a veces por tiempo, a veces porque las esquivan y muchas veces tampoco nos las hacen llegar por escrito.

“Los legisladores debemos de encontrar soluciones a favor de todos, sin que los beneficios de unos signifiquen los perjuicios de otros, evitando agredir ni perjudicar a nadie.

“Debe de ser posible que la reforma eléctrica beneficie a las empresas públicas, a los trabajadores y a los consumidores. El reto es ganar-ganar.

“Todos coincidimos en que las empresas eléctricas estatales trabajan hoy en día en condiciones estructurales deficientes, en un marco jurídico, económico y político que en nada facilita su óptimo desenvolvimiento. Son afectadas por cuestiones como la no aprobación de las reformas fiscales, fundamentalmente, no tienen autonomía administrativa y financiera, están constreñidas por las leyes que tenemos en materia de construcción de obras y adquisiciones.

“Además en la generación de la electricidad operan diversas figuras de inversión privada en medio de incertidumbre jurídica, debido a que no hay consistencia entre lo que dicen los artículos 27 y 28 de nuestra Constitución y lo que señala la Ley de Servició Público de Energía Eléctrica en este tema.

“Quiero decirle que hasta hace poco teníamos un debate legislativo muy polarizado con visiones muy distintas que habían sido irreconciliables y que solo habían provocado parálisis en torno a la Reforma. Creo que todos debemos de tener la certeza que a pesar de nuestras ideologías y puntos de vista estamos privilegiando las convergencias dentro de la Comisión.

“Las preguntas que hoy le hago, señor Director, y las que le harán mis compañeros son cuestiones que sin duda no han quedado claras dentro del Informe y han salido nuevas inquietudes que despiertan las declaraciones del Presidente Fox en sus recorridos por México y el mundo, así como la intensa y costosa campaña mediática que pretende presionarnos a los legisladores y a orientar, según criterios del Ejecutivo, a la opinión pública.

“Pero por una parte nos inquieta que no hay mejoras fiscales, financieras ni operativas en las empresas estatales y en ese sentido el servicio que deben proveer a los mexicanos se pone en riesgo, así como la propia viabilidad del país. Y por otra, que se le niega a la iniciativa privada también una participación bajo figuras jurídicas adecuadas y controladas.

“Sabemos que la principal problemática que actualmente atraviesa la CFE es la falta de recursos para llevar a cabo las funciones soberanas de generación, trasmisión, distribución y comercialización de la energía eléctrica. La dificultad estriba ¿En dónde saldrán esos recursos? Y si ustedes están considerando la participación de la iniciativa privada, ¿bajo qué condiciones se va a dar dicha participación, hasta dónde el alcance de la inversión privada? Y que no se repita, que se nos garantice lo de tantas privatizaciones, que nos suceda, que ya han fracasado.

“Además habría que considerar, si este fuera el caso, ¿con qué personal se propone que trabajen esas empresas privadas, de confianza o sindicalizados?

“Por lo anterior, insisto, espero sus respuestas puntuales:

“1. A partir de que se abrió la posibilidad de que productores independientes participaran en la generación de electricidad ¿cuál ha sido la tendencia en términos porcentuales de la participación de CFE y cuál de los productores independientes?

“2. Si habláramos nada más de nuevas obras que se hicieron a partir de 1990 de parte de CFE, ¿cuál sería la composición porcentual?

“3. Se dice que la CFE requiere más autonomía para funcionar como empresa. La cuestión es ¿qué tan autónoma puede ser una empresa que además de cumplir con una función de creación y suministro de energía también cumple con una función social, ¿cómo se concilian en las prácticas ambas misiones?

“4. Además está la cuestión de las tarifas para quienes no son grandes consumidores y que actualmente reciben subsidios por parte del Estado, sea uso residencial o campo. ¿Cuál será el esquema que se está pensando para poder brindar este apoyo si hubiera estos cambios?

Se ha dicho que los Pidiregas constituyen un pasivo no reconocido que a pesar de tener un registro contable diferido en la realidad han abultado en un número importante la deuda del gobierno. Esta idea de la administración del Presidente Zedillo en sus justificaciones decía que “un proyecto de este tipo iba a poder pagarse con los propios recursos que él mismo generara”.

“¿Cuál sería el monto total que el gobierno adeuda en Pidiregas hasta el día de hoy, independientemente de que todavía no se hayan registrado contablemente, nominalmente y como proporción del PIB? ¿Ha resultado cierta la afirmación de que son autofinanciables? ¿Qué cifras se pueden ofrecer como evidencia?

“La cuestión laboral constituye una parte muy importante a considerar en los planes de modernización. ¿Más allá de que seguramente se respeten todos los derechos laborales, cuál sería la propuesta de modificaciones en este tema, si es que usted tiene alguna? Y en virtud de que diferentes esquemas de pensiones y jubilaciones están teniendo problemas, ¿cuál es la problemática de CFE en este tema y las propuestas de solución?

“Se ha hablado también de que la instauración de un mercado más abierto, más competido en materia de generación de electricidad tendrá beneficios para los consumidores. Sin embargo, Comisión Federal de Electricidad y las demás empresas tendrá un problema en común: la empresa que suministra combustible es por razones que sean un monopolio estatal y el mercado de combustibles opera bajo reglas determinadas por el sector central de la administración pública, al grado de que los precios a los que se tienen que comprar estos productos pueden o no ser competitivos internacionalmente, de hecho ya ha habido algún pronunciamiento de la iniciativa privada al respecto. ¿Cómo afectará esta situación a un mercado eléctrico más abierto, qué medidas se están previendo para solucionar la problemática y cuál sería el impacto a nivel de los grandes consumidores?

“Respecto a la problemática que representa la utilización de gas natural para la generación de electricidad y su impacto en los costos y sus precios para el consumidor final, ¿cuál es el esquema que se aplicaría para los inversionistas privados en generación y cuál para la CFE?

“Agradeceré sus respuestas a estas preguntas que usted recibió con 72 horas de anticipación para tener el tiempo adecuado a responderlas”.

Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el Ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por diez minutos, para dar respuesta.

El Director de la Comisión Federal de Electricidad, ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Señores diputados; señor diputado Francisco Salazar:

Antes de dar respuesta o tratar de dar respuesta a los cuestionamientos del diputado Perdomo Bueno, quisiera yo agradecerles mucho esta oportunidad y esta invitación a dialogar con la Comisión de Energéticos de la Cámara de Diputados, en el entendido de que es un ejercicio que nos enriquece a todos el poder escuchar las preocupaciones, los cuestionamientos de los señores representantes directos de la población en diferentes lugares del país y poder expresar el punto de vista en este caso de la Comisión Federal de Electricidad, es un ejercicio indispensable que espero que al término de esta sesión y de muchas otras más que tengan esta formalidad o un esquema de trabajo más informal, podamos seguir teniendo en los próximos tres años.

Le había yo ya comentado al señor Presidente de la Comisión la disposición permanente de los funcionarios de Comisión Federal, incluido desde luego y en primer término de su director, por mantener una relación de diálogo muy respetuoso y muy abierto con los señores diputados integrantes de la Comisión.

Dicho esto quisiera dar respuesta a las preguntas que hace mi paisano el señor diputado Perdomo, a quien le agradezco sus comentarios.

Se habla de estar cada vez yendo por un camino de mayor convergencia en relación a las propuestas de reforma eléctrica. De la reforma primera presentada en 1999 a los criterios que el Secretario Calderón y yo tuvimos oportunidad de comentar diferentes ocasiones con varios de ustedes, creo que en efecto se está dando un acercamiento importante.

La nueva propuesta de criterios de reforma acerca posiciones que toman en cuenta las expresiones y las inquietudes que se han manifestado no sólo por diferentes legisladores sino por diferentes actores del panorama económico y político mexicano.

La nueva propuesta desde luego y en primer término, destaca con toda claridad la no privatización de Comisión Federal de Electricidad y de Luz y Fuerza, esto es para quitar cualquier duda al respecto, en donde de entrada el primer criterio es el mantener en propiedad y control del Estado las dos empresas responsables del suministro de energía eléctrica en el país.

Como segundo punto importante de convergencia es que se mantiene en el Estado la responsabilidad de largo plazo de la planeación del sector. Este elemento que en otros sistemas se deja al libre mercado, pensamos que en nuestro país sea indispensable de mantener y queda la Secretaría de Energía como responsable, con el apoyo de Comisión Federal de Electricidad, de mantener un programa de inversiones de largo plazo en el que CFE tendría el papel preponderante y en caso de aprobarse alguna iniciativa que refleje los criterios que hemos venido comentando, la participación privada en generación establecería inversiones complementarias a las del sector público, siendo las del sector público la mayoría.

Queda también en los criterios la propuesta de mantener el Centro Nacional de Control de Energía y la Red Nacional de Transmisión, no sólo bajo propiedad del Estado sino directamente bajo el control de la Comisión Federación de Electricidad, como se encuentra actualmente, para que no haya riesgos de fallas en la operación del sistema más allá de los riesgos normales de operación que un sistema de esta complejidad tiene.

Se propone la posibilidad de que haya contratos bilaterales entre productores y grandes consumidores, que no es más que clarificar lo que actualmente en la ley de ’92 se establece como esquemas de autoabastecimiento, en donde la propia ley que en aquella ocasión fue objeto de un amplio debate, no establece la necesidad de proporcionalidad entre el consumo y la propiedad accionaria de los generadores.

La propuesta sería hacer que los autoabastecimientos sean de propiedad mayoritaria del consumidor, pero que se estableciera la nueva figura de contratos bilaterales con el requerimiento indispensable en esta pinza de quitarle ataduras a Comisión Federal de Electricidad entre ellas las tarifas por las que actualmente tiene que funcionar en materia industrial que son aquellas que publica la Secretaría de Hacienda para que CFE pudiera competir lo que puede hacer desde el punto de vista técnico y de infraestructura, no lo puede hacer desde el punto de vista reglamentario actualmente para que pudiera competir por estos clientes industriales.

Comentaba y cuestionaba también el Diputado Perdomo, cuál sería el régimen de los trabajadores, el régimen de los trabajadores sería lo que se opera con personal sindicalizado normalmente en las plantas seguiría correspondiendo al SUTERM en las zonas del SUTERM y a Luz y Fuerza en las zonas de luz y fuerza y el personal de confianza sería tal.

Las reglas de competencia estarían establecidas por la Comisión Reguladora de Energía, la propuesta incluye de manera muy importante el fortalecimiento de la Comisión Reguladora de Energía para que pueda regular no solo a los prticipantes del sector sino también proteger a los usuarios.

En relación a algunos de los cuestionamientos específicos le comentaría al Diputado Perdomo que la participación de los productores independientes ha ido incrementándose del año 2000 a la fecha en donde actualmente tenemos aproximadamente un poquito más del 15% de la capacidad proveniente de productores independientes de energía.

Hacia delante, dependiendo de las aprobaciones presupuestales, CFE seguirá construyendo todas aquellas centrales que no sean del ciclo combinado y abrirá al esquema de productor independiente como lo tiene ahora, aquellas centrales de ciclo combinado.

Esto dependerá, como mencionaba yo de las autorizaciones presupuestales para que CFE pueda seguir teniendo recursos para invertir en generación.

Respecto a la pregunta de Autonomía, este es un tema en el que también hay una amplia coincidencia por parte de todos los partidos políticos y por parte desde luego de la Secretaría de Energía y de la Administración de CFE en donde una mayor autonomía es indispensable para el buen funcionamiento de la empresa.

Debemos de cuidar y aquí estaría la línea con la que hay que ser muy cuidadosos de que el CFE se puede financiar actualmente en cantidades muy importantes por la vinculación que los mercados perciben con el Gobierno Federal. En el momento en que se llegue a un régimen de autonomía en el que esa vinculación no se dé, tendrá que hacerse mucho más transparente el esquema de subsidios, de tal manera que CFE pueda tener los recursos para ser un sujeto de crédito independiente del Gobierno.

La autonomía operativa creo que es indispensable, creo que va a ayudar mucho al fortalecimiento de la empresa , de ahí que todas las propuestas incluyan mayor o menor grado de autonomía. La única preocupación de la Dirección de CFE es que CFE siga siendo un sujeto de crédito similar al propio Gobierno Federal y que no rebasemos esa raya porque eso sí nos podría dificultar mucho la obtención de financiamientos.

Se preguntaba también si se pensaba continuar con el subsidio a las tarifas residenciales y agrícolas, esta es una decisión del Gobierno y en todas las reuniones de trabajo que hemos tenido con el Presidente de la República y con el Secretario de Hacienda, se ha manifestado claramente la voluntad y la decisión de que se continúe con el esquema de subsidios a las tarifas residenciales de menores ingresos y a la tarifa agrícola que existe actualmente.

El crecimiento de la inversión en infraestructura por restricciones del Presupuesto de Egresos de la Federación, se ha venido dando fundamentalmente bajo el esquema de Pidiregas , actualmente la deuda completa, en no solo los dos años que implican el registro de los Pidiregas, se aproxima a los 15 mil millones de dólares en plantas de generación ya terminadas, líneas de transmisión y plantas de generación que están en proceso de terminación.

Los PIDIREGAS sí han resultado autofinanciables, con esto terminaría los comentarios y el compromiso formal, Juan Fernando de sí enviarte de inmediato, a mas tardar el lunes, las respuestas a lo que faltó aunque muchas de ellas serán cubiertas seguramente por otras preguntas.

En el último reporte a la Cámara de Diputados que se envía semestralmente respecto a los PIDIREGAS, los PIDIREGAS de CFE han generado ingresos por 21 mil millones de pesos y egresos por 12,500, lo que comprueba que sí han sido proyectos autofinanciables.

Diputado, le pido una disculpa por no haber tenido tiempo de contestar todas las preguntas, pero con el compromiso formal de que el lunes tendrá usted la respuesta puntual a las que faltaron.


El Presidente diputado Francisco Javier Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, para réplica, el diputado Juan Fernando Perdomo Bueno.

El diputado Juan FernandoPerdomo Bueno (Convergencia):

Gracias. Bueno, efectivamente quedaron algunas… desde la 7 hasta la 12 para responder. Creo que el problema de los contratos bilaterales a los grandes consumidores es que lo que va a provocar es precisamente que toda la negociación se haga directamente de las empresas privadas, a estos grandes consumidores.

¿Qué va a pasar con CFE? Digo, ya esta no me la va a poder responder ahorita, tal vez al rato alguien haga la misma pregunta, y entonces van a ir desapareciendo Luz y Fuerza del Centro porque con atención a los micro clientes que tiene, las casas, los domicilios, no va a resultar eficaz.

Por otro lado, sí me respondió la participación del régimen de los trabajadores en CFE y Luz y Fuerza del Centro, pero ¿qué pasaría si se abre a las empresas privadas? Va a entrar qué sindicato en este caso.

La Comisión Federal va a seguir con los ciclos combinados pero ya sabemos que los ciclos combinados no son… perdón, los que no son de ciclo combinado, sabemos que van a abrir las de ciclo combinado por lo tanto se van a quedar con lo más ineficiente del pastel.

Bueno, la necesidad es que la industria eléctrica mexicana esté cada día más lejos de tener un buen desarrollo. Paradójicamente y tristemente lo único que ha salvado al país de una crisis ha sido que México no ha crecido al 7% que se nos había prometido y por lo tanto tampoco ha crecido la demanda eléctrica por la elasticidad que existe en este tema.

La otra parte de la paradoja es que las posibilidades de un crecimiento se verán limitadas si no resolvemos ya el asunto de esta reforma, con las consecuencias ya conocidas de desempleo, pobreza y en general, pero en niveles de bienestar. Estamos convencidos que hace falta una reforma energética y una reforma eléctrica particularmente; lo que nos preocupa es cómo se va a llevar a cabo y si resulta que nada más significa que participe la iniciativa privada en un espacio y que se repliegue CFE y se repliegue Luz y Fuerza del Centro, en su caso.

Entonces, yo creo que ése tema tiene que hacerse un análisis más profundo y tener todos la misma sintonía para discutirlo adecuadamente.

No obstante, también hay que llegar al punto principal: ¿De dónde deben de salir los recursos para garantizar una industria eléctrica moderna, que genere más electricidad, en mejores condiciones para todos y, debe salir de la inversión pública o de la inversión privada? Existe realmente la posibilidad de que sea la inversión pública o no. Debemos de permitir que los inversionistas puedan hacer negocio de la industria eléctrica o vamos a dejarla como está, pero también con la incertidumbre que podría generar entre quienes están en posibilidades de invertir actualmente y no adecuar las leyes como debe de ser.

Las decisiones no son solamente de índole financiero sino también de impacto social difícil de cuantificar.

Los legisladores debemos de tener información clara y extensa para realizar un análisis a fondo de la situación financiera de CFE, con toda su maraña de subsidios, transferencias, pasivos laborales, así como los esquemas de generación privada que ya operan, incluidos los proyectos de inversión productiva PIDIREGAS, a fin de llegar a consensos sobre cómo remediar la problemática. Más aún, debemos resolver cómo va a ser la relación con el aparato administrativo de Gobierno, actualmente de absoluta dependencia en cuanto a las principales decisiones de la CFE que se toman fuera de ella; es decir, qué grado de autonomía deberá tener realmente.

En este caso, no se puede perder de vista que si bien mayor autonomía le permitirá trabajar mejor, CFE tiene una función social muy específica como es la provisión de electricidad a todos los habitantes del país, independientemente del uso que le den, sea industrial, para producción agrícola, para consumo doméstico o para proveer electricidad a quienes menos poder adquisitivo tienen. Obviamente debemos decidir cómo operará el sistema de subsidios en cada caso.

Esto nos lleva a otro tema, la cuestión de qué va a hacer CFE a partir de las reformas.

En los hechos, la Comisión ha estado abandonando –desde hace años- su tarea como generadora de electricidad a favor de esquemas privados –por eso las preguntas que hice- como los ya enunciados, y si bien es cierto que hasta ahora muchos de los activos creados siguen perteneciendo al Estado por medio de la CFE, tenemos que decidir cómo va a ser el futuro de su función y aquí afortunadamente podemos vislumbrar un Consejo en el sentido de que el servicio público de energía eléctrica, solo podrá tener esquemas en la generación si acaso se aceptará.

Cabe señalar adicionalmente que tanto la empresa pública la CFE es una responsabilidad del Estado, con funciones muy específicas de desarrollo nacional y de bienestar de la población.

Yo agradezco muchísimo la atención a estos cuestionamientos y verdaderamente nos interesa puntualizar a qué punto se está planteando una verdadera reforma eléctrica o realmente van a ser parches, como ahorita a parecido y valga la expresión, el esquema de la reforma fiscal, que son nada más presentar impuestos y eso es toda una reforma, bueno, yo creo que la reforma eléctrica debe ser algo mucho más en beneficio del desarrollo de nuestro país que es fundamental para que México siga caminando. Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por ocho minutos, para formular su pregunta el diputado Oscar González Yánez del grupo parlamentario del Partido del Trabajo.

El diputado Oscar González Yáñez (PT):

Con el permiso de la Presidencia.

Sea bienvenido ingeniero Alfredo Elías Ayub a esta soberanía. Eso es por un lado, por otro lado lamento que mi intervención empiece con un reclamo. Usted acaba de mencionar que usted tiene mucha disposición, no sé si usted lo sepa y si no se lo informó.

Cinco diputados federales de una fracción parlamentaria, 3 diputados federales de otra fracción parlamentaria, 3 presidentes municipales, le solicitaron una entrevista al señor director, en dos ocasiones la cambió y cuando por fin se logró llevar a cabo, nos dejó plantados. Ahí está la disposición. ¿Para qué era?, no era para gestionar a ver si nos ponía un medidor de luz en nuestra casa o algo por el estilo, porque a veces los funcionarios piensan que los diputados somos gestores a esos niveles. No, era para hablar sobre el proyecto más importante de toda la administración del Presidente Vicente Fox, que es el proyecto del Cajón en Nayarit, nada menos y nada más, nada menos y nada más, que contempla el municipio de Yescas, de Santa María del Oro y de Jala.

Se hicieron ahí, nos atendió un funcionario, dos funcionarios perdón y ahí se hicieron algunos acuerdos, como era el de formar una comisión interinstitucional, la cual no se ha llevado a cabo, donde estuvieran integrados diputados federales de esta legislatura y la cual no se ha llevado a cabo; integrar a sectores de la sociedad civil, tampoco se ha llevado a cabo.

Tenemos a una organización, una fundación, la Fundación Onatzin, que le ha hecho propuestas muy amplias a Comisión Federal de Electricidad para ir resolviendo los asuntos y los problemas que presenta una obra de esta magnitud y para eso era hablar con el señor Director. Lamentablemente no se pudo, le pido entre los cuestionamientos, consideraciones, si nos puede dar una cita y aprovecho para entregar la propuesta de la Organización Onatzin, que es una organización social de esa región, para ver si puede ser algo rescatable por parte de usted.

Por otro lado, nos hubiera parecido importante o interesante que cuando estuvo aquí la visita de un diputado del Congreso de Bolivia, Evo Morales, hubiera sido interesante que hubiera habido funcionarios, se les invitó, hubiera habido funcionarios de Comisión Federal de Electricidad y del propio partido en el poder, a sabiendas de que no coincidimos, a sabiendas, pero siempre es interesante escuchar las opiniones de estos fenómenos que han pasado sobre fenómenos energéticos en otros países. Nos hubiera interesado escucharlos. Allá han rechazado las reformas energéticas; los mexicanos también, un sector muy amplio rechazamos la ola de privatización .

Hoy no hay ni un solo argumento de peso para sostener la inversión privada de las empresas paraestatales, aunque ustedes en los hechos siguen privatizando, en los hechos.

Mientras la nación está en el debate de la viabilidad del sector energético y de las empresas públicas del ramo, ustedes no pierden el tiempo y siguen abriendo el capital privado de manera ya no tan silenciosa, la Comisión Federal de Electricidad, como se puede desprender del sentido de nuestros cuestionamientos. No voy a leer mis cuestionamientos porque el acuerdo parlamentario fue de entregarlas en tiempo y forma, 72 horas antes –así lo hizo un servidor, mi fracción- no los voy a leer para obviar tiempo y sólo esperaré sus respuestas, pero sí estamos haciendo algunas consideraciones.

¿Qué puede esperar el pueblo de México si con el marco legal actual donde todavía no se contempla de manera plena la participación privada, ya tenemos en los hechos una gran inversión privada? Ustedes son fieles continuadores de la política neoliberal implantada hace 20 años; la Secretaría de Hacienda y Crédito Público fue la encargada de hacer el juego sucio para que la Comisión Federal de Electricidad aparezca ahora como una empresa sin viabilidad financiera. Durante años la ha castigado con impuestos confiscatorios, no la deja respirar; la estrangula para que el capital privado se presente como la única opción para ampliar la capacidad productiva.

El esquema perverso de los PIDIREGAS contempla la apertura salvaje de nuestra economía en el renglón energético, a base de mentiras y de trampas legales se ha ido entregando el patrimonio público de las empresas trasnacionales y sus prestanombres domésticos. El resultado neto de estas políticas es que el costo financiero de la deuda pública se ha acrecentado de manera impresionante.

Para Comisión Federal de Electricidad este monto alcanza ya los 11 mil 500 millones de dólares acumulados en PIDIREGAS, sin considerar su deuda interna y externa, que es cercana a los 2 mil millones de dólares. Al principio del esquema de PIDIREGAS se justificó para aliviar la presión sobre las finanzas públicas y que permitieran liberar recursos para objetivos de mayor prioridad, entre ellos el gasto social, y ahora resulta que ya son insuficientes y que hay que meter a como dé lugar la inversión privada directa en el sector energético

¡Qué bonito negocio los que arma el Ejecutivo Federal y sus amigos! Para este gobierno de corte empresarial, el mismo gobierno se ha convertido en el negocio más jugoso y redondo, ya que el costo de los mismos lo pagan el pueblo de México. Si el negocio sale mal no hay problema, viene la política de rescate y se arma un FOBAPROA energético y que pague la nación. ¡Qué bonito maridaje entre el capital y el señor Presidente! Por eso el Partido del Trabajo ha propuesto reivindicar el sentido original de las empresas públicas, reafirmar la soberanía de la nación sobre sus recursos y dotar de autonomía operativa, financiera y administrativa de la Comisión Federal de Electricidad, para que pueda financiar directamente sus inversiones y no querer y no requerir del capital privado. Esa es la apuesta de nuestro partido: no requerir capital privado.

Recuperar el sentido social de los servicios públicos es una prioridad nacional. A nivel mundial hay un retorno del papel del Estado en la producción y los servicios de interés social.

Modificar el artículo 27 constitucional, señor Director, no sólo es una contrarreforma. ¿Por qué es una contrarreforma?, porque habría que recordar que Comisión Federal de Electricidad, la energía eléctrica ya eran privados y se hizo una reforma para nacionalizarlos y hoy se pretende hacer una reforma para volverlos a privatizar. Por eso decimos que es una contrarreforma. Modificar el artículo 27 constitucional es una contrarreforma, pero también incluso va en contra del contrato colectivo del sindicato, incluso.

No voy a dar lectura a ninguna de mis preguntas, usted las tiene, esperamos puntualmente sus respuestas.
Gracias, señor Director.


El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub hasta por 10 minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Señor diputado González Yánez, en primer término hago un público reconocimiento a mi falla a la cita que tuvimos ese día. Le pido una disculpa y desde luego que a la conveniencia del grupo, que pueda reunirse, los primeros días de la semana que entra, con mucho gusto revisamos la problemática de “El Cajón”, a la que haré algunos comentarios en esta ocasión.

La obra de “El Cajón” es la primera hidroeléctrica que se inicia, cuya construcción inicia desde los últimos 10 años.

Esto ha sido factor determinante en el fortalecimiento y en la revitalización de la industria de la construcción en México. Ha sido una decisión que corresponde al Programa de Inversiones del sector público, pero también ha sido una decisión política con el propósito de darle trabajo a la industria de la construcción mexicana, de generar empleos, de diversificar las fuentes de energéticos para la Comisión Federal de Electricidad y de volver a retomar muchísimas de las enseñanzas que en materia de ingeniería, desarrollo ambiental, etcétera, dejan las obras hidráulicas.

Una obra de esta magnitud en una zona cercana a la ciudad de Tepic, Nayarit, efectivamente causa una problemática social que tiene que atenderse de manera muy puntual y que usted nos las hizo de nuestro conocimiento, en la reunión que tuvo con los responsables de la obra y con nuestro director de proyectos en la ocasión que usted menciona.

Cuando llegan 10 mil trabajadores nuevos, 5 mil que trabajan directamente en la obra y 5 mil más que prestan una serie de servicios a comunidades rurales pequeñas, en efecto hay que llevar a cabo una serie de acciones de tipo social para poder atender la problemática que se genera.

En el Proyecto de la Fundación Nonatzin, se habla del Programa de Prevención, Atención y Control a los efectos negativos de las enfermedades de transmisión sexual, salud reproductiva, conservación de la salud, que en efecto es una preocupación de los señores presidentes municipales y de los funcionarios de Comisión Federal de Electricidad.

De entre los proyectos que se tienen que implementar muy rápidamente, está éste. Cuente usted con que vamos a apoyarlo porque lo consideramos de vital importancia, no sólo éste sino de que manera muy particular estamos impulsando en la zona proyectos de capacitación para el trabajo, de tal manera que los residentes de las zonas en donde se hacen las obras de CFE, sean los primeros en recibir empleo.

La obra está generando ya en esta etapa de construcción de túneles, cerca de 3 mil empleos directos, se está tratando de dar prioridad a que tengan empleo los habitantes de la zona; en segundo término los habitantes de la ciudad de Tepic y posteriormente pasar a otros proveedores y sus contratistas.

Se requiere de un programa de capacitación que se ha desarrollado ya con el gobierno del estado, quienes para efecto de apoyar a los capacitandos, el gobierno del estado ha ofrecido un Programa de Becas, de tal manera que puedan recibir cuando menos un salario mínimo durante el tiempo que los capacitamos.

Adicionalmente se han planteado por los señores Presidentes municipales para poder llevar a cabo, de hecho en algunos casos ya lo estamos haciendo, algunas mejoras en materia de infraestructura, particularmente lo concerniente a caminos de acceso, suministro de agua potable y en esto, en la reunión que tengamos le podremos dar información puntual de las obras en particular que se están haciendo.

Las obras de agua potable en el municipio de Santa María del Oro, las de relleno sanitario también son muy importantes y éstas ya se han iniciado. Están por darse en inicio algunas otras obras de prevención social y por iniciar su operación los campamentos de la obra. Los campamentos de la obra ya están terminados, deben de iniciar su operación en aproximadamente 10 días más y esto quitará mucha presión que ejercen actualmente las personas que están llegando a la zona en los poblados.

La obra está cumpliendo con los tiempos de construcción que se tienen previstos, tiene que terminarse para enero el primer túnel de desvío, vamos a tiempo, con esta parte tan importante. Se ha dado prioridad al empleo local, se pudieron hacer los pagos de las afectaciones oportunamente y en un monto satisfactorio para los habitantes en muchas reuniones de trabajo en que se pudo concertar el precio entre el acabín y los tenedores de los terrenos y la propia Comisión Federal de Electricidad y por lo tanto, el trabajo en la zona se desarrolla con normalidad, con los problemas sociales a los que usted ha hecho mención, de los que estamos perfectamente conscientes y a los que estamos tratando de dar atención oportuna.

En relación a sus comentarios y cuestionamientos sobre la participación de la inversión privada en la generación de energía eléctrica en el sector, le comentaría que la demanda de energía eléctrica durante los últimos 20 años creció a un promedio de 5.4%, compuesto anualmente.

Todas las indicaciones, los estudios y los modelos de CFE, indican que salvo algunos años como éste, en donde la actividad económica ha tenido una disminución mucho mayor de la esperada, derivada de la situación internacional, el crecimiento de los próximos años no será diferente del de los últimos 20.

Esto requiere de una gran inversión en infraestructura, que actualmente se está llevando a cabo, ya sea por inversión directa de CFE o por los productores externos de energía, toda con endeudamiento.

Usted hacía mención de las cifras de endeudamiento de los Pidiregas que nos preocupan de manera muy particular y por esto, la propuesta de reforma permitiría un menor endeudamiento para CFE, al tiempo que se cubren las necesidades de inversión del sistema eléctrico nacional.

No podemos seguir creciendo solamente a base de deuda, se requiere de capitalizar el sector, se requiere de capitalizar la industria y la propuesta de reforma precisamente trata de atender esa inquietud.

Con esto se da respuesta a las inquietudes por usted manifestadas, cuando menos así espero que en alguna medida.

En las preguntas que usted nos mandó, queda la explicación del contrato relativo a IBERDROLA en Altamira V, se lo haremos llegar con muchísimo gusto, son contratos que están a disposición de quien lo solicite, usted nos los ha solicitado y se lo haremos llegar; la licitación se llevó a cabo y se utilizó el contrato de formato que está a la vista de todos los participantes.

Nos pregunta también qué opinión nos merece el Programa de Cogeneración en Petróleos Mexicanos y la opinión de CFE es que es un programa muy importante, que debe de llevarse a cabo, que va a ayudar a obtener algunas fuentes de energía muy económicas, pero que sin embargo es un programa que en escala económica puede llevarse de manera limitada; son aproximadamente mil 200 megas los que puede generar Pemex de manera económica y otros mil 200, que empiezan a tener rendimientos adecuados, pero un poquito marginales. Pasando de estos dos mil 400 ó dos mil 500, el resto de las inversiones ya son inversiones de rentabilidad menor de las que se puede obtener por parte de Pemex y CFE.

Nos pregunta también el señor diputado González, sobre la opinión que merece la propuesta de expedir la Ley de la CFE y reformar el párrafo III de la Ley de Entidades Paraestatales.

Es en efecto indispensable, junto con el paquete de reformas, la expedición de una nueva Ley de CFE, que le dé mayor autonomía de gestión, que le dé formas de capitalizarse para poderse fortalecer financieramente y que lo desate de manos para poder competir.

Actualmente estamos atados de manos por el esquema de tarifas, que es un esquema del gobierno central y esto nos deja sin posibilidades de competir.

Al mismo tiempo, tenemos que buscar en esta nueva Ley de CFE las formas de utilizar mejor y de manera más eficiente la infraestructura física, humana y comercial con que la empresa cuenta. Muchas gracias.


El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para réplica, el diputado Oscar González Yañez.

El diputado Oscar González Yáñez (PT):

Gracias señor Presidente.

En el caso del proyecto de "El Cajón", pues buenas y malas ¿no? porque también le reconozco que algunas se han cumplido, pero también hay otras que no y estamos claros de ello ¿no?…

El ingeniero Alfredo Elías Ayub: Así es.

El diputado Oscar González Yáñez (PT):
digo, para no batallar.

Y qué bueno que ve con buenos ojos el proyecto de la ONG No Naxin (?). Pero bueno, aquí también hay malas. No se ha resuelto el acuerdo que se hizo de la resolución del pago de la afectación de 300 hectáreas de la familia Hernández Fletes. Lo comentamos a detalle porque 300 hectáreas no es un asunto menor con una familia.

Porque también hay que aclarar una cosa: el proyecto de "El Cajón", los habitantes de esa región no pidieron que se instalara ahí; son afectados de un proyecto que el gobierno federal decidió hacer ahí. Y si son afectados el gobierno federal tiene que responder por ello y no decir que lo tienen que resolver las empresas que están haciendo ahí la obra.

A nosotros nos parece que quien tiene que agarrar el asunto son ustedes, no tanto las empresas; porque la responsabilidad y la decisión de hacer el proyecto ahí fue del gobierno federal.

Nos vemos el miércoles a las 12 del día en el mismo lugar donde usted nos dejó plantados, en el mismo lugar. No andamos haciendo aquí como en el caso éste de Andrés Manuel y del otro, que nos vemos tal día y a ver si llegas, espero que no. Ni son retos ni nada por el estilo, queremos hacer las cosas; queremos que los proyectos federales no afecten a la población porque es parte de nuestra gran responsabilidad. Entonces bueno, nosotros le proponemos el miércoles a las 12 del día.

También hay que decir que le reconozco el hecho de que esté de acuerdo con la ley de Comisión Federal de Electricidad, ahí ya vamos avanzando, creo que tenemos algunos acuerdos.

Nos queda pendiente el resto de nuestros cuestionamientos. También se lo decimos con mucho respecto, cuando se acordó en la Junta de Coordinación Política de aquí de este Congreso, de entregar los cuestionamientos por adelantado era para que precisamente los secretarios no nos vengan a decir la ya gran frase célebre: "diputado, cuanto antes le voy a llegar a hacer la información". Eso se ha dicho aquí en este Congreso en el número de veces, pero en el número de veces y no sucede. Yo le pido al presidente de nuestra comisión y a nuestros compañeros secretarios, que tengo que hacer un reconocimiento público a ellos por su gran sensibilidad; tanto a los secretarios como al señor presidente de nuestra comisión y al vicepresidente de la mesa directiva que está aquí presente, porque se han portado a la altura, que a través de ellos nosotros vamos a insistir en que usted nos entregue los contratos que le estamos solicitando. Vamos a insistir.

Esa nos parece que venir a decirnos usted que luego nos lo va a entregar, no se vale; no se vale porque usted ya sabía que iba a venir y ya sabía que eso le estábamos preguntando. Entonces no se vale. Yo dejo este asunto en las manos de mi mesa directiva que se ha portado a la altura.

También hacerle una petición muy concreta para que usted se la haga a la Secretaría, dado que es su rama, que abandonen esa política de querer convencer al pueblo de México y a la clase política con spots televisivos; los spots de televisión son para las campañas, para hacer propuestas y la gente participe.

Sabemos que tienen algún temor de que la población también detenga sus procesos privatizadores a partir de la participación social. Pero tampoco es justo que ustedes estén gastando dinero en eso, intentando convencer a nuestra población de qué es lo más benévolo, porque entonces tendríamos también que decir la otra parte, porque estamos en una parte sesgada.

Yo creo que lo que ustedes tienen que hacer, más que ir allá con la población, y como bien decía nuestro compañero de Convergencia, en lugar de que nos echen a la población encima a los diputados de que a fuerza tienes que aprobar ahora esto porque así se ve bien, porque ahora vamos a tener empleos y si los diputados no aprueban la reforma, no va a haber empleos en ese país, eso no se vale señor; mejor venga aquí, siéntese con los diputados, no nos traiga un spot y díganos razones y convénzanos de la benevolencia. Porque para ustedes a veces sí somos representantes de la población y a veces se van directo a la población. Y cuando les conviene ahí si vienen otra vez de regreso para acá.

Es una petición muy concreta: que saquen del aire ese tipo de spots, porque si no entonces van a obligar a que también ese Congreso mande spots o los partidos empecemos a sacar spots explicando otro razonamiento.

Termino, señor presidente. Nosotros pensamos que el rescate y la forma para que CFE siga siendo de los mexicanos es retirarle la carga fiscal y por eso haremos una propuesta integral de dónde se va a recuperar ese dinero, aunque el señor secretario Gil ya nos dijo que es virtual, que el dinero que va a Hacienda Hacienda se lo regresa a CFE en subsidios. Y luego, cuando revisamos que el 50 por ciento de los consumidores de Comisión Federal de Electricidad son particulares pero el otro 50 por ciento son privados y que a los particulares les aumentó, significa entonces que estamos subsidiando a los privados y eso no es correcto.

Por eso nosotros vamos a proponer que CFE –eso le tiene que convenir a usted—se le quite su carga fiscal para que sea autosuficiente y con eso tenga viabilidad financiera. Esa es una propuesta muy concreta para decirle que no hay necesidad de la inversión privada en Comisión Federal de Electricidad.

Muchas gracias, señor presidente; gracias por su comprensión, señor presidente.

El Presidente Diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra, hasta por ocho minutos, para formular su pregunta el diputado Cuauhtémoc Ochoa Fernández, del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México.

El diputado Cuauhtémoc Ochoa Fernández (PVEM):

Con el permiso, señor Presidente. Señor Alfredo Elías Ayub; compañeras y compañeros diputados:

La necesidad de una reforma energética con rectoría del Estado que permita un crecimiento sostenido, que respalde las necesidades de crecimiento de los distintos sectores productivos del país parece evidente.

El crecimiento económico que todos estamos buscando demandaría un mayor consumo energético para el que debemos estar preparados. Pero bien a bien los mexicanos no tenemos claro cuáles son las ventajas de una empresa pública con rectoría del Estado o una empresa eficiente sin rectoría del Estado. A su juicio cuáles son las ventajas y desventajas de una y otra alternativa.

Por un lado se pretende que el sector eléctrico nacional compita con la iniciativa privada en la fase de generación ante el mercado de los grandes consumidores. Por supuesto aquéllos si pagan por su consumo.

Para que CFE pueda competir en precios con este mercado deberá modernizarse; de lo contrario, al quitarle a CFE sus grandes consumidores quisiéramos saber cómo va a enfrentar su pasivo laboral futuro ¿o quieren que CFE sea otra Luz y Fuerza del Centro?

Además, en el caso de que el gran consumidor se encuentre suficientemente lejos del generador privado, ¿en las tarifas por el uso de líneas de transmisión, llamado soft (?) se incluirá la amortización por el gasto de transmisión?

Actualmente CFE tiene turbinas de gas de nuevas generaciones y avanzada tecnología; algunas de éstas han sido incorporadas en sistema de ciclo combinado logrando eficiencia y competitividad. Al respecto quisiera preguntarle por qué no se han modernizado las centrales convencionales que usan gas natural con 33 por ciento de eficiencia, cuando podría alcanzarse un 53 por ciento.

¿Acaso nada más queremos que CFE desaparezca o invertir en lo menos competitivo para rezagarnos? Podríamos hacerlo, en su caso, en la planta de Valle de México, Monterrey, Río Bravo, Francisco Villa y otras que se encuentran cerca del troncal de gas.

Al usar las mismas instalaciones y capacitando al personal de estas centrales se podrían lograr aumentos en la eficiencia a costos moderados de inversión. El único caso que existe como ejemplo, que ya funciona, es la Central Valle de México Unidad 4, donde se aumentó el potencial en 240 megawatts y la eficiencia de 36 a 52 por ciento.

De no aplicar políticas de modernización y eficiencia con la entrada de competencia, la generación de CFE está destinada a desaparecer, y eso nosotros no lo queremos.

Respecto al tema de energías renovables, específicamente la eólica, sabemos que en México se tienen identificadas zonas con un gran potencial de generación, principalmente en el Istmo de Tehuantepec, las costas de Quintana Roo, Veracruz, Tamaulipas, Baja California y el altiplano central, con las que se podrían alcanzar hasta cinco mil megawatts.

¿Qué planes hay para aprovechar la energía eólica, la cual podría aportar más del 7 por ciento de los requerimientos nacionales de energía para el 2011, sin usar combustibles fósiles; por tanto, sin causas emisiones contaminantes.

Por otro lado, al interior del sector paraestatal no se están implementando políticas de eficiencia y se está dejando al sector eléctrico nacional el enorme problema de las llamadas zonas de fraude, es decir, los asentamientos irregulares que no pagan su consumo.

Frente a este problema podría decirme, ingeniero, ¿cuáles son las pérdidas totales de energía por los asentamientos irregulares de nuestro país, principalmente en Acapulco y Cancún y qué se está haciendo al respecto?

Si queremos un sector eléctrico que sea en su totalidad más competitivo, con autonomía de gestión y que represente una fuente de riqueza para todos los mexicanos, necesitamos concebir al sector energético como un todo y así poder hacer frente a la creciente demanda.

Según el pronóstico de crecimiento de ventas, las distintas zonas de control que comprenden el territorio nacional, comparten diferencias y similitudes, ya sea en la tasa de crecimiento o en la densidad de población o en características geográficas.

Según sus coincidencias operativas se requerirían de estrategias similares de inversión en generación, transmisión y distribución. Desafortunadamente el área de control central está en manos de Luz y Fuerza del Centro, quien tiene distintas facultades y atribuciones y por lo tanto quizás haya que duplicar trabajo, por eso le pregunto: ¿Cuál es la ventaja competitiva que nos da a los mexicanos el tener a Comisión Federal de Electricidad y a Luz y fuerza del Centro como dos órganos separados? ¿No sería más eficiente tener sólo una y homologar sistemas de trabajo, estructuras financieras y el esquema tarifario?

En cuanto a las diferencias geográficas entre las distintas zonas de control, es de creerse que debido a la disposición y tipo de recursos locales, los costos de generación serán distintos y por eso le pregunto ¿Se pretende establecer tarifas diferenciadas según las características geográficas? En caso de ser afirmativa su respuesta ¿cómo lo harán?

Nosotros pensamos que se deben de hacer las reformas necesarias para dar el sustento jurídico a los esquemas actuales que permiten la participación de la iniciativa privada, en la fase de generación, pero manteniendo estos para venta exclusiva de la Comisión Federal de Electricidad y a Luz y Fuerza del Centro; pero no a los grandes consumidores.

Creemos que los precios de venta a la paraestatal deben ser por debajo de lo que costaría si ésta lo produjera directamente.

Además consideramos que CFE y Luz y Fuerza deben elegir en función de la calidad el precio y el impacto
ambiental a quién le compran la energía. De este modo estaríamos en igualdad de circunstancias para competir.

La participación privada puede ser un sano estímulo a la competitividad, siempre y cuando se haga de manera controlada, permitiendo la participación en un porcentaje no mayor al establecido como margen de reserva.

Con esta medida se puede garantizar en todo momento nuestra autosuficiencia energética y con ella nuestra soberanía.

Finalmente consideramos necesario otorgarle el carácter de empresa pública con autonomía de gestión a CFE, con la intención de que se vuelvan a desarrollar proyectos con la participación de firmas de ingeniería y empresas de construcción mexicana, que utilicen preferentemente personal técnico, científico, materiales y bienes de capital mexicanos y así hacer frente a la competencia.

En resumen, ingeniero, el grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, sabemos que queremos un sector energético más eficiente, con mejores precios para los usuarios finales que compitan con la iniciativa privada en igualdad de circunstancias.

Muchas gracias.

El Presidente Diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por diez minutos para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias, señor diputado Ochoa por sus comentarios e intentaremos darle respuesta a los cuestionamientos que usted nos hace.

Le agradezco también la coincidencia en el sentido de lo importante que es llevar a cabo una reforma eléctrica y queda este punto de los grandes consumidores quizá como el único de divergencia entre los criterios que se han presentado y las pláticas que hemos tenido con representantes de su partido.

Respecto al asunto de los contratos bilaterales, creo que la propuesta, lo único que agregaría es transparentar algo que ya está sucediendo por medio del esquema de autoabastecimiento.

Existe en Monterrey el Proyecto de Iberdrola, el Proyecto de Tractebel, los proyectos de CEMEX, de VITRO y de PEÑOLES, en donde mediante las formas que permite la Ley de Servicio Público de Energía Eléctrica de 1992 ya se está dando el que algunos de nuestros grandes consumidores estén recurriendo mediante el esquema de autoabastecimiento a otro suministro distinto al de CFE.

Estamos actualmente como lo mencionaba yo hace unos minutos, atados de manos en cuanto a nuestras posibilidades de competir. En muchos de estos casos tendríamos ventajas competitivas de una mejor mezcla de combustibles, por ejemplo de las que ofrece el esquema de autoabastecimiento para poder recuperar estos clientes. Sin embargo la rigidez del esquema tarifario actual es la que no nos lo permite. De ahí que una reforma no sólo podría incluir las posibilidades de contratos bilaterales, sino que de la mano tendría que traer una mayor autonomía y una mayor flexibilidad para que lo que CFE pueda competir. Con esto se ganaría el que empecemos antes, más rápido que tarde, a desfasar las unidades más ineficientes del sistema.

En la medida en que entre capacidad nueva al Sistema Eléctrico Nacional, capacidad nueva con tecnología de punta, hará cada vez menos necesario el que tengamos que recurrir a las plantas marginales que actualmente tenemos que utilizar cuando el margen de reservas se nos agota, subiendo con esto los costos promedios de generación en todo el sistema. De ahí que el esquema propuesto permita una mayor eficiencia del sistema al disminuir los costos promedio.

En efecto, hemos ya solicitado a la Comisión Reguladora de Energía que las tarifas de porteo, las tarifas por el uso de las líneas de transmisión reflejen el costo completo que tiene para CFE incluyendo los costos financieros y los rendimientos sobre la inversión la construcción de esas líneas, de tal manera que de darse más proyectos de autoabastecimiento o de aprobarse el esquema planteado CFE obtenga la recuperación adecuada por la utilización de su sistema de trasmisión.

En relación a los programas de renovación de plantas hay algunas, como el ejemplo que usted daba, que son susceptibles de ser renovadas. Por las características tecnológicas tenemos ya mediante el esquema Pidiregas un programa amplio, cuyos concursos se iniciarán este año para la rehabilitación y mantenimiento mayor de muchas de nuestras plantas en todas aquellas en que es posible técnicamente hacerlo, porque en efecto, como usted menciona, es algo que tiene mucho sentido y que se debe de aprovechar más. Está ya en proceso, de hecho está por terminarse la primera legislación para asignar los contratos correspondientes.

Estamos también ya por convocar en unas cuantas semanas a la primera licitación para el establecimiento de en una primera etapa 50 y otros 50 megawatts como primera etapa en la zona de La Ventosa, en Oaxaca, para el primer proyecto de energía eolica de mayor magnitud. Tenemos actualmente solamente algunos experimentos ahí mismo y en la zona de Guerrero, Negro, pero ya sería un primer proyecto que contribuiría de manera menor pero ya más importante al sistema eléctrico nacional.

Sin embargo, en lo que sí estamos generando una mayor capacidad es en la utilización del agua, que también entra en el apartado de proyectos que no requieren de combustibles y de la quema de combustibles fósiles con el objetivo de mantener cuando menos en 15 por ciento la participación de los proyectos hidráulicos en el parque de generación de CFE.

Está, como ya mencionábamos, en el proceso de construcción la obra de El Cajón y se están ya por terminar los estudios para la realización de otra obra hidráulica de gran magnitud en el estado de Guerrero. Nos encontramos en el proceso de negociación con las comunidades para efecto de las afectaciones, al tiempo que se llevan a cabo los estudios técnicos.

En relación a las pérdidas de energía tenemos un total de aproximadamente 10.5 por ciento de pérdidas totales incluyendo las pérdidas técnicas que son normales en todo sistema eléctrico, que es aproximadamente 8 por ciento, 8.5, y un 2 por ciento de lo que llamamos pérdidas no técnicas que son las conexiones irregulares a las que usted hacia mención. Nuestro porcentaje de pérdidas no técnicas, el 2.5 por ciento, es considerablemente menor al que tiene Luz y Fuerza que es mucho más elevado, aunque hay un problema muy particular en las dos zonas que usted mencionaba, particularmente en la de Acapulco más que en la de Cancún, en donde se está llevando a cabo un programa especial de verificación, en donde hemos llamado a nuestros mejores elementos de diferentes zonas del país para regularizar cada una, toma por toma, en la zona de Acapulco.

Llevamos a cabo cerca de 2 millones de verificaciones de medidores cada año con objeto de evitar al máximo el tipo de pérdidas no técnicas y como mencionaba usted solamente en la zona de Cancún, de Acapulco y de Ciudad Juárez, agregaría yo, tenemos pérdidas por arriba de lo que son los normales y los estándares internacionales.

Preguntaba usted también cuál era el sentido de tener a Luz y Fuerza y Comisión Federal separadas. Estas son razones históricas, así nacieron las empresas, con dos contratos colectivos de trabajo diferentes y creo que lo que se debería buscar es igualar los indicadores de productividad de Luz y Fuerza con los de CFE; creo que es indispensable buscar una mayor productividad en Luz y Fuerza, ustedes tienen invitado también al Director de Luz y Fuerza, pero en la medida en que los indicadores de productividad se igualen, el efecto de tener las dos empresas separadas es mucho menor.

Por último me sumo, como Director de CFE, a la petición de todos los legisladores que han hecho uso de la palabra, en el sentido de pedir una mayor autonomía de gestión para la empresa pública, en particular para la CFE, porque nos dará la posibilidad de dar mucho mejores resultados.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, para réplica, el diputado Julio Horacio Lujambio Moreno.

El diputado Julio Horacio Lujambio Moreno (PVEM):

Con su permiso, señor Presidente.

Ingeniero Alfredo Elías Ayub, creo que lo que nos contestó más o menos está satisfecho para nosotros, pero sí me queda alguna duda. Efectivamente lo del sindicato es un problema que es de muchos años, pero sí hay disposición ¡eh! Nosotros tuvimos la oportunidad de hablar con el Secretario General del Sindicato de la Compañía de Luz y dice que por ellos no existiría inconveniente en que se fusionaran los dos sindicatos. Entonces sería bueno que atendiéramos a eso y tratáramos de ver la posibilidad, porque yo creo que también los costos se bajarían, tendríamos un solo director del sector eléctrico y bajarían los costos también de operación de la Compañía de Luz. Entonces tomar en cuenta eso para que lo veamos y hablemos con los otros dos líderes.

Otra cosa más. Yo estoy consciente que si tuviéramos dinero no privatizaríamos a Comisión Federal de Electricidad, somos un país que tiene muchas carencias y es necesario privatizarla. Pero sí considero que hay que tener cuidado y Comisión debe de crecer en la misma proporción en que crezca el sector privado, para que Comisión no se quede atrás, no sea una empresa después chica, sea más chica y pase lo que ha pasado en el caso de que ellos no puedan competir mañana, Comisión, con el sector privado.

Entonces una propuesta y le sugerimos que así se plantee, es que el sector eléctrico crezca en la misma proporción como vaya creciendo el sector privado, para que países como Francia, que tienen casi la mitad y la mitad el sector privado y sector público de su electricidad.

Y invitarlo ingeniero, ya que en una reunión así tan formal es difícil platicar, habemos unas cuantas personas aquí, como lo mencioné hace un rato, que trabajamos, conocemos el sector, platicar con muchos señores que están aquí muy valiosos, que hiciéramos mesas de trabajo como lo están haciendo en Hacienda, donde no le quitemos mucho su tiempo en este trabajo y hacer una reforma energética que beneficie al país y cuide los intereses primero que nada de los trabajadores, de los mexicanos, y del sector; esa es la propuesta que nosotros le haríamos como Partido Verde Ecologista.

Gracias ingeniero.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Gracias diputado Lujambio.

Tiene ahora la palabra hasta por cinco minutos, para formular su pregunta, el diputado Jorge Martínez Ramos, del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática.

El diputado Jorge Martínez Ramos (PRD):

Buenas noches. Gracias señor Presidente.

Buenas noches señor director:

Antes que nada saludo a los compañeros de los medios de comunicación, agradeciendo siempre su trabajo que nos permite llegar a la sociedad.

En primer lugar voy a hablar de los productores independientes. Observamos que dentro de la inversión financiada en el programa de inversiones predominan en infraestructura de generación eléctrica los denominados productores externos, que consideramos es el esquema de financiamiento más lesivo para las finanzas de la Comisión Federal de Electricidad, debido a que en estos proyectos se efectúan pagos equivalentes a la inversión, pero sin que se adquiera el bien amortizado. Por tal razón encontramos que estos pagos se consideran cargos a los costos de explotación que experimentan un drástico crecimiento conforme se construye infraestructura de generación con este esquema, pero que además presionan por otra parte la inversión pública para contar con la capacidad instalada de respaldo que ellos no proveen.

Apreciamos su opinión sobre el efecto que en las finanzas de la empresa tiene el empleo de este esquema de productor independiente. Asimismo, nos permitimos solicitar la información correspondiente a la energía comprada anualmente kilowatt hora, a los productores independientes actualmente en operación a partir del año 2000, así como el costo de esa energía comprada separando el cargo fijo por capacidad, el cargo por mantenimiento, el cargo variable por mantenimiento y el cargo por combustible.

En segundo lugar queremos hablar del tema de la simulación de mercado de energía eléctrica. Por distintos medios tenemos información de la implementación de una simulación de mercado de energía, implementación que requiere de cuantiosos recursos para equipo de medición, telecomunicaciones, creación de grupos de trabajo en las regiones de generación, etc., mismos que no se justifican para un esquema que para su establecimiento requiere de la aprobación de modificaciones al marco jurídico por parte de este honorable Congreso de la Unión, por lo que tal proceder es, a nuestro juicio, ofensivo para este Congreso dadas las facultades y funciones con las que constitucionalmente cuenta.

¿Puede informarnos entonces el Director del costo de esta simulación, el costo de la asesoría contratada al respecto y de los resultados obtenidos a la fecha y de por qué esta insensible ofensa?

En tercer lugar con respecto a los Contratos de Interconexión de Transmisión de Energía Eléctrica, existe escasa información sobre este tipo de contratos por lo que solicitamos copia de contratos celebrados de esta naturaleza con el cálculo específico de los cargos respectivos por estos servicios.

En cuanto a Pasivos Laborales, en este concepto que tiene efectos importantes en la situación financiera de la empresa, no está suficientemente aclarado en los estados financieros y de la misma forma observamos que los supuestos y tasas empleadas en los estudios actuariales son diferentes para las dos empresas públicas del sector eléctrico.

Por lo anterior, solicitamos el último estudio actuarial para determinar con recisión los pasivos laborales.

Y adicionalmente le pedimos nos aclare por qué en los presupuestos no se ha solicitado una partida para fondear estos pasivos.

Nos aclare la razón por la que los supuestos y tasas de los estudios actuariales son diferentes para las dos empresas públicas del sector y finalmente, el minuto que me queda señor Director lo aprovecho para cuestionar un par de cosas, no es de ninguna manera una sorpresa, lo hemos hecho con anterioridad, no se trata de otra cosa.

El día que estuvimos en la Secretaría de Gobernación con usted y con el señor Secretario de Energía comentamos que en aras de dar cuenta, dar prueba, dar un soporte en los hechos para que no se quede nada más en verbo, en el ánimo de transparencia, de la voluntad de comunicación abierta y fluida, en aras de que la sociedad y nosotros estemos bien informados y dejemos de cuestionar por ignorancia o por a veces falta de información o por lo que se quiera, contratos como los Piridegas y en el caso del sector petrolero otro tipo de contratos.

De los dos tipos de Pidiregas, de los condicionados y de los directos y les pedimos que nos hicieran llegar copias de los contratos, de lo que ya se firmó porque de eso no conocemos el contenido preciso y como no lo conocemos, muchas veces, la mayor parte de ellas estamos bordando en el aire, queremos conocer con precisión cuál es el contenido de los contratos que usted quedó de enviárnoslo para acá.

Y una pregunta que me toma 20 segundos solamente, honrando una inquietud de los compañeros de Baja California y del compañero Diputado Agundez Montaño de Baja California, con relación a por qué en Baja California si cumple con todos los requisitos y consideraciones que se han hecho con otros Estados del Norte, con tórridos climas de lo más inclementes donde la gente la pasa muy mal, no se ha establecido el tema del tratamiento diferenciado de las tarifas en el Estado de la Baja California.

Con permiso, gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN).

Tiene la palabra el Ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por diez minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias diputado Martínez, espero poderle dar respuesta a las preguntas que usted nos hacía hace un momento.

El efecto en las finanzas de CFE de los productores independientes de energía es un efecto favorable en dos vertientes: En primer término, por la forma de financiamiento en donde son los propietarios los que contratan directamente la deuda; al utilizar productores externos de energía, los estados financieros de CFE no requieren de reflejar directamente la deuda que contratan los productores externos de energía y abre esto espacios para mayores posibilidades de financiamiento.

Esta es una ventaja muy parcial muy menor, porque aunque no hay la obligación de reflejarlo directamente en los estados financieros, hacemos un desglose en las notas a los mismos en donde reflejamos las obligaciones de pagos que esto nos representa.

En lo que hay un efecto favorable más importantes es tal y como mencionaba yo hace unos momentos, que hay un rendimiento favorable de los PIDIREGAS en relación al precio al que nosotros les compramos la energía y los precios promedio a los que podemos vender. Estamos, o efectuamos en el último trimestre, pagos por 12 mil millones de pesos, 2,500 y esos mismos montos de energía una vez cargados los costos de trasmisión y distribución nos reflejaron un flujo de efectivo favorable aún después de los costos de trasmisión y distribución.

Por otro lado, no hay espacios presupuestales para hacerlo diferente, los espacios presupuestales se han utilizado para fortalecer la red de trasmisión, la red de distribución y algunas de las obras de trasmisión que hacemos directamente.

En el año de 2002, respondiendo específicamente a su pregunta de la energía comprada a los productores independientes, se compraron 22,300 gigas, 22,400, de cerca de 280 mil que se despacharon en el sistema, un poquito por abajo del 10%. Este año 2003, el promedio va a ser un poquito más alto en virtud de que por los bajos niveles con que se iniciaron los almacenamientos hidráulicos, tuvimos que utilizar mucho más el despacho de todo el parque térmico y este año estaremos comprando aproximadamente 32 mil gigas.

El cargo fijo por capacidad representa el 23% de los costos; el cargo fijo de operación y mantenimiento, el 6.2; y el cargo variable que es básicamente la utilización de combustibles, el 70% de los costos que pagamos en éste sentido.

En relación a su preocupación del mercado de energía, ésta es una fórmula que estamos utilizando internamente, independientemente de cualquier esfuerzo de reforma o no que nos permite tener mucho mejores mediciones en nuestras gerencias divisionales tanto de generación como de distribución; podemos ahora medir con mucho más precisión cuánta energía se está generando en cada región, a dónde va, en dónde se utiliza y podemos así encontrar cuáles son nuestras divisiones más eficientes y cuáles son las divisiones menos eficientes al poder hacer una medición explícita.

Esto genera o ha permitido identificar oportunidades importantes de mayores eficiencias y mayores ahorros, lo que nos permite estar optimizando en muchos lugares al poder medir, al poder tener una medición mucho más precisa, aquellos puntos de nuestro sistema en donde tenemos situaciones en que puede haber situaciones de mejora.

Los contratos de interconexión y de productores externos se los haré llegar el lunes a más tardar; yo no fui a la segunda reunión que hubo con los miembros del PRD, pensé que les habían llevado los contratos, pido una disculpa pero a más tardar el lunes –señor Presidente- le haremos llegar a los señores diputados y a la Presidencia de la mesa los contratos a los que se hacía mención, así como la metodología que utiliza la Comisión Reguladora de Energía para los contratos de trasmisión y porteo.

Respecto al tema de los pasivos laborales, que es un tema muy importante, nosotros utilizamos el boletín D-3 del Colegio de Contadores Públicos para la metodología de cálculo de los pasivos laborales, no conozco si Luz y Fuerza usa la misma metodología o diferente, no le podría dar una respuesta a esto, sin embargo sí le comento que nosotros utilizamos lo que las normas del Colegio de Contadores nos está marcando.

El pasivo laboral asciende acerca de 120 mil millones de pesos, se cubre como todos ustedes lo saben, del gasto corriente; es importante empezar a fondearlo, la propia Comisión Federal tendría disponibilidades de recursos para empezar a fondearlo, pero se requiere de la aprobación presupuestal para poder hacerlo y en la discusión a la que ustedes entrarán en fechas muy próximas, si se aprobará alguna partida para el fondeo de los pasivos laborales, desde luego que lo iniciaríamos de inmediato, sin embargo, entiendo que en los presupuestos ha habido muchas restricciones para poder cubrir montos de este tipo.

Estamos con la intención de buscar alguna fórmula contractual para que el pasivo no crezca, de tal manera, que de todos los trabajadores nuevos que entren, ya entren con un contrato que permita fondear las responsabilidades laborales de la empresa para adelante y no hagamos más grande el problema que ya existe.

En relación a la preocupación de las tarifas de Baja California, comentaba con el señor diputado cuando me hizo favor de acompañarme a mi llegada al recinto, que ya La Paz, tiene la tarifa 1E, que es la tarifa más baja y que en el caso de Sonora y Mexicali hubo aportaciones importantes del gobierno del estado para ayudar a CFE en el subsidio a la tarifa 1F y que entraremos en contacto con el señor gobernador Cota para ver que posibilidades tenemos de darle un apoyo a las tarifas en esta zona.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para réplica el diputado Jorge Martínez Ramos.

El diputado Jorge Martínez Ramos (PRD):

Gracias, señor Presidente.

Lamento mucho tener nada más cinco minutos, a ver si logro decir lo que quiero decir, con alguna claridad.

Se nos ha mencionado que los contratos bilaterales en sustitución de autogeneración propuestos ahora, con el ánimo de acercar posiciones que es un tema del que se ufana el Gobierno Federal, tienen una serie de bondades. Yo quiero comentar con relación a los contratos bilaterales que:

Primero.- No llevan el condicionante de que el consumidor sea accionista de la entidad generadora como era antes.

Segundo.- Que tampoco tienen el condicionamiento de que se vendan solamente los remanentes, de manera que es una apertura de mercado, es un mercado que se ha restringido con algunas reglas que habría que analizar en qué es lo que están pensando, pero eso se llama mercado, aquí y en China.

Por otro lado, se nos menciona que han resultado bien los Pidiregas, porque son autofinanciables, aunque después se convierten en deuda Y por otra parte, las empresas no tienen capacidad de endeudarse, no se registran las deudas por el momento, sino hasta que- yo me acuerdo los principios de contabilidad dicen que las deudas se registran en el momento que se conocen y se conocen que van a ser deudas desde el momento en que se firma el contrato-, en fin, son autofinanciables, pero entonces, los hacen particulares aunque finalmente la deuda corre a cargo del Estado y por otra la empresa no tenía capacidad de endeudamiento.

Se nos menciona, por ejemplo, que se mantiene en esta propuesta nueva la planeación de largo plazo en el Sector Energético por parte del Estado y menciona señor Director, con todo respeto, que eso a diferencia de la propuesta anterior y de otros estados, yo quiero decir una cosa, esto se dice, pretendiendo esgrimir un argumento que acerque las posiciones o sea, justificando la primera parte del argumento; eso es falso. En ningún lugar del mundo el Estado está ajeno de la planeación de largo plazo del Sector Eléctrico, y me comprometo a que lo analicemos, como se quiera y en donde se quiera.

Por otra parte se nos menciona que el tema de los comerciales, porque no son anuncios en los medios de comunicación electrónicos, creo que son una muestra de verdad prístina de la magnitud y de la propensión a la manipulación que tiene este Gobierno Federal.

Yo quiero decir una cosa con todo respeto, quiero cuidar la imagen de este Congreso, quiero cuidar la imagen de mi partido, quiero cuidar la imagen del gobierno Federal para que éstas no se conviertan en cosas del gobierno en turno, sino que sean temas de Estado. Este tipo de cosas, señor Director, son eufemismos por un lado, manipulaciones por otro lado que a mí me hacen sentir –y lo digo de verdad- queriendo cuidar la imagen, pero no encuentro otra manera de decirlo, mas que una suerte como de esquizofrenia. Y entonces la pregunta automática es: ¿cuál es el origen y cuál es el objetivo?, y la respuesta la encuentro en la respuesta a otra pregunta: ¿Quiénes serían los beneficiarios de estas propuestas, qué es lo que subyace? Y lo que encuentro es que los beneficiarios serían particulares, en su mayoría transnacionales y entonces veo con mucha preocupación que este gobierno con un corte muy claro, privilegia el interés privado por sobre el interés público, y eso me preocupa y nos preocupa a todos.

De verdad, yo lo invito, señor Director, y a la cabeza del sector, a que hagamos un esfuerzo e invito a los medios de comunicación y al Congreso, a que todos juntos busquemos la manera de decir las cosas de tal forma que no confundamos a nadie, que digamos las cosas con mucha claridad. Ustedes pueden tener una intención, díganla de manera clara y nosotros otra y lo queremos decir de manera muy clara, para que la ciudadanía tenga dos posturas o puestas bien argumentadas, con toda la verdad y entonces podamos deliberar con elementos de juicio sanos, transparentes, en una sociedad madura y le demos el desenlace a este tema de las reformas estructurales, que el país requiere, porque sí lo requiere, pero no las reformas que están planteando, sino las de interés público no las de interés privado.

Un Estado que tiene un gobierno que privilegia el interés privado por sobre el interés público, es un gobierno que pone al pueblo en una disyuntiva muy difícil de aceptar, porque tiene que hacer algo ante ello, no tiene quién vele por el interés público, el interés privado es capaz de velar por sí solo, y eso lo sabemos muy bien.

Gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por 5 minutos para formular su pregunta, el diputado José Antonio de la Vega Asmitia, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional.

El diputado José Antonio de la Vega Asmitia (PAN):

Con su permiso, señor Presidente. Señor Director de la Comisión Federal de Electricidad:

México requiere hoy sin lugar a dudas sentar las bases para el crecimiento y desarrollo económicos. Nuestro país no puede seguir esperando la aprobación de las reformas estructurales que permitan el fomento de la actividad económica. La reforma eléctrica es fundamental para el crecimiento potencial de México, en virtud de que la capacidad instalada es ya insuficiente para satisfacer el incremento esperado de la demanda de electricidad. Actualmente la Comisión Federal de Electricidad tiene que enfrentar costos que le impiden crecer y realizar inversiones que le permiten abastecer esta demanda.

Al respecto, señor Director, le preguntaría: ¿a qué monto asciende el costo de la nómina de CFE, así como el pasivo laboral para enfrentar las jubilaciones y primas de antigüedad durante los próximos años? ¿Qué porcentaje representan ambos montos con respecto al gasto total de la paraestatal y qué previsiones se están tomando al respecto?

En relación al número de pensionados y jubilados, ¿podría decirnos, señor Director, qué porcentaje representan con respecto al número de trabajadores en nómina de la Comisión Federal de Electricidad?

La Comisión Federal de Electricidad ha buscado algunas alternativas para financiarse, con la primera de CFE de papeles denominados en yenes a un plazo de 30 años, ¿cómo cambia el panorama de inversión de la Comisión, a qué áreas se les dará prioridad, cómo se vería beneficiada la capacidad instalada y cómo se incrementaría la cobertura del servicio público de energía del país con estos recursos?

Adicionalmente, señor director, quisiera nos contestara, ¿de qué manera se complementa este capital de origen privado con el endeudamiento de 4 mil 171 millones de dólares que CFE solicitó a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público para iniciar 18 nuevos proyectos bajo el esquema financiera Pidiregas en 2004? ¿Qué tan viable es seguir financiando la expansión del sistema mediante deuda y específicamente a través de los Pidiregas?

Ciertamente es necesario llevar a cabo nuevas inversiones en el sector eléctrico que permitan asegurar el abasto presente y futuro de la demanda nacional. Para ello se requiere de tecnología de punta y aprovechar nuevas formas de generación eléctrica.

Actualmente la Comisión requiere realizar inversiones que permitan proporcionar de manera eficiente el servicio público. Al respecto, ¿cuáles serían las necesidades de inversión en cada una de las diferentes áreas, en generación, en transmisión y en distribución? ¿Cuáles son entonces las prioridades de inversión en este sentido?

Con base en la capacidad de generación instalada, ¿de qué monto tendrían que ser las inversiones para satisfacer el crecimiento de la demanda de energía eléctrica para los próximos años? De este monto y de mantenerse las condiciones actuales del sector, ¿qué porcentaje en inversión realmente podría cubrirse?

Mucho se ha cuestionado la eficiencia en la operación de la Comisión, podría usted también indicarnos ¿a cuánto ascienden la pérdida de energía? ¿cuál es su causa y qué se está haciendo para combatirla? Concretamente ¿a cuánto asciende la pérdida de operación de CFE estimada para 2003 y cómo se comporta con respecto a los años anteriores?

Y para tener un mejor parámetro de referencia, señor Director ¿cómo se ubica a la CFE dentro del rango internacional en función de las pérdidas de energía?

Actualmente la Comisión Federal de Electricidad ha adquirido compromisos por casi 10 mil millones de dólares con empresas privadas que operan plantas bajo el esquema de productores independientes y propietarios de gasoductos para la compra de energía eléctrica y el transporte de gas natural. ¿Qué experiencia nos ha arrojado esta operación a la Comisión Federal de Electricidad?

Y sobre este tema, señor Director, pudiera usted precisarnos cuál es el monto que la CFE deberá pagar como contraprestaciones a cambio de que los productores independientes garanticen el servicio de suministro de energía eléctrica durante 25 años.

Por su atención y respuestas, muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por 10 minutos para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias, señor diputado de la Vega.

Desde luego coincidimos ampliamente con usted en considerar fundamental una reforma al sector eléctrico y la petición muy respetuosa a los señores legisladores de que una vez que se concluyan las diferentes etapas de análisis a las que ha estado sujeto ese planteamiento, podamos ya en un plazo relativamente breve, concretar las soluciones y las propuestas muy específicas de reforma.

En relación a las preguntas específicas que nos hace usted favor de formularnos, le quisiera comentar que el costo de la nómina del personal activo de CFE es cercano a los 19 mil millones de pesos, aproximadamente el 13.5% del ingreso y que la nómina de jubilados representa, por ahora, solamente el 3.4% de los ingresos.

Desde luego estas son cifras que con el tiempo irán creciendo, particularmente la de jubilados; la del costo de la nómina de operación se trata y se hacen esfuerzos muy importantes por mantenerlo en esos niveles.

Simplemente para contrastar la diferencia, el costo de la nómina en CFE es del 13, 13 y medio por ciento, mientras que el costo de la nómina en Luz Fuerza es cerca del 80%.

En relación al número de personas, tenemos actualmente cerca de 21 mil personas jubiladas que contrastado con un total de 80 mil trabajadores en activo, da más o menos una cifra de cuatro a uno.

Se han hecho estudios muy detallados de las necesidades de inversión a largo plazo, en CFE por el Departamento de Planeación de la misma, donde se utilizan modelos que han estado ya muy comprobados; adicionalmente a la experiencia que se tiene en el área de planeación de CFE, hemos solicitado al Colegio de Ingenieros Civiles de México la validación de las cifras de requerimientos de inversión y hemos todos llegado a la conclusión de que para los próximos 10 años, las cifras fluctúan entre 500 mil y 560 mil millones de pesos y esta fluctuación se refiere básicamente a que el programa se revisa cada año y se toman en cuenta los crecimientos de la demanda que se han tenido y cuando los crecimientos son menores a los pronosticados, como ha sido el caso de este año, se difieren por algunos meses solamente el arranque de algunas de las obras necesarias.

De éstos, corresponden 230 mil millones de pesos a la parte de generación, siendo la que más recursos absorbe; 130 mil millones de pesos a la parte de distribución y cerca de 100 mil millones de pesos a la parte de mantenimiento, que es fundamental para poder mantener nuestra planta productiva en condiciones de operación óptima.

Estas necesidades de inversión se han venido llevando a cabo, particularmente en la parte de generación con endeudamiento y esto nos está llevando a que en algunos años, dependiendo del ritmo, pero en algunos años relativamente cortos, el pasivo supere al activo que tiene Comisión Federal de Electricidad, en el rango de los próximos 10 años.

En esa medida se dificultará la obtención de financiamientos, de ahí que entre antes iniciemos los esfuerzos de una reforma eléctrica y entre antes puedan empezar a operar proyectos, menos se presionarán las finanzas de la CFE y por lo tanto, menos se presionarán las finanzas públicas.

Este año tendremos una pérdida de operación más o menos similar a la que se ha venido reportando públicamente de cuatro mil 500 millones de pesos, ya no va a crecer y esta pérdida se derivó principalmente de los muy altos costos de los combustibles que se tuvieron el primer semestre, por motivo de la guerra en Irak, en donde si ustedes recuerdan el petróleo subió para beneficio de muchos, excepto de CFE, que es un gran consumidor de combustóleo; el gas estuvo muy alto también en los primeros meses del año y a esto le adicionamos que por la situación de las presas, sólo pudimos generar un poquito menos del 9% de total de generación con hidráulica, cuando normalmente generamos cerca del 16 ó el 17%

Esta pérdida ya se ha estabilizado, ya estamos en condiciones normales de operación y se tenderá a revertir en los primeros dos trimestres del año próximo.

Las pérdidas de energía son a las que hacía yo mención hace un momento, alrededor del dos y medio por ciento, en línea con los estándares internacionales.

Y concluiría mis comentarios coincidiendo con usted en la necesidad urgente de que se procesen los planteamientos de reforma eléctrica que han sido presentados, de que se encuentren puntos de coincidencia que hemos venido buscando y que demos ya en el plazo muy corto -ojalá pueda ser en el tiempo de esta misma Legislatura-, los pasos definitivos para llevar a cabo la reforma. Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para réplica, el diputado José Antonio de la Vega Asmitia.

El diputado José Antonio de la Vega Asmitia (PAN):

Muchas gracias, señor director, por sus respuestas.

Y quisiera referirme quizá también a un comentario que me hiciera un diputado del Partido Revolucionario Institucional hace unos momentos, Francisco Herrera, en el sentido de la desinformación que se tiene en algunos sectores, de que lo que está a discusión en la reforma energética y fundamentalmente la eléctrica, es precisamente la privatización del sector y quisiera apuntar que este tipo de comentarios obedece un poco más a la desinformación que se tiene sobre el tema. En ningún momento hemos escuchado en ningún planteamiento, que lo que esté a discusión en las propuestas, sea privatizar Comisión Federal de Electricidad o cualquiera otra de las empresas del sector.

A diferencia de la propuesta que hiciera el anterior presidente Zedillo, donde sí contenía claramente una propuesta de privatización. Privatizar es vender los activos del gobierno y pasarlos a manos privadas. En ningún momento se está planteando este esquema y sí es importante puntualizarlo para que no se genere confusión y podamos hacer un debate de altura, un debate que nos genere precisamente mejores condiciones para que la sociedad esté enterada y podamos beneficiar al pueblo de México.

En ese sentido reiteramos la preocupación y el compromiso que mantiene el grupo parlamentario de Acción Nacional, para afianzar las bases que consoliden el crecimiento y desarrollo económico de nuestro país.

Por estos motivos hemos insistido permanentemente en la necesidad de avanzar en las reformas estructurales que apunten a alcanzar el objetivo trazado de fortalecer la economía de nuestro país. La reforma eléctrica es uno de los temas que hoy no pueden seguirse aplazando.

Compartimos la visión de la mayoría de los legisladores, del sector privado, de la sociedad y del propio gobierno federal, en el sentido de que el sector eléctrico nacional no está en condiciones de operar en forma efectiva y más grave aún, de garantizar un adecuado suministro de electricidad que satisfaga la demanda futura de los mexicanos.

Acción Nacional no puede desatender algunos aspectos que afectan el desempeño de este sector. Es preocupante la situación en la que actualmente se encuentra la Comisión Federal de Electricidad; cubre sus propios costos de operación. Sin embargo el costo de la nómina y el pasivo laboral que usted nos ha explicado detalladamente, implican recursos que son superiores al monto destinado al mantenimiento de equipo y obra pública.

Pese a lo anterior es preciso destacar que la CFE mantiene indicadores de desempeño que se ubican cerca de los estándares internacionales de operación más aceptables. Si bien es necesario llevar a cabo una reforma eléctrica que permita inyectar recursos a este sector para abastecer los requerimientos futuros de nuestra sociedad, los usuarios de energía eléctrica no pueden seguir esperando el momento en que los partidos nos pongamos de acuerdo sobre qué es lo que conviene más al país en esta materia.

Es por ello que la CFE ha logrado encontrar recursos alternativos que permiten mejorar el escenario de inversión e incrementar la cobertura del servicio público de energía. Sin embargo, no podemos seguir financiando la expansión del sistema eléctrico nacional mediante un esquema de endeudamiento.

Finalmente, si bien los compromisos adquiridos por la paraestatal con empresas privadas que operan bajo el esquema de productores independientes, permite garantizar el servicio de suministro de energía eléctrica para los próximos 25 años mediante la venta de energía a CFE, es necesario cuidar que existan beneficios para ambas partes, tanto para los agentes privados como para la Comisión Federal de Electricidad. Considero que existe un consenso amplio a nivel nacional, sobre la necesidad y la urgencia de las reformas en materia eléctrica.

Por nuestra parte haremos lo necesario, cumpliremos con la responsabilidad que nos toca asumir en esta trascendente coyuntura que habrá de contribuir a la modernización del sector eléctrico por el bien de México y los mexicanos.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Muchas gracias señor diputado.

Tiene la palabra hasta por 5 minutos para formular su pregunta el diputado Jesús Vizcarra Calderón, del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional.

El diputado Jesús Vizcarra Calderón (PRI):

Gracias por su presencia señor director general de Comisión Federal de Electricidad, ingeniero Alfredo Elías Ayub. Le agradezco a los integrantes de la mesa directiva la oportunidad.

Considero que existe una desproporción ilógica entre las tarifas eléctricas, que impactan de manera dramática y contundente en las entidades federativas donde se enfrentan temperaturas extremas en al menos 6 meses del año, entre ellos estados aquí representados como Baja California Sur, Tabasco y el Estado de donde provengo que es Sinaloa.

Me llama mucho la atención la forma como están establecidas las diferentes tarifas domésticas. No encuentro relación o proporcionalidad en la variación entre el costo por kilowatt-hora de las tarifas ni de los niveles de los kilowatts supuestamente subsidiados.

Permítame darle algunos ejemplos concretos. Primero en cuanto al costo de kilowatt-hora. Si analizamos las tarifas, vemos que de la tarifa 1-A, que es 25 grados, a la 1- D, que es 31 grados, son cuatro niveles, no existe diferencia alguna en el costo del kilowatt, de tal suerte que en esos primeros seis grados centígrados de variación en la temperatura no hay ninguna modificación de la tarifa, tanto en el nivel inferior y superior del consumo.

En cambio por qué las tarifas 1-C y 1-D en su nivel básico son 23 por ciento más caras que las tarifas 1-E, aun teniendo sólo un grado de diferencia. En el consumo superior tampoco vemos ninguna equidad puesto que de 25 a 32 grados –aquí son cinco niveles y en el anterior eran cuatro—no hay ninguna diferencia en ese costo por kilowatt del consumo excedente. Pero si estos costos los comparamos con la tarifa 1-F, son 58 por ciento más caros. Es difícil creer que hay un motivo lógico para que se den estas inequidades.

En cuanto a los rangos de kilowatt que reciben subsidio o menos costo, tenemos que con relación a los consumos inferiores encontramos que el nivel máximo de consumo básico se incrementa en las seis tarifas con un rango de diferencia de 25 kilowatts entre uno y otro. De la A hasta la D son 25 kilowatts; sin embargo, al llegar a la tarifa 1-E y 1-F se incrementan 125 kilowatts, eliminando esa proporción que tienen, con una variación en el subsidio solamente con un grado, entre 71 por ciento entre la tarifa 1-D contra la 1-E y 1-F.

Algo similar pasa en los consumos máximos para pertenecer a una tarifa. de la 1-A a la 1-C, que son tres niveles, se amplían 75 kilowatts entre cada una y al pasar a la 1-D ya no son 75 sino se incrementa a 100. Pero lo curioso que de pasar de la D a la E y a la F se incrementa entre 150 kilowatts de una tarifa a otra. O sea, un 88 por ciento más comparado contra la tarifa 1-D, no teniendo proporción alguna.

Como ejemplo contundente de esta inequidad, para hablar en pesos, es que un consumo de 500 kilowatts que consume una familia de nivel medio en estos estados, valuados con tarifas vigentes a este mes de julio de este año, donde un usuario de este consumo pagaría en la tarifa 1-A 913 pesos, ocho por ciento más que la B; en la tarifa B, 849 pesos, 38 por ciento más que la C. En la C pagamos 617, en la D, 301 y en la E y F, 208 pesos.

Es evidente que quien diseñó estas tarifas no contempló la piramidación y el impacto destructivo que tendría para muchas familias esta erogación que representa, en muchos casos, más del 50 por ciento.

Por otro lado, señor director, no sé en qué se basó el señor presidente Vicente Fox al cambiar la tarifa 1-E a 1-F en Sonora. Usted mencionaba que había aportación de recursos de los gobiernos de los estados. Hasta donde sé, no hubo ninguna aportación del gobierno y fue una campaña política.

Finalmente, en el acuerdo de febrero de 2002 y modificado el 17 de enero del 2003, se establece una tarifa de servicio de alto consumo y la variación entre las temperaturas, insisto, D, E, y F es un solo grado de temperatura, porque los límites para convertirse en DAC, son en uno mil, en otro dos mil y en otros dos mil quinientos kilowats, teniendo la misma desproporción. Cómo se explica entonces que un usuario de mil kilowats en la zona 1D se convierta en DAC, pagando por este consumo 1,943 pesos, cuando uno de la zona 1E pagaría 663 y el mismo consumidor en la 1F pagaría 450 pesos.

Con relación a eso no sé se es factible que se unan diferentes usuarios para instalar una subestación y obtener el beneficio para reducir en un momento dado el costo de energía en quien participa como usuario de alto consumo.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por diez minutos para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias, diputado Vizcarra.

La propia formulación de su pregunta nos hace recordar a todos los presentes la complejidad en el tema de tarifas y la complejidad en la propia estructura que se ha venido desarrollando durante muchos años.

El establecimiento de las tarifas domésticas tiene como principio fundamental el ser una tarifa que busque la protección de los usuarios de menores recursos.

La estructura tarifaria que depende de las temperaturas y el establecimiento de los rangos de estas temperaturas tienen una proporción muy directa con lo que denominamos los “ábacos” de consumo de cada localidad.

Se busca en el establecimiento de las tarifas de la A a la F el que el 75 % de los usuarios de las localidades cuando menos, pero alrededor de esa cifra queden con una tarifa altamente subsidiada y en la medida en que los consumos se van incrementando el subsidio vaya disminuyendo.

Al mismo tiempo se establece la tarifa DAC a la que usted hacia mención, también con el propósito de prácticamente en ningún caso afectar más del 5 % de las poblaciones de esa localidad.

Hay las diferencias que en efecto usted mencionaba en algunos casos porque a raíz del último decreto de disminución de subsidios, se han establecido convenios con los gobiernos estatales y en algunos casos también con aportación de los gobiernos municipales para tener una contribución de estos a la restitución del subsidio.

En el caso de Sonora, fueron las mediciones de la Comisión Nacional del Agua las que se tomaron en cuenta para hacer la reclasificación. Hubo una gran demanda popular en algunas zonas, particularmente en las zonas de Baja California Norte, en Mexicali, sobre todo, del establecimiento de una tarifa de calor extremo que en este caso se convirtió en la tarifa 1F en donde también ha habido una participación, yo le diría que sustancial del gobierno estatal y del gobierno municipal para colaborar con Comisión Federal de Electricidad en mantener este esquema de 75 % de los usuarios con un efecto de un subsidio importante.

Se han establecido por este mismo Congreso , el Congreso anterior realmente, pero en esta misma Comisión de Energía, grupos de trabajo para hacer el análisis de las tarifas. Hemos podido constatar todos la sensibilidad social que tiene este punto y las tarifas, como lo comentaba yo en respuesta a otra pregunta, no las establece comisión Federal, las establece la Secretaría de Hacienda y han tenido esta evolución histórica a la que usted hacía mención con el criterio muy marcado, repito, de proteger al 75 por ciento de la población. En muchos casos en donde había duda de que esto se había dado así, hemos convenido con los gobiernos estatales la participación de las universidades locales para verificar la composición de los recibos, los montos de ellos y que cumplan con este principio de protección del 75 por ciento de la población.

En el caso del estado de Sinaloa ya se hizo, en el caso del estado de Sonora no, en el caso de Baja California sí y por supuesto estamos en la mejor disposición de trabajar con la universidad del estado, con la universidad o el grupo académico que se determine por parte del gobierno estatal para hacer la revisión correspondiente.

Quisiera aprovechar para comentar que existe una línea de crédito muy amplia que ha puesto Nacional Financiera a disposición de Comisión Federal de Electricidad para los programas de ahorro de energía, que están dando resultados muy favorables. En muchos casos con el aislamiento de techos, con la sustitución de aires acondicionados por aires acondicionados de mayor eficiencia se logran reducciones de hasta el 40 por ciento en el monto de los recibos y en el monto del consumo.

Estaremos en contacto con los señores legisladores de los estados del norte para que nos ayuden en la promoción de este esquema de financiamiento en condiciones bastante favorables, se paga prácticamente solo el crédito y contribuye de manera muy importante a la disminución del recibo eléctrico.

Necesitamos trabajar muy de cerca con la Secretaría de Hacienda en la revisión de todo el sistema tarifario, a través de los años este ha venido sufriendo modificaciones parciales que se van haciendo con cierta frecuencia y quizá en algunos momentos ha perdido consistencia todo el paquete de tarifas. Creo que es importante revisarlo, aunque también debemos estar conscientes que cualquier modificación de fondo requiere de un trabajo social muy importante de sensibilización para poderlo llevar a cabo.

Por lo pronto no hay ninguna intención de modificación del sistema tarifario, se continuará dando subsidios a la población de menores ingresos, se continuara con las tarifas preferenciales en las zonas del norte del país, cuando los montos sean muy onerosos para la población recurriremos a los convenios con los gobiernos estatales y locales, y vamos a hacer un exhorto y una promoción mayor de los programas de ahorro que nos han dado muy buen resultado.

Y un último comentario, sí es posible que varios usuarios se unan para la instalación de una subestación y con esto lograr una disminución importante de los recibos.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, para réplica, el diputado Jesús Vizcarra Calderón.

El diputado Jesús Vizcarra Calderón (PRI):

Sé de muchas personas, señor Director, que usted es un hombre de talento y es un hombre -a mi me tocó tratarlo en el Consejo Nacional Agropecuario- que tiene lógica y vamos a hablar de esa manera.

En las cosas que coincidimos totalmente es en el programa de Fide, nosotros lo estamos promoviendo, efectivamente es un muy buen programa el que hay que impulsar. Estoy en pleno desacuerdo con usted, por otro lado, en lo del 75 por ciento. Estamos hablando de cuestiones cuantitativas, un usuario que paga 200 pesos en la tarifa 1-F, en la tarifa 1-D o 1-C paga 300 pesos y 340 pesos, respectivamente, por mes.

Usted de alguna manera siento que nos incita a que debe haber movilizaciones ciudadanas. Si en Mexicali hubo demandas, gran demanda popular, también en Baja California Sur o en Tabasco o en Sinaloa hay demandas. Si estamos buscando cómo solucionar los problemas con un sentido de responsabilidad lógico tenemos que buscar otros métodos.

Usted dice, y estoy de acuerdo con usted, lo hemos visto, de hecho tenemos unos amparos que ya han sido aceptados. Yo estoy promoviendo unos amparos que ya han sido aceptados por parte de la autoridad correspondiente para efecto de revisar todas estas incongruencias, pero la Comisión Federal tiene influencia en la Secretaría de Hacienda, si sobre todo tiene estas desproporcionalidades.

Yo siento, señor director, que más allá de las mediciones, porque una cuestión en la medición y es un camino, pero lo otro, lo estratégico, lo estructural, ese cómo no somos incongruentes en el establecimiento de las tarifas.

Si es cierto que queremos la protección de los usuarios, yo le rogaría un espacio de su tiempo para que vayamos otros legisladores que afrontamos el mismo problema, para profundizar.

Apelo a su apertura, a su madurez y a su talento para efecto de poder construir un modelo realmente que vaya alineado a eso que menciona usted de protección al usuario.

Y nada más dentro del 25 por ciento restante, aunque puedan tener una diferente capacidad de pago, que no son muchos, no se me hace congruente que en la tarifa 1F paguen mil pesos y en la tarifa 1D o 1C paguen tres mil pesos, son tres veces más por el mismo consumo. Entonces, si se lo ruego, por favor.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para formular su pregunta, el diputado Francisco Javier Carrillo Soberón, del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática.

El diputado Francisco Javier Carrillo Soberon (PRD):

Muchas gracias compañero Presidente.

Igualmente de parte de nuestro Grupo Parlamentario del PRD le damos la bienvenida al ingeniero Elías Ayub. Enhorabuena en horas de diálogo que requiere nuestro país, horas de análisis, no tanto de spots o como decía mi compañero Jorge, de manejos que puedan prestarse a la manipulación de la opinión y no a la reflexión nacional que nos impone el tema.

En primer lugar quisiéramos rescatar del informe del balance general que se puede hacer de la labor de Comisión Federal de Electricidad, que estamos convencidos, muchos, no sólo en el PRD, yo estoy convencido en muchos otros partidos, que CFE representa un patrimonio, un aprendizaje, una escuela en nuestro país que requiere ser debidamente reivindicada, que muy mal haríamos los mexicanos si invertimos nuestras prioridades.

Ya decía mi compañero Jorge: La obligación de todas las esferas de gobierno, considerando al Congreso como esfera de gobierno, es priorizar el interés público, es priorizar el interés de la nación. Y por lo tanto para nosotros nuestra prioridad en el esquema de la reforma eléctrica es la superación, la mejora, el rescate y la consolidación en este caso de Comisión Federal de Electricidad y del sector eléctrico en general.

Estamos en este sentido totalmente opuestos a la aclaración desafortunada del Subsecretario de Energía, en el sentido de que sin reforma constitucional este país se va de pique, no habrá posibilidad de avance. Lamentamos profundamente esas declaraciones del Subsecretario de Energía.

En realidad nuestro objetivo en esta reforma deberá ser dotar al país urgentemente de un verdadero control a fondo de su política energética. Ya nos decía usted que el 70 por ciento de los costos de los productores independientes es su energético, esto es, el gas natural. Y esta presión que están ejerciendo los productores independientes en nuestra política energética en la sobreexplotación del gas natural, es lesiva para el país y lo volvemos a reiterar.

Por eso queremos subrayar que debemos ejercitar todas aquellas instancias que nos ayuden a elevar la capacidad de operación de Comisión Federal. Se ha hablado de los elementos de ahorro de energía, se ha hablado de la modernización de las plantas; quisiéramos, ingeniero Elías Ayub, pudiéramos profundizar en el diálogo en este tipo de temas que nos ayudarán a fortalecer y rehabilitar a Comisión Federal.

Por otro lado, me veo en la necesidad de tocar temas laborales cuando ojalá estuviéramos debatiendo temas de tipo técnico y administrativo.

Ha trascendido un tema al cual el PRD es particularmente sensible, referente a la represión y hostigamiento de que son objeto las voces críticas y democráticas de los trabajadores al interior de la CFE. Se registran 15 casos de trabajadores despedidos por causales como sacar copias de Xerox de material que no tiene relación con el trabajo, haber tomado mal la lectura de un medidor, etcétera.

Del examen de los expedientes observamos lo siguiente: Desproporción entre la falta imputada y la sanción aplicada y que la sanción la hayan recibido trabajadores justamente participativos. Esta desproporcionalidad y esta selectividad nos produce la certeza que estamos en presencia de una represión de carácter político y que creemos que los directivos de la empresa no se deben prestar a ser brazos ejecutores de estas lastimosas políticas laborales.

¿Por qué en el marco del debate de la Reforma Eléctrica que debe efectuarse en plena libertad incluyendo por supuesto a los trabajadores de CFE no se permite que estos expresen libremente sus opiniones? ¿Por qué posteriormente a la marcha de Electricistas del SUTERM del 22 de Mayo de 9, en protesta por la privatización, se inició una campaña de hostigamiento laboral y sindical destituyendo a una Delegada, despidiendo a los trabajadores que liderearon esta acción como es el compañero Jesús Navarrete, Mariano López Matus, Maximiliano García Gaxiola, justamente quienes conformaron la planilla que contendió por el Comité Ejecutivo del SUTERM.

Estos compañeros se encuentran hoy despedidos y la compañera Evangelina Navarrete se mantiene en permanente hostigamiento laboral.

Señor Director, le solicitamos atentamente que esta conducta indigna y contraria al interés del país , por lo tanto demandamos un cambio en la misma y la reinstalación incondicional de los trabajadores despedidos.

Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN),

Tiene la palabra el Ingeniero Alfredo Elías Ayub hasta por diez minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias señor Diputado Carrillo. Le agradezco sobre todo esta actitud de reflexión que ha sido característica de una relación que hemos tenido ya durante varios años en donde se busca siempre tener una posición y una actitud constructiva hacia la solución de problemas.

Le agradezco también los comentarios que ha hecho respecto al trabajo que se realiza en CFE, que hoy en la mañana precisamente se inauguraba la Novena Reunión de Calidad que se realiza año con año en donde se busca esfuerzos de mayor productividad, de mayor eficiencia, de mayor capacitación, se planteaban y distraigo un minuto del tiempo, se planteaban los resultados de los últimos 10 años. En los últimos diez años la productividad ha subido cerca del 57%, le proporcionaré en un momento al Presidente de la Comisión los datos muy específicos, al tiempo que la calidad del servicio también ha mejorado sustancialmente disminuyendo el tiempo de interrupción por usuario, también de1992 en que se firmó el Primer Convenio de Productividad a la fecha, en cerca del 70%.

Como este hay varios indicadores de productividad y de mejora del servicio que tienen datos palpables y datos demostrables.

Hace usted el comentario sobre la Reforma Constitucional y me permitiría reflexionar con usted que ha sido la parte del Dictamen que emitió la Suprema Corte a la Controversia Constitucional relativa a las Modificaciones al Reglamento de la Ley del Servicio Público de Energía Eléctrica, lo que nos hace pensar que para darle certeza jurídica a las inversiones la propia Corte habla de la posible inconstitucionalidad de la Ley de 92 y exhorta al Poder Legislativo a revisar el marco jurídico para darle consistencia.

En nuestra opinión esto es necesario, sin embargo nos parece muy valioso el proceso que nos han informado los señores Senadores que seguirán, en el sentido de analizar primero las necesidades del sector , la forma que debe tener la inversión en el sector y una vez determinado esto, determinar si el marco jurídico vigente permite esas soluciones o si se requiere una modificación al marco jurídico y particularmente al marco constitucional.

En opinión de los Abogados de CFE y de los Abogados Externos Constitucionalistas que hemos consultado , ha habido plena coincidencia de que para darle consistencia a lo que establece la Ley de 92 se requiere esta Modificación Constitucional, sin embargo como le mencionaba, nos ha informado el Senado de que seguirá un proceso inverso de análisis en el que primero se analizará la estructura y necesidades para concluir finalmente sobre la necesidad o no de esta modificación.

En relación al tema de los trabajadores a los que usted hacía mención, hemos comentado con la Representación del PRD, en particular con la Diputada Rosario Tapia, Diputada de la anterior Legislatura, la revisión de los expedientes - le comentaba yo a usted- la disposición para llevar a cabo la revisión detallada de los expedientes y una vez concluidas las revisiones detalladas, poder llevar a cabo las acciones que correspondan.

Estamos, señor diputado –como bien menciona usted- pues en el interés de que los problemas que tienen los trabajadores se resuelven con justicia, se resuelvan de acuerdo a la ley, que no haya otros factores que intervengan en el tratamiento que se les dé y poder llevar el diálogo a las grandes necesidades del país, en donde hemos encontrado en lo particular, por parte de los señores integrantes de la Comisión de Energía mucha apertura, por parte de los integrantes –en particular- del PRD también disposición al diálogo, con las coincidencias que hemos podido formular y con las diferencias que han quedado expresadas públicamente por las partes.

Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para réplica, el diputado Francisco Javier Carrillo Soberón.

EL diputado Francisco Javier Carrilllo Soberón (PRD):

Muchas gracias compañero Presidente.

Por supuesto que le tomamos la palabra, señor Director, y agradeceremos mucho poder concretar a la brevedad una cita con usted y con su Administración para analizar este lastimoso asunto del tema laboral y que hagamos posible el arribo de la democracia en todos los escenarios de nuestro país.

Por otro lado, yo quisiera empezar por hacer una aclaración que me parece muy pertinente. Los números de Luz y Fuerza no nos permiten encontrar que el costo de la nómina alcance el 80%. El costo de la nómina de activos no llega al 15% y el costo de jubilados anda alrededor del 16%, de tal manera que es pertinente hacer esta aclaración y ojalá en el análisis presupuestal que hagamos del 2004, seamos capaces de analizar aquellas nóminas desproporcionadas que sí existen en el Presupuesto de la Federación.

Yo quiero mencionar el caso –por ejemplo- en Nacional Financiera, donde 43 funcionarios cuestan más que 560 trabajadores sindicalizados; ojalá, compañeros del PAN, asumamos con esa visión la revisión del Presupuesto y de las nóminas en el Presupuesto del 2004.

Por otro lado, quisiéramos subrayar que para nosotros la prioridad –insistimos- es encontrar los caminos del fortalecimiento del sector público. Se nos creó un problema de facto al establecerse el artículo 3º de la Ley de Servicio Público de Energía Eléctrica.

Tenemos claridad y usted mismo lo ha reconocido señor ingeniero, que los llamados autoabastecimientos prácticamente no so tales y por eso hay que llegar a la propuesta de contratos bilaterales.

Nosotros creemos que el sentido de la reforma que le urge al país no es corregir entuertos sino darle fortaleza a nuestras oportunidades. Insistimos en reconocer en CFE una verdadera oportunidad para el país.

Aquí se ha hablado de las grandes virtudes de nuestros programas de ahorro de energía; bueno, el año pasado, el presupuesto de nuestro fideicomiso de ahorro de energía de la Comisión Nacional de Ahorro de Energía, el presupuesto propuesto por la Secretaría de Hacienda era de cero pesos, cero centavos. Hubo que tomar 60 millones del presupuesto de Compañía de Luz para posibilitar que siguiera funcionando un organismo tan importante para el país.

Nosotros creemos que ése es el tipo de reformas que sí requiere el país: fortalecer nuestros organismos de ahorro de energía; fortalecer nuestro Instituto de Investigaciones Eléctricas, porque es ahí donde se está desarrollando nuestro conocimiento justamente para atender los problemas que viven nuestras zonas de difícil solución económica.

Se ha señalado que para la autonomía requeriríamos fortalecer, clarificar el sistema de subsidios; eso deja muy claro que hasta hoy el sector eléctrico ha ido asumiendo el costo de los subsidios, de tal manera que no podremos dejando la renta eléctrica crecientemente en manos de los privados, incrementar el costo de los subsidios en el sector público.

Este sería el resultado de la propuesta de reforma eléctrica que hoy tenemos a la vista.

Nosotros creemos entonces que sí es cierto, si estamos de acuerdo en el asunto de mejorar la autonomía, vamos entrándole a esas propuestas de reforma, vamos encontrando consensos; yo creo que podríamos convocarnos muchos, la mayoría en este país, a encontrar esos consensos para fortalecer nuestro Sector Público.

Yo creo absolutamente, que los datos duros del 6 de julio de este año, nos hablan de un voto absolutamente mayoritario a favor de nuestras empresas públicas. Eso lo ha reconocido nuestros compañeros del PRI, nuestros compañeros del Verde, nuestros compañeros de Convergencia y no se diga el PRD.

Yo creo, que si nos sentamos a dialogar y encontrar y fortalecer nuestras posibilidades, vamos a encontrar alternativas para nuestro Sector Eléctrico. Yo los convocaría, señor ingeniero Elías Ayub, señores funcionarios de CFE, nos conocemos de muchos años, yo soy muy respetuoso de la alta calidad de nuestros técnicos y funcionarios del Sector Eléctrico; yo crecí muy cerca de la familia Ramírez Ulloa, conocí directamente al ingeniero Carlos Ramírez Ulloa, amigo directo de mi padre, lo califico como un gran mexicano y yo creo que no debemos traicionar su memoria de esa gran talla de mexicanos. Gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para formular su pregunta el diputado Raúl Pompa Victoria del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional.

El diputado Raúl Pompa Victoria (PRI):

Gracias, muy buenas noches. Bienvenidos todos los invitados. Con la venia de la directiva.

Señor ingeniero Alfredo Elías Ayub, Director de la Comisión Federal de Electricidad:

Hemos estado abordando en estas intervenciones lo que es la reforma eléctrica. Yo tenía entendido que veníamos a analizar lo que es la glosa del informe del Presidente Fox.

Hay temas que no se mencionan en el informe del ciudadano Presidente, sin embargo, afectan la economía de los ciudadanos y en lo particular, en este caso quisiera mencionar a los ayuntamientos de todo el país. En esta ocasión quiero aportarle algo a estos ayuntamientos, sin importar afiliación política de cada uno de ellos, pues con buena voluntad pudiéramos ayudarlos, a sabiendas que no es la CFE y que ya no es el Congreso o la Cámara de Diputados quien determina las tarifas, ojalá y que estemos en buena disposición y criterio para ayudar a éstos ayuntamientos.

En una investigación que realizamos recientemente nos hemos dado cuenta que en el ámbito eléctrico existe un factor de ineficiencia que se denomina “tiempo de interrupción” –por ahí en alguna intervención que usted tuvo lo mencionó-, en este proceso se calcula que por cada kilowat hora que no se produce la planta industrial instalada pierde seis horas, seis dólares perdón. Tomamos en cuenta que en Japón el tiempo de interrupción es de 3 minutos al año, mientras que en México es de 250 minutos al año; ahí hay que sumar el robo de la energía eléctrica en donde se pierde el 15% de lo generado, particularmente aquí en el D.F., que sabemos que corresponde a otra compañía, se pierde el 25% de lo generado.

En este desarrollo nos damos cuenta que se está fugando una cantidad importante de recursos monetarios que requiere la Comisión Federal de Electricidad y que obviamente alguien debe de pagar.

Por otro lado, el alumbrado público se cobra por luminaria instalada, funcione o no funcione la luminaria, esto es, se calcula el número de luminarias instaladas por el respectivo ayuntamiento y se multiplica por doce horas de sombra u oscuridad y el resultado se multiplica por un factor que es un precio, en este caso se multiplica por 1.44 pesos que es el precio de kilowat hora en la tarifa 5A que es en baja tensión y por 1.74 en la tarifa 5, que es para zonas metropolitanas, como es Monterrey, Guadalajara y la Ciudad de México. Esas tarifas se publican mensualmente y varían constantemente, sin embargo, a la industria productiva se le impone una tarifa prácticamente como incentivo por su consumo durante su trabajo nocturno, a razón de 32 centavos. Vuelvo a hacer la comparación. 1.44 tarifa 5 A, 1.74 tarifa 5, contra 32 centavos.

Se calcula que el 10% de estas luminarias no funcionan, ya sea por defectos propios, accidentes, vandalismo o lo que sea, no obstante el cobro es por todas las luminarias instaladas reportadas ante la CFE, no importando el estado en que éstas se encuentren. Obviamente yo no encuentro justificación que en un momento dado se beneficie al sector privado, que estoy de acuerdo que se beneficie, pero no a la sociedad.

A este cobro hay que añadirle un 25% adicional por el funcionamiento de las balastras de cada luminaria, sin importar que durante los últimos 15 ó 20 años las balastras instaladas son electrónicas y consumen únicamente el 2% de este total cobrado por kilowat hora, cobrándose finalmente de todos modos el 25% adicional.

Es preciso reconocer que el alumbrado público es útil y beneficia a toda la población, ya que evita robos, vandalismo, asaltos y accidentes, por lo tanto, ¿cree usted que estas medidas tarifarias son justas y correctas? ¿Cree usted que los ayuntamientos deben de pagar por este alumbrado público lo mismo que paga la industria por su actividad nocturna?, al ser éste un servicio verdaderamente de beneficio público, verdaderamente un servicio de interés social. Y por otro lado, en cuanto a la ineficiencia. ¿Qué está haciendo la Comisión Federal de Electricidad para evitarla?

Hay una serie de cuestionamientos que surgieron de las intervenciones que usted tuvo durante esta comparecencia y simplemente yo quisiera que usted nos dijera, porque es algo que usted debe tener a la mano, que hay dos factores que nos afectan:

Uno, la excesiva carga fiscal, desgraciadamente, y otro, la ineficiencia. ¿A cuánto asciende la carga fiscal? Algún diputado que me antecedió preguntó a cuánto ascendía la nómina, yo quiero saber a cuánto asciende la carga fiscal. Si no lo tiene a la mano, envíemela, por favor. Y, ¿cómo se puede evitar o reducir la ineficiencia?

Y un informe para usted, señor Director. Los subsidios en Baja California se eliminaron desde que el gobierno estatal ha sido de Acción Nacional, anteriormente sí había subsidios para la zona de Mexicali por sus altas temperaturas, y debo también de informarle ya para finalizar, que desgraciadamente ha habido personas en esa zona de Mexicali y San Luis Río Colorado, que es la zona de altas temperaturas, se suben hasta más de 50º, que han tratado de hacer propuestas para ayudar a la población, sin embargo, no han sido escuchados ni por el gobierno estatal ni por la CFE.

Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano:

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub hasta por 10 minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias, señor diputado Pompa, por sus preguntas.

En particular el cuestionamiento del alumbrado público es un cuestionamiento que creo que es muy válido, muy importante y le comentaría que hay razones técnicas muy claras y eso es un problema, realmente es un problema técnico por el que la tarifa de alumbrado público es mayor a la tarifa industrial. La razón principal es que para la Comisión Federal de Electricidad es mucho más barato hacer una entrega en bloque de la electricidad en alta tensión, que una entrega de menudeo completo, en donde en una localidad hay que conectar la electricidad a varios miles de postes de luz en baja tensión. Ahí hay una serie de ahorros muy importantes para nosotros perfectamente medibles, como sucede prácticamente en cualquier industria en donde una entrega en bloque grande ahorra prácticamente todos los costos de distribución que requiere una entrega al menudeo que sería el caso de la conexión de todos los postes de alumbrado público.

Adicionalmente, si bien la tarifa nocturna que se aplica a la industria es una tarifa que en la mayoría de los casos empieza después de las 10 de la noche, en el caso de la utilización del alumbrado público, una buena parte del tiempo en el que se utiliza el alumbrado público, cuando menos las primeras tres horas, coinciden con las horas pico de demanda, en las que también a la industria se le cobra un precio de hora pico.

La tarifa de alumbrado público es una tarifa pareja en donde se equilibra la tarifa de hora pico con una tarifa bastante menor que es la tarifa nocturna, pero como no llevamos la medición de poste por poste porque sería muy caro tanto para nosotros como para los ayuntamientos, se hace un cálculo nivelado de cuánto se está consumiendo en una localidad, se hacen revisiones periódicas, normalmente a petición de los propios presidentes municipales, normalmente, como mencionaba usted, cuando hay luminarias que no funcionan, nos encontramos generalmente en el momento de las revisiones con que el establecimiento de alumbrado público en colonias nuevas que no han sido reportadas en el censo, excede con mucho el número de luminarias que no funcionan.

Entonces las dos razones centrales es: la primera, al diferencia de costos para CFE entre la entrega en bloque en alta tensión a la industria grande y la entrega en menudeo a los servicios municipales de alumbrado público. Y la segunda, que el alumbrado público en una parte importante de su utilización coincide con la tarifa de demanda máxima de la hora pico y se le cobra una tarifa nivelada.

Yo aquí quisiera, en el espíritu que usted menciona de aportación a los ayuntamientos, también mencionar que tenemos firmada una línea de crédito con Banobras de 500 millones de pesos para programas de ahorro de energía de los ayuntamientos, el cambio de las balastras, a las que usted hace mención, el cambio de luminarias y por otro lado, en otro servicio que es el servicio de agua potable, el cambio de los equipos de bombeo por equipos más eficientes, todo esto con posibilidad de financiamiento de Banobras permite generar ahorros suficientes para pagar el crédito en un plazo menor de dos años y lograr con esto un ahorro permanente.

Hacemos también permanentemente un esfuerzo, hemos tenido el ofrecimiento de Banobras de que una vez que se agoten los primeros 500 millones de pesos ampliaría la línea de crédito a otros 500 millones de pesos más y tenemos la promoción permanente de estos esfuerzos, aunque muchas veces nos encontramos con que las líneas de crédito de los ayuntamientos están ya bloqueadas y por esto en algunas ocasiones no se puede aprovechar esta posibilidad de financiamiento, en otros casos sí y en la mayoría de los casos con un éxito muy importante.

Respecto a la carga fiscal de CFE, es el llamado aprovechamiento que corresponde al 9% de los activos, en este año será cercano a los 40 mil millones de pesos contra un subsidio, como se explicaba hace un momento en alguna de las intervenciones, contra un subsidio que este año va a ser un poquito superior a los 50 mil millones de pesos y en efecto, las cuentas van y vienen y solamente se netean, creo que sí es momento de revisar si el 9% que deriva de una asunción de pasivo realizada a principios de los años 80, de 10 mil millones de pesos, es momento ya de lograr una reducción de esta carga fiscal.

Respecto al asunto de las eficiencias y beneficencias, le entrego al señor Presidente de la Comisión para que lo comparta con ustedes y se los haré llegar, los avances que en materia de productividad hemos tendido durante los últimos diez años y que en realidad estamos inscritos a un servicio de comparación de plantas en diferentes lugares del mundo y con los resultados que nos entrega esta empresa a la que se inscribe uno voluntariamente, hemos podido prácticamente llegar a índices de productividad y eficiencia similares a los de sistemas más avanzados.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, para la réplica, el diputado Francisco Herrera León.

El diputado Francisco Herrera León (PRI):

Gracias, diputado Presidente. Con su permiso señor Director General; compañeros diputados:

Mucho se ha hablado aquí de los asuntos que efectivamente de manera parcial tocó el Ejecutivo Federal en su Informe de Gobierno, de igual manera mucho se ha hablado acerca de la propuesta de reforma eléctrica que este país requiere y como aquí se ha señalado, no existe confusión entre los diputados federales del PRI; efectivamente, cuando el Gobierno Federal anterior propuso una reforma eléctrica en contra de los intereses del país, fueron los diputados federales del PRI los que no aprobaron esa reforma.

Y por supuesto que nosotros no estamos para nada confundidos, pretende el Gobierno Federal confundir a los actores políticos y a la opinión pública, porque una vez el Ejecutivo Federal dice una cosa y luego, sus funcionarios dicen otra, ahí está lo que ocurrió el día de ayer con el asunto de la reforma fiscal; nosotros tenemos muy claro lo que requerimos.

Y coincidimos en que Comisión Federal es una empresa rentable, de las más rentables en su tipo a nivel mundial, que efectivamente requiere eficientar su actividad, que requiere que Hacienda le quite la carga fiscal que hoy lleva Comisión Federal de Electricidad, para ponerla al día y por supuesto, revisar una serie de asuntos que aquí se han planteado, revisar la problemática en relación al sistema tarifario, que para nosotros es inconcebible el aumento que se ha venido presentando en los recibos de luz mes con mes, desde hace casi tres años, fundamentalmente a partir del decreto del 6 de febrero de 2002, en el que de manera inconstitucional se le quita el subsidio al consumo, mismo que había sido aprobado en base al artículo 74, fracción IV de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, por el Legislativo Federal.

De igual manera nos parece a nosotros confuso, como aquí se ha planteado ya, el hecho de que el derecho de alumbrado público, el 8% que paga el usuario, absorba esa parte el usuario y por otra parte, las entidades públicas, hablamos de los ayuntamientos como bien se ha referido, pagan también por el alumbrado público.

Y no se diga con el asunto de la definición de los recibos de luz, donde podemos demostrar con documentos en la mano y ojalá que, porque el formato no nos lo permite ahorita, pero ojalá y de manera informal nos permita, señor Director, poderle hacer una explicación con otros compañeros diputados, de cómo contraviniendo en concepto que dice Comisión Federal de Electricidad de que están comprometidos con la honestidad, vemos cómo de recibo a recibo, en un hecho basado casi en la experiencia bancaria usurera y leonina, nos cobran impuesto sobre impuesto, el IVA sobre el IVA y que se refleja claramente de un recibo a otro. Y ojalá que tengamos oportunidad de poderlo comentar.

Para nosotros es sumamente importante, como aquí se ha dicho, poner al día a Comisión Federal de Electricidad, revisar su función estratégica bajo la responsabilidad del Estado, teniendo como su función principal incrementar el bienestar social y esto se puede hacer teniendo vinculado la empresa de manera pública; los costos de producción y de suministro son menores para una empresa pública, por su acceso preferencial a distintos insumos, lo que debe reflejarse en menores precios de la electricidad para el usuario final.

Consideramos necesario ciertamente una reforma eléctrica, que no contravenga lo estipulado en nuestra Constitución, que eficientice a la Comisión Federal de Electricidad, que se le quite la carga fiscal y que siga siendo una empresa rentable, funcional y orgullo de todos los mexicanos. Muchas gracias.


El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para formular su pregunta, el diputado Hidalgo Contreras Covarrubias, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional.

El diputado Hidalgo Contreras Covarrubias (PAN):

Señor director de la Comisión Federal de Electricidad; compañeras y compañeros diputados; con su permiso a todos ustedes:

Por los comentarios que hemos escuchado de parte del ingeniero Elías Ayub en relación con las finanzas y las operaciones de la Comisión Federal de Electricidad, concluimos que es incuestionable la necesidad de realizar modificaciones al marco jurídico con el fin de aumentar la inversión en el sector.

Estoy seguro que todos los aquí presentes estamos de acuerdo en la necesidad de realizar cambios en el sector eléctrico. Sin embargo, es notorio que existen diferencias en relación a qué cambios se necesitan y a cómo realizarlos.

Por ello le queremos preguntar ingeniero Elías Ayub, ¿cuáles considera usted que deben ser las características de una reforma eléctrica? ¿qué se debe incluir en dichas reformas? ¿qué se debe cuidar en el diseño de estas reformas y será necesario que las reformas propuestas se realicen a nivel constitucional?

Por otro lado, en los últimos años hemos visto que en muchos países se ha aceptado la inversión privada en el sector energético, muchos de estos países han visto cómo su capacidad energética se ha expandido notablemente; bastará mencionar el caso de Rusia.

Sin embargo, en México continúa la controversia en relación a la conveniencia de aceptar participación privada en el sector eléctrico. Por ello queremos preguntarle: ¿qué beneficios directos e indirectos se generarían en la operación de la Comisión Federal de Electricidad, al permitir la entrada de agentes privados en la generación de energía eléctrica? ¿debería haber controles sobre dichos agentes y qué tipo de controles serían necesarios?

Asimismo, ¿cómo afectaría a CFE la competencia de generadores privados de electricidad? ¿podría ser viable CFE ante dicha competencia? Es lógico pensar que la participación privada y generación de electricidad permitiría al Estado dar mayor atención a la transmisión, distribución y la distribución de electricidad.

Por ello quisiéramos saber cuál es el monto de los recursos públicos que se liberarían al permitir la participación de agentes privados en generación de electricidad.

Por último señor director, en Acción Nacional estamos seguros que esta Legislatura realizará importantes esfuerzos para realizar las reformas que el sector requiere. Sin embargo, se corre el riesgo de que no se llegue a acuerdos.

Por ello, quisiéramos preguntarle: ¿qué riesgos percibe usted tanto en la operación de la CFE, como en el sector eléctrico en general en caso de no llevarse a cabo el cambio estructural que requiere nuestro país en el tema eléctrico? ¿qué oportunidades se perderían? ¿qué otras opciones tendría la CFE para financiar la infraestructura requerida?

Por su respuesta a las preguntas anteriores, muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub hasta por 10 minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias diputado Contreras Covarrubias por sus preguntas.

Creo que pone usted el dedo en el renglón cuando pregunta de qué reforma es de la que estamos hablando. Ha habido desde 1999 a la fecha una gran discusión respecto a la reforma eléctrica y se han presentado innumerables propuestas respecto a qué reforma. Propuestas que han ido como mencionaba uno de los señores diputados con anterioridad, desde propuestas de una apertura total en generación y en distribución, a propuestas mucho más acordes con nuestra realidad, como los criterios que se presentan actualmente.

Quisiera aprovechar la oportunidad que usted me da con su pregunta para comentar sobre los criterios más importantes que pensamos debe de tener una reforma del sector eléctrico.

Reiteraré el primero, no quiero dejar de hacerlo para estar ahora sí todos muy claros en ese punto, el primer criterio es que cualquier reforma a la que se llegue incluye que el Estado mantenga propiedad, control y operación de Comisión Federal de Electricidad y de Luz y Fuerza del Centro.

Como decía en esta misma sala el secretario Calderón hace unas semanas en que fue invitado por ustedes, no se privatiza ni un metro de cable ni un tornillo de ninguna de las dos empresas eléctricas.

Como segunda característica, mencionaba yo la importancia de mantener un sistema de planeación centralizado. Esto pudiéramos comentarlo desde luego con los señores diputados, pero en efecto hay sistemas en donde todo se deja a las fuerzas del mercado y no existe una planeación central y en general esos son los sistemas que se han encontrado con problemas en el mediano y largo plazo.

Se propone también el fortalecimiento de la Comisión Reguladora de Energía, que sería –en respuesta a otra de sus preguntas—la responsable de controlar a todos los participantes del sector, dándole la posibilidad de sanciones, dándole la posibilidad no sólo de controlar sino también de sancionar.

Se propone también que la Comisión Reguladora de Energía no sólo supervise a los participantes en el sector sino que también tenga un enfoque claro de protección a los usuarios.

Se le plantea, como criterio, que la Secretaría de Energía sea la responsable de la política general del sector, de la política energética, de la política de combustibles para poder empatar los requerimientos del sector eléctrico con las posibilidades de producción del sector petrolero, de Petróleos Mexicanos.

Será también la Secretaría de Energía, bajo cuya coordinación quedaría la Comisión Reguladora.

En el caso de CFE los criterios de reforma proponen que CFE sea el responsable de la operación del sistema, del despacho, del control del Centro Nacional de Control de Energía, del control de las líneas de transmisión y del control, obviamente y propiedad en ambos casos, también de las líneas de distribución.

La propuesta abriría la posibilidad de la generación y venta directa en contratos bilaterales a grandes consumidores, pero también se solicita que se le dé una mayor autonomía de gestión a Comisión Federal de Electricidad para poder competir.

Nos sentimos muy cómodos en las posibilidades de competencia de la Comisión Federal de Electricidad. Como ya se ha mencionado aquí por muchos de los participantes, es una empresa con altos índices de productividad y lo que nos está evitando competir son las ataduras de manos con las que nos tiene el sistema centralizado actual.

El riesgo si no hay reforma es seguir endeudando a Comisión Federal a niveles no tolerables. Que se utilice capacidad de endeudamiento del gobierno federal que podría ser mejor utilizado en la atención de problemas sociales, en lugar de en plantas de generación eléctrica que pueden construir otros y sí considerar, desde luego, la participación del sector privado como una participación complementaria a la del sector público.

Le comentaría señor diputado, señores diputados, que el riesgo no sólo de la reforma eléctrica sino el paquete de reformas es que no podamos aprovechar ahora que viene ya la recuperación económica de las grandes potencias económicas mundiales que se ha iniciado; que nos quedemos atrás y no podamos seguir al ritmo que corresponde a nuestro país.

Esto tiene desde luego como consecuencia que si podemos ir al ritmo del crecimiento de las economías en el mundo ahora que se están empezando a recuperar, podamos generar dentro de nuestro país los empleos que se requieren.

Hemos caído en la cuenta que a veces engaña de poder contabilizar con toda claridad los empleos que se pierden por el cierre de empresas, pero no contabilizamos los empleos que se dejan de generar en nuestro país porque algunas empresas, inclusive empresas mexicanas y empresas extranjeras, escogen otros países para la ubicación de sus instalaciones.

Finalmente lo importante es generar empleos, lo importante es crear las condiciones de competitividad para que en el país se generen los empleos que los mexicanos necesitamos y estos, entre otras cosas, estas condiciones de competitividad se darán con la reforma laboral, la eléctrica y la fiscal que han sido propuestas por el Ejecutivo.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos, para réplica, el diputado Hidalgo Contreras Covarrubias.

El diputado Hidalgo Contreras Covarrubias (PAN):

Gracias, ingeniero, por sus puntuales comentarios al marco jurídico para impulsar la inversión privada en el sector.

“Para los diputados del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional nos queda claro que estamos en un importante momento de decisión respecto al futuro de la industria eléctrica y respecto al futuro de nuestro país.

Nuestro deber como Poder Legislativo es pensar no sólo en el presente de México, sino también en el impacto que tendrán en futuras generaciones las decisiones que tomemos el día de hoy.

Compañeros diputados. Es necesario que reconozcamos las limitaciones y oportunidades que nos ofrecen las diferentes formas de organización de este sector.

Las dos opciones de crecimiento que ofrece el marco legal actual del sector son:

Primero.- “La de financiar la inversión del sector al 100 % con recursos públicos, y

Segundo.- “La de continuar con el esquema mixto de financiamiento de CFE.

“Desde nuestro punto de vista ambas posturas son insostenibles en el largo plazo. En una primera opción la propuesta de financiar el crecimiento del sector con un 100 % de inversión pública, significaría desviar, como lo dijo el Director, en un monto cada vez mayores recursos indispensables para atender otras áreas de prioridad social.

Y la segunda opción, la de continuar con el esquema actual de endeudamiento de CFE llevaría a esa empresa a la quiebra financiera en diez años, con su consecuente rescate financiero por parte del Gobierno Federal.

El argumento que dota a CFE de la capacidad financiera suficiente para cubrir las necesidades de inversión, sólo considera la situación actual de la Compañía y no prevé el grado de apalancamiento en diez años.

Según datos propios de la CFE, en el 2011 el apalancamiento alcanzará una cifra del 104. por ciento, una cifra que pone en duda no sólo la viabilidad financiera y la operativa de esta empresa, sino también la misión histórica-social que le ha conferido la Constitución a CFE.

Someter a una empresa como la CFE a un programa de endeudamiento tan brutal, la colocaría en sólo diez años en una de las empresas menos rentables del país.

Otro argumento hasta hoy en contra de una reforma eléctrica es la idea de que sólo con ceder autonomía financiera y operativa a CFE se soluciona el problema de falta de recursos para la inversión.

Esta, compañeros, es una visión incompleta. La autonomía financiera y operativa de CFE, no es garantía de la correcta asignación de los recursos presupuestales del Gobierno Federal. Un paso hacia la autonomía de gestión de CFE, encierra un punto que debemos considerar una vez que se corra el riesgo de disparar la discrecionalidad administrativa y crear oportunidades para los negocios privados y la corrupción.

Por otra parte, para solucionar la ineficiencia productiva e incrementar la captación de rentas económicas, sería necesario avanzar en prácticas de gobierno corporativo que impliquen una mayor transparencia y rendición de cuentas.

Por ello la propuesta de Acción Nacional considera que la CFE debe hacer compatible su misión social e histórica con estas nuevas prácticas de gobierno corporativo sin abandonar su calidad de organismo de control directo.

Pero en esta ocasión con la ayuda del sector privado en la expansión urgente de infraestructura eléctrica que el crecimiento económico demanda.

La reforma eléctrica no significa entregar el país al extranjero. La soberanía energética de todas las naciones del mundo descansa sobre la capacidad de sus industrias de generar domésticamente la energía necesaria para su desarrollo y prosperidad económica, sin importar las ideologías y sólo considerando el objetivo más alto de todos, el bienestar general de la población.

Que no nos quede duda, Acción Nacional aplaude la pluralidad política y diferentes visiones de país que representa las diferentes fuerzas políticas aquí reunidas. El PAN ha luchado por décadas por lograr el diálogo político en un ambiente de democracia. De esta forma nos da mucho gusto que entre los distintos partidos políticos exista una coincidencia básica en torno a las ideas que apoyan la participación privada en la generación de electricidad.

Dentro de las diferentes fuerzas políticas hay quienes reconocen la urgencia de los beneficios de una reforma constitucional para permitir la inversión privada. Por ejemplo, el Partido Revolucionario Institucional en diversos documentos sostiene que para garantizar el suministro de energía eléctrica es necesario recurrir a los productores externos. Por eso ya en administraciones pasadas este partido propuso y auspició la entrada de generadores privados para complementar la inversión de CFE.

De tres iniciativas presentadas por el PRI a esta soberanía dos de ellas contemplan el cambio constitucional y la inversión privada en el sector eléctrico. En su caso, el PAN suscribiría totalmente la iniciativa que presentó el ex diputado federal Jorge Chávez Presa y que coincide ampliamente con la iniciativa del Senador, también del PRI, Alejandro Gutiérrez.

Por su parte el líder moral del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas, durante su gestión como jefe de Gobierno llegó a contemplar la posibilidad de permitir la inversión privada en un proyecto de autoconsumo en el Valle de México. De igual forma el Senador Demetrio Sodi de la Tijera si bien ha manifestado dificultades para lograr una reforma constitucional, también ha reconocido explícitamente que un cambio a fondo es necesario en la industria eléctrica nacional.

Para terminar, quiero decirles compañeros diputados: el camino es claro; necesitamos atraer inversión privada para darle fuerza al sector eléctrico. Para ello debemos dar certidumbre legal completa en cuanto a las responsabilidades, obligaciones y características de cada participante. En el tema del sector eléctrico no puede ni debe haber espacio para ambigüedades, el sector eléctrico es un tema de la mayor importancia para el país.

Muchas gracias.


El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para formular su pregunta el diputado Oscar Pimentel González, del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional.

El diputado Oscar Pimentel González (PRI):

Buenas noches. Con su permiso, señor Presidente.

Señor Director General de la Comisión Federal de Electricidad:

La expansión y modernización de la industria eléctrica nacional es un asunto de fundamental importancia para el futuro del país. El país espera la adopción de decisiones para garantizar un abastecimiento de energía seguro, duradero y de calidad que cubra la creciente demanda de las ramas económicas y de la población en aumento, pero el desafío que enfrenta el sector eléctrico trasciende su papel esencial para el impulso económico y el bienestar inmediato de los ciudadanos.

En las próximas décadas continuarán profundizándose los cambios registrados a nivel mundial en todas las esferas de la vida social, los cuales demandarán respuestas sustentadas en una planeación rigurosa y visionaria que garantice la protección y promoción de los intereses nacionales de México.

El sector energético y como parte de éste la industria eléctrica, enfrentará retos formidables no solo para asegurar el fomento económico y social, sino además para adecuarse a los cambios tecnológicos que demandará una mejor protección del medio ambiente que cada día se ve más afectado por los cambios climáticos en el planeta provocados por el excesivo consumo de combustibles fósiles, pero sobre todo será primordial adoptar definiciones de gran aliento para construir un modelo económico que deje de depender de las exportaciones de nuestros hidrocarburos, ya que éstos irremediablemente irán agotándose y su consumo a nivel mundial tenderá a decrecer por la adopción de nuevas fuentes energéticas que eviten mayores trastornos al entorno ecológico.

La revolución tecnológica que se está gestando en materia de energéticos, como alternativa al consumo de hidrocarburos abrirá también nuevos mercados a los que podemos acceder si logramos transformar con visión estratégica nuestras empresas energéticas.

Por la dimensión de los desafíos que se vislumbran la política energética es un asunto de seguridad nacional. De ahí la enorme trascendencia de las decisiones que los mexicanos tomemos hoy en día. La visión para definir y operar los cambios en esta materia no debe limitarse a un horizonte acotado en el tiempo y circunscrito a responder a presiones coyunturales para satisfacer intereses sectoriales o de grupos; por el contrario, se debe asumir que las transformaciones en el sector energético y en nuestro caso particular en la industria eléctrica se realicen tomando en cuenta la necesidad de responder a la readecuación de nuestro modelo de desarrollo, ajustándolo a las tendencias que irá adoptando en las próximas décadas la economía mundial globalizada.

Afortunadamente cada vez es más generalizada la idea de que es necesario llevar a cabo la reorganización de la industria eléctrica. La reforma energética es hoy uno de los grandes temas de la agenda nacional. Lamentablemente prevalece todavía una gran desinformación sobre el contenido real de las propuestas de reforma, situación en la que se afianzan prejuicios o de plano algunos aprovechan para crear confusión y cotizar sus bonos políticos.

Lo más importante en este momento es dejar clara la necesidad de emprender una reforma, de dejar claros sus contenidos y dejar claros los beneficios que debe traer al país.

En cualquier caso, de lograrse esta reforma, ninguna fracción parlamentaria podría atribuirse sólo para sí este logro; debe ser un acuerdo de las principales fuerzas políticas, en tanto representamos a la sociedad mexicana.

En este sentido señor director, aún cuando usted ha explicado algunos de los criterios que deben orientar esta reforma, nos gustaría conocer de manera más concreta y específica, cuáles son las modificaciones sustanciales que se proponen en el marco jurídico para reforma del sector eléctrico, es decir, qué instrumentos y qué modificaciones deben afectarse jurídicamente para lograr la reforma.

Y también aclarar. ¿Esta reforma sería la solución más conveniente al problema de la insuficiencia de recursos de inversión? ¿Resuelve el problema de abasto de energía eléctrica en el largo plazo? ¿La reforma permitirá enfrentar de manera más eficaz las necesidades de desarrollo tecnológico del sector eléctrico? ¿Cómo se concibe en la reforma eléctrica la participación de la Compañía de Luz y Fuerza del Centro? ¿Cómo se puede garantizar una mayor participación e integración nacional en la realización de los proyectos de inversión que se tienen contemplados? Y con las reformas propuestas ¿cómo concibe usted de aquí a diez años la organización que debe tener el sector eléctrico nacional?

Por otra parte, el programa de la Comisión Federal tiene proyectada la construcción de numerosas plantas eléctricas de ciclo combinado, lo que implicará un crecimiento de la demanda de gas natural, cuyo abastecimiento interno actual es deficitario y obliga a la importación de este insumo.

¿Cómo se piensa obtener más gas? ¿Cuál es la estrategia a seguir para resolver este problema en el mediano plazo? De mantenerse las importaciones de gas ¿de qué manera impactará en las tarifas eléctricas?

Por sus respuestas, muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Tiene la palabra el ingeniero Alfredo Elías Ayub, hasta por diez minutos, para dar respuesta.

El ingeniero Alfredo Elías Ayub:

Muchas gracias, señor diputado Pimentel por sus comentarios y sus preguntas.

Creo que la parte medular de su intervención merece nuestro aplauso y nuestra coincidencia, en el sentido de que la reforma ya es una necesidad, de que ésta debe garantizar el abasto seguro y suficiente en calidad y precio de este vital insumo para todo el funcionamiento de la economía. Y agradecemos mucho en esta última intervención de un servidor, la actitud tan seria y tan profesional que hemos percibido y hemos palpado del grupo de diputados que acaban de entrar en esta Legislatura, al abordar este tema que como hemos visto en esta primera participación formal de un servidor con ustedes, -hemos tenido ya algunas informales- es de la mayor complejidad y de la mayor importancia.

Las modificaciones al marco jurídico que pensamos son necesarias, son aquellas que den certidumbre a la inversión que autoriza la ley de 1992.

Tenemos que dejar muy caro cuáles son aquellas modalidades de generación de electricidad que no son parte del servicio público de la prestación del servicio público de energía eléctrica. La Constitución con toda claridad marca como facultad exclusiva del Estado la prestación del servicio público, de ahí que sea importante definir qué es lo que no es servicio público. En este caso se propone que el auto abastecimiento no sea servicio público , que la venta de electricidad en bloque a la Comisión Federal de Electricidad no sea servicio público ya que Comisión sería la que estaría otorgando el servicio público en la distribución de la electricidad y que os contratos bilaterales entre generadores y grandes consumidores industriales tampoco sean servicio público.

Esta seria la esencia de lo que los señores Legisladores les pediríamos que analizaran para poder determinar cuál es el marco jurídico , de considerarlo conveniente, que permite darle claridad a esos planteamientos.

En efecto, unas modificaciones que garanticen esto, permitían al sector eléctrico desarrollarse por muchos años con toda solvencia financiera que es parte importante de la intención de la Reforma pero también creo que muy importante y no debemos perderlo de vista, le permitirían a la industria mexicana un suministro más competitivo de electricidad en donde la tarifa se desvincularía de los intereses de recaudación y quedaría una tarifa que reflejaría los costos de generación de electricidad de largo plazo.

La reforma o el desarrollo del sector ha venido impulsando la integración nacional, hemos ya recibido autorización de la Secretaría de Economía para que incrementemos el porcentaje del contenido nacional de los concursos que está convocando CFE al 40% lo que ya nos da con las limitaciones de los Tratados de Libre Comercio que tenemos, una participación muy importante de la industria mexicana.

Nos han permitido también hacer concursos diferenciados en donde se le dé un tratamiento que corresponde a los países con los que tenemos Tratados pero no se le dé el mismo tratamiento a los países con los que no tenemos tratados comerciales y precisamente son estos países con los que no tenemos tratados comerciales en donde existe una mayor competencia para el abasto de los insumos que se requieren para la infraestructura del sector eléctrico mexicano.

El Gas seguirá siendo el gran reto para el desarrollo del sector energético de nuestro país y creo que tenemos tres vertientes muy importantes; la primera, un aumento muy importante de la producción nacional, tenemos las reservas, es una inversión rentable para PEMEX y se requiere por esto hacer un aumento importante de la producción nacional de gas. Terminar de construir la infraestructura de distribución de gas que también es fundamental con un mayor número de interconexiones con Estados Unidos, con el sistema de Norteamérica que permitan al mismo tiempo o como las circunstancias de consumo y producción lo vayan marcando, no sólo importaciones sino también exportaciones en los momentos en que tengamos remanentes.

Y, por último, el complemento que creo que nos da un seguro, una válvula de escape de las Terminales de Gas Licuado que nos permitirán accesar gas muy económico que está teniendo excedentes en otras regiones del mundo.

Con esto tendríamos un abasto suficiente de electricidad, una industria eléctrica financieramente sana y una industria mexicana con insumos competitivos.

Si me permite señor Presidente, aprovecha estos últimos minutos que me quedan para agradecerle mucho a los señores diputados de las diferentes fracciones parlamentarias, el desarrollo tan respetuoso, constructivo, profesional, con el que se ha llevado a cabo esta primera reunión con la Comisión de Energía y reiterarles la voluntad muy manifiesta de su amigo el Director de Comisión Federal de Electricidad de tener un diálogo abierto, un diálogo franco, un diálogo muy respetuoso pero muy ágil con los señores legisladores a efecto de cómo mencionaba el diputado Pimentel, poder proporcionar la información requerida en este tema que es de alta complejidad pero también de muy alta importancia para el desarrollo del país.

Les agradezco muchísimo, señor Presidente, señores diputados, la oportunidad de estar con ustedes el día de hoy y me pongo muy respetuosamente a sus órdenes.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano:

Tiene la palabra hasta por cinco minutos para réplica, el diputado Oscar Pimentel González.

El diputado Oscar Pimentel González (PRI):

Igualmente queremos agradecer señor Director, su presencia y su disposición en este diálogo con el Poder Legislativo a fin de que conozcamos la situación real del sector eléctrico de nuestro país, pero también de que logremos avanzar en el establecimiento de acuerdos que nos permitan lograr las reformas que requiere la reorganización del sector eléctrico.

Desafortunadamente y eso lo hemos tenido claro hasta hace algún tiempo, que había faltado conducción y capacidad política precisamente para lograr los consensos sobre una propuesta que responda a los legítimos intereses nacionales para contar con una industria eléctrica eficiente, competitiva y con la fortaleza financiera que le permita continuar siendo un instrumento estratégico del Estado Mexicano en el impulso de la economía y del bienestar social de los mexicanos.

Los legisladores priístas, estamos asumiendo con una gran responsabilidad las tareas que nos corresponden para alcanzar acuerdos que conduzcan al logro de los cambios legislativos que hagan posible una reforma. Los mexicanos nos han otorgado su voto y su respaldo para ejercer una función de oposición activa y propositiva, con una visión de Estado.

La trascendencia de las decisiones a tomar, exige un análisis riguroso de cada uno de los aspectos que conforman el tratamiento integral de la reforma eléctrica. La confrontación amplia de ideas nos está permitiendo encontrar puntos comunes para unificar nuestra posición en torno a este tema tan importante.

Uno de los avances es la reciente aprobación unánime por parte de la comisión política permanente de nuestro partido, de los criterios para la discusión de reformas del sector eléctrico nacional, donde se reitera el principio de que las reformas en éste sector deberán contribuir a ofrecer mejores condiciones de vida a los mexicanos; para ello, las reformas deben promover el desarrollo nacional, garantizar un suministro suficiente y de calidad de energía eléctrica, impulsar el mercado interno, orientarse a la generación de empleo y potenciar los recursos públicos de tal manera de que se puedan también atender los rezagos sociales.

Los priístas coincidimos en rechazar todo intento de privatización de las empresas públicas del sector eléctrico; por el contrario, consideramos la necesidad de una reforma jurídica que garantice viabilidad económica de las empresas eléctricas públicas, gubernamentales y otorgue plena certidumbre a todos los participantes del sector públicos y privados, productores y consumidores, con reglas claras que fortalezcan nuestro modelo de economía mixta.

Para los priístas es también unánime la convicción de que la reforma a emprender debe fortalecer la rectoría del Estado en el sector, manteniendo bajo su control y operación las redes de transmisión y distribución, así como el despacho de energía eléctrica. Es imprescindible que el Estado se reserve la facultad para determinar las tarifas eléctricas en razón del interés nacional y también para garantizar la sustentabilidad y competitividad de las empresas eléctricas, los priístas sostenemos que se requiere que los recursos generados por la operación de la industria eléctrica se canalicen a financiar la mayor parte posible de las inversiones que demandara el crecimiento, mantenimiento y modernización del Sistema Eléctrico.

En ese sentido mantenemos también coincidencia en torno a reformar el régimen fiscal de la Comisión Federal de Electricidad, con el fin de aliviar su carga fiscal actual y transparentar el régimen de subsidio. Consideramos también que se debe fortalecer la Comisión Reguladora de Energía, de tal manera de proteger la integridad del sistema, promover la productividad y eficiencia de las empresas. Nos proponemos definir también los subsidios como una política de Estado.

Y finalmente, buscaremos que la reforma proteja los intereses y los derechos de los trabajadores que garantice el cumplimiento cabal de los pasivos laborales del sector. Con base en estos criterios estamos abiertos al diálogo, tanto con el gobierno como con los demás partidos políticos; sentimos que hay puntos de coincidencia y también una mejor disposición de la parte gubernamental y de las fuerzas políticas para confrontar opiniones y lograr consensos en torno a estos aspectos que son tan importantes y sobre todo, estamos atentos a las definiciones que emanen del Senado de la República como Cámara de origen de la discusión legislativa del tema, para abordar de manera formal la etapa definitiva del proceso de discusión y en su caso aprobación de las reformas. Muchas gracias.

El Presidente diputado Francisco Javier Salazar Diez de Sollano (PAN):

Muchas gracias, diputado Oscar Pimentel.

En nombre de la Comisión de Energía agradecemos en primer lugar, la presencia del ingeniero Alfredo Elías Ayub, Director General de la Comisión Federal de Electricidad, agradecemos la presencia de los compañeros diputados miembros de la comisión y agradecemos también la presencia, tanto de los medios de comunicaciones como de las personas que nos acompañaron durante esta comparecencia.

Compañeros diputados de la Comisión de Energía, les recuerdo mañana de la comparecencia con el ingeniero Raúl Muñoz Leos, a las cinco de la tarde en este mismo salón.

De conformidad con lo que establece el artículo séptimo, numeral 5° de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, la versión estenográfica de esta reunión será remitida al Presidente de la República para su conocimiento.

Agradecemos nuevamente a todos su asistencia ( 20: 37 p.m.) se levanta la reunión.