DIARIO de los DEBATES

ORGANO OFICIAL DE LA CAMARA DE DIPUTADOS
DEL CONGRESO DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS

Correspondiente al Primer Periodo de Sesiones Ordinarias del Tercer Año de Ejercicio

DIRECTOR GENERAL DE
CRONICA PARLAMENTARIA
Héctor de Antuñano y Lora

PRESIDENTE

Diputado Francisco José Paoli  Bolio

DIRECTOR DEL
DIARIO DE LOS DEBATES

Norberto Reyes Ayala
AÑO III                  México, D.F., jueves 28 de octubre de 1999             No.19

 



SESION SOLEMNE

Pág.

1365

Para develar con letras de oro, en el muro de honor del salón de sesiones, la inscripción "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

1365
La Secretaría da lectura al decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación, con el que la Cámara de Diputados decreta inscribir con letras de oro, en el muro de honor del Palacio Legislativo de San Lázaro. 1365
Hacen uso de la palabra los diputados: 1366
Ramón Mota Sánchez 1366
Gilberto López y Rivas 1369

Francisca Haydee García Acedo

1372

Ricardo Cantú Garza

1374
Aurora Bazán López 1375
Develación de letras de oro. 1376
Se levanta la sesión solemne. 1377
SESION ORDINARIA 1377
ASISTENCIA 1377
ORDEN DEL DIA 1377
ACTA DE LA SESION ANTERIOR 1379
ESTADO DE CHIHUAHUA 1381
Dos comunicaciones del Congreso estatal, con las informa de actividades propias de su legislatura. De enterado. 1381
ESTADO DE MORELOS 1382
Comunicación del Congreso estatal, con la que informa de actividades propias de su legislatura. De enterado. 1382
COMISIONES DE TRABAJO 1382
Comunicación de la Junta de Coordinación Política, con la que informa de cambio en la conformación de la Comisión de Agricultura, con miembros del Partido de la Revolución Democrática. De enterado. 1382
Comunicación de la Junta de Coordinación Política, con la que informa que el diputado Raúl Monjarás Hernández, del Partido Acción Nacional, ha dejado de pertenecer al Comité de Comunicación Social. De enterado. 1383
ESTADO DE QUINTANA ROO 1383
El diputado Vicente de la Cruz Santiago, da lectura al informe de la resolución a la denuncia presentada el 12 de octubre de 1997, por diputados del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, en contra de quien o quienes resulten responsables, por la aprobación del proyecto de muelle de cruceros turísticos en Cozumel, Quintana Roo. De enterado. 1383
ARTICULOS 14 Y 22 CONSTITUCIONALES 1403
Oficio del Congreso del Estado de Nuevo León, con el que remite iniciativa de reformas a dichos artículos de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos respecto a la pena de muerte. Se turna a las comisiones de Gobernación y Puntos Constitucionales y de Justicia. 1403
EXTRANJEROS 1420
La diputada Julieta Ortencia Gallardo Mora presenta iniciativa de reformas a los artículos 11 y 33 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. Se turna a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales. 1420
LEY FEDERAL DEL TRABAJO 1425
El diputado Carlos Iñiguez Cervantes presenta iniciativa de reformas a dicha ley, en lo referente a personas con discapacidad. Se turna a las comisiones unidas de Trabajo y Previsión Social y Seguridad Social. 1425
DEFENSA CIVIL 1428
El diputado Pablo Gómez Alvarez presenta iniciativa de reformas a los artículos 5o., 31, 35, 36 y 73 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, a fin de establecer la defensa civil de los Estados Unidos Mexicanos. Se turna a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucio-nales, con opinión de la Comisión de Defensa Nacional. 1428
PERMISO PARA ACEPTAR Y USAR CONDECORACIONES DE GOBIERNOS EXTRANJEROS 1430
Oficio de la Secretaría de Gobernación, con el que solicita los permisos constitucionales necesarios para que los ciudadanos: Josué Kohashi Shibata, Mario López Gutiérrez, Miguel Angel Huerta Leal y Sergio Vela Martínez, puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confieren los gobiernos de Japón y las repúblicas Federativa del Brasil, Francesa y Federal de Alemania, respectivamente. Se turna a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales. 1430
CORRUPCION DE MENORES 1431
Oficio de la Cámara de Senadores, con el que remite minuta con proyecto de decreto que reforma diversas disposiciones del Código Penal Federal y del Código Federal de Procedimientos Penales, respecto a la corrupción de menores y pornografía infantil; para los efectos del artículo 72 inciso e constitucional. Se turna a la Comisión de Justicia. 1431
REPUBLICA DE NICARAGUA 1433
Oficio de la Cámara de Senadores, con el que remite minuta con proyecto de decreto con el que se conceden los permisos constitucionales para que los ciudadanos: Enrique Hernández Rojas, Roque González Mendoza, Mo-desto Gómez Vergara, Joel Arroyo Espinosa, Gabriel Aguayo Hinojosa, Aarón Cruz Cruz, Gregorio Andrés Rodríguez, Carlos Cano Guzmán, Rubén Castro Vélez, Fernando Nieto Murguía y Miguel Epifanio Tapia Hernández, puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confiere el gobierno de esa nación. Se turna a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales. 1433
LEY GENERAL PARA PERSONAS DESPLAZADAS INTERNAMENTE 1434
La diputada Elsa Patria Jiménez Flores solicita excitativa a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, para ser dictaminada la iniciativa de dicha ley, presentada el 23 de abril de 1998. Se realiza la excitativa correspondiente. 1434
MADRES TRABAJADORAS 1436
La diputada Patricia Torres Espinosa solicita excitativa a las comisiones de Gobernación y Puntos Constitucionales y a la de Trabajo y Previsión Social, para dictaminar la iniciativa presentada el 10 de diciembre de 1998, de reformas al artículo 123 constitucional, sobre que las madres trabajadoras puedan continuar en su actividad laboral dos semanas antes del parto, para permanecer mayor tiempo con su hijo, gozando de los derechos laborales. Se obra en consecuencia. 1436
ESTADO DE HIDALGO 1438
Se da cuenta con punto de acuerdo suscrito por los coordinadores de los grupos parlamentarios de los partidos: Acción Nacional, de la Revolución Democrática, del Trabajo y Verde Ecologista de México, para constituir una Comisión Especial Encargada de Vigilar que no se Desvíen Recursos Federales en el Proceso Electoral del Estado de Hidalgo. Se turna a la Junta de Coordinación Política. 1438
MUNICIPIOS 1439
Proyecto de declaratoria de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con la que el Congreso de la Unión reforma el artículo 115 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. En votación económica se aprueba. 1439
La Presidencia realiza la declaratoria correspondiente. Se turna al Poder Ejecutivo Federal para su publicación en el Diario Oficial de la Federación. 1443
ESTADO DE MEXICO 1443
El diputado José Luis Gutiérrez Cureño, propone punto de acuerdo, a fin de fiscalizar los recursos federales en el gobierno de esa entidad y de los municipios de Nezahualcóyotl, Texcoco, Ecatepec, Tultitlán, Naucalpan y Tlalnepantla. Se turna a la Comisión de Vigilancia de la Contaduría Mayor de Hacienda. 1443
REPUBLICA DE NICARAGUA (II) 1446
Dictamen de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyectos de decreto que conceden los permisos constitucionales necesarios para que los ciudadanos: Pablo Mateo Méndez, Jesús Olmedo Mejorada, Isaías Valentín Cobaxin, Ricardo Zamora Bravo, Emma Bejarano Bustamante, Enriqueta Téllez Amaya, Joaquín Olvera González, Paolo Israel Pérez Rubio, Benjamín Isaac Mejía Matías, Javier Guerrero Azua y Ricardo Bautista Castro, puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confiere el gobierno de esa nación. Sin discusión se aprueba. Pasa al Poder Ejecutivo Federal para los efectos constitucionales. 1446
REPUBLICA DE ECUADOR 1448
Dos dictámenes de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyectos de decreto que conceden los permisos constitucionales necesarios para que los ciudadanos Ricardo Franco Guzmán y Adrián Franco Zevada, puedan prestar sus servicios en la Embajada de Ecuador en México. Sin discusión se aprueban. Pasan al Poder Ejecutivo Federal para los efectos constitucionales. 1448
UNIVERSIDAD NACIONAL AUTONOMA DE MEXICO 1450
La diputada América Soto López presenta punto de acuerdo respecto a lo que calificó como intromisión de diputados federales en asuntos internos de la máxima casa de estudios y agresiones al rector de dicha institución en la sesión pasada. 1450
Debaten al respecto, los diputados: 1453
María del Carmen Díaz Amador 1453
Lenia Batres Guadarrama 1454
Benito Mirón Lince 1456
Lino Cárdenas Sandoval 1461
José de Jesús Martín del Campo Castañeda 1463
Margarita del Sagrado Corazón de Jesús Chávez Murguía 1464
Pablo Gómez Alvarez 1466
Jaime Miguel Moreno Garavilla 1466
Ante la falta de quorum, la Vicepresidenta cierra la sesión y ordena que se descuente el día a quienes no estuvieron presentes. 1468
CLAUSURA Y CITATORIO 1468
RESUMEN DE TRABAJOS 1469

DIARIO de los DEBATES

Año lll  No.19         PRIMER PERIODO DE SESIONES ORDINARIAS     OCTUBRE 28, 1999

 

SESION SOLEMNE PARA DEVELAR EN EL MURO DE HONOR DE ESTA CAMARA DE DIPUTADOS,
EL NOMBRE DE "DEFENSORES DE LA PATRIA 1846-1848" Y
"BATALLON DE SAN PATRICIO"

Presidencia del diputado
Francisco José Paoli y Bolio

ASISTENCIA

El Presidente :

Ruego a la Secretaría informe a esta Presidencia si existe el quorum necesario para esta sesión solemne.

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se informa a la Presidencia que existe el quorum necesario para esta sesión solemne.

El Presidente ( a las 11:28 horas):

En cumplimiento del decreto aprobado en la sesión del 29 de abril de 1999, se abre la sesión solemne convocada para develar en el muro de honor de esta Cámara de Diputados, el nombre de "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

Se encuentran con nosotros como invitados especiales el senador José Antonio Valdivia, representante del Senado de la República; el general de brigada DEM Salvador Cienfuegos Zepeda, director del Heroico Colegio Militar; el excelentísmo señor Art Agnew, embajador designado de Irlanda en México; la señorita Brigitte Patton, presidenta de la Sociedad Irlandesa; el señor Desmond Mularkey, presidente de la Cámara Europea Irlandesa de Comercio; el señor Dermont McCluskey, rector de la Universidad Anáhuac del Sur; el licenciado Raimund Cosgrave, rector de la Universidad Anáhuac del Norte; el señor Denis Ebrill, gerente del Hotel María Isabel Sheraton; la escuela Batallón de San Patricio, el Colegio Irlandés O'Farrill, la Banda de Gaitas que acabamos de escuchar antes de iniciar la sesión del Batallón de San Patricio; Hermilo López Bassols, embajador de México en Irlanda, la ciudadana Stechane Cunnaghan, la ciudadana Catherine Corry de la Isla, el profesor Martin Foley, el ciudadano Juan Lavalle; el señor Shay O'Rourke y el ciudadano John Milner.

A todos ellos un saludo de la mesa directiva en esta sesión solemne.

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se dará lectura al decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación:

«Poder Ejecutivo, Secretaría de Gobernación.

Decreto por el que se deberá inscribir con letras de oro en el muro de honor del Palacio Legislativo de San Lázaro, el nombre de "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

Al margen un sello con el Escudo Nacional que dice: Estados Unidos Mexicanos, Presidencia de la República, Ernesto Zedillo Ponce de León, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, a sus habitantes sabed:

Que la Cámara de Diputados del honorable Congreso de la Unión, se ha servido dirigirme el siguiente

DECRETO

La Cámara de Diputados, con fundamento en la fracción I del artículo 77 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Decreta.

Artículo único. Inscríbanse con letras de oro en el muro de honor del Palacio Legislativo de San Lázaro, el nombre de "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

ARTICULOS TRANSITORIOS

Primero. Facúltese a la Comisión de Reglamentos y Prácticas Parlamentarias para organizar la ceremonia alusiva a "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

Segundo. Este decreto entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

Salón de sesiones de la Cámara de Diputados del honorable Congreso de la Unión.- México, D.F., a 29 de abril de 1999.- Diputados: María Mercedes Maciel Ortiz, presidenta; Agapito Hernández Oaxaca y América Soto López, secretarios.- Rúbricas.

En cumplimiento de lo dispuesto por la fracción I del artículo 89 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y para su debida publicación y observancia, expido el presente decreto en la residencia del Poder Ejecutivo Federal, en la Ciudad de México, D.F., a 17 de mayo de 1999.- Ernesto Zedillo Ponce de León, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos y Francisco Labastida Ochoa, secretario de Gobernación.»

El Presidente:

Tienen la palabra los siguientes diputados para hacer uso de la tribuna en esta conmemoración: por el Partido Revolucionario Institucional, Ramón Mota Sánchez; por el Partido de la Revolución Democrática, Gilberto López y Rivas; por el Partido Acción Nacional, Francisca Haydee García Acedo y por el Partido del Trabajo, Ricardo Cantú Garza.

Queremos solicitar al diputado Ramón Mota Sánchez pase a esta tribuna a hacer su intervención.

El diputado Ramón Mota Sánchez:

Diputado Arturo Núñez Jiménez, presidente de la Junta de Coordinación Política; diputado Francisco José Paoli y Bolio, presidente de la mesa directiva; excelentísimo señor Art Agnew, embajador de la República de Irlanda; ciudadano general de brigada, Diplomado del Estado Mayor, Salvador Cienfuegos Zepeda, director del Heroico Colegio Militar y cadetes que hacen acto de presencia en esta sesión solemne; distinguidas y distinguidos invitados; señoras y señores diputados:

Pocas veces o tal vez en forma única, se da en la historia moderna del mundo una agresión tan voraz e imperialista como la sufrida por nuestro país en la primera mitad del Siglo XIX.

Apenas lograda nuestra Independencia en 1821, ya se vislumbraba la ambición de la nueva nación creada por los ingleses que emigraron a la parte norte del continente americano.

Los diferentes gobiernos de México en esa etapa histórica sí advirtieron el peligro que representaba para nuestra integridad la escasa población asentada en los vastos territorios del norte de la nación mexicana, los exiguos medios con que contaban y las autoridades poco respaldadas por los gobiernos de la incipiente República.

Esta situación llevó a nuestros dirigentes a soluciones no deseadas, pero consideradas necesarias en ese momento, otorgando concesiones a ciudadanos norteamericanos para asentarse en las extensas planicies de Texas, sin olvidar que desde antes de la Independencia de México, la Corona Española ya había otorgado tales concesiones para mantener la tranquilidad y una relación llevadera con los Estados Unidos de América, que por medio de presiones a España e Inglaterra obtenía grandes territorios como la Louisiana y el Oregon y presionaba a México para la cesión por venta de territorios como Texas, Nuevo México y la Alta California.

La situación política de nuestro país, como es de todos conocida, transcurría entre pronunciamientos, revueltas y golpes de Estado que se sucedían de manera continua y daban una imagen en el exterior de profunda ingobernabilidad, que sería aprovechada por España para pretender una reconquista, de Francia para obtener ventajas con pretextos irrisorios y de algunos mexicanos que pretendían instaurar una monarquía.

Inglaterra, por su parte, conducía una política que tenía por objeto evitar que los Estados Unidos de América crecieran atropelladamente sin sujeción a las normas internacionales.

Nuestro país se encontraba en bancarrota permanente, como consecuencia de la profunda inestabilidad política, lo que debilitaba aún más su posición de nación independiente y soberana. Como una consecuencia de esta sombría situación, el Ejército y la Marina de Guerra adolecían de graves carencias en cuanto a su organización, adiestramiento y capacidad logística para enfrentarse en una guerra a una nación de 20 millones de habitantes, que había vencido al ejército inglés en batallas relevantes y que contaba con una economía sólida, producto de un desarrollo industrial consistente y un campo fértil y bien organizado.

México, con una población de apenas 7 millones de habitantes y las condiciones políticas, económicas y militares que ya hemos esbozado, tenía pocas posibilidades de enfrentarse con éxito a los problemas externos que enfrentaba. Fue en esas circunstancias que se presenta el conflicto de Texas, su posterior autonomía y finalmente su anexión a los Estados Unidos de América.

A partir de 1836, tienen lugar una serie de fricciones entre México y el país del norte, ya que con diferentes pretextos los estadounidenses entorpecen las relaciones y van generando tensiones para crear un clima favorable en su país en la intervención planeada para adquirir los nuevos territorios, que tanto codiciaban, sobre todo por la riqueza que poseían.

La resistencia y la enconada defensa de nuestros derechos y soberanía durante la guerra de Texas, lleva al gobierno de Estados Unidos a preparar fuerzas militares potentes para obligar al Gobierno de México a ceder las extensas regiones que consideraron favorables a su política. El destino manifiesto y de ampliación de su territorio para alcanzar extensos litorales del Océano Pacífico y así arrancar su futuro de gran potencia mundial.

El plan de guerra del gobierno de Washington, tratado con bastante antelación a la Guerra de Intervención, contemplaba como concepto estratégico fundamental lanzar un ejército de operaciones hacia el oeste para apoderarse de los territorios de la Alta California. Otro ejército que internándose por Nuevo México operara como eje de ataque en dirección de Chihuahua, hasta alcanzar como objetivo principal la ciudad de Monterrey. Un tercer ejército que partiendo de Texas presionara la frontera en dirección a Matamoros, uniéndose al segundo en Monterrey y llegando hasta Tampico.

Por su parte la Marina de Guerra de los Estados Unidos bloquearía los principales puertos mexicanos del Golfo de México. Una fuerza naval adicional cooperaría con el primer ejército en la Alta California.

Por motivos de carácter político y de la resistencia mexicana, en muchos casos heroica, que se manifestó en las batallas de Palo Alto y La Angostura, principalmente, se introdujo una variante a este plan para acelerar las operaciones, enviándose un ejército más que partió de Nueva Orleáns con 70 embarcaciones para atacar Veracruz y siguiendo la ruta de Cortés alcanzar como objetivo principal la Ciudad de México, sede de los poderes federales.

Durante ese tramo histórico de fricciones y lucha armada, y a pesar de las profundas divisiones políticas, falta de conciencia nacional y grave desunión en que transcurría la vida de nuestro país, debemos de reconocer y hacer justicia recordándoles con orgullo y profunda gratitud a todos aquellos mexicanos que si bien no eran la mayoría de los habitantes de nuestro país y por ello un mérito adicional y que conscientes de la dignidad nacional y con acendrado patriotismo lucharon y ofrendaron su vida tratando de defender la integridad de México. Su esfuerzo es más notable por la desorganización, falta de unidad de propósito y escasez de medios de combate, a tono con la época, para hacer frente a la imposición de una lucha por demás desventajosa.

Resulta difícil imaginar que en tan deplorable situación actuaron con gran convicción de identidad nacional, en muchos casos hasta con gran entusiasmo y con un elevado espíritu de sacrificio si tomamos en cuenta, sobre todo, que las condiciones existentes no permitían vislumbrar en ningún momento el éxito de sus acciones.

Es ésta una etapa sombría en la vida de nuestro país, en la que sin embargo y a pesar de todo existen luces y luces brillantes como son las hazañas de estos mexicanos que sin grandes esperanzas pelearon para mantener la supervivencia de nuestra nación. Entre las acciones que se dan en el año de 1847, con el asalto final a la Ciudad de México, conocemos notables ejemplos de valor como la denodada resistencia que opuso a los norteamericanos en la rampa y al pie del cerro de Chapultepec el valiente y audaz teniente coronel Santiago Xicoténcatl, al mando del heroico Batallón de San Blas. Acción en la que lucharon hasta perder la vida, este insigne jefe y la mayoría de sus jefes, oficiales y tropa.

1365, 1366 y 13667

Como complemento excepcional por su coraje y nobleza, aquí debemos exaltar la notable zaga de los jóvenes y adolescentes cadetes del Colegio Militar de Chapultepec, que con su desinteresada participación y sacrificio en esta desigual lucha, ponen timbres de gloria a las innumerables muestras de patriotismo, de carácter y de valentía que muchos mexicanos, la mayor parte de ellos anónimos, ejemplificaron con su actitud durante la guerra de intervención norteamericana.

No podemos omitir al ejército del norte que luchó con gallardía, particularmente en La Angostura, así como a los soldados de Jalisco, San Luis, Guanajuato, Michoacán, Querétaro y Aguascalientes y la sangre vertida por numerosos ciudadanos en los suelos de Monterrey, Sacramento, Veracruz y Cerro Gordo.

Un hecho notable por sí solo y poco común, queda registrado con la participación del puñado de irlandeses agrupados en el Batallón de San Patricio. El antecedente de estos valientes combatientes lo situamos en su emigración a los Estados Unidos de América, abandonando una nación empobrecida y sin grandes perspectivas para sus habitantes por la política hostil de la Inglaterra protestante.

Muchos de estos irlandeses en busca de fuentes de trabajo y del otorgamiento de la nacionalidad norteamericana, ingresaron al ejército de ese país, donde no quedaron eximidos de discriminación y maltrato por causa de su origen y religión católica.

La mayoría de ellos abandonan las filas del ejército norteamericano a partir de las operaciones de Matamoros y se incorporan al Ejército mexicano invitados por John O'Reilly, dando origen al Batallón de San Patricio, que participa al lado de los mexicanos en las diferentes batallas que tienen lugar en el noreste y centro del país, hasta llegar a la Ciudad de México, luchando con gran habilidad y valentía en Churubusco, donde finalmente los sobrevivientes son hechos prisioneros. Algunos de ellos considerados como traidores son condenados a la horca y los restantes a sufrir el castigo de azotes y una marca de fuego en la mejilla con la letra "D", que significaba "de sertor".

Estos irlandeses, que aún en el cadalso manifestaron a gritos la convicción de su lucha, demostraron su sentido de justicia, humanismo y fe en los ideales que perseguian. Siempre serán recordados por nosotros los mexicanos con gratitud, por haberse unido a nuestra causa.

La conciencia nacional reconoce las escasas probabilidades de éxito que México tenía en esta desigual confrontación, pero numerosas voces expresadas poco después que terminó la contienda, están plenamente de acuerdo en que el resultado final de esta azarosa etapa hubiera sido menos perjudicial para nuestro país si todos los mexicanos de entonces, haciendo a un lado sus diferencias políticas e ideológicas, se hubieran unido para presentar un sólido frente común en contra de la real y verdadera amenaza a la supervivencia nacional.

Para terminar, consideramos que la inscripción en los muros de esta Cámara de Diputados, "A los Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio", constituye un justo reconocimiento a las generaciones que participaron y una gran llamada de atención a las generaciones actuales y futuras por las lecciones que nos dejan de sacrificio y nobleza.

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputado Mota Sánchez.

Antes de dar la palabra al siguiente orador, quiero anunciar a la Asamblea que está entre nosotros en representación del Secretario de Gobernación, el profesor Héctor Hugo Olivares.

Se encuentran también entre nosotros la señora Maureen Greene de Phillips, la señora Margaret Dunne Cork, la señora Deidre de la Isla y el señor Diego Zapata, hijo del general Emiliano Zapata, en calidad de invitados especiales.

Tiene la palabra el diputado Gilberto López y Rivas, del grupo parlamentario de la Revolución Democrática.

El diputado Gilberto López y Rivas:

Me es grato agradecer la presencia de nuestros invitados en esta sesión solemne de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados, en la que damos cumplimiento al acuerdo del pleno de inscribir con letras de oro del muro de honor de nuestro salón de sesiones "Defensores de la Patria 1846-1848" y "Batallón de San Patricio".

Como autor de la iniciativa de inscripción presentada en sesión plenaria del 17 de septiembre de 1997, año en que conmemoramos el CL aniversario de la conocida como Guerra de 1947; en lo personal este acto constituye una gran satisfacción, ya que considero de justicia histórica expresar en esta forma la gratitud y el reconocimiento a quienes con el sacrificio de sus propias vidas defendieron a nuestra patria frente al invasor extranjero.

La guerra de agresión y de conquista de 1846, inició contra México el gobierno de Estados Unidos, constituye una de las más graves violaciones históricas al derecho internacional y a los principios de la convivencia pacífica entre los pueblos. También fue la culminación de un proceso de expansión territorial iniciado desde los primeros años de vida, independiente de ese país en contra de las posesiones españolas, los territorios de los pueblos indios y la naciente República de México.

El propio Anson Jones, sucesor de James Polk en la presidencia de Estados Unidos, reconoció en 1848 que la guerra se inició sin ley y de la misma manera terminó, sin ley alguna.

Así, sin ningún respaldo legal, moral o político y con el solo propósito de apropiarse del territorio mexicano e imponer en él un pujante desarrollo capitalista en búsqueda constante de nuevos mercados, materias primas y la trans-continentalidad ambicionada por los padres fundadores de ese país, el gobierno de Estados Unidos inició una guerra injusta que nos despojó de más de la mitad del territorio nacional.

Episodio doloroso de nuestra historia, la guerra con Estados Unidos ha sido objeto deliberado de olvido oficial ante las nuevas alianzas estratégicas que se establecen con la imposición del modelo neoliberal.

Por ello hemos querido, con este acto simbólico, contribuir a la recopilación de la memoria histórica del pueblo de Mexico y expresar el reconocimiento que nos merecen los militares y civiles que participaron en la Guerra de 1947 en defensa del honor, la integridad, la independencia y la soberanía nacional.

Los heroicos y anónimos habitantes del pequeño poblado del frontón de Santa Isabel, en Tamaulipas, que ante la invasión extranjera prefirieron como forma de resistencia incendiar sus casas y cosechas y replegarse a territorio libre de la ocupación yanqui.

A los defensores de Monterrey, incluida la heroina María Josefa Zozaya, los admirados combatientes del ejército del norte, que con privaciones infinitas cruzaron todo el territorio nacional y combatieron con denuedo en Carricitos, Palo Alto, La Angostura, Resaca de la Palma, Monterrey, Cerro Gordo, Padierna, Churubusco, Molino del Rey y Chapultepec.

Los civiles y militares que formaron parte de los destacamentos guerrilleros que combatieron al ejército invasor en Veracruz al mando de Juan Climaco Rebolledo y los padres Caledonio Domeco Jarauta y Chema Martínez en Puebla, al mando de Joaquín Rea y Esteban Barberos; en Querétaro y Sierra Gorda y en lugares tan remotos de nuestra geografía como Baja California, en donde accionó la guerrilla patriótica guadalupana de Comondú.

Conviene resaltar que la gesta en defensa de la patria de 1846 a 1848, fue fundamentalmente no una obra exclusiva de los militares sino un auténtico movimiento de carácter cívico y popular, en el que el valor y el patriotismo fueron patrimonio común de todo el pueblo.

Con este acto, el Legislativo mexicano hace justicia a los miles de mexicanos anónimos, a los llamados "léperos", a las clases bajas, a los que se hicieron soldados en el mismo campo de batalla; estos mexicanos no necesitaron ser militares para enfrentar al enemigo invasor, lo hicieron más bien en el caso de la Ciudad de México a pesar del abandono de los altos mandos castrenses que ordenaron a las tropas retirarse y dejar que los estadounidenses ocuparan, sin resistencia del Ejército regular, el corazón político de los mexicanos, el 14 de septiembre de 1847.

La jerarquía católica, los terratenientes y las clases poseedoras, prefirieron defender su interés personal antes que el de la patria. También, la investigación documental y bibliográfica nos lleva a concluir que la alta oficialidad del Ejército que se distinguió por la ineptitud, por la predominancia entre sus miembros de rivalidades, envidias, rencillas personales y de facción, fue incapaz en su mayoría de dirigir una sola acción de guerra con acierto y que fuese coronada con el triunfo, sufriendo derrota tras derrota no por la acción victoriosa del enemigo sino por las indecisiones, los errores, las veleidades, las cobardías y las traiciones de los generales dirigidos por el gran terrateniente y aventurero Antonio López de Santa Anna.

En las batallas de Monterrey y La Angostura, fueron jóvenes oficiales del ejército quienes pelearon como simples soldados; los mismos militares estadounidenses, según las fuentes consultadas, despreciaban a los generales mexicanos y aseguraban que si todos hubieran imitado el ejemplo de sus subordinados en la batalla de Monterrey, por ejemplo, habrían decidido a su favor el éxito de esa batalla.

Después de la pésima conducción de la guerra y del egoísmo de las clases pudientes y eclesiásticas, es al pueblo humilde y trabajador, así como a los oficiales y soldados patriotas del Ejército, a las columnas guerrilleras que se formaban espontáneamente entre la población civil y los soldados a quienes corresponde el mérito de haber presentado un frente de lucha y de resistencia contra el invasor y que ocasionaron más bajas por cierto, a los norteamericanos que durante todos los combates entre tropas regulares de los dos ejércitos.

El honor que hoy rendimos a la memoria de los héroes de la guerra de 1846 y 1848, es al mismo tiempo un reconocimiento al papel jugado por el pueblo en la guerra contra el ejército de los Estados Unidos.

Hasta el momento, sólo se ha dado importancia a las acciones, por cierto heroicas de los militares en la defensa de Churubusco o del Castillo de Chapultepec. Nunca se ha reconocido oficialmente el valor de los miles de ciudadanos levantados en armas que opusieron una fiera y desigual resistencia ante los invasores.

Hace unos años, escribí lo siguiente sobre la resistencia popular en la Ciudad de México: Santa Anna, violando la promesa hecha de que se defendería la ciudad calle por calle, ordenó la evacuación de las fuerzas armadas de la capital efectuándose la salida del ejército durante la noche del 13 de septiembre y la madrugada del día siguiente. El dictador adujo, como pretexto de la retirada, la escasez de municiones y que el recurrir a los edificios de la ciudad sería comprometerla sin esperanza de un buen suceso cuando el pueblo decía Santa Anna, no tomaba parte en la lucha. El Ejército de línea mexicano, que contaba con suficientes hombres y pertrechos para proseguir la guerra que había sido repetidas veces vencido pero no destruido, abandonó a su suerte a la población civil y a los militares patriotas, que sin hacer caso de la política derrotista de Santa Ana y su alta oficialidad, permanecieron junto al pueblo, preparándose para resistir la inminente ocupación del centro político administrativo de la República.

Al ver entrar al ejército de Estados Unidos en la Ciudad de México el 14 de septiembre, el pueblo salió a las calles y comenzó a disparar contra los invasores desde ventanas, balcones, azoteas, bocacalles y plazas. El combate entre los invasores y la resistencia espontánea de los habitantes de la Ciudad de México se generalizó por todas las calles, los mexicanos atacaban con lo que tuvieran: fusiles, mosquetones, lanzas, piedras, tabiques y macetas; los estadounidenses respondían con el fusilamiento inmediato, el asesinato de familias enteras y con la artillería para destruir las casas de donde saliera un solo disparo.

Al día siguiente, la resistencia no había terminado y los generales invasores ordenaban a sus tropas volar las manzanas completas de donde saliera un disparo. Al caer la tarde del día 15, agotadas las municiones, con cientos de bajas y heridos, sin esperanza y auxilio por parte del ejército en retirada, la espontánea insurrección termina ante la superioridad de la respuesta enemiga, lo insostenible de la situación y el desmoralizador espectáculo de la colaboración abierta con los norteamericanos, del ayuntamiento de la ciudad y de los sectores acomodados que se habían opuesto activamente a la insurrección.

1368, 1369 y 1370

Guillermo Prieto y Manuel Payno comentaron al respecto: "doloroso es decir que aquel esfuerzo generoso del pueblo bajo fue en lo general censurado con acrimonia por la clase privilegiada de la fortuna, que veía con indiferencia la humillación de la patria, con tal de conservar sus intereses y su comodidad.

La clase dominante mexicana traicionó este denodado aliento supremo por dejar constancia ante las generaciones que vendrían, de que la capital de un país débil y dividido había caído frente a la agresión extranjera, sólo a costa de quienes habían sacrificado sus vidas por defenderla".

Cuando la historia se escribió y se aplicó la discriminación de clase en la selección de los hechos históricos, el pueblo que lucho en la Ciudad de México quedó olvidado. Por ello, con la inscripción "Defensores de la Patria 1946-1948", se hace justicia a esos combatientes anónimos que nadie menciona en los discursos oficiales.

También en los difíciles días de la agresión, México contó con el valeroso concurso de un buen número de extranjeros que decidieron abandonar las filas de un ejército que hacía una guerra injusta y sumarse a las tropas mexicanas. Con estos voluntarios se formó la llamada legión extranjera, de la que fue columna vertebral el Batallón de San Patricio.

No existía en el ejército invasor cohesión ni unidad de propósitos, en su mayoría se integró con "voluntarios": que combatían simplemente por la paga, pero no todos compartían los valores ni los propósitos de conquista de su ejército. Por esta razón, cuando el Gobierno mexicano ofreció a los extranjeros que se sumaran a su Ejército, la nacionalidad mexicana, el respeto y aún el ascenso de su grado militar y la concesión de tierras para vivir y cultivar, muchos extranjeros, quienes además tenían con los mexicanos afinidades religiosas y culturales, decidieron aceptar este ofrecimiento y bajo su nueva bandera combatieron leal y valerosamente.

Como en toda guerra injusta, siempre hay quien rebasa las fronteras, los límites ideológicos y políticos y decide sumarse al combate contra la guerra, dispuesto a entregar su vida. Los integrantes del Batallón de San Patricio, como los combatientes de las brigadas internacionales en la España republicana, como los internacionalistas que participaron en las luchas emancipadoras de nuestra América, en la Nicaragua de Sandino, en El Salvador, en Guatemala, no eran soldados de fortuna, no eran mercenarios ni aventureros; eran, en cambio, hombres conscientes de su época, hombres libres que sabían de los sentimientos de rebeldía que invaden a un pueblo cuando es ocupado. A estos soldados no les importó el riesgo de morir en combate, ahorcados o fusilados, entrando en la historia libertaria de los pueblos en las tierras mexicanas.

El Batallón de San Patricio participó en las principales batallas de la guerra, sin embargo, fue durante la defensa del valle y la Ciudad de México que sus integrantes acreditaron su lealtad, su valor y su comportamiento heroico. Combatieron en Padierna y en el puente y convento de Churubusco, el 20 de agosto de 1847. Ahí, según parte militar del general Manuel Rincón: "... de las compañías de San Patricio murieron dos subtenientes, cuatro sargentos, seis cabos y 23 soldados y el resto prisioneros y disperos". En total, 35 integrantes del Batallón de San Patricio sucumbieron en Churubusco.

Los disperos, siguieron combatiendo en Molino del Rey y en Chapultepec; algunos más participaron en la insurrección popular del 14 y 15 de septiembre y aún un puñado de ellos combatieron en la insurrección del padre Celedonio Domeco Jarauta en Guanajuato, en julio de 1848, ya cuando se habían firmado los acuerdos de paz con los norteamericanos.

De los que fueron capturados el 20 de agosto de 1847 en Churubusco, cerca de 70 fueron sometidos a una parodia de juicio, en forma de corte marcial y 50 de ellos fueron sentenciados a muerte y ejecutados. El 9 de septiembre, 16 san patricios fueron ejecutados en la plaza de San Jacinto, en San Angel y el día siguiente, cuatro más fueron ahorcados en Mixcoac y la ejecución de los 30 restantes se aplazó para hacerla coincidir con el asalto y toma del Castillo de Chapultepec, el 13 de septiembre, en donde fueron ejecutados. Existe constancia testimonial que la mayoría de ellos y en particular Patrick Dalton murió con dignidad y valor.

Son a ellos a quienes hoy rendimos homenaje y gratitud; son a ellos a quienes la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados ha decidido honrar inscribiendo en el muro de honor y en nuestra memoria y la memoria de nuestros hijos, su recuerdo y ejemplo.

No hay otro homenaje final mejor para ellos en esta ocasión que repetir lo que escribiera el poeta nacional Guillermo Prieto sobre el Batallón de San Patricio:

"Y tú, grupo parcial, querido grupo ramo de adelfas de la verde Irlanda, hijos de San Patricio, que con sangre quisistéis bautizaros mexicanos; alma de O'Conell, nuestra santa causa era digna de ti."

El Presidente:

Gracias, diputado López y Rivas.

Tiene la palabra, para el mismo tema, la diputada Francisca Haydee García Acedo, del grupo parlamentario de Acción Nacional.

La diputada Francisca Haydee Garcia
Acedo:

Con el permiso de la Presidencia:

Hoy nos toca reconocer, no a un individuo sino a un grupo de hombres, que en su mayoría irlandeses, que rindieron su vida por nuestro país. Estamos hablando del Batallón de San Patricio, brigada que combatió en 1847 por la defensa de nuestro territorio, frente al vecino país del norte.

¿Pero qué nos dice este memorial?, ¿qué nos comunica hoy a los mexicanos la gesta heroica de quienes dieron la vida para defender nuestra soberanía?

En el entorno de la intervención norteamericana de ese año, cuestionada incluso por un joven legislador de aquella nación, llamado Abraham Lincoln, se deben recordar los antecedentes de aquéllos a quienes hoy corresponde evocar y honrar su memoria.

En aquella época arribó una gran cantidad de inmigrantes irlandeses hacia los Estados Unidos de América en búsqueda de mejorar su situación y lograr su libertad. Algunos de ellos optaron por participar en las fuerzas armadas del país y enviados posteriormente a formar parte del grupo, encabezado por el general Zacarías Scott.

El Batallón de San Patricio decide desertar del ejército norteamericano por la identificación que sentía con el pueblo mexicano y sus creencias religiosas y además, para no consumar, al lado de los invasores, la gran injusticia originada por una guerra desigual.

Por encima de las nacionalidades los irlandeses pelearon en defensa de una nación invadida, su martirio es el testimonio de generosidad y respeto a los principios del derecho internacional. Ellos, aún siendo extranjeros se aliaron al pueblo de México en defensa de los principios que a ambos pueblos une.

Irlanda, ha sido oprimida y ellos ven en la guerra de 1847, una réplica de la situación injusta de su patria. Los soldados que siguieron al capitán John O'Reilly, en su marcha hacia México, fueron atraídos por nuestra cultura y valores afines a las suyas.

El 7 de agosto, en el árido cerro del Peñón, se abanderó a las tropas en una conmovedora ceremonia, el Batallón de San Patricio, recibió su insignia blanca con el arpa de Erín, el escudo de México y el nombre de su capitán bordado en verde.

Conforme arreciaba la intervención, los irlandeses se agruparon en un fuerte batallón de 500 integrantes, sus miembros se distinguían como especialistas en artillería y asestaron numerosas bajas al ejercito enemigo en las batallas de Monterrey de Buenavista.

Quienes sobrevivieron a la Batalla de Churubusco, fueron capturados y juzgados por los norteamericanos bajo el cargo de desersión. El historiador Michel Hougan, señala que el castigo impuesto a los san patricios, fue más allá de lo que estaba permitido por la ley militar de entonces. Los ahorcamientos y las marcas fueron particularmente brutales, 30 de los condenados fueron forzados a esperar por varias horas, literalmente con la soga en el cuello, hasta el final de la rendición en el Castillo de Chapultepec, mientras se izaba la bandera norteamericana en el alcázar, fueron cruelmente masacrados.

Para México, la historia del Batallón de San Patricio se inscribe en uno de los capítulos más dramáticos y patrióticos del acontecer nacional. Para los Estados Unidos fue un episodio negado por muchos años.

Las lecciones que arroja el fin del siglo, nos confirman que cuando se actúa con apego a principios y valores, sin importar el precio a pagar, se fortalecen tarde o temprano los atributos más nobles del género humano.

La inscripción en el muro del recinto legislativo, del nombre del batallón de los llamados en su momento los patricios, encierra una historia que puede generar polémica pero que no deja lugar a duda del merecimiento y la dignidad de aquel grupo.

La historia ya no debe de ser más un instrumento de maniqueísmo político que tanto daño nos ha causado, sino una basta fuente de reflexiones, críticas, debates, interpretaciones y proyectos de futuro.

La guerra, debería pertenecer al pasado trágico, ya no tener cabida en la agenda para el futuro de la humanidad. Lo que hoy reconocemos no son los hechos de armas, sino lo que representan los acontecimientos que conmemoramos en la conciencia del país; los soldados irlandeses son ya parte del orgulloso acervo nacionalista que nos une y nos identifica.

El sacrificio por la patria siempre implica la mayor de las honras posibles para cualquier individuo. Sucumbir por una patria ajena implica para los nacionales una obligación de gratitud.

Hoy, los diputados de la LVII Legislatura, tenemos la oportunidad de recordar cual ha sido el camino de la conformación de nuestra patria, significado en un grupo de soldados extranjeros que creyeron y se compenetraron con México, su cultura, sus valores, al punto de dar su vida por él.

En estos muros, se da constancia del devenir nacional. Hoy nos enriquecemos con este testimonio de honor. De la inscripción que hoy se realiza, debemos deducir lecciones para las futuras generaciones de mexicanos, ya que incluso existe un desconocimiento generalizado de los acontecimientos hoy recordados. Quizá la más valiosa sea, como dijimos al inicio, la importancia de ceñir la conducta a principios y valores inmanentes, inaculturales al hombre y la sociedad.

Estos valores podemos encontrarlos en las instituciones armadas, su existencia se justifica en función de la necesidad de preservar un orden social justo y por ello son merecedoras de todo nuestro respeto, su patriotismo y lealtad, se ha demostrado sin dejar lugar a dudas.

Confiamos en que jamás propiciarán o siquiera tolerarán situaciones que atenten contra ese orden o que se desvíen del cumplimiento último de sumisión. Si esto llegara a suceder, sería el mayor atentado contra la libertad y el desarrollo de nuestra nación.

Compañeros: nuestros soldados mexicanos al igual que el Batallón de San Patricio, deben permanecer constantemente encendida en su alma la certeza de que no sirven a un régimen o a un partido, sino a la nación y que esta certidumbre sea la premisa de su conducta militar.

Como decía Efraín González Luna, alimentando con estos principios, no podrá ser nunca instrumento de facción ni pisotear la dignidad humana ni atentar en contra del interés nacional pues ningún estado o gobierno puede invocar la autodeterminación para exportar subversiones, para justificar la violación de los derechos humanos en contra de sus propios pueblos, para coartar el libre ejercicio de los derechos políticos o para cometer injusticias mediante el abuso de su potencia militar.

Las fuerzas armadas orgánicas y jerárquicas, deben de estar al servicio del pueblo, conservar la esencia nacional simbolizada en los colores de nuestra bandera y tener como misión superior la defensa de la soberanía, la integridad del territorio nacional y la paz interior; fidelidad a la patria, certidumbre y respeto a los regímenes democráticos elegidos con la independencia de posiciones partidistas o particulares, son los valores que las distinguen; la nación se los reconoce y los valora, de la misma manera tiene la posibilidad de demandárselos.

El grupo parlamentario del Partido Acción Nacional en la Cámara de Diputados, por nuestro conducto, rinde homenaje a todos los integrantes del Batallón de San Patricio, convencido de que el nacionalismo no se impone ni puede implicar una sujeción irrestricta e indigna a cualquier proyecto que riña con la libertad.

1371, 1372 y 1373

Gracias.

El Presidente:

Gracias, diputada García Acedo.

Tiene la palabra el diputado Ricardo Cantú Garza, del grupo parlamentario del Partido del Trabajo.

El Diputado Ricardo Cantú Garza:

Gracias, señor Presidente; señoras y señores invitados; compañeras y compañeros diputados:

El grupo parlamentario del Partido del Trabajo acude a esta tribuna para rendir un justo homenaje al grupo de soldados irlandeses que en 1847, en los momentos más aciagos de nuestra patria supieron, aun a costa de sus propias vidas, estar al lado de la lucha por la libertad de México, que en una guerra inicua y desigual sufría la agresión imperialista de los Estados Unidos de América.

Irlanda y México son sin duda países que mucho tienen en común en su consolidación histórica, los pueblos de estos dos países han afrontado injustas agresiones que no encuentran justificación histórica alguna sino el argumento de la sinrazón, basado en el uso de la fuerza de Inglaterra ellos y de Estados Unidos, nosotros.

Los irlandeses integrantes del Batallón de San Patricio, no obstante de formar parte originalmente del ejército invasor, supieron comprender que esa guerra no era sino la expresión del afán expansionista de los Estados Unidos, afán por conquistar nuevos territorios, en los que los esclavistas del sur pudieran seguir explotando como esclavos a sus semejantes.

Es pertinente recordar, porque en México hay muchos que lo ignoran, que Texas formaba parte del territorio mexicano y en tal virtud el Gobierno de nuestro país permitió en 1823 la inmigración de irlandeses a esa parte de nuestro territorio con el propósito de poblarlo, pero desafortunadamente también muchos estadounidenses recibieron ese mismo trato de nuestro Gobierno y con Samuel Houston, Esteban Ostin y Lorenzo de Zavala, inician un movimiento de independencia respecto del Gobierno mexicano, con el propósito posterior de ser anexados por los Estados Unidos.

Las actitudes de traición sistemáticas de Antonio López de Santa Anna posibilitaron tal situación, no obstante que el Congreso mexicano no aceptaba el acuerdo firmado por Santa Anna en los llamados arreglos de San Jacinto, lo cierto es que en Texas seguía dándose una constante y nutrida migración de extranjeros, en detrimento de los mexicanos que vivían allá. Como consecuencia del llamado Tratado de Velasco del 14 de mayo de 1836, las tropas mexicanas abandonaron territorio texano.

En Irlanda en el año de 1846 se produjo una terrible hambruna producto de la invasión expansionista de los terratenientes oriundos de la pérfida Albión, ello trajo como consecuencia una diáspora de irlandeses hacia América y otras partes del mundo. Inglaterra se encontraba en su punto más alto de desarrollo capitalista y la tierra era el medio de producción por excelencia y objeto de mayor disputa entre las naciones.

Por las razones geográficas e históricas que todos conocemos, el imperio ingles sometió a su dominio a lo que conocemos comúnmente como el Reino Unido y ejerció en el plano económico y político un control total sobre ésos y otros territorios.

Este hecho, que se concentra fundamentalmente en Inglaterra, también tiene su expresión en el macizo continental europeo, que dio lugar como respuesta de las masas empobrecidas del campo a las guerras campesinas del periodo de 1848-1850.

Como bien sabemos, este periodo es un parteaguas histórico del desarrollo capitalista, en el cual se empieza a perfilar de manera muy clara la industrialización como fenómeno universal y que trascenderá como la etapa en la que el mundo está inmerso en ese sistema económico y político.

Una nueva guerra más cruenta y costosa para los mexicanos que la de Texas, pero igual de injusta, se libró contra los ejércitos de los Estados Unidos, al ser nuestro país víctima de una agresión armada por motivos expansionistas, ya que los estadounidenses pretendían negociar con México una modificación a las fronteras entre ambos países.

Al negarse el Gobierno mexicano a dichas negociaciones, fue invadido previa declaración de guerra formulada a México el 13 de mayo de 1846.

En el ejército invasor fueron reclutados irlandeses que vivían en Texas, cuando este territorio formaba parte de México o bien de los que llegaron víctimas de la hambruna en su país. El poderío bélico del invasor no fue motivo bastante para vencer a México, como las divisiones internas que existían en él. No era sólo la prevalencia del régimen federal o central, sino el mantener privilegios para determinadas clases hegemónicas, como la Iglesia, propietaria de innumerables bienes que pretendía defender aun a costa de la humillación del pueblo mexicano.

A la caída de Matamoros, 40 irlandeses se sumaban al Ejército mexicano, al percatarse de que esa guerra intervencionista no tenía causa alguna que la validara, pues más allá de la invocación del ius belli, no existía razón para esta invasión. El recordar la historia de su patria humillada por Inglaterra les hace establecer comparaciones con esta guerra y abrigar la convicción de que no se tenía ningún derecho a sojuzgar a México.

Por ello se ven precisados a desertar del ejército norteamericano para abrazar la causa de la libertad por nuestro país y formar el Batallón de San Patricio, que en esa guerra se bautizó bizarramente junto a las tropas mexicanas.

En agosto y septiembre de 1847 participaron activamente en las batallas de Padierna y Churubusco, mostrando valentía y arrojo en dichas acciones bélicas, luchando codo a codo con el Ejército mexicano.

Es evidente que los irlandeses conocían el precio de su defección. Sabían sin duda que la muerte era su más seguro destino; no obstante ello, fueron fieles a sus principios y a su condición social de provenir de un pueblo explotado y ultrajado y no vacilaron en ofrendar su vida por lo que consideraron una causa justa.

Al ser vencidas en Churubusco las tropas del general Pedro María Anaya, los integrantes del Batallón de San Patricio son sometidos a consejo de guerra imputándoseles traición a la causa estadounidense.

Sin embargo, ellos mantuvieron su convicción de ser luchadores por la libertad y no traidores a un gobierno que lo que menos hace es respetar el derecho de los pueblos a determinar por sí mismos su futuro.

Desafortunadamente son condenados a muerte y ejecutados por ahorcamiento, unos el 10 de septiembre y los restantes el 13 del mismo mes; paradójicamente ese mismo día caía en manos del invasor el Colegio Militar, con lo cual la Ciudad de México prácticamente es tomada por las tropas invasoras. Los que no fueron ejecutados fueron marcados a hierro candente con una letra "D".

Por ello, el grupo parlamentario del Partido del Trabajo rinde homenaje a quienes supieron estar a la altura del reto de ser fieles a su convicción de libertad y patriotismo, no importando que el precio fuera su propia vida.

Es bienvenida la inscripción que hoy se hace en los muros de honor de esta Cámara de Diputados y podemos afirmar con orgullo que los irlandeses del Batallón de San Patricio no fueron ni son extranjeros; por su propio derecho ganaron con sangre; son y serán siempre orgullosos mexicanos y paladines de la solidaridad internacional para que los pueblos sojuzgados sean siempre libres.

¡Viva por siempre el Batallón de San Patricio! ¡Viva la verde Erín! ¡Viva México!

Es cuanto, señor Presidente.

El Presidente:

Gracias, diputado Cantú.

Tiene la palabra para el mismo asunto la diputada Aurora Bazán, del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México.

La diputada Aurora Bazán López:

Compañeras y compañeros diputados; público asistente que nos honra con su visita, así como demás invitados:

Pocas ocasiones tenemos para conmemorar a tan singulares héroes, que a pesar de no ser nacionales, pero sí fieles a sus convicciones, defendieron a sangre y fuego una causa que en principio ajena a ellos, la hicieron suya en una lucha por la justicia.

Desde que partieron de su patria Irlanda, en el invierno de 1846, muchos de los irlandeses que con posterioridad integrarían el Batallón de San Patricio, salieron en búsqueda de oportunidades. La cosecha de papa, su ingrediente alimenticio elemental que se vio afectada por el cruel frío de ese invierno, los obligó a que buscaran en países similares por lo menos en cuanto a la lengua que hablaban, el cobijo en su rezago de hermanos de un país que presumiblemente tendrían las mismas convicciones.

Cuando se instalaron en las filas del ejército norteamericano jamás se imaginaron que desertarían de las filas de una lucha en la que no podían traicionar sus convicciones, antes bien consideraron que esta forma de vivir sería muy probable transitoria y que sólo les serviría para subsistir por un leve periodo.

Esas figuras no tuvieron en cuenta el espíritu expansionista y el ánimo acendrado de la Doctrina Monroe, imperante en aquel entonces que desde tiempo atrás tuvo el gobierno de los Estados Unidos de América, por lo que la lucha enarbolada por los norteamericanos no sólo carecía de toda legitimidad, sino incluso era totalmente injusta.

Abusando del estado que guardaba la situación política de nuestro país de descomposición e inestabilidad, los políticos y militares de aquel país tomaron como excusa la defensa de un Estado mexicano que lejos del centralismo mexicano se aproximaba más a los estadounidenses, máxime que el Gobierno mexicano permitiera la colonización de esos territorios con algunos descendientes de anglosajones.

Con la anexión de Texas, promovida por el presidente Taylor y decretada por el Congreso norteamericano aprobada el 1o. de marzo de 1845, el Gobierno de México rechazó tal propuesta que viendo la ambición expansionista de los Estados Unidos de América, hasta ahí no se limitaban las intenciones del país vecino, fueron enviados varios emisarios diplomáticos a México de aquel país, con el fin de que fuera reconocida por el Gobierno mexicano la anexión decretada, pero además que México vendiera los estados de Nuevo México, California, pretensión que siempre fue rechazada y costara el estallamiento de la conflagración con Estados Unidos de América.

La situación era prácticamente insostenible y fue como sucumbió nuestro país ante la invasión norteamericana ante un Ejército valiente pero mermado.

El Ejército de San Patricio, luego de que se enfrentara con elementos del Ejército mexicano, tomó conciencia de la justicia de sus actos y tomó una decisión apegada a los dictados de su conciencia, más que a los mandatos de un superior jerárquico que actúa conforme a los mandatos de obediencia ciega.

Así la conciencia será, como sucedió con ellos, el mejor elemento para definir y orientar nuestras acciones, que aunque en ocasiones contravengan los lineamientos generales, deberán siempre partir de la justicia final de sus determinaciones.

Nuestras fuerzas armadas, al igual que los valientes que cayeron en esa gesta heroica, son quienes defenderán los intereses primeros de nuestro sistema democrático basados en esos mismos criterios de justicia y de orden y estabilidad sociales.

Honremos pues, a valientes que derramaron su sangre por lograr la defensa de nuestra nación gloriosa, que como siempre ha salido avante en los momentos de mayor crisis y desestabilidad.

Muchas gracias.

El Presidente:

Gracias, diputada Aurora Bazán.

Se ruega al presidente de la Junta de Coordinación Política, diputado Arturo Núñez Jiménez, y a los diputados; Fidel Herrera, presidente de la Comisión de Reglamentos y Prácticas Parlamentarias y a Gilberto López y Rivas, al señor Art Agnew, embajador designado de Irlanda; al senador José Antonio Valdivia y al general Salvador Cienfuegos Zepeda, director, y al profesor Víctor Hugo Olivares Ventura, nos acompañen en este estrado a la develación de las letras de oro en el muro de honor.

1374, 1375 y 1376

(Develación de las letras de oro en el muro de honor.)

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se ruega a los señores pasen a tomar sus lugares.

El Presidente:

Agradecemos la presencia y participación de todos nuestros distinguidos invitados a esta sesión solemne.

El Presidente ( a las 12:48 horas):

Se levanta la sesión.

Se ruega a los diputados permanecer en sus lugares para continuar con la sesión ordinaria, en cinco minutos.

SESION ORDINARIA
Presidente del diputado
Francisco José Paoli y Bolio

ASISTENCIA

El Presidente:

Ruego a la Secretaría haga del conocimiento de esta Presidencia, el resultado del cómputo de asistencia de los diputados para conocer si existe el quorum reglamentario.

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se informa a la Presidencia que existen registrados previamente 394 diputados.

Por lo tanto, hay quorum, señor Presidente.

El Presidente ( a las 13:00 horas):

Se abre la sesión.

ORDEN DEL DIA

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se va a dar lectura al orden del día.

«Primer Periodo de Sesiones Ordinarias.- Tercer Año.- LVII Legislatura.

Orden del día

Jueves 28 de octubre de 1999.

Lectura del acta de la sesión anterior.

Comunicaciones de los congresos de los estados de Chihuahua y Morelos.

Comunicaciones de la Junta de Coordinación Política. (Cambios de integrantes de comisiones.)

Informe de la resolución a la denuncia, presentada el 12 de octubre de 1997, por diputados integrantes del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, en contra de quien o quienes resulten responsables, respecto a la aprobación del proyecto del muelle de cruceros turísticos en Cozumel, Quintana Roo.

Iniciativa del Congreso del Estado de Nuevo León, para reformar los artículos 14 y 22 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. (Turno a comisión.)

Iniciativas de diputados

De reformas constitucionales, para establecer la defensa civil de los Estados Unidos Mexicanos, a cargo del diputado Pablo Gómez Alvarez, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática. (Turno a comisión.)

Que reforma y adiciona diversas disposiciones de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, a cargo de la diputada Julieta Ortencia Gallardo Mora, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática. (Turno a comisión.)

De reformas y adiciones a la Ley Federal del Trabajo, a cargo del diputado Carlos Iñiguez Cervantes, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional. (Turno a comisión.)

Oficio de la Secretaría de Gobernación

Por el que solicita el permiso constitucional necesario para que los ciudadanos: Josué Kohashi Shibate, Mario López Gutiérrez, Miguel Angel Huerta Leal y Sergio Vela Martínez, puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confieren los gobiernos de Japón, República Federativa del Brasil, República Francesa y la República Federal de Alemania. (Turno a comisión.)

Minutas

Proyecto de decreto que reforma y adiciona diversas disposiciones del Código Penal Federal y del Código Federal de Procedimientos Penales, para los efectos del artículo 72 inciso e de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos. (Turno a comisión.)

Proyecto de decreto que concede permiso para aceptar y usar la condecoración de la Medalla Honor al Mérito Militar Soldado de la Patria, que les confiere el Gobierno de la República de Nicaragua a los ciudadanos: Jorge Enrique Hernández Rojas, Roque González Mendoza, Modesto Gómez Vergara, Joel Arroyo Espinosa, Gabriel Aguayo Hinojosa, Aarón Cruz Cruz, Gregorio Andrés Rodríguez, Carlos Cano Guzmán, Rubín Castro Vélez, Fernando Nieto Murguía y Miguel Epifanio Tapia Hernández. (Turno a comisión.)

Excitativas

A la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, a cargo de la diputada Elsa Patria Jiménez Flores, a nombre del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática. (Turno a comisión.)

A las comisiones de Gobernación y Puntos Constitucionales y de Trabajo y Previsión Social, a cargo de la diputada Patricia Espinosa Torres, del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional. (Turno a comisión.)

Proposiciones

Con punto de acuerdo para constituir una comisión especial, encargada de vigilar que no se desvíen recursos federales, en el proceso electoral del Estado de Hidalgo, a nombre de los coordinadores de los grupos parlamentarios de los partidos: del Trabajo, de la Revolución Democrática, Acción Nacional y Verde Ecologista de México. (Turno a comisión.)

Con punto de acuerdo para fiscalizar los recursos federales que ejercen las entidades y los municipios, a cargo del diputado José Luis Gutiérrez Cureño, del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática. (Turno a comisión.)

Declaratoria

Del Congreso de la Unión, por la que se reforma y adiciona el artículo 115 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Dictámenes

De la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales con proyecto de decreto que concede permiso a los ciudadanos: Pablo Mateo Méndez, Jesús Olmedo Mejorada, Isaís Valentín Cobaxin, Ricardo Zamora Bravo, Emma Bejarano Bustamante, Enriqueta Téllez Amaya, Joaquín Olvera González, Paolo Israel Pérez Rubio, Benjamín Isaac Mejía Matías, Javier Guerrero Azua y Ricardo Bautista Castro, para aceptar y usar la condecoración de la Medalla Honor al Mérito Militar Soldado de la Patria, que les confiere el gobierno de la República de Nicaragua. (Publicado en la Gaceta Parlamentaria del 27 de octubre.) (Discusión y votación.)

De la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyecto de decreto que concede permiso al ciudadano Ricardo Franco Guzmán, para prestar servicios como asesor jurídico en la Embajada de Ecuador en México. (Publicado en la Gaceta Parlamentaria del 27 de octubre.) (Discusión y votación.)

De la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyecto de decreto que concede permiso al ciudadano Adrián Franco Zevada, para prestar servicios como asesor jurídico en la Embajada de Ecuador en México. (Publicado en la Gaceta Parlamentaria del 27 de octubre.) (Discusión y votación.)

Agenda política

Comentarios del grupo parlamentario del Partido Revolucionario Institucional, sobre la intromisión de diputados federales en asuntos internos de la UNAM y agresiones al rector de esa institución. (Debate pactado.)»

ACTA DE LA SESION ANTERIOR

El Presidente:

El siguiente punto del orden del día es la discusión del acta de la sesión anterior.

Ruego a la Secretaría consulte a la Asamblea si se le dispensa la lectura al acta, tomando en consideración que le ha sido entregada copia de la misma a los coordinadores de los grupos parlamentarios, para sus observaciones y se proceda a su votación.

La secretaria María Guadalupe Sánchez
Martínez:

Por instrucciones de la Presidencia, se consulta a la Asamblea si se le dispensa la lectura al acta de la sesión anterior, tomando en consideración que le ha sido entregada copia de la misma a los coordinadores de los grupos parlamentarios para sus observaciones y se proceda a su votación.

Los diputados que estén por la afirmativa, sírvanse manifestarlo...

Los diputados que estén por la negativa, sírvanse manifestarlo... Se dispensa la lectura.

«Acta de la sesión de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, celebrada el martes veintiséis de octubre de mil novecientos noventa y nueve, correspondiente al Primer Periodo de Sesiones Ordinarias del Tercer Año de Ejercicio de la Quincuagésima Séptima Legislatura.

Presidencia del Diputado
Francisco José Paoli y Bolio

]A las once horas con dos minutos, se inicia la sesión de homenaje al ilustre maestro Justo Sierra Méndez, con el quorum necesario para tal efecto.

Vicepresidencia de la diputada
María de las Mercedes Martha Juan López

Se da lectura al decreto publicado en el Diario Oficial de la Federación, con el que la Cámara de Diputados decreta inscribir con letras de oro, en el muro de honor del Palacio Legislativo de San Lázaro, el nombre del ilustre maestro y hacen uso de la palabra los diputados: Francisco José Paoli y Bolio, presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión;

Presidencia del Diputado
Francisco José Paoli y Bolio

Eraclio Soberanis Sosa, del Partido Revolucionario Institucional; Santiago Padilla Arriaga, del Partido de la Revolución Democrática y José Jesús Montejo Blanco, del Partido Acción Nacional.

El Presidente de la mesa directiva, invita al presidente de la Junta de Coordinación Política, al presidente de la Comisión de Reglamentos y Prácticas Parlamentarias, así como a los invitados de honor a develar el nombre de don Justo Sierra Méndez, en el muro de honor del recinto Legislativo.

Se levanta la sesión de homenaje a las doce horas con veinticuatro minutos.

En la capital de los Estados Unidos Mexicanos, a las doce horas con treinta y cinco minutos del martes veintiséis de octubre de mil novecientos noventa y nueve, con la asistencia de cuatrocientos veintidós diputados, el Presidente declara abierta la sesión.

La Secretaría da lectura al orden del día y la Asamblea aprueba el acta de la sesión anterior, que se aprueba en sus términos, en votación económica.

1377, 1378 y 1379

A solicitud del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, se toma nominalmente la votación para saber si se considera de urgente resolución la proposición respecto a la situación de la Universidad Nacional Autónoma de México y la Secretaría recoge la votación nominal respectiva, misma que resulta rechazada por ochenta y nueve votos en pro y ciento setenta y nueve en contra. Se turna a la Junta de Coordinación Política.

Una invitación del Instituto de Cultura de la Ciudad de México, al acto cívico conmemorativo del centésimo octagésimo segundo aniversario luctuoso del general Pedro Moreno González. Se designa comisión para representar a la Cámara de Diputados.

Una comunicación de la Junta de Coordinación Política, con la que informa de cambios en la integración de las comisiones legislativas. De enterado.

Otra del diputado Rogelio Chabolla García, con la que informa su decisión de adherirse al grupo parlamentario del Partido del Trabajo. De enterado.

Otra del diputado Ricardo Cantú Garza, con la que informa la decisión del grupo parlamentario del Partido del Trabajo, de admitir como integrante al diputado Rogelio Chabolla García. De enterado.

Para presentar iniciativas, se concede el uso de la palabra a los diputados:

Héctor Francisco Castañeda Jiménez, del Partido Revolucionario Institucional, de reformas a la Ley del Impuesto sobre la Renta. Se turna a la Comisión de Hacienda y Crédito Público.

Raúl Monjarás Hernández, del Partido Acción Nacional, de reformas a la Ley de Navegación. Se turna a la Comisión de Marina y Comunicaciones y Transportes.

Maximiano Barbosa Llamas, del Partido del Trabajo, de Ley General de la Leche. Se turna a las comisiones unidas de Ganadería y de Comercio, con opinión de la de Salud.

Un oficio de la Secretaría de Gobernación con el que remite el saludo a México del Congreso peruano, con motivo de la celebración de la Independencia Nacional. Se turna a la Comisión de Relaciones Exteriores para su conocimiento.

Tres minutas del Senado de la República, con proyectos de decreto, con los que se conceden los permisos constitucionales para que ciudadanos mexicanos puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confiere el gobierno de la República de Nicaragua y para prestar sus servicios a gobiernos extranjeros. Se turnan a la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales.

Cinco dictámenes de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyectos de decreto con los que se conceden los permisos constitucionales necesarios para que ciudadanos mexicanos:

Puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confiere el gobierno de la República de Nicaragua.

Ciudadanos mexicanos puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confieren los gobiernos del Reino de España y de la República de Austria.

Puedan aceptar y usar las condecoraciones que les confieren los gobiernos de las repúblicas de Nicaragua y Panamá.

La Asamblea les dispensa los trámites y la Secretaría recoge la votación nominal respectiva, misma que resulta aprobatoria por trescientos cuarenta y seis votos en pro y uno en contra.

Se turnan al Senado de la República para los efectos constitucionales.

Dos dictámenes de la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, con proyectos de decreto, que conceden los permisos constitucionales necesarios para que ciudadanos mexicanos puedan prestar sus servicios a gobiernos extranjeros.

La Asamblea les dispensa los trámites y se ponen a discusión y votación de inmediato. No habiendo quien haga uso de la palabra, la Secretaría recoge la votación nominal respectiva y se aprueban por trescientos cuarenta y tres votos en pro y uno en contra. Se turnan al Senado de la República, para los efectos constitucionales.

Vicepresidente del diputado
Luis Meneses Murillo

Expresan la opinión de sus respectivos grupos parlamentarios, sobre el Día Internacional para Erradicar la Pobreza, los diputados: Jorge Humberto Zamarripa Díaz, del Partido Acción Nacional; Aurora Bazán López, del Partido Verde Ecologista de México;

Presidencia del Diputado
Francisco José Paoli y Bolio

Ricardo Cantú Garza, del Partido del Trabajo; Clara Marina Brugada Molina, del Partido de la Revolución Democrática y Carlos Sobrino Sierra, del Partido Revolucionario Institucional.

Comentan las recientes inundaciones en el Estado de Tabasco, como resultado de la investigación realizada por un grupo plural de la Comisión de Energéticos, los diputados: Juan José Rodríguez Prats, del Partido Acción Nacional; Violeta Margarita Vázquez Osorno, del Partido de la Revolución Democrática, quien solicitó la comparecencia, ante comisiones, del director general de la Comisión Nacional del Agua; José Agapito Domínguez Lacroix, del Partido Revolucionario Institucional.

En el segundo turno de oradores, intervienen los diputados: Juan José Rodríguez Prats, del Partido Acción Nacional; Carlos Orsoe Morales Vázquez, del Partido de la Revolución Democrática, quien se suma a la solicitud de la diputada Vázquez Osorno y Víctor Manuel Carreto y Fernández de Lara, del Partido Revolucionario Institucional, sumándose también a la solicitud.

Para rectificar hechos o contestar alusiones personales, suben a la tribuna los diputados: Jorge Canedo Vargas, del Partido Revolucionario Institucional; Juan José Rodríguez Prats, del Partido Acción Nacional; Violeta Margarita Vázquez Osorno, del Partido de la Revolución Democrática, quien propone que se cite a los directores de la Comisión Nacional del Agua y la Comisión Federal de Electricidad a comparecer ante comisiones, misma que se turna a las comisiones de Energéticos, Asuntos Hidráulicos y de Protección Civil; Jorge Canedo Vargas, del Partido Revolucionario Institucional, quien acepta una interpelación del diputado Rodríguez Prats.

Durante la última intervención del diputado Canedo Vargas, desde su curul, la diputada Estrella Vázquez Osorno, hace una moción al Presidente de la mesa directiva, quien aclara lo que le corresponde.

Continúa rectificando hechos, el diputado Abenamar de la Fuente Lazo, del Partido Revolucionario Institucional.

Agotados los asuntos en cartera, la Secretaría da lectura al orden del día de la próxima sesión y el Presidente clausura la de hoy a las dieciséis horas con treinta y siete minutos, citando para la que tendrá lugar el jueves veintiocho de octubre de mil novecientos noventa y nueve, a las diez horas, en la que se develará la denominación de Defensores de la Patria mil ochocientos cuarenta y seismil ochocientos cuarenta y ocho, Batallón de San Patricio y a las doce horas a sesión ordinaria.»

Está a discusión el acta... No habiendo quien haga uso de la palabra, en votación económica se pregunta si se aprueba.

Los diputados que estén por la afirmativa, sírvanse manifestarlo...

Los diputados que estén por la negativa, sírvanse manifestarlo... Aprobada, señor Presidente.

ESTADO DE CHIHUAHUA

La secretaria Maria Guadalupe Sánchez
Martínez:

Se va a dar lectura a varias comunicaciones.

«Escudo.- Congreso del Estado.- LIX Legislatura.- Chihuahua.

Ciudadano Presidente de la Cámara de Diputados.- México, D.F.

Por este conducto, me permito hacer de su conocimiento, que con esta fecha se clausuraron los trabajos correspondientes a la diputación Permanente, dentro de su segundo periodo de receso, del primer año de ejercicio constitucional de la LIX Legislatura del honorable Congreso del Estado de Chihuahua.

Sin más por el momento, reitero a usted las seguridades de nuestra atenta y distinguida consideración.

Atentamente.

Sufragio Efectivo. No Reelección.

Chihuahua, Chihuahua, a 30 de septiembre de 1999.- El presidente de la diputación Permanente del honorable Congreso del Estado, José Bernardo Ruiz Ceballos.»

«Escudo.- Congreso del Estado.- LIX Legislatura.- Chihuahua.

Ciudadano Presidente de la Cámara de Diputados.- México, D.F.

Por este conducto me permito comunicarle que en sesión celebrada el 29 de septiembre del presente año, se eligió la mesa directiva que presidirá los trabajos del primer periodo de sesiones ordinarias, dentro del segundo año de ejercicio constitucional de la LIX Legislatura del honorable Congreso del Estado de Chihuahua, que fungirá durante los meses de octubre, noviembre y diciembre de 1999, la cual quedó integrada de la siguiente forma:

Diputados: Israel Beltrán Montes, presidente; Isela Torres Hernández, Rafael Torres Enríquez, vicepresidentes; Héctor Armando Arreola Arreola, Tomás A. Herrera Alvarez, se cretarios; Ignacio Duarte Murillo e Hirám Apolo Contreras Herrera, prosecretarios.

Sin más por el momento, reiteramos a usted las seguridades de nuestra atenta y distinguida consideración.

Atentamente.

Sufragio Efectivo. No Reelección.

Chihuahua, Chihuahua, a 1o. de octubre de 1999. El presidente del honorable Congreso del Estado, Israel Beltrán Montes.»

De enterado.

ESTADO DE MORELOS

La secretaria Maria Guadalupe Sánchez
Martínez:

«Escudo.- Poder Legislativo.- XLVII Legislatura.

Ciudadanos secretarios de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión.- Presentes.

En cumplimiento a lo dispuesto por el artículo 6o. de la Ley Orgánica del honorable Congreso del Estado de Morelos, tenemos el honor de informar a ustedes, que en sesión de esta fecha, el honorable Congreso del Estado, llevó a cabo la clausura de los trabajos correspondientes al primer periodo de sesiones extraordinarias del primer periodo ordinario del tercer año de ejercicio constitucional de esta honorable XLVII Legislatura del Estado de Morelos.

Reitero a ustedes la seguridad de mi atenta y distinguida consideración.

Atentamente.

Sufragio Efectivo. No Reelección.

Cuernavaca, Morelos, a 2 de octubre de 1999.- Oficial mayor del honorable Congreso del Estado de Morelos, Antolín Escobar Cervantes.»

De enterado.

COMISIONES DE TRABAJO

La secretaria Maria Guadalupe Sánchez
Martínez:

«Escudo Nacional de los Estados Unidos Mexicanos.- Cámara de Diputados.- LVII Legislatura.- Junta de Coordinación Política.

Diputado Francisco José Paoli y Bolio, presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados.- Presente.

Adjunto al presente, oficio........................... GPPRD/VG/166/99, de fecha 26 de octubre de 1999, firmado por el diputado José de Jesús Martín del Campo Castañeda, vicecoordinador del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, donde solicita el siguiente cambio en la Comisión de Agricultura.

Que la diputada Susana Esquivel Farías sustituya al diputado Luis Meneses Murillo.

1380, 1381 y 1382

Sin otro particular, quedo de usted.

Atentamente.

Palacio Legislativo, México, D.F., a 27 de octubre de 1999.- Enrique León Martínez, secretario técnico.»

«Escudo Nacional de los Estados Unidos Mexicanos.- Cámara de Diputados.- LVII Legislatura.

Ciudadano Arturo Núñez Jiménez, presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados.- Presente.

Con fundamento en el artículo 34 inciso c de la Ley Orgánica del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, le solicito gire sus apreciables instrucciones a fin de realizar el siguiente cambio en la Comisión de Agricultura.

La diputada Susana Esquivel Farías sustituye al diputado Luis Meneses Murillo.

Atentamente.

Palacio Legislativo, a 26 de octubre de 1999.- Diputado federal José de Jesús Martín del Campo Castañeda, vicecoordinador general.»

De enterado.

«Escudo Nacional de los Estados Unidos Mexicanos.- Cámara de Diputados.- LVII Legislatura.- Junta de Coordinación Política.

Diputado Francisco José Paoli y Bolio, presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados.- Presente.

Adjunto al presente, oficio de fecha 26 de octubre de 1999, firmado por el diputado Marco Antonio Adame Castillo, subcoordinador de enlace con la Junta de Coordinación Política del grupo parlamentario del Partido Acción Nacional, donde solicita se comunique al pleno la salida del diputado Raúl Monjarás Hernández, del Comité de Comunicación Social.

Lo anterior, para los efectos conducentes.

Sin otro particular, quedo de usted.

Atentamente.

Palacio Legislativo, México, D.F., a 27 de octubre de 1999.- Enrique León Martínez, secretario técnico.»

«Escudo Nacional de los Estados Unidos Mexicanos.- Cámara de Diputados.- LVII Legislatura.

Diputado Arturo Núñez Jiménez, presidente de la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados.- Presente.

Con fundamento en el párrafo segundo del artículo 44 de la Ley Orgánica del Congreso General, le solicito comunicar al pleno de esta Cámara de Diputados la salida del diputado Raúl Monjarás Hernández, del Comité de Comunicación Social.

Sin más por el momento, quedo a sus apreciables órdenes.

Atentamente.

México, D.F., a 26 de octubre de 1999.- Diputado Marco A. Adame Castillo, subcoordinación de enlace con la Junta de Coordinación Política, grupo parlamentario del Partido Acción Nacional.»

De enterado.

ESTADO DE QUINTANA ROO

El Presidente:

Tiene la palabra el diputado Vicente de la Cruz Santiago, a nombre de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente, para dar lectura al informe de la resolución de la denuncia presentada el 12 de octubre de 1997, por diputados integrantes del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México en contra de quien o quienes resulten responsables, respecto a la aprobación del proyecto de muelle de cruceros turísticos en Cozumel, Quintana Roo.

El diputado Vicente de la Cruz Santiago:

Con su venia, señor Presidente; honorable Asamblea:

A la Comisión de Ecología y Medio Ambiente le fue turnada para su atención y resolución la denuncia presentada ante este pleno por diputados del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, en la sesión ordinaria del día 12 de noviembre de 1997, respecto a la presunta comisión de violaciones a la legislación ambiental mexicana por parte de autoridades federales durante el proceso de aprobación de la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos, hoy denominado Puerta Maya antes playa Paraíso, en la isla de Cozumel, en el Estado de Quintana Roo.

En la denuncia se afirmó que la autorización ambiental de esta obra era improcedente, que su otorgamiento fue irregular y que se provocó daños a los arrecifes de coral ubicados en este entorno.

Con base en tales afirmaciones los diputados denunciantes solicitaron que la Comisión de Ecología y Medio Ambiente requiriera a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, al Instituto Nacional de Ecología y a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, así como a las demás dependencias del Ejecutivo Federal que resultaren competentes, toda la información necesaria ante esta soberanía a fin de determinar la presunta responsabilidad legal de los servidores públicos involucrados en la aprobación de dicho muelle.

Por acuerdo de la comisión la denuncia in comento fue turnada a la subcomisión de biodiversidad, ecosistemas y áreas naturales protegidas, para su atención y resolución. Para tal efecto, los diputados que la integramos realizamos diversas reuniones de trabajo con funcionarios de la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, del Instituto Nacional de Ecología y de la Procuraduría General de Protección al Ambiente, del Gobierno Federal.

Asimismo realizamos una gira de trabajo al Estado de Quintana Roo, del 9 al 13 de marzo de 1999, para entrevistarnos con los funcionarios del gobierno del Estado, con los presidentes municipales de Cozumel, Benito Juárez e Isla Mujeres, así como con los concesionarios del muelle, con empresarios de diversos sectores, con organizaciones ambientalistas locales y con especialistas en el tema. Debe reconocerse, por cierto, que contamos con una amplia cooperación por parte de todos ellos.

Del análisis de la información documental recabada, merecen destacarse las siguientes consideraciones:

La resolución que es objeto de la denuncia in comento, corresponde a la autorización de la manifestación de impacto ambiental en su modalidad general, que en el año de 1990 otorgó la Dirección General de Normatividad y Regulación Ecológica de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología, conforme al artículo 28 de la Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente y al artículo 5o. de su reglamento, misma que fue presentada por la empresa que obtuvo la concesión por parte de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes para efectos de la construcción y operación del muelle referido.

La obra contó con el apoyo del gobierno constitucional del Estado de Quintana Roo, de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y de la Secretaría de Turismo del Gobierno Federal. Su pertinencia y viabilidad estuvieron justificadas.

En el informe detallado que por escrito se presenta a esta soberanía y de la cual hago un resumen, se describen las especificaciones físicas y técnicas de la obra, los impactos ambientales previstos, así como los criterios, los estudios y los resultados en los que se fundamentó la autorización correspondiente.

Conforme a los mismos, el muelle se construyó en el sitio más conveniente de entre las posibilidades que permitía el entorno y se adoptaron las medidas de prevención, mitigación y control adecuadas para impedir un impacto significativo grave al sistema marino de la zona.

Para los efectos del análisis de la denuncia resultó decisivo constatar que las autoridades ambientales enriquecieron su criterio técnico tomando en cuenta opiniones externas e independientes, basadas en estudios científicos de prestigiados especialistas e instituciones de investigación científica en este campo. Por ello, la subcomisión concedió credibilidad a dichos informes técnicos.

Por lo que se refiere a la petición presentada por organizaciones civiles ambientalistas mexicanas, para que en el marco del acuerdo para la cooperación ambiental de América del Norte, el organismo de cooperación multilateral correspondiente interviniera ante presuntas violaciones a la legislación ambiental mexicana, conviene destacar que la subcomisión revisó toda la información disponible y se advirtió que la desestimación de ese recurso se justificó en su oportunidad.

Por otra parte, la gira de trabajo que realizamos los diputados de la subcomisión del Estado de Quintana Roo representó un referente de calidad para el análisis de los asuntos planteados en la denuncia. Pudimos observar directamente las instalaciones terrestres del muelle, la estructura de los cimientos y el contorno marino del mismo, así como parcialmente el arrecife coralino de la zona.

Con todos los elementos de información y análisis y deliberación dispuestos, la Comisión de Ecología y Medio Ambiente concluyó:

Primero. No se encontraron elementos jurídicos ni técnicos que pudieran haber impedido la construcción y operación del muelle concesionado de playa Paraíso hoy Puerta Maya, ubicado en la isla de Cozumel, municipio del mismo nombre del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo.

Conforme a la Ley General de Equilibrio Ecológico y Protección al Ambiente, la autoridad federal ambiental estaba facultada para determinar las limitaciones de los usos de aprovechamiento social y nacionalmente necesarios dentro de las áreas naturales protegidas, así como para modificar, en su caso, los usos del suelo permitidos en la misma.

Los decretos de declaratoria de zona de refugio para la protección de la flora y fauna marinas de la costa occidental de la isla de Cozumel, Quintana Roo, promulgado en el año de 1980 y de declaratoria de usos, destinos y reservas del municipio de Cozumel, Quintana Roo, promulgada en el año de 1987, no fueron infringidos en ninguno de sus términos, ya que, por una parte la instalación del muelle de cruceros playa Paraíso se realizó fuera del área natural protegida y, por la otra, la actividad implicada por la operación del muelle no está considerada como prohibida.

Segundo. No se encontraron pruebas de que las autoridades ambientales federales hayan cometido violaciones a la legislación ambiental vigente o incurrido en irregularidades, por lo que se refiere al procedimiento de autorización de la manifestación de impacto ambiental, modalidad general, información complementaria y condiciones impuestas para la construcción y operación del muelle referido.

Por el contrario, hay evidencias de que el Gobierno Federal ha tomado medidas de mayor alcance a las exigencias, entre las que destaca la declaratoria de Parque Marino Nacional Arrecifes de Cozumel, emitida por el Ejecutivo Federal el 5 de junio de 1996, por lo que dicha área adquiere el estatuto de "area natural protegida".

Tercero. En consecuencia, no es procedente que esta comisión legislativa requiera la comparecencia de los titulares de la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, del Instituto Nacional de Ecología, de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y de otras dependencias del Ejecutivo Federal competentes, ya que no se encontraron evidencias de actos u omisiones en que hayan incurrido funcionarios públicos en esos cargos que pudieran constituir irregularidades o violaciones a las leyes federales en materia ambiental, derivadas del otorgamiento de la autorización ambiental referida.

Los diputados que integramos la subcomisión plural compartimos la convicción de que el interés que motivó la denuncia fue pugnar por el estricto cumplimiento de la legislación ambiental. Por ello, no obstante las anteriores resoluciones, hacemos propicia la ocasión para hacer las siguientes recomendaciones:

Primera. Que por conducto del presente, informe a esta honorable Asamblea de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados, la Comisión de Ecología y Medio Ambiente solicita a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, a la Secretaría de Marina, a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, al gobierno constitucional del Estado de Quintana Roo y al gobierno municipal de Cozumel, que contribuyan a fortalecer desde el ámbito de sus respectivas competencias, con la oportunidad, el rigor técnico y la eficacia que se requiere, la vigilancia de las acciones de conservación y protección de los ecosistemas terrestres y marinos, particularmente del área natural protegida que incluye al arrecife Paraíso y a la zona de influencia.

Segunda. La Comisión de Ecología y Medio Ambiente hace un exhorto a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca para que se adopten las medidas necesarias, a fin de proteger a todos los arrecifes coralinos del país mediante la aplicación de los instrumentos jurídicos reglamentarios más estrictos de que se dispone en materia de preservación y conservación de los recursos naturales, con el propósito de proteger estos valiosos ecosistemas fundamentales para conservar los equilibrios ecológicos y la biodiversidad marina que albergan, patrimonio invaluable de todos los mexicanos.

1383, 1384 y 1385

Tercera. La Comisión de Ecología y Medio Ambiente solicita respetuosamente al Ejecutivo Federal que en el ámbito de sus atribuciones considere la conveniencia de realizar una evaluación cuidadosa de la reglamentación administrativa, particularmente por lo que corresponde a la regulación de los proyectos de infraestructura y equipamiento, de desarrollo industrial, comercial, turístico y mobiliario en el territorio nacional, a fin de proveer los elementos y propiciar las condiciones para que la valoración del impacto ambiental implicada se convierta en el primer eslabón de la cadena de toma de decisiones en torno a la viabilidad y conveniencia de su ejecución. Esto contribuiría a que los sectores privado y social concurrieran en mejores términos ante la autoridad para cumplimentar la legislación aplicable.

Está a disposición de los diputados denunciantes y de los diputados interesados, el expediente elaborado por la Comisión de Ecología y Medio Ambiente de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados, misma que obra en los archivos oficiales, el cual contiene toda la información que se sustenta la presente resolución para su consulta y efectos legales.

Firman el presente informe los diputados integrantes de la subcomisión de Biodiversidad, Ecosistemas y Areas Naturales Protegidas de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente de esta legislatura: María Elena Cruz Muñoz, Francisco González Vera, Porfirio Durán Reveles, del PAN; Baldemar Dzul Noh, del PT; Miguel Angel Solares Chávez, del PRD; Irma Chedraui Obeso, Francisco Javier Gil Castañeda y el de la voz Vicente de la Cruz, del PRI.

Es cuanto, señor Presidente.

«Informe de la resolución de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente respecto a la denuncia presentada por el PVEM ante el pleno de la Cámara referente a la presunta violación de la normatividad ambiental, por la autorización para que la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos Puerta Maya, antes playa Paraíso, en la isla de Cozumel, Quintana Roo.

1. Antecedentes

En sesión ordinaria del día 12 de noviembre de 1997, en el marco del primer periodo de sesiones ordinarias del primer año de ejercicio de la LVII Legislatura, la diputada Verónica Velasco Rodríguez integrante del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), presentó una denuncia ante el pleno de la Cámara de Diputados, suscrita también por los diputados Aurora Bazán López y Miguel Angel Garza Vázquez, de ese mismo grupo parlamentario.

Conforme al artículo vigesimocuarto del Acuerdo Parlamentario Relativo a las Sesiones, Integración del Orden Día, los Debates y las Votaciones de la Cámara de Diputados, el Presidente de la mesa directiva permitió la réplica de dos diputados sobre el tema de la denuncia, al cabo de la cual determinó el turno de la denuncia a la Comisión de Ecología y Medio Ambiente, para su atención correspondiente.

El tema de la denuncia es la comisión de supuestas irregularidades y violaciones a la legislación ambiental mexicana, por parte de autoridades federales, durante el proceso de aprobación de la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos playa Paraíso en la isla de Cozumel, Quintana Roo, así como la comisión de daños ambientales al ecosistema de la isla, derivados de las mismas.

En su intervención, la diputada Verónica Velasco Rodríguez afirmó que el proyecto del muelle citado ha estado, desde 1990 a la fecha, repleto de contradicciones e irregularidades y que ha sido motivo de varias manifestaciones de desacuerdo, por atentar contra los arrecifes de corales de la zona. Sostuvo que las autoridades ambientales federales que otorgaron la autorización para la construcción del muelle cometieron violaciones a la legislación ambiental, por ese hecho.

Otras afirmaciones hechas en la denuncia son:

Que el Gobierno Federal tomó decisiones irresponsables al aceptar el proyecto de construcción del muelle mencionado, su recinto portuario y las instalaciones turísticas para su operación (lo que incluye, según su dicho, hotel de lujo, gimnasio internacional, club de golf, casa club, centros comerciales y bares), lo que propició el deterioro de los arrecifes de corales ubicados en playa Paraíso.

Que tal autorización no debió proceder, toda vez que, desde su punto de vista, los decretos de declaratoria de zona de refugio para la protección de la flora y la fauna marina de la zona occidental de la isla de Cozumel (Diario Oficial de la Federación del 11 de junio de 1980) y de declaratoria de usos, destinos y reservas del municipio de Cozumel, Quintana Roo (Gaceta oficial del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo, del 9 de marzo de 1987), expedidos por las autoridades Federal y local respectivamente, impedían la construcción de una obra de ese tipo en el lugar en el que se instaló.

Que las autoridades ambientales contravinieron lo dispuesto por los artículos 44 y 62 de la Ley General de Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente (LGEEPA).

Que el Instituto Nacional de Ecología (INE), en 1995, rechazó categóricamente la solicitud efectuada por el gobierno de Quintana Roo, de reconsiderar la autorización respecto al lugar propuesto originalmente por el Consorcio de Desarrollo y Promociones Inmobiliarias, empresa que obtuvo la concesión para construir y operar el muelle, bajo el argumento de que no existían causas relevantes de impacto ambiental que así lo justificaran.

Que la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca (Semarnap) reconoció que existía la posibilidad de afectar el área, si bien ésta fue reducida a no más del 3% del conjunto (650 metros cuadrados), en virtud de la reubicación del sitio de instalación del muelle.

Que las organizaciones ciudadanas ambientalistas denominadas "Centro Mexicano del Derecho Ambiental, AC", "Grupo de los Cien Internacional, AC" y "Comité para la Defensa de los Recursos Naturales AC", interpusieron un recurso de inconformidad ante la autoridad ambiental federal por la aprobación de la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos playa Paraíso en la isla de Cozumel, Quintana Roo, la que resolvió desecharlo por no estar debidamente fundado y motivado, de lo que concluyeron que el alcance de la legislación ambiental resultaba insuficiente para dar cauce a su denuncia ciudadana. En tal virtud, dichas asociaciones recurrieron a la Comisión de Cooperación Ambiental (CCA), organismo ante el cual presentaron el 18 de enero de 1996, una petición de intervención, en los términos de los artículos 14 y 15 del Acuerdo para la Cooperación Ambiental de América del Norte (ACAAN); petición que fue aceptada y dictaminada por dicho organismo, el que resolvió su procedencia y acordó la apertura del expediente de hechos número 96-001, así como su difusión pública.

Que los decretos mediante los cuales algunas zonas se han convertido en áreas naturales protegidas no han producido los resultados favorables que se esperaban. La mayoría de dichas áreas se encuentran, en su opinión, dispersas y marginadas; sufren una terrible subestimación al ser sobrexplotadas, teniendo como consecuencia un gran deterioro.

Que la aprobación irresponsable de proyectos empresariales en gran escala en las áreas naturales protegidas, sin apegarse a la legislación ambiental de nuestro país, constituye un atentado contra nuestro patrimonio natural, mismo que no debe ser pasado por alto por esta Cámara de Diputados, sin sentar un firme precedente, en el sentido de que tales actos no serán permitidos en el futuro y de que los responsables serán sancionados de conformidad con las disposiciones legales aplicables, ya que tales actos bien pueden ser ubicados en las hipótesis contempladas por los artículos 108 y 109 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Con base en tales afirmaciones, los diputados denunciantes solicitaron que esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente requiriera a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, al Instituto Nacional de Ecología y a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, así como a las demás dependencias del Ejecutivo Federal que resultaren competentes, toda la información necesaria para determinar la responsabilidad legal de los servidores públicos involucrados en la aprobación del proyecto para la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos en Cozumel, Quintana Roo.

Los citados legisladores pidieron también que esta comisión solicitara la comparecencia de los titulares de las dependencias del Ejecutivo Federal aludidas y de las que pudieran resultar responsables de la indebida aprobación otorgada por el Instituto Nacional de Ecología, para la construcción y operación del citado proyecto.

Finalmente, los diputados denunciantes solicitaron que, con fundamento en los artículos 108 y 114 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, esta comisión legislativa pidiera la comparecencia del ciudadano Gabriel Quadri de la Torre, titular del Instituto Nacional de Ecología durante el periodo entre diciembre de 1994 y agosto de 1997, a efecto de determinar su posible responsabilidad en la indebida aprobación otorgada por dicha dependencia, para la construcción y operación del citado proyecto.

2. Acciones de esta comisión para atender la denuncia turnada

Una vez recibida la denuncia, la junta directiva de esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados acordó requerir por escrito a las autoridades ambientales federales la información disponible que permitiera analizar los asuntos contenidos en la denuncia en comento.

Posteriormente, por acuerdo de esta comisión, la denuncia en comento fue turnada a la subcomisión de biodiversidad, ecosistemas y áreas naturales protegidas para su atención y resolución.

En tal virtud, los diputados que integramos la subcomisión solicitamos a la autoridad federal ambiental correspondiente, por conducto de la junta directiva de la comisión, toda la información disponible concerniente al tema de la denuncia, a fin de contar con elementos documentales para fundamentar nuestro juicio en el análisis del caso.

Para cumplimentar el requerimiento de manera expedita y a invitación nuestra, la maestra en ciencias Julia Carabias Lilo, secretaria de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca del Gobierno Federal, dispuso que funcionarios de la propia Secretaría, del Instituto Nacional de Ecología y de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente acudieran al Palacio Legislativo, para llevar a cabo una reunión de trabajo a fin de responder a las preguntas, cuestionamientos e inquietudes de los diputados que integramos la subcomisión sobre el tema de la denuncia. La reunión tuvo lugar el día 8 de marzo de 1999.

Los diputados de la subcomisión acordamos, adicionalmente, realizar una gira de trabajo al Estado de Quintana Roo, para revisar la problemática ambiental y específicamente la situación que guarda el muelle de cruceros turísticos playa Paraíso de Cozumel, Quintana Roo. La gira de trabajo se realizó del 9 al 13 de marzo de 1999.

Durante la gira de trabajo, realizamos varias entrevistas con autoridades locales de la Semarnap y de la Profepa, con las autoridades del gobierno del Estado, así como con especialistas en la materia, en las que se analizó el tema del muelle de cruceros turísticos denominado "Puerta Maya", antes "playa Paraíso", y se recabaron sus opiniones y puntos de vista al respecto. Por otra parte, nos entrevistamos con el ingeniero Joaquín Aces Calvo, propietario de la concesión del muelle.

Para efecto de complementar la información documental recabada y la obtenida mediante observación directa en campo durante la gira de trabajo, realizamos una nueva reunión de trabajo con el licenciado Enrique Provencio, presidente del Instituto Nacional de Ecología, con el ingeniero Pedro Alvarez Icaza, director general de Ordenamiento Ecológico e Impacto Ambiental y con el licenciado Víctor Ramírez Navarro subprocurador de Recursos Naturales de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, quienes acudieron al Palacio Legislativo el día 11 de mayo de 1999. En esta reunión pudimos requerir información adicional e intercambiar puntos de vista con los funcionarios federales, quienes respondieron en detalle a todas nuestras preguntas e inquietudes.

3. Resumen de la información documental recabada para el análisis de la denuncia

3.1. Consideraciones generales

La concesión para la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos, ubicado en playa Paraíso en la isla de Cozumel en el Estado de Quintana Roo fue otorgada por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en julio de 1993, mediante licitación pública. La obra contó con el apoyo del gobierno constitucional del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo y de la Secretaría de Turismo del Gobierno Federal.

1386, 1387 y 1388

La resolución aludida en la denuncia en comento, corresponde a la autorización de la manifestación de impacto ambiental en su modalidad general, que con fecha 19 de diciembre de 1990 otorgó el doctor Sergio Estrada Orihuela, director general de normatividad y regulación ecológica de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología, conforme al artículo 28 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente (LGEEPA) y al artículo 5o. de su reglamento, presentada por el señor Joaquín Aces Calvo, presidente del consejo de administración de la empresa Consorcio de Desarrollos y Promociones Inmobiliarias "H" S.A. de C.V., que obtuvo la concesión por parte de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, mediante licitación pública, para efectos de la construcción y operación del proyecto denominado muelle de cruceros turísticos en Cozumel, Quintana Roo, ubicado a 300 metros del área de servicios del único muelle turístico existente.

El sitio autorizado para la instalación del muelle, a 350 metros al sur del muelle turístico existente, fue elegido en virtud de la inexistencia de desarrollo arrecifal, un fondo marino con baja densidad biológica y la distancia suficiente respecto al arrecife Paraíso Sur, que constituye un área natural protegida.

La autorización impuso la obligación al concesionario, de cumplir las 64 condiciones que en la misma se establecen; de ellas, 18 se referían a los aspectos constructivos; 15 a la protección y conservación de las especies marinas; 13 a la operación; 12 a aspectos de naturaleza jurídica y administrativa; cuatro al manejo de residuos, uno de aplicación general y uno respecto a la localización del muelle.

La primera condicionante que se impuso al proyecto fue la reubicación del sitio originalmente previsto para la instalación del muelle, tanto por la empresa concesionaria como por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, mismo que fue recorrido 50 metros al norte, debido a que la autoridad ambiental consideró que de esa manera se evitaría afectar una parte del arrecife Paraíso, lo que llevó a las autoridades federales a decidir la ubicación del muelle en el sitio donde actualmente se encuentra.

De esa manera, como lo certifica el plano oficial validado por la autoridad ambiental y por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, la posición definitiva del muelle se estableció 50 metros al norte, 350 metros al sur del muelle fiscal y 300 metros al norte del arrecife Paraíso Sur propiamente dicho, con la orientación señalada en la condicionante séptima de la resolución.

De las especificaciones técnicas se desprende que las áreas de atraque quedaron sobre un fondo marino constituido por terrazas arenosas de baja densidad biológica y escalones sin desarrollo arrecifal, lo cual consta en un video submarino realizado con el propósito de contar con evidencia documental de la ubicación precisa del muelle.

Cabe señalar que el gobierno del Estado de Quintana Roo, solicitó a la autoridad ambiental federal, atendiendo a la demanda de organizaciones ambientalistas locales que se alude en la denuncia en comento, que reconsiderará la determinación de reubicar el sitio de instalación del proyecto de muelle contenida en la autorización, de manera que éste quedara en el sitio originalmente previsto.

La autoridad ambiental federal informó en dos diferentes ocasiones, por conducto del titular del Instituto Nacional de Ecología, primero el 16 de noviembre de 1994 al gobernador constitucional del Estado de Quintana Roo y más tarde, el día 23 de febrero de 1995, al Secretario de Medio Ambiente y Ordenamiento Territorial del mismo gobierno, que con base en la revisión técnica y científica de los estudios aportados por las autoridades estatales para justificar la reconsideración de la autorización del proyecto del muelle en la ubicación determinada, dicha solicitud resultó improcedente ya que no existía fundamento técnico que sostuviera que la construcción y operación del muelle de cruceros dañaría el arrecife Paraíso Sur, comprometiendo su permanencia y las actividades subacuáticas que ahí se realizan.

En opinión de la autoridad ambiental federal, la solicitud hecha por la autoridad estatal carecía de "argumentos que demostraran fehacientemente la existencia de causas supervinientes de impacto ambiental no previstas durante el procedimiento de evaluación del proyecto, como indicaba el artículo 23 del Reglamento de la LGEEPA en materia de impacto ambiental", por lo cual se concluía que no existían fundamentos técnicos ni jurídicos para promover la reconsideración a la resolución emitida el 19 de diciembre de 1990.

A mayor abundamiento, la autoridad ambiental federal comunicó a las autoridades estatales que con el propósito de realizar una evaluación objetiva de los estudios técnicos que éstas ofrecieron, según los cuales se preveía una eventual afectación de arrecifes en el sitio autorizado, fueron consultados tres diferentes expertos independientes, con probado prestigio y reconocimiento en el campo científico de la investigación ambiental marina, quienes concluyeron que, "la probabilidad de afectación por los sedimentos suspendidos sobre el arrecife Paraíso Sur propiamente dicho, localizado a más de 300 metros de la obra y salvaguardado por el flujo dominante de la corriente hacia el norte, es prácticamente nula".

El principal factor de impacto ambiental se refería a la afectación de la comunidad arrecifal por la generación de materiales finos en suspensión como consecuencia de la construcción de la obra. Una de las condiciones del proyecto fue la instalación de mallas perimetrales en las áreas de trabajo a fin de evitar la sedimentación de partículas suspendidas, como principal medida de mitigación.

Se consideró, además, la ventaja de que las corrientes dominantes de las aguas marinas de la zona tienen un sentido norte, lo que aminora aún más los posibles efectos adversos para el ecosistema local.

Otra de las condicionantes más importantes obligó a la empresa concesionaria a realizar, previo al inicio del proyecto, un programa de rescate de especies en el área marina de interés, así como un estudio continuo de monitoreo ambiental en la zona arrecifal, durante cinco años a partir del inicio de las obras de construcción. Ambos programas fueron diseñados y ejecutados con rigor científico por la unidad Mérida, Yucatán, del Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional.

Por otra parte, en la denuncia que se analiza se argumenta que las disposiciones legales que las autoridades ambientales federales infringieron, por el acto de conceder la autorización ambiental para la construcción y operación del muelle multicitado, fueron dos decretos de declaratoria, uno federal y otro estatal, mismos que a continuación se refieren:

Por lo que corresponde al alcance del decreto emitido por el Ejecutivo Federal, publicado el 18 de mayo de 1980 en el Diario Oficial de la Federación, por el que se declara zona de refugio para la protección de la flora y fauna marinas de la costa occidental de la isla de Cozumel, Quintana Roo, éste establece la protección de la zona de 32 kilómetros comprendida desde el muelle fiscal hasta el vértice sur denominado Punta Celarain, mediante la prohibición de la pesca comercial a grande o corta escala, la pesca deportiva submarina o cualquier otra colecta de flora y fauna marinas que no tengan propósitos de investigación científica. Si bien el muelle de cruceros turísticos playa Paraíso construido y operado por la empresa Consorcio de Desarrollos y Promociones "H", S.A., de C.V., se encuentra dentro de esta zona, no obstante, el decreto no establece ninguna prohibición para el tipo de actividad al que está destinado, de lo que se puede concluir que no fueron infringidos sus preceptos.

Por lo que toca al decreto emitido por el gobierno constitucional del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo, publicado en el periódico oficial del Estado el 9 de marzo de 1987, por el que se declaran los usos, destinos y reservas del municipio de Cozumel, Quintana Roo, éste establece en el uso con numeral 14 "Destino Conservación Ecológica: Reserva Ecológica Marina: Zona Núcleo" que en su parte insular abarca arrecifes coralinos de la isla, ecosistemas frágiles cuyo tiempo de recuperación a los impactos es muy largo; se consideran reservas ecológicas, de uso restringido y se limitan a la isobata de 100 metros.

En este caso, los usos prohibidos son la pesca de cualquier tipo, principalmente la pesca de arpón; el anclaje de cualquier tipo de embarcación en los macizos coralinos; achicar sentinas y lavar depósitos de embarcaciones; los dragados y rellenos y arrojar desechos de cualquier tipo. Asimismo, se establece como uso, condicionado el buceo autónomo y libre en áreas restringidas. Estas áreas quedaron sujetas al reglamento interno de la reserva ecológica de los arrecifes de Cozumel de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología, que se hizo extensivo a toda el área delimitada y a las disposiciones de la declaratoria.

De lo anterior, se concluyó que tampoco en este caso hubo infracción de los preceptos de esta disposición legal ni se contravino ninguna de sus prescripciones con motivo de la construcción y operación del muelle cruceros turísticos playa Paraíso de la isla de Cozumel, Quintana Roo.

Las obras se iniciaron en octubre de 1994; en su primera etapa comprendieron trabajos de limpieza y chapeo del terreno vendido por el gobierno del Estado de Quintana Roo a la empresa concesionaria para ser destinada a las instalaciones terrestres del muelle. La dirección de obras públicas del gobierno del Estado otorgó la autorización correspondiente para su ejecución. A principios de 1995, la Semarnap realizó una evaluación de estas obras para efecto de vigilar el cumplimiento de la condicionante que estableció que los trabajos de preparación de pilotes de concreto armado y otros materiales constructivos debían realizarse en tierra, con el objeto de no afectar el medio marino.

Diversos factores influyeron en la evidente dilación que registró el proceso de otorgamiento de la concesión, la autorización ambiental y la autorización del inicio de las obras de construcción del muelle, tanto marítimas como terrestres. Interesa para efectos de este análisis sólo destacar algunas.

La reubicación física del sitio originalmente propuesto para la instalación del muelle hacia otro sitio en el mismo litoral de la isla, con el propósito de seleccionar la que resultó ser la menos lesiva para el ecosistema marino, tal como se ha indicado.

La tardanza de la autoridad para ratificarle la concesión obtenida mediante la licitación pública correspondiente.

Las dificultades técnicas para cumplir, con la rigurosidad exigida, las disposiciones que las autoridades ambientales impusieron al concesionario, particularmente los estudios técnicos de monitoreo y evaluación de las condiciones y circunstancias del ecosistema marino.

Cabe señalar que el concesionario debió solicitar en varias ocasiones la prórroga de la autorización de la manifestación de impacto ambiental, argumentado en su derecho que la misma mantenía su validez y así lo reconoció la autoridad, en virtud de que, cómo lo establece la ley, las condiciones y circunstancias del ecosistema no habían variado significativamente.

Asimismo, el concesionario debió cumplir con 16 consideraciones técnicas adicionales que le impuso el Instituto Nacional de Ecología en 1994, lo que implicó un total de 80 condicionantes para la construcción y operación del muelle.

Por lo que se refiere a las instalaciones portuarias en tierra que fueron autorizadas, merece señalarse que el 20 de diciembre de 1996, la dirección general de ordenamiento ecológico e impacto ambiental de la Semarnap autorizó, conforme al segundo párrafo de la condición primera del título de concesión, las consistentes en recinto portuario (edificio terminal para pasajeros); espacios abiertos (acceso a la terminal al muelle) y estacionamiento (vialidad de acceso al público), sujetando dichas obras a seis términos y 17 condicionantes.

Conviene referir, en ese sentido, que el concesionario manifestó a las autoridades, en febrero de 1997, estar en condiciones de donar a favor del gobierno del Estado de Quintana Roo una fracción del terreno que había adquirido del propio gobierno en 1994, a fin de cumplir con la condición primera del título de concesión.

El 25 de octubre de 1997, la dirección general de ordenamiento ecológico e impacto ambiental notificó al concesionario que había incumplido la presentación de informes semestrales del programa de monitoreo ambiental.

De todo lo anterior, se puede concluir que si bien se advierte que el proceso de tramitación y autorización de la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos playa Paraíso en la isla de Cozumel, Quintana Roo ha sido complejo y dilatado, como lo exhibe la revisión documental del mismo, no se pueden establecer premisas para concluir que dicho proceso haya experimentado irregularidades ni que se haya violado la legislación ambiental, tal como se afirma en la denuncia en comento.

1389,1390 y 1391

3.2. Justificación del proyecto de muelle de cruceros turísticos en Cozumel

Otra línea de análisis que consideramos fue la correspondencia entre la pertinencia de la obra y su viabilidad desde el punto de vista ambiental. La información revisada da cuenta de que el muelle respondió a la necesidad de encontrar una alternativa a la saturación operativa de atraque de los muelles fiscal y turístico, que resultaban insuficientes para desahogar la demanda de arribo de embarcaciones de gran calado a la isla, como consecuencia del crecimiento importante del mercado turístico de cruceros a ese destino, sobre todo en la última década, en virtud de la localización estratégica de la isla, misma que se ubica en la trayectoria de las grandes rutas de cruceros que viajan a la región del mar Caribe.

Estudios de mercado efectuados en la isla de Cozumel e información elaborada por las empresas navieras concluyeron que el flujo marítimo de cruceros para 1989 fue de alrededor de 440 embarcaciones con 450 mil visitantes.

Algunas estimaciones indican que para los siguientes 20 años se podría llegar hasta 900 arribos, un promedio de 100 mensuales, con más del doble de visitantes, en la temporada alta de turismo.

Debe reconocerse que el turismo es la principal actividad en el Estado de Quintana Roo, particularmente representa una industria dinámica en expansión que genera la mayor parte del producto, siendo una de las principales fuentes de divisas y de generación de empleo en la entidad y en la región.

3.3. Síntesis de la manifestación de impacto ambiental, modalidad general

De acuerdo con la información correspondiente, el muelle consiste en una plataforma de 160 metros de longitud, dos duques de atraque y dos duques de amarre, unidos por una pasarela para operación de 257.2 metros de longitud y 16 de ancho, soportada sobre elementos de concreto armado prefabricado, que permite el acceso a un muelle de 324 metros de longitud, con dos posiciones de atraque, con profundidades exteriores de 12 metros e interiores de 10 metros, que permiten recibir embarcaciones hasta de 320 metros en el parámetro exterior y de 260 en el interior. El muelle cuenta con servicios de agua potable, combustible, energía eléctrica, iluminación, teléfono, recolección de basura y sistema de protección contra incendios.

Para la ubicación del muelle se tomó en cuenta la configuración de la costa, la batimetría existente y de manera muy especial la presencia de arrecifes, por lo que se decidió ubicarlo al sur del único muelle de turismo entonces existente. La zona de operación es de 5.5 hectáreas de agua, que incluye la pasarela de acceso, muelle y zona de atraque y se utiliza la dársena de ciaboga del muelle turístico existente.

3.4. Impactos considerados en la manifestación

Los impactos previstos se concentraban en las comunidades arrecifales coralinas, durante la construcción del muelle, como resultado de las actividades de perforación (mecánica con explosivos) y dragado, las cuales causarían un incremento en la turbidez y sedimentación. Por lo tanto, la empresa concesionaria decidió eliminar dichas actividades.

Por otra parte, se consideró que el flujo de la corriente litoral constituía el factor ambiental acuático que se vería alterado, durante y posterior a la construcción del muelle, lo cual se minimizó mediante un sistema abierto soportado por pilas (muelle piloteado), que permitiera a las corrientes mantener su flujo normal.

Se advirtió que la terraza costera se vería afectada, aunque de manera puntual y temporal, tanto por el colocado de los cajones, como por el colado de la estructura horizontal, como resultado de los eventuales derrames de concreto.

El banco arenoso con algas calcáreas se afectaría por las actividades constructivas aunque en menor grado que el caso anterior, fundamentalmente por la relativa resistencia de estas algas al sedimento producido durante la colocación.

Se consideró también que el arrecife de la segunda terraza se vería afectado por la operación del muelle debido a la suspensión de arenas por la acción de las propelas de los cruceros, durante las maniobras realizadas en las inmediaciones del mismo. La afectación sobre las comunidades de esponjas y alcionarios se vislumbró en menor grado que para el arrecife; mientras que la comunidad de moluscos recibiría un impacto permanente en una franja localizada de 16 metros de ancho, considerado como de importancia mínima.

3.5. Información técnica complementaria

Además de la manifestación de impacto ambiental en su modalidad general, la autoridad ambiental requirió a la empresa concesionaria información complementaria consistente en la descripción de la situación predominante, localización, régimen hidrodinámico (muelle y con embarcaciones), flora y fauna y modificaciones al medio.

La empresa concesionaria presentó a la Dirección General de Normatividad y Recursos Naturales de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología un estudio ambiental marino de factibilidad; exploración inicial de las cavernas submarinas en el cenote Aerolito en Cozumel; un análisis descriptivo y una evaluación de impacto ambiental del arrecife Paraíso, así como un estudio de suministro de agua potable para la isla de Cozumel.

En los informes técnicos presentados se concluye, entre otros puntos, que:

La flora y fauna de la zona seleccionada para la implantación del muelle de cruceros, se encontraban pobremente representadas, a diferencia del área sur, en donde la estructura arrecifal estaba bien desarrollada.

El establecimiento del muelle provocaría un aumento en la velocidad de las corrientes dentro de un área de influencia muy delimitada, ya que dicha estructura se encontraría soportada por pilas, lo que permitiría el paso del agua entre ellas.

La influencia de las corrientes sobre las comunidades bióticas presentes en el área de estudio sería mínima debido a la pequeña magnitud de éstas y a lo limitado de la zona de perturbación.

No se preveía una puesta en suspensión de sedimentos, ya que la composición del fondo está constituido por gravas y arenas gruesas.
Finalmente, se recomendó que se efectuaran mediciones de corrientes en forma sistemática durante todo el periodo de construcción del muelle, con el fin de verificar que no afectara a la flora y fauna existentes.

3.6. Estudios externos de opinión técnica y científica sobre los impactos esperados por la construcción y operación del muelle de Cozumel

Para efectos del análisis de la denuncia, resultó decisivo constatar que las autoridades ambientales enriquecieron su criterio técnico a fin de tomar la decisión de aprobar la manifestación de impacto ambiental, del proyecto de construcción y operación del muelle de Cozumel, mediante la consideración de opiniones externas e independientes basadas en estudios científicos y técnicos de prestigiados especialistas marinos e instituciones de investigación científica en este campo. En efecto, las autoridades ambientales nos informaron haber tomado en cuenta los siguientes estudios, mismos que pusieron a nuestra disposición:

"Opinión técnica sobre el proyecto, construcción y operación de un muelle de cruceros en Cozumel", realizado en julio de 1994, por el maestro en ciencias Gustavo de la Cruz Agüero.

"Dictamen técnico sobre el proyecto, construcción y operación de un muelle de cruceros en Cozumel", realizado en julio de 1994 por el Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados (Cinvestav) del Instituto Politécnico Nacional, unidad Mérida.

"Opinión profesional acerca de los posibles efectos de la construcción y operación de un muelle turístico en los arrecifes coralinos de Cozumel", realizada en julio de 1994 por el doctor Eric Jordan Dahlgren:

"Habitat Survey and Environmental Asessment Paraiso Reef, Cozumel (preliminary draft report)", realizado en noviembre de 1994 por Alexander Ston, Project Reefkeeper.

"Descripción de una sección del arrecife Paraíso a 350.0 metros al sur del muelle internacional, realizado por los maestros en ciencias Mario Lara y Claudia Padilla.

"Opinión sobre la construcción de un muelle de atraque en Cozumel, Quintana Roo, México", realizado por el maestro en ciencias Mauricio Garduño Andrade.

"Reportes del Programa de Monitoreo Ambiental", elaborados por el Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional, unidad Mérida. El último reporte se presentó el 21 de noviembre de 1996.

Adicionalmente, el Instituto de Ciencias del Mar y Limnología de la Universidad Nacional Autónoma de México emitió una opinión técnica favorable sobre el desarrollo del muelle playa Paraíso en Cozumel.

El estudio del Cinvestav reconoció, particularmente, que la construcción del muelle era la única actividad humana en la zona de influencia del arrecife Paraíso, cuyos efectos ambientales estaban siendo rigurosamente controlados, lo que permitiría que ocurriera el menor disturbio posible al ambiente por la realización de las obras. En el estudio se hicieron importantes recomendaciones para la etapa de operación del muelle, mismas que han sido aplicadas.

Todos los estudios coincidieron en que no existía fundamento para sostener que el proyecto de construcción y operación del muelle de cruceros dañaría el arrecife Paraíso sur, comprometiendo su existencia y las actividades subacuáticas que ahí se realizaban y que dicho proyecto era ecológicamente factible, siempre y cuando se cumplieran con la máxima eficiencia y rigurosidad, las condicionantes y recomendaciones relevantes planteadas en los estudios y soportes técnicos del proyecto, mismos que fueron sometidos a revisión.

Dichos estudios concluyeron que las medidas de mitigación adoptadas fueron correctas y adecuadas para impedir un impacto significativo o grave al ecosistema marino de la zona. De hecho, los expertos recomendaron la aplicación de las mismas para el caso de cualquier desarrollo costero futuro en el país.

3.7. Petición de organizaciones ambientalistas ante la Comisión de Cooperación Ambiental de América del Norte

Acerca de la denuncia presentada por organizaciones ambientalistas ante esa instancia internacional, cuyo expediente es citado como elemento de prueba de la procedencia de la denuncia, según lo expresaron los diputados que la presentaron ante la Cámara de Diputados, conviene destacar las siguientes consideraciones.

El Gobierno de México consideró que la petición presentada por el Comité para la Protección de los Recursos Naturales AC, el Grupo de los Cien Internacional, AC y el Centro Mexicano de Derecho Ambiental, AC era improcedente ya que, conforme lo establecen los artículos 14 y 15 del acuerdo citado, los peticionarios:

a) No acreditaron fehacientemente la personalidad que ostentan;

b) No especificaron el daño que les fue ocasionado y

c) Omitieron agotar los recursos previstos en la legislación mexicana.

El Gobierno de México alegó la retroactividad en la aplicación del Acuerdo de Cooperación Ambiental de América del Norte (Acamn), ya que el acuerdo entró en vigor el 1o. de enero de 1994, mientras que los actos administrativos impugnados por dichas organizaciones civiles ocurrieron entre el 4 de septiembre de 1989 y el 22 de julio de 1993. Señaló además, en su oportunidad, que la petición rebasaba el ámbito de competencia del Acamn, en tanto la denuncia se refería a la violación de algunos ordenamientos que no regulaban centralmente la materia ambiental, tales como el formulario del trámite para desarrollar y presentar la manifestación de impacto ambiental; la declaratoria de usos, destinos y reservas del municipio de Cozumel, Quintana Roo y la Ley de Puertos.

En su respuesta al requerimiento de la Comisión de Cooperación Ambiental, el Gobierno de México hizo énfasis en que los argumentos de los peticionarios se basaban en apreciaciones propias respecto a la forma en que estimaban que debieron aplicarse los instrumentos de política ambiental, sin acreditar en ningún caso que la acción de las autoridades haya sido contraria a algún precepto legal o reglamentario específico.

Manifestó, también, que faltaba congruencia entre lo planteado en la petición y los objetivos que persigue el Acamn, ya que los peticionarios omitieron establecer la relación necesaria entre el supuesto daño ecológico a la flora y la fauna del arrecife paraíso y las también supuestas violaciones a la legislación ambiental. En su respuesta, el Gobierno de México refutó de manera extensa y puntual los argumentos de los peticionarios respecto a la supuesta omisión en la aplicación efectiva de la legislación ambiental.

1392, 1393 y 1394

A pesar de ello, la Comisión de Cooperación Ambiental de América del Norte desestimó la solicitud de la parte mexicana de desechar la petición hecha por las citadas organizaciones civiles, sin justificar por escrito esa determinación; el 24 de octubre de 1997, decidió elaborar un expediente de hechos y hacerlo público.

Este proceder fue calificado por la Semarnap como una irregularidad en la tramitación del asunto. Los argumentos en que basó esta afirmación fueron:

El Acamn no es un órgano constituido para revisar las legislaciones internas de los países miembros;

Se aplicó retroactivamente el Acamn.

Las acciones del secretariado de la comisión excedieron sus atribuciones, al sugerir la posibilidad de fiscalización, cuando la naturaleza del organismo es la de cooperación tripartita.

No se respetó el acuerdo de confidencialidad de los asuntos que se encuentran en las primeras etapas procesales, ya que el secretariado hizo pública, mediante boletín de prensa, su resolución de recomendar la elaboración de un expediente de hechos, al tiempo que la notificaba a la parte mexicana.

Adicionalmente, el Gobierno mexicano exhibió un conjunto de irregularidades en que incurrió el secretariado de la Comisión de Cooperación Ambiental en su actuación procedimental sobre el caso. Cabe mencionar que los artículos 14 y 15 del acuerdo, se abocan a identificar los hechos de las partes involucradas, pero no pueden y así fue asentado, señalar incumplimientos o responsables de alguna supuesta omisión en la aplicación efectiva de la ley, ya que no son el objeto de estos artículos. La responsabilidad final de ese organismo se constriñe a constatar los hechos de que conoce.

Los criterios para dar curso a una petición y solicitar una respuesta al gobierno involucrado son: cuando se ha producido daño al peticionario; cuando se ha acudido a los recursos que la ley nacional ofrece a sus ciudadanos; cuando está en riesgo el patrimonio ambiental del país y cuando se presume una omisión en la aplicación efectiva de la ley ambiental. El secretariado de la comisión está facultado para desestimar una petición carente de fundamento o, una vez admitida la petición, para detener el proceso cuando la parte demandada ofrezca una respuesta satisfactoria; en caso de que no sea así, podrá someter a la consideración del consejo de la comisión la elaboración de un expediente de hechos. Finalmente, conforme al numeral siete del artículo 15 del acuerdo, el resultado del trámite puede ser el de dar a conocer públicamente las actuaciones del expediente.

La Semarnap manifestó, en su oportunidad, que el reconocimiento e interés respecto a la posibilidad institucional de mejorar su desempeño ambiental, a través de la colaboración con los otros dos países de América del Norte se ha exhibido, entre otras maneras, en la erogación que hace para aportar económicamente para el funcionamiento de la Comisión de Cooperación Ambiental, en idéntica proporción a las aportaciones de Canadá y los Estados Unidos de América; así como en la colaboración para desarrollar el ambicioso programa de cooperación acordado y en el apoyo de los procesos de participación social instrumentados.

Pero la dependencia mexicana señaló que rechazaba toda posibilidad de que a partir de una interpretación equivocada del acuerdo, se intentara por la vía de los hechos, constituir a la Comisión de Cooperación Ambiental en mecanismo de fiscalización supranacional, tribunal de recurso de alzada al margen de nuestra legislación, instrumento de presión para forzar cambios en la misma o instancia de arbitraje en la que se interpretara la normatividad ambiental de nuestro país.

Conviene señalar que desde la creación de la citada comisión se han formulado dos peticiones en contra de las autoridades de los Estados Unidos de América y una en contra de las de Canadá. En el primer caso, han sido desechadas por el secretariado. La que concierne a Canadá está suspendida temporalmente hasta en tanto se resuelva un recurso interno interpuesto por los peticionarios. A juicio del Gobierno de México, el secretariado actuó con evidente discrecionalidad, al aplicar con mayor rigor los recursos para desestimar las denuncias en los casos de Estados Unidos de América y Canadá, pero no así en el caso de México.

La Semarnap no cuestionó la competencia de la Comisión de Cooperación Ambiental, sino el procedimiento seguido por el secretariado durante la gestión de la petición a que se ha hecho referencia.

4. Consideraciones derivadas de la observación directa en el campo

La gira de trabajo que realizamos los diputados federales integrantes de la subcomisión de biodiversidad, ecosistemas y areas naturales protegidas al Estado de Quintana Roo, constituyó un referente de calidad para el análisis y la evaluación de los asuntos planteados en la denuncia en comento y contribuyó a enriquecer nuestra perspectiva y los elementos de juicio para la fase de deliberación y resolución sobre la misma. La ocasión fue propicia, también, para evaluar los asuntos planteados en otras denuncias de carácter ciudadano, mismas que fueron presentadas directamente ante la Comisión de Ecología y Medio Ambiente de la Cámara de Diputados y turnadas a la subcomisión para su atención y que de alguna manera están relacionadas con los ecosistemas marinos del Estado y por lo tanto con el caso del muelle de Cozumel.

Durante la gira, intercambiamos puntos de vista con los funcionarios del Gobierno del Estado y con los presidentes municipales de los municipios de Cozumel, Benito Juárez e Isla Mujeres, con los delegados locales de la Semarnap y el Profepa, así como con el concesionario del muelle, con empresarios de diversos sectores, con organizaciones ambientalistas locales y con investigadores especialistas en los temas ambientales de la región.

Entre los planteamientos más reiterados destaca el que se refiere al impacto ambiental provocado por los desarrollos turísticos e inmobiliarios, cuya construcción y operación han ejercido fuertes presiones en el ordenamiento de los asentamientos humanos y en la planificación del desarrollo urbano. Todos hicieron énfasis en la importancia de mantener el equilibrio entre la urbanización y la conservación de los recursos naturales. Hubo coincidencias, también, en que la infraestructura y el equipamiento urbano resultan insuficientes e inadecuados para cubrir las necesidades básicas de vivienda, agua potable, drenaje y vialidad en las zonas aledañas a los propios desarrollos.

Uno de los temas más relevantes concierne al manejo, procesamiento y disposición final de la basura generada, por una parte, en la zona hotelera y por la otra, por los cruceros turísticos que arriban a la entidad. Se planteó la necesidad de mejorar la legislación al respecto, destacando la propuesta de que nuestro país proceda a suscribir de manera integral los compromisos que comprende el convenio internacional para la previsión de la contaminación por buques, mejor conocido como convenio "Marpol", signado por varios países de la zona del Caribe. Se señaló que nuestro país está incluido exclusivamente en los apéndices uno y dos de dicho convenio, que son de carácter obligatorio. Se coincidió en la importancia de promover la inclusión de México respecto al apéndice cinco, que compromete acciones y medidas en materia de manejo de la basura. Hasta ahora, nuestro país se ha mantenido al margen del mismo. Sobre este particular, los diputados recibimos una carpeta informativa.

Otros temas de interés abordados durante la gira fueron: el ordenamiento en el corredor Riviera Maya; el manejo y administración del área natural protegida isla Contoy; la conservación y protección de los recursos naturales; la preservación y cuidado de los arrecifes coralíferos; el impacto de la prestación de servicios turísticos, incluido el turismo alternativo; la recuperación de playas; la coordinación entre autoridades municipales, estatales y federales; la educación ambiental y comentarios sobre los aspectos legislativos de interés común en materia estatal y federal.

Cabe señalar que durante la gira, pudimos observar directamente las instalaciones terrestres del muelle, la estructura de los cimientos y el contorno marino del mismo, así como parcialmente el arrecife coralino de la zona. El representante de la empresa concesionaria nos informó con detalle los pormenores sobre la operación del muelle desde sus inicios y hasta la fecha y dio respuesta a nuestras interrogantes.

Nuestro recorrido comprendió los muelles "Terminal Marítima del Sureste S.A. de C.V.", que data de hace 20 años "Puerto Maya", antes llamado playa Paraíso, al que se refiere la denuncia en comento. Respecto al primero advertimos las maniobras que los capitanes de las embarcaciones tienen que hacer, debido a la cercanía existente entre los dos muelles, cuya distancia de separación es de 300 metros, misma que desde el punto de vista del gerente del muelle no representa peligro alguno y son consideradas como de rutina. A bordo de un barco adaptado con fondo panorámico, que permite desplazarse entre el ecosistema marino sin causar afectación alguna a los arrecifes del lugar, observamos el fondo marino del área y los cimientos del muelle en comento, al tiempo que recibimos un aplicación detallada de las actividades submarinas que se realizaron durante las construcciones del mismo, principalmente las labores de rescate y trasplante de los corales.

Sostuvimos una reunión con dos biólogos marinos para tratar diversos aspectos relacionados con el manejo, cuidado, preservación y trasplantes de los arrecifes de coral. Merece destacar particularmente los trabajos realizados en la isla de Cozumel, a raíz de la construcción del muelle "Puerto Maya" (antes playa Paraíso). En opinión de estos expertos, falta continuidad a los programas de monitores posteriores a la construcción del muelle, lo que fue un compromiso asumido por la empresa constructora ante el Instituto Nacional de Ecología.

El señor Joaquín Aces Calvo, dueño de la empresa concesionaria del muelle, nos ofreció sus opiniones acerca de la evolución del proyecto, así como del proceso de las gestiones para obtener la autorización ambiental del mismo. Afirmó que acato las indicaciones de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes sobre el sitio exacto en donde se debería de realizar el proyecto. Refirió que obtuvo la concesión para la construcción en 1993. A partir de esa fecha, inició los trámites respectivos ante el Instituto Nacional de Ecología, para dar cabal cumplimiento de lo determinado en materia de impacto ambiental.

El concesionario del muelle señaló que las autoridades le pidieron, posteriormente, mover el muelle 50 metros, para evitar una mayor afectación al contorno submarino. Comentó que le exigieron originalmente 68 requisitos en materia de impacto ambiental y que estas condiciones fueron aumentando para terminar en casí 150 requisitos especificados a cumplir.

Por su parte, el señor Víctor Vivas González, presidente municipal de Cozumel, destacó el proyecto relativo al manejo de la basura y la creación de nuevos desarrollos turísticos con campos de golf y centros comerciales en el extremo oriente de la isla, por la importancia que tiene el turismo para la misma y los beneficios que ha traído consigo la operación de un segundo muelle; finalmente, reconoció la necesidad de que los desarrollos turísticos sean compatibles con la conservación de los recursos naturales.

La gira fue aprovechada, también, para conocer someramente la situación que guardan los arrecifes en la entidad, ya que esta comisión legislativa ha recibido diversas denuncias ciudadanas acerca de los daños que han sufrido, particularmente el denominado Cuevones y también el banco arrecifal Chinchorro, como consecuencia de los encallamientos de dos embarcaciones.

Fue así que, por encargo nuestro, el biólogo marino Enrique Martínez Osegueda, se trasladó en una embarcación a la zona del encallamiento del barco de cruceros "Leeward", ocurrida en 1998, en el arrecife Los Cuevones, en donde realizó un video subacuático que permite identificar el daño causado a una parte del banco arrecifal. Al respecto, cabe señalar que en opinión del experto, ya es apreciable el inicio de la recuperación del ecosistema marino de la zona afectada.

Debe destacarse que anteriormente a la gira de trabajo, esta comisión legislativa requirió a las autoridades ambientales federales, información acerca de las medidas y acciones que han tomado tanto para prevenir como para corregir los impactos por este tipo de problemas. La información remitida da cuenta de que en el caso del arrecife Cuevones, las autoridades impusieron a los responsables una fuerte sanción pecuniaria que ascendió a 1 millón de dólares, recursos que han sido integrados a un fideicomiso para ser destinados exclusivamente a la reparación de daños, particularmente mediante trasplantes de coral y otras acciones de protección ambiental. No obstante, hemos requerido adicionalmente a la Profepa que informe a la comisión acerca de la aplicación de los recursos provenientes de la multa impuesta así como de las acciones correctivas, incluyendo el caso del arrecife Chinchorro, información que aún no recibimos.

1395, 1396 y 1397

Adicionalmente, se nos informó que las autoridades de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y de Marina, han procedido a actualizar y difundir las cartas de navegación marítima, con la ubicación de las zonas arrecifales, a fin de que las embarcaciones nacionales y extranjeras adopten las medidas preventivas para evitar encallamientos y eventuales daños a las mismas. Es de extrañar, sin embargo, que sigan ocurriendo accidentes marítimos de este tipo, con el consecuente daño a los arrecifes en la misma zona.

La gira de trabajo que realizamos los diputados de la subcomisión en el Estado de Quintana Roo, nos permitió constatar los avances en la administración, manejo, control y regulación de las áreas naturales protegidas en esa entidad federativa, así como identificar otros problemas ambientales, respecto de los cuales se han hecho recomendaciones a las autoridades federales y locales competentes a fin de que intervengan e informen de las acciones conducentes.

5. Consideraciones del análisis de la denuncia

Del análisis puntual de la denuncia en comento, se desprenden las siguientes consideraciones:

En el caso de la autorización de la construcción y operación del muelle, otorgada por la autoridad en términos del impacto ambiental, no se incurrió en la violación de los artículos 44 y 62 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente, promulgada el 28 de enero de 1988, toda vez que la autoridad ambiental estaba facultada, conforme a esos preceptos, para determinar las limitaciones de los usos y aprovechamientos social y nacionalmente necesarios dentro de las áreas naturales protegidas, así como de modificar los usos del suelo permitidos en las mismas.

Los supuestos sobre la procedencia del acto de prohibición a que se refieren dichos preceptos de la ley entonces vigente y que se invocan en la denuncia en comento para argumentar la supuesta violación de los mismos por parte de la autoridad ambiental, no sólo no se cumplen en el caso de la autorización para la construcción y operación del muelle "Puerta Maya", antes playa Paraíso, de Cozumel, sino que derivan de una incorrecta interpretación de la ley entonces vigente, ya que no se requirió realizar ninguna modificación, decreto o disposición legal o reglamentaria para emitir dicha autorización, en virtud de que las obras se realizaron fuera del área natural protegida existente y que los posibles impactos se ubicaron fuera del área de influencia de dicha zona.

En la denuncia que es materia de este análisis y deliberación, no se presentan pruebas documentales de los presuntos daños ambientales ocasionados, según se afirma, por la construcción y operación del muelle Puerta Maya, antes playa Paraíso, en la isla de Cozumel, Quintana Roo.

Cabe señalar que la competencia de la autoridad ambiental en este caso se limita a la tramitación de una autorización en función de una evaluación de impacto ambiental. En ese sentido, tanto la resolución favorable emitida por la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología en 1990, como las actuaciones posteriores están apegadas a derecho.

En resumen, la realización del proyecto no estaba prohibido en la legislación vigente y su construcción no implicó, en ningún momento, la violación de la misma. El concesionario del muelle ha cumplido las disposiciones legales y procedimentales que establece la legislación en la materia, aunque debe reconocerse que el proceso fue ciertamente extenso y complicado, debido al retraso por parte de las autoridades federales competentes para otorgar la concesión del muelle, así como del particular para cumplimentarlas; también como consecuencia de la ampliación de las condiciones y requisitos que se fueron imponiendo por parte de la autoridad, motivadas por un mayor rigor con el propósito de afectar lo menos posible el ecosistema marino natural. No obstante, tampoco en este caso se registró violación alguna a la legislación ambiental.

La Semarnap reforzó la base de conocimientos sobre la condición arrecifal local mediante la intervención de expertos externos y con la participación de centros de investigación de excelencia en la materia, entre los que destaca el Centro de Investigación y Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional. Tales estudios confirmaron la conclusión de que el arrecife Paraíso Sur, parte inicial de una larga barrera arrecifal que se extiende hasta aguas centroamericanas, no corrió riesgo alguno que pudiera derivarse de la construcción u operación del muelle y que no se ha incurrido en daño ambiental ni es previsible que ello ocurra siempre que se respeten los condicionantes bajo los cuales las autoridades autorizaron la operación del muelle.

La evidencia documental y la observación directa permiten concluir que desde el momento en que se otorgó la autorización condicionada del proyecto hasta la fecha, la empresa concesionaria del mismo ha dado cumplimiento a los términos de la manifestación de impacto ambiental, a las condicionantes, consideraciones técnicas y demás disposiciones emitidas por la autoridad ambiental federal.

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, exhibió informes que permiten verificar el ejercicio de una estricta vigilancia de la construcción y la operación del muelle, particularmente para garantizar el cumplimiento de todas las condiciones estipuladas, ahora en la fase de operación. Esa autoridad ambiental informó a los legisladores que han reforzado esa vigilancia, mediante la incorporación de mecanismos más eficaces para propiciar la participación de la sociedad.

Cabe señalar que el análisis que realizamos los diputados de la subcomisión pretendió verificar las presuntas violaciones a la legislación ambiental, atribuibles en la denuncia en comento a la autorización ambiental para la construcción y operación del muelle de cruceros turísticos playa Paraíso, ahora denominado Puerta Maya. En ese sentido, la evaluación se orientó a revisar cuidadosamente las actuaciones y las responsabilidades, con base en la ley, por parte de las autoridades ambientales federales en el proceso.

No obstante, consideramos pertinente orientar el análisis hacia la constatación de que los ecosistemas y las áreas naturales protegidas de la región no hubieran sufrido daños y afectación tales, que pusieran en riesgo su preservación, equilibrio y restauración, fundamentando en estudios técnicos válidos, conforme a las normas vigentes, las conclusiones al respecto.

Durante la atención a la denuncia en comento, los diputados que integramos esta subcomisión plural compartimos la convicción de que el interés superior que motivó la denuncia de los legisladores que la promovieron fue pugnar por el estricto cumplimiento de la legislación ambiental, promover y demandar una acción efectiva de prevención, control, manejo, administración y protección de los recursos naturales por parte de las autoridades ambientales federales y locales.

El trabajo legislativo que mereció la atención de la denuncia presentada por los diputados del Partido Verde Ecologista de México ha sido ocasión propicia para solicitar a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca que se ocupe con prioridad de los problemas ambientales que subsisten en el Estado de Quintana Roo, con el énfasis que requiere una respuesta oportuna y eficaz de la autoridad en el ámbito de su competencia y con una visión de largo plazo, que permita hacer frente a las presiones del dinámico y explosivo desarrollo económico y turístico de la región, que conlleva presiones y exigencias mayores para la protección de los ecosistemas y los recursos naturales privilegiados de la misma.

A la vez, resulta importante destacar el interés y la preocupación mostrada por los diputados denunciantes, que junto con otras asociaciones ecologistas y ciudadanos mexicanos han motivado a los integrantes de esta comisión a esforzarse por vigilar la correcta aplicación de nuestra legislación ambiental y a velar por el aprovechamiento sustentable de nuestros recursos, así como la realización de las medidas de preservación y conservación que eviten el deterioro de los ecosistemas y la biodiversidad.

En congruencia con las recomendaciones que ya hemos anticipado a las autoridades ambientales federales, la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca ha informado a la subcomisión que, por lo que se refiere al asunto que motivó la denuncia en comento, ha empeñado esfuerzos y compromisos adicionales para proteger el arrecife Paraíso, frente a acciones que pudieran comprometer su permanencia en condiciones óptimas, como pudiera ser el deterioro provocado por buques, que en ausencia del muelle, anclaban en el arrecife, así como los daños derivados de un acceso deportivo turístico incontrolado o la contaminación generada en tierra, como se ha podido constatar en la Declaratoria de Parque Marino Arrecifes de Cozumel, decretada por el Presidente de la República en 1996, cuyo programa de manejo correspondiente garantiza que el arrecife Paraíso cuente con una protección completa.

Esa dependencia gubernamental promueve actualmente la realización del ordenamiento ecológico para el conjunto de la isla de Cozumel, instrumento de la mayor relevancia, del que esta comisión estará pendiente y para el que se deberá promover la suma de esfuerzos y compromisos por parte de los sectores público, social y privado, de los poderes de la Federación y de los poderes constitucionales del Estado de Quintana Roo.

6. Resoluciones

Con todos los elementos de análisis y de deliberación dispuestos por esta subcomisión de biodiversidad, ecosistemas y areas naturales protegidas de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente, ésta resuelve respecto de la denuncia presentada por la diputada Verónica Velasco Rodríguez, ante el pleno de la Cámara de Diputados y suscrita por los diputados Aurora Bazán López y Miguel Angel Garza Vázquez, todos integrantes del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), lo siguiente:

1. No se encontraron elementos técnicos ni jurídicos que pudieran haber impedido la autorización del proyecto para la construcción y operación del muelle concesionado de playa Paraíso, hoy Puerta Maya, ubicado en la isla de Cozumel, municipio del mismo nombre, del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo.

Por lo que se refiere a los decretos de Declaratoria de "zona de Refugio para la Protección de la Flora y Fauna Marinas de la Costa Occidental de la isla de Cozumel, Quintana Roo, promulgado en el año de 1980 y de Declaratoria de Usos, Destinos y Reservas del municipio de Cozumel, Quintana Roo, promulgado en el año de 1987, ninguno de ellos fue infringido en ninguno de sus términos, ya que, por una parte, la instalación del muelle de cruceros playa Paraíso se realizó fuera del área natural protegida y, por la otra, la actividad implicada por la operación del muelle no está considerada como prohibida.

2. La denuncia en comento no exhibió pruebas fehacientes de que las autoridades ambientales federales referidas hayan cometido violaciones a la legislación ambiental vigente, por lo que corresponde al procedimiento de autorización de la manifestación de impacto ambiental, modalidad general, información complementaria y condiciones impuestas para la construcción y operación del muelle concesionado de playa Paraíso ubicado en la isla de Cozumel, municipio del mismo nombre del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo.

Tampoco se tuvo evidencia que fundamentara el incumplimiento por parte del concesionario, de los términos, disposiciones, condicionantes y consideraciones técnicas contenidas en la autorización ambiental de ese proyecto. Con base en ella, el concesionario adquirió el compromiso ante la autoridad competente, de suspender toda actividad de construcción u operación del muelle, en el caso de que el entorno marino resultara afectado o fueran perturbadas las condiciones de la calidad del agua, conforme al programa de monitoreo continuo realizado. Cabe señalar que esta situación no ha ocurrido.

Por el contrario, hay evidencias de que el Gobierno Federal ha tomado medidas de mayor alcance a las existentes, tendientes a fortalecer la reglamentación en materia de protección de los arrecifes de Cozumel, Quintana Roo, entre las que destaca la Declaratoria de Parque Marino Nacional Arrecifes de Cozumel, en Quintana Roo, como consecuencia del decreto emitido por el Ejecutivo Federal el 5 de junio de 1996, por el que dicha área adquiere el estatuto de área natural protegida, lo que permitirá a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca estar en condiciones de establecer un programa de manejo que contemple esquemas de regulación y administración adecuados para la conservación y protección de los arrecifes más importantes de la isla de Cozumel, entre los que se cuenta el denominado Paraíso, referido en la denuncia analizada.

3. En consecuencia, la intervención que se solicita en la denuncia a fin de que esta comisión legislativa requiera la comparecencia de los titulares de la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, del Instituto Nacional de Ecología, de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y de otras dependencias del Ejecutivo Federal que resultaran competentes, no es procedente, ya que no se encontraron evidencias de actos u omisiones en que hayan incurrido tales funcionarios públicos, que se constituyan en irregularidades y violaciones a las leyes federales en materia ambiental ni responsabilidad alguna conforme lo que previenen los artículos 108, 109 y 110 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes reglamentarias de los mismos.

1398, 1399 y 1400

 

 

                       
Debe reconocerse que los diputados que integramos la subcomisión de Biodiversidad, Ecosistemas y Areas Naturales Protegidas contamos con una amplia cooperación por parte de los titulares de las dependencias gubernamentales referidas, tanto por lo que se hace al suministro de la información de su competencia sobre el tema de la denuncia, como por lo que toca a la disposición de concurrir a las reuniones de trabajo de análisis e intercambio de puntos de vista, celebradas en el Palacio Legislativo con ese fin. Merece destacarse la colaboración que nos fue brindada para que, en el marco de la gira de trabajo realizada al Estado de Quintana Roo, tuviéramos acceso irrestricto a todos los sitios de interés que se encuentran bajo la regulación, control y administración de su ámbito de competencia.

4. Tampoco es procedente la comparecencia del ciudadano Gabriel Quadri de la Torre ante este órgano legislativo, en virtud de que no hay elementos para fundamentar que haya incurrido en la comisión de actos ilícitos o en la omisión de responsabilidad intrínseca y competente al cargo que desempeñó como presidente del Instituto Nacional de Ecología, bajo el cual tuvo lugar la autorización de la manifestación de impacto ambiental, modalidad general, información complementaria y condiciones impuestas para la construcción y operación del muelle concesionado Puerta Maya, antes playa Paraíso, ubicado en la isla de Cozumel, municipio del mismo nombre del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo.

5. Se pone a disposición de los diputados denunciantes y de los diputados interesados, el expediente elaborado por esta subcomisión de Biodiversidad, Ecosistemas y Areas Naturales Protegidas de la Comisión de Ecología y Medio Ambiente de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados, mismo que obra en los archivos oficiales, el cual contiene toda la información en que se sustenta la presente resolución, para su consulta y efectos legales.

6. No obstante las resoluciones anteriores, del reconocimiento de la situación ambiental que permitió la gira de trabajo realizada y la revisión de los informes de evaluación de las políticas públicas y los programas de operación del sector ambiental del Gobierno Federal y del gobierno local en el Estado de Quintana Roo, se desprenden las siguientes

7. Recomendaciones

Primera. Que en este mismo acto y por conducto del presente informe a la honorable Asamblea de la LVII Legislatura de la Cámara de Diputados, esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente solicita a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, a la Secretaría de Marina y a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, al Instituto Nacional de Ecología, a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, al gobierno constitucional del Estado de Quintana Roo, al presidente municipal de Cozumel, contribuyan a fortalecer, desde el ámbito de sus respectivas competencias, con la oportunidad, el rigor técnico y la eficacia que se requiere, la vigilancia de las acciones de conservación y protección de los ecosistemas terrestres y marinos, particularmente del área natural protegida que incluye al arrecife Paraíso y su zona de influencia, así como el cumplimiento de las disposiciones de prevención y control establecidas para la preservación de los mismos en el largo plazo.

De la misma manera, esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente solicita que las autoridades ambientales federales y locales atiendan a las recomendaciones técnicas realizadas por las instituciones de investigación y especialistas independientes, con base en los estudios elaborados en su oportunidad, acerca del impacto ambiental previsible por la operación del muelle de cruceros turísticos Puerta Maya ubicado en playa Paraíso de la isla Cozumel, del municipio del mismo nombre, en el Estado Libre y Soberano de Quintana Roo. En el caso particular de los arrecifes Cuevones y Chinchorro, se ratifica la solicitud a las autoridades ambientales federales para que proporcionen información detallada acerca de la aplicación de los recursos provenientes de la multa impuesta a la empresa de la embarcación que produjo el daño a dichos arrecifes, así como del seguimiento de las acciones correctivas realizadas.

Solicitamos a la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca dar cabal cumplimiento al programa de monitoreo ambiental respecto de la Operación del Muelle de Cruceros Turísticos Puerta Maya, en la isla de Cozumel del Estado de Quintana Roo y se informe periódicamente a esta comisión sobre los resultados del mismo.

Proponemos a los titulares de las instituciones y dependencias del Ejecutivo Federal competentes, que se adopten las medidas necesarias para garantizar la actualización y óptima difusión de los mapas y las cartas de navegación marítima, que contengan la señalización de todas las áreas marítimas en las que existen arrecifes en nuestro país, con el propósito de que todas las embarcaciones dispongan de esta valiosa información, a efecto de prevenir accidentes.

Segunda. Esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente hace un exhorto a la maestra en ciencias Julia Carabias Lillo, secretaria de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca, para que se adopten las medidas necesarias a fin de proteger a todos los arrecifes coralinos del país, mediante la aplicación de los instrumentos jurídicos reglamentarios más estrictos de que se dispone en materia de preservación y conservación de los recursos naturales, así como la instrumentación y ejecución de los programas de administración, prevención y control de los mismos, que resulten pertinentes según sea el caso, con el propósito de proteger estos valiosos ecosistemas, fundamentales para conservar los equilibrios ecológicos y la biodiversidad marina que albergan patrimonio invaluable de todos los mexicanos y de la humanidad, incomparables por su riqueza, variedad y abundancia.

Tercera. Esta Comisión de Ecología y Medio Ambiente solicita respetuosamente al Ejecutivo Federal que, en el ámbito de sus atribuciones, considere la conveniencia de realizar una evaluación cuidadosa de la reglamentación administrativa en las materias que convenga, particularmente por lo que corresponde a las gestiones que los particulares